El blog de X. Pikaza

(3) Asunción, el último "dogma" de la Iglesia Católica

15.08.18 | 08:17. Archivado en Iglesia Instituciones, Jesús, María

Ayer mismo (era yo un niño), el año 1950, en lenguaje de su tiempo, el Papa Pío XII, "definió" este dogma, él "último" de la Iglesia:

Pronunciamos, declaramos y definimos que la Inmaculada Padre de Dios, la Siempre Virgen María, cumplido el transcurso de su vida terrestre, fue elevada (Asunta) en cuerpo y alma a la gloria celeste (Denzinger-Schönmetzer 3903).

De esa forma completó y culminó hasta hoy (2018) la "conciencia" mesiánica más espiritualista de la Iglesia católica, aplicando a María el don y experiencia pascual de Jesús, algo que no es exclusivo de ella sino de todos los creyentes, y en el fondo de todos los hombres que viven inmersos en la vida del Dios de la Vida.

Éste es el último dogma de la Iglesia católica romana, en la línea de Nicea (323). María ha sido una mujer en Dios, inserta en y con Cristo, su Hijo, en la Vida Originaria que es la Vida en plenitud (en este mismo mundo).

Después con el Vaticano II (1962-1965) no hubo ya dogmas de María (ni de la Iglesia), sino cartas y textos pastorales. Hoy el Papa Francisco (tan lejano y tan cercano a Pío XII) tiene otros temas pendientes de Iglesia, no está quizá para dogmas marianos, aunque éste de la Asunción abre un camino esencial en la conciencia más "divina" de la iglesia más "humana", como seguiré indicando en lo que sigue.

En la imagen un Icono tradicional de la Dormitio/Asunción: María muere, y así queda su cuerpo en la "cama" del sepulcro, mientras Cristo su Hijo toma su alma (María en pequeño) y la lleva a su Gloria. Los Doce de Jesús (con algunas mujeres al fondo) quedan ya solos en torno al sepulcro de la Madre.

Quizá, para completar el dogma de María en línea del Concilio de Nicea, habría que completar el dogma diciendo que la Asunción ha sido y es la plena humanización de María (y de la humanidad en Dios), representada en ese icono por los Doce de Jesús, una "compañía mesiánica" en camino, que deberá se más claramente de hombres y mujeres, no sólo de varones.
Buen día de la Asunción a todos.

>> Sigue...


(2) Dormitio (Asunción). Gebira, el primer "culto" mariano de la Iglesia

14.08.18 | 15:46. Archivado en María, Amor, Cristología

La tradición antigua hablaba de la “dormitio” (dormición, muerte venerable), de María, Madre de Jesús, cuya memoria más antigua se conserva en la Iglesia del Valle Cedrón de Jerusalén (imagen 1).

La tradición posterior de occidente ha preferido hablar de “asunción” (elevación) de María, pero sin olvidar que ella es la Gebira, origen y signo más hondo de la "carne/autoridad" humana de de Jesús, Dios Encarnado

Dese desde ese fondo, siguiendo en la línea de la postal de ayer quiero o presentar a María como signo hondo de la humanidad/divinidad de Jesús (nacido de mujer, Gal 4,4), poniendo de relieve, ya desde el principio, los tres rasgos principales de su identidad, según el evangelio:

− María forma parte de la historia de Jesús. No es un “espíritu” aparecido sobre el mundo (docetismo), ni es un ser extramundano, sino que pertenece esencialmente a la historia de Jesús (pues de ella nacido), lo mismo que Pilato (responsable de su muerte). Por eso, rechazando a María como mujer histórica se rechaza el cristianismo. Sólo porque ha nacido de hecho como “hijo de mujer” (Gal 4, 4), Jesús ha podido resucitar de hecho, como salvador. Las interpretaciones de ese nacimiento y resurrección pueden ser distintas, pero todas comparten la referencia al Jesús histórico a quien interpretan de un modo mesiánico.

− María, un signo universal. Al principio, María forma parte de la iglesia judeo-cristiana de Jerusalén (como parecen suponer todavía Pablo y Marcos), de manera que su figura no importa para el resto de las iglesias. Pues bien, en un momento posterior ella aparece en el conjunto de las iglesias como madre humana (universal, para todos), superando, por obra del Espíritu-Santo, un tipo de límites “carnales-cerrados” del judaísmo), de manera que puede concebirse como signo de presencia de Dios para todos los cristianos. Esta opción por la universalidad está fundada en la tendencia helenista de la iglesia (desarrollada sobre todo por Pablo), pero los evangelios de Mateo, de Lucas y de Juan la vinculan ya a figura concreta de María, madre de Jesús.

− María, carne de Dios. Esta visión universa de María supera un tipo de “exclusivismo intra- judío”, pero no para “excluir la carne” (la vida real, la historia), sino para fundar la historia y vida de Jesús en la “carne humana, universal”, de María, que se no entiende de un modo espiritualista, como pura gnosis interior, sino de un modo concreto, vital, económico, social, en la línea de Jn 1, 14, donde se dice que la Palabra de Dios se hizo carne.

María no es carne en oposición a espíritu, no es “tierra” en oposición a cielo, sino que es humanidad llena de Dios, como mujer, como persona. Sin esta afirmación de la “carne” (historia, humanidad) de María Jesús hubiera sido un fantasma, el cristianismo pura “ideología”.

Desde ese fondo tenemos que poner de relieve el origen judío de la "mariología", es decir, de la importancia de María en la visión del cristianismo (en la comunidad judeo-cristiana de Jerusalen, dejando ahora a un lado la tradición de Galilea).Buen día de María a todos los amigos y lectores de este blog.

>> Sigue...


15.8.18. María (1). Mujer histórica, símbolo del cristianismo

13.08.18 | 16:12. Archivado en Jesús, Nuevo Testamento, María

Celebramos el próximo 15, el día de la “dormición” o “asunción” de María, la más importante de sus fiestas en la Iglesia de occidente.

En ese contexto, en la línea de otras postales que he dedicado en este blog a su figura, quiero presentar nuevamente algunos rasgos de su historia, como mujer concreta (madre y seguidora de Jesús) y de su memoria creyente (María de la fe) en el principio de la Iglesia, partiendo de la misma Biblia.

La visión mariana de la Iglesia ha sido obra de la gente, más que de la reflexión de los teólogos o de algún tipo de planificación jerárquica. Gran parte del pueblo cristiano antiguo (y moderno) se ha identificado de algún modo con María, la mujer histórica, la madre de Jesús, convertida en gran símbolo cristiano.

Seguirán tras esta dos "postales", que quieren ofrecer una pequeña mariología de verano, desde la perspectiva católica, en el hemisferio norte. Irán dedicadas a todos los que, manteniendo de un modo agradecido la memoria de María, que fue una mujer "gebira" (como verá quien siga leyendo), llegando a ser quizá el signo más importante de la iglesia católica en los últimos siglos, como han dicho, con evidente exageración algunos protestantes, que nos acusan (a los católicos) de ser papistas y mariólatras.

Será bueno saber lo que puede haber detrás de esa acusación, desde una perspectiva de María. Posiblemente, los católicos debemos saber lo que implica María en nuestra forma de vida cristiana, pero también han de saberlo (y aprender) muchos protestantes. Buenos días de víspera del Día de María 2018.

Será bueno pre-sentir lo que ella (María) puede seguir ofreciendo como judía histórica y como cristiana originaria a la vida y tarea del evangelio en este siglo XXI.
Imagen 1: La Virgen de la aldea (de Chagall, pintor judío)
Imagen 2: María y el niño (una mujer oriental)

>> Sigue...


27.7.18. Marta (y María): Iglesia de mujeres, mujeres dirigentes de Iglesia

Hoy celebra la Iglesia de occidente la fiesta de Santa Marta, como complemento de la de María Magdalena (celebrada el pasado 22).

Parece que en su origen esta María de hoy (hermana de Marta) no es la Magdalena, pero la tradición, a partir de Lucas y Juan,ha unido ambas marías (la Magdalena y la hermana de Marta), de forma que ellas aparecen aquí (Lc 10, 38-42) y en Jn 11-12 como signo privilegiado de la Iglesia.

Miradas así, ellas no son simples personas particulares, dos mujeres "sometidas" al poder de los varones, sino "toda la Iglesia", entendida como casa de Jesús y como expresión privilegiada de la fe cristiana.

Así lo ha destacado este evangelio de Lc 10, con el de Jn 11, donde Marta aparece como "auténtico Pedro", aquella que proclama y mantiene (al lado de María) la verdadera confesión de Jesús, como principio de resurrección y vida.

He comentado varias veces este evangelio de Marta-María (Lc 10). Hoy lo hago de forma condensada, siguiendo el título de esta postal: Marta y María son toda la Iglesia, y así aparecen en el fondo como sus dos "animadores principales", sus dos dirigentes.

El conjunto de la Iglesia de occidente ha tenido miedo de este evangelio, de manera que ha devaluado tanto a Marta como a María. Pero ahora, año 2018, puede empezar a entenderse y aplicarse su sentido, tanto desde el mensaje evangélico como desde la situación actual de la Iglesia.

Dada la importancia del tema (en contra de lo que suelo hacer otras veces), he querido mantener las notas eruditas, que aparecen al final del texto. Seguiré evocando otro día otros aspectos del pasaje, y de las diversas formas de entender e interpretar estas dos figuras de la Iglesia. A todas las martas y marías un saludo admirado en este día (1).

>> Sigue...


16.7.18. Virgen del Carmen: Camino en el mar, Oración, esperanza de Cielo

15.07.18 | 23:26. Archivado en María, Amor, Ángeles y demonios, Oración, espiritualidad

La Iglesia católica celebra este día la memoria de la Virgen María, Madre de Jesús, bajo el título del Carmen (Monte Carmelo). Ésta es una advocación entrañable, vinculada a tres signos o motivos importantes de piedad y vida cristiana:

-- Oración Contemplativa . Al norte de Palestina, en una zona cercana a Nazaret, se alza sobre el mar el Monte del Carmen, antiguo santuario donde celebró el profeta Elías la victoria de Yahvé, Dios de Israel. Allí se reunieron en el siglo XI-XII d.C. un grupo de ermitaños cristianos para recordar a Elías y especialmente a María, la Madre de Jesús en contemplación. Con este motivo desarrolló san Juan de la Cruz un Camino de contemplación como Subida al Monte de Dios, que es el Carmelo, Monte y el Huerto de María, patrona de orantes cristianos.

-- Compañía en el peligro, Virgen del mar. María del Carmen es la Virgen y Amiga de los hombres y mujeres del mar, que acompaña a los marinos desde su montaña, sobre sobre Haifa, que hace casi de frontera entre Israel y Fenicia, a un "tiro de piedra" de los puertos más importantes del oriente antiguo, entre ellos el de Tiro. A la vera de este monte de la Virgen llegaban los barcos cristianos durante la cruzadas... Por esta razón, la Virgen del Monte Carmelo ha sido y sigue siendo patrona de marinos, en gran parte del mundo cristiano, al menos desde Hondarribia a Fisterra, desde Cádiz a Venecia.

Con este motivo he querido colgar en mi blog una reflexión teológico-piadosa sobre el Ave-María, que es la Oración del Ángel de la Anunciación, la Oración de la Iglesia, dedicada a la madre de Jesús.


Esa ha sido y sigue siendo una de las oraciones más populares de los cristianos católicos, que se alegran de repetir el saludo del Ángel a María, con la bendición de su prima Isabel (ambos temas son del Nuevo Testamento) con la petición de la Iglesia que sigue manteniendo la memoria de María, la madre de Jesús, para compartir con ella el camino de la vida.

-- Virgen de la Buena Muerte, esperanza de cielo. Finalmente, la Virgen del Carmen se encuentra asociada con el camino final de la vida, es decir, con la muerte y con el "paso" del alma (del hombre) a la gloria. En ese contexto se ha dicho y se sigue diciendo que ella acompaña como madre y amiga a los que tienen miedo de la muerte, a los que tienen necesidad de algún tipo de "purgatorio", es decir, de purificación en el amor para encontrar al Dios de Cristo.

Buen día a mis hermanos y hermanas carmelitas (¡este año he convivido con las hermanas de Córdoba Arg.y con las de Donamaria y Hondarribia...) . A ellas va dedicada esta meditación mariana.

Buen y feliz día a las cármenes, con mi madre, que era y es Carmen, desde el cielo, y con Mabel, mi mujer, devota del Carmen, que ha sido y sigue siendo para mí el mayor regalo de la Virgen del Carmen, en oración, compañía y esperanza de cielo.

Buen día, finalmente, a los hombres del mar, como era mi padre, en un tiempo de cambio difícil como es este... y también a los contemplativos, que siguen descubriendo en María un signo del Monte Carmelo, el monte de la contemplación y del misterio que conduce a Dios (y que en el fondo es Dios).

>> Sigue...


Santa María del Sábado: La Virgen del Islam

07.07.18 | 08:36. Archivado en Nuevo Testamento, María, Judaísmo, Islam, Adviento - Navidad

Presenté a comienzos de año (02.1.18) un hermoso libro de Yaratullah/María Monturiol,titulado El poder Secreto de María.Fuentes heterodoxas sobre la Madre de Jesús (c. Imagen 2).

Se trataba, como en otros casos, de un título "periodístico" (puesto por la editorial), porque a muchos les importa más lo hererodoxo que lo ortodoxo. El título original, para el que yo mismo escribí un emocionado prólogo era El Poder Secreto de María.

Y/M Monturial y otros muchos, musulmanes y/o cristianos, sabemos que María, la Madre de Jesús, es una mujer poderosa, llena de eso que en teología llamamos el Espíritu de Dios, como podrá ver quien retorne a mi postal de aquel día o compre y lea el libro.

En aquella línea, pasados seis meses, en pleno verano, este sábado, día tradicional de María (es decir, del judaísmo cristiano, desde Abrahán y Moisés hasta la Madre de Jesús, quiero evocar de nuevo la figura de María en el Islam.

Será un ejercicio de amor hacia el Islam, por su visión de María, y de amor y admiración hacia María, la Madre de Jesús, gran profetisa que se alza entre los dos testamentos, judío y cristiano (cf. Magnificat: Lc 1, 45-55), como precursora del Islam, por ser oyente de la Palabra, anticipadora de Muhammad.

Será un ejercicio de amor hacia el judaísmo, que sigue celebrando el Sábado, como día de "descanso y plenitud de Dios", día que los cristianos seguimos celebrando en la figura de María, a quien vemos como Sábado de Dios, en una línea que culmina en Jesús, Dios con nosotros.

Hay muchas cosas que nos siguen separando (¡gracias a Dios!) a judíos, cristianos y musulmanes, pero Santa María del Sábado puede vincularnos en amor, conforme a la mejor tradición del Islam.

La Virgen María aparece en varias partes del Corán: “Oh Mariam, Dios te ha escogido, te ha hecho pura y te ha elegido antes que a todas las mujeres de todos los mundos”, señala uno de los pasajes.

Según Francesc-Xavier Marín, de la Universidad Ramón Llull de Barcelona, el Corán presenta a María como “la mejor de las mujeres” (Corán 3:42-43).

De las 114 suras o capítulos del Corán, solo 8 llevan como título el nombre de algún personaje, pero 19 está dedicada a María y sus virtudes. Allí se aprecia también 41 versos sobre Jesús y su Madre, donde se defiende su virginidad.

En la sura 66, el verso 12 pregunta: “¿Queréis que yo os dé un ejemplo fiel a seguir, válido para todos los creyentes del mundo?”. La respuesta es María.

‒ Para muchos cristianos actuales, los aspectos externamente "milagrosos" del nacimiento e infancia de Jesús (y de su madre María), en sentido (biológico), resultan menos importantes pero deben confesarse en un plano de fe, pues sirven para confesar simbólicamente el origen divino de Jesús, de un modo que, en algún sentido, puede aplicarse a todos los creyentes (cf. Jn 1, 13), en unión a Jesús.

El Islam, en cambio, acentúa los rasgos más físicos y “maravillosos” de la Navidad de Jesús: La virginidad biológica de su madre, los prodigios que acompañaron a su nacimiento (la palmera que baja, el niño recién nacido que habla etc.). De todas formas, en el fondo de esos "milagros", el Corán ha visto la "providencia" de Dios que se revela (aunque sin encarnarse) por la concepción y parto milagroso de María.

>> Sigue...


Dios Mujer (Trinidad) y el no del card. Ladaria al sacerdocio de la mujer

30.05.18 | 07:06. Archivado en Iglesia Instituciones, Dios, Israel, mujer, María

Comenté ayer un documento de la Congregación de Religiosos sobre las "mujeres contemplativas", con la impresión de que se trataba de un texto de "hombres" para dirigir la vida de mujeres contemplativas.

En esa línea se sitúan, al parecer, las declaraciones del neo-cardenal Ladaria (RD 30.5.18), reafirmando el no "definitivo" del sacerdocio a las mujeres. Esas declaraciones me parecen importantes,pero no son definitivas ni pertinentes (¡declaratio non petita...), por cuatro razones principales:

1. Siguen siendo declaraciones de hombres sobre mujeres, y por ese mismo hecho resultan al menos sospechosas.

2. Suponen que Jesús negó el sacerdocio a las mujeres, cosa que es muy dudosa, por no decir falsa.Jesús no confirió en la Cena este tipo de sacerdocio actual a hombres (sólo a hombres, solo a los Doce). Esa opinión de Ladaria no responde ni histórica ni exegéticamente al evangelio.

3. Está en juego el tipo de "sacerdocio" del Nuevo Testamento y de la Iglesia, que, según los textos, pertenece sólo a Cristo (Hebreos) y/o a la comunidad creyente y confesante(1 Ped, Ap). A partir de aquí, desde la raíz del evangelio, hoy, año 2018, los católicos-cristianos estamos llamados a recrear los ministerios (que en la línea actual están vaciándose de sentido, porque en ellos prima un tipo de tradición parcial sobre la gran tradición de la Iglesia y sobre el evangelio).

4. Está en juego la visión del Dios cristiano, del sacerdocio de Jesús y de los ministerios eclesiales....En este tipo de Iglesia actual tiene razón Ladaria, y en eso tiene razón. Pero hay otro tipo de iglesia que nace y renace de la experiencia de Jesús y del NT, donde todos estos temas han de replantearse.

En este fondo resulta determinante la aportación de la hermenéutica de género, a pesar de que algunos le tengan miedo, pues la de Dios con lo femenino (teología feminista) constituye una de las mayores urgencias y tareas del momento actual.

Se han escrito muchos y buenos trabajos sobre visión feminista de Dios e incluso de la Trinidad. Pero son mucho más numerosos los libros y trabajos, los congresos y cursos especiales dedicados a la teología feminista en perspectiva hermenéutica, liberadora y eclesial. Aquí no puedo evocarlos, el tema desborda los límites e intenciones de esta "postal" de blog.

Teniendo eso en cuenta, pienso que es bueno plantear el tema del Dios Trinidad y de su relación con los hombres y mujeres, según Cristo, y así lo hago recogiendo básicamente un trabajo titulado Trinidad, que publiqué hace tiempo en el Diccionario de Mariología, Paulinas, Madrid 1988, 1903-1921, que se sigue publicando aún en varias lenguas.


En un primer plano, esta postal traa de la relación entre la Virgen María y la Trinidad, pero en ese contexto se han planteado y se plantean algunos de los elementos y problemas fundamentales de la teología y de la vida de la Iglesia en la actualidad.

Buen día a todos, buena semana de la Trinidad Esta reflexión quiere responder a problemas ayer y de hoy, planteados sobre la contemplación cristiana y el sacerdocio-ministerio de la Iglesia, desde una perspectiva de mujer. Es una reflexión de fondo, algo teórica, pero quizá ofrezca un poco de luz sobre el tema.

>> Sigue...


“Venganza” eclesial de Tomás: Negación de la carne, sumisión de las mujeres

08.04.18 | 09:10. Archivado en Nuevo Testamento, María, Pascua, Evangelios

La escena pascual de Tomás en Jn 20 (cf. blog de ayer) ofrecía un programa esencial de cristianismo: Tomás, el gnóstico, debía aceptar la carne pascual de Jesús (encarnación de Dios) e integrarse en la comunidad real de varones y mujeres.

El Evangelio de Tomás es un texto de gran importancia histórica y teológica, pero no ha sido aceptado en el canon de la Iglesia. Por el contrario, el de Juan ha aceptado tras unas correcciones. Éstas son las razones por la que el evangelio de Tomás no ha sido aceptado como "oficial" por la Iglesia:

-- No acepta del todo la “carne” histórica y concreta de Jesús (en contra de Jn 1, 14), con la carne de los crucificados, heridos y hambrientos de la historia actual, en línea de compromiso personal y social.

-- Porque no acepta a las mujeres como tales, sino que en el fondo las utiliza, diciendo que ellas deben “someterse” a los varones (es decir, convertirse en varones).

Ciertamente, la Gran Iglesia no ha recibido en su canon el Evangelio de Tomás, pues, como dice San Ireneo “caro cardo salutis”: el quicio de la salvación es la carne (la encarnación de Dios, la resurrección de la Carne), con el valor universal de varones y mujeres, de manera que las mujeres no están sometidas a los hombres, ni deben hacerse varones para salvarse.

Pero, en el fondo, a lo largo de la historia de la Iglesia se ha dado (y sigue dándose) una venganza de Tomás, pues una gran parte de ella no ha creído de verdad en la encarnación de Dios (no lo digo, lo decía hace 75 años el mismo K. Rahner), y sigue considerando a las mujeres pura “carne de segunda” al servicio de los varones.


Siga leyendo quien quiera pensar sobre el tema, en este “domingo de la pascua blanca” (in albis), en que la Iglesia recuerda y acepta la “superación” superación del evangelio de Tomás en el evangelio de Juan (tema de la postal de ayer).

Tomás se ha vengado, pues su evangelio, expulsando oficialmente y colocado fuera de la puerta de la Iglesia, ha entrado por la ventana, pues muchos cristianos tienen miedo de la “carne” real de Jesús, expresada de forma especial en su “miedo” a las mujeres, a las que no han dejado ni dejan entrar en círculo más hondo de la autoridad de la iglesia.

Quien quiera entender que entienda.Buen domingo a todos.

>> Sigue...


Con Osoro y las mujeres del 8M: La Virgen llevaría la pancarta

Con su habitual prudencia, el Cardenal Osoro ha dicho que comprende y apoya la “huelga de mujeres” del 8M, añadiendo “hay que defender sus derechos; lo haría también la Virgen". Algunos obispos, como Eusebio Fernández, de Tarazona, le han secundado. Pero otros le han criticado duramente, de un modo indirecto o directo, como Munilla de Donostia y Reig Pla de Alcalá.

Por su parte, una “postal” de PD (periodismo/prensa/2018/03/05/) le ha criticado duramente diciendo que hace el ridículo, lo mismo que otros grupos de “derecha” eclesial (//infovaticana.com/2018/03/02/), con gente de dentro y fuera que aprovecha la ocasión para reírse de Osoro (pero no ofende quien quieren, sino quien puede).

No voy a entrar en todos los matices de una manifestación como la de este 8M, en la que pueden sumarse diferentes listas, idearios y sensibilidades, pero creo, en sintonía clara con Osoro, que la Virgen, como mujer y madre, no sólo estaría en la manifestación, sino que llevaría una pancarta que dice lo que ella decía (cf. Lc 1,51-53):

Despiega el poder de su brazo,
dispersa a los soberbios de corazón
Derriba del trono a los poderosos,
y eleva a los oprimidos
A los hambrientos les sacia de bienes,
a los ricos les despide vacíos

Esto es lo que María sigue diciendo, como mujer y madre mesiánica, en nombre de la humanidad formadas para varones y mujeres, pero de un modo especial para como ratifica una palabra del mismo evangelio que le llama “bendita entre las mujeres (cf. Lc 1, 42). Esa fue y sigue siendo su proclama de evangelio, como mujer, como persona, al servicio de una revolución total, de varones y mujeres, en justicia.

La Virgen llevaría la pancarta, y me gustaría ir atrás, con Osoro y Fernández, y con miles y millones de hombres y mujeres, que son/somos personas, sin orgullo vano, ni deseo de dominio, pero en igualdad profunda, varones y mujeres, cristianos y no cristianos, con potencial de protesto y de esperanza.

Las mujeres del 8M nos han dicho (a los varones) que este día quieren estar ellas, que les comprendamos y les acompañemos, pero desde fuera de la manifestación, para que sea vea que son ellas las que hablan con su vida y (esta vez) con sus pancartas. Por eso, los hombres que estamos con ellas, no vamos a ir, pero sabemos que fue y que va María, la Madre de Jesús, como hace más de 2000 años, con su pancarta.

>> Sigue...


2.2.18. Candelas. Cuarenta días de Navidad: El dolor de ser madre

Han pasado 40 días de la Navidad, y siguiendo un "rito antiguo" de viejo Israel, ha llegado el día de la culminación del Nacimiento:

a. El niño ha completado el nacimiento (ya es viable) y hay presentarle ante Dios (si es primogénito), para introducirlo en el despliegue la Vida, y rescatarlo con un cordero o con un par de palomas, si la familia es pobre, como la de Jesús.

b. Hay que purificar a la madre, porque el dar a luz entre "sangres" constituye una mancha, y ella ha sido impura todo ese tiempo, sin hacer vida normal, ni poder "tocar a nadie" (sólo al hijo).

Así lo indica esta fiesta extraña, que en medio mundo católico ha sido y sigue siendo día de la luz, las Candelas.

Hoy quiero comentar el evangelio de este día, que trata de la Presentación del Niño Jesús en el templo y la Purificación de la madre, con las palabras de un anciano profeta judío llamado Simeón, que invierte el sentido del rito antiguo y define a María como creadora de familia y vida, a través del sufrimiento, de las Siete Espadas que lleva en su alma para acompañar y ayudar a los hombres y mujeres a vivir en claridad.

La tradición antigua hablada de purificación... El evangelio habla de transformación de la madre, que asume el sufrimiento del hijo (de la vida) para crear de esa manera vida. Buen día de Candelas a todos los amigos, a todos los lectores de esta postal... Y en especiál felicidades a las Candelas, a las Puris....

>> Sigue...


800 años de Merced. (2) En carcer era... hostal no había

Presenté y comenté ayer la primera parte del texto fundacional de la Orden y Familia de la Merced. Completo hoy el tema, analizando y exponiendo la segunda, con las palabras centrales de Jesús (Mt 25, 31-46) que, traducidas al castellano,dicen: En la cárcel estaba, casa no tenía.... El texto consta de dos partes:

a. Fundación. Como iniciadores de esta obra de Merced
presenta este pasaje a Pedro Nolasco y a sus primeros compañeros y compañeras, a los que define como adelantados y animadores de la redención.

b.Tarea fundamental . Como esencia de esa obra redentora retoma este pasaje y aplica el evangelio de Mt 25, 31-46, presentando una interpretación audaz y actualísima de su contenido, empezando por la cárcel (falta de libertad social) y terminando por la casa (falta de libertad y acogida personal y familiar).

Ésta es la "teología de la Merced": el paso de un mundo entendido como cárcel (lugar de opresión de unos sobre otros) al mundo como casa (espacio de libertad compartida).

He leído y estudiado algo de teología a lo largo de más de 50 años. No conozco ningún texto oficial de la Iglesia que recoja de un modo más denso y condensado el tema la solidaridad activa, en la línea de la interpretación mercedaria de Mt 25, 31-45, que las Constituciones de 1272 presenta así:

- porque estaba en la cárcel (en carcer era) y vinisteis a mi,
- estaba enfermo y me visitasteis,
- tenía hambre y me disteis de comer,
- tenía sed y me disteis de beber,
- estaba desnudo y me vestisteis,
- no tenía hogar (hostal no había) y me recibisteis.

Todas estas cosas ha ordenado Jesucristo que se cumplan en esta Orden para mantener y hacer crecer obra de tan misericordia, como es visitar y redimir
a los cristianos cautivos... En próximos días comentaré algunos motivos concretos de este documento y programa fundacional. Hoy termino de presentarlo de un modo unitario, en visión de conjunto.

>> Sigue...


6.I.18. Magos de Oriente: Son sabios, no reyes. Epifania

Epifania es manifestación (de Dios) y conocimiento profundo de los hombres. No es una parte final de la Navidad, sino la Navidad entera.

Por eso se celebra esta tarde la cabalgata de magos, los sabios que vienen de "oriente" (amanecer de la luz) en busca del Niño, y mañana será la gran Epifanía, que hoy presento con el Icono de Navidad del Monasterio Copto de Santa Catalina del Sinai, de formas casi etíopes, de origen egipcio , del que trataré al fin de esta postal.

-- Éste es quizá el más significativo y completo (antiguo) de los iconos del misterio completo de la Navidad, anterior a la gran lucha de los iconoclastas. Éste es en resumen su sentido:

a- Del Círculo más alto (divino) con la tres estrellas de Dios Padre, desciende a Jesús y en él se encarna. como "rayo" de vida, la Palabra hecha carne, por el Espíritu que todo lo viste de rojo... Jesús en una cuna, con aureola de Cruz (se condensa así en el niño toda el misterio del Cristo pascual)

b- En el panel superior están los cuatro Arcángeles, que cantan la gloria de Dios y anuncian la epifanía a los tres magos (cf. arcángel de la derecha); este mundo angélico,presente en los grandes libros sagrados de Daniel y Henoc, desemboca en la encarnación de la Palabra de Dios, a cuyo servicio se pone.

c. En el panel del centro está María, humanidad que da a luz al Niño, entronizado con Cruz en la cuna, y a su lado vienen los tres magos, para descubrir la Sabiduría de Dios que es Jesús (vienen ya a pie, los caballos quedan abajo, a la izquierda). No son "reyes" (poder político), son "magos", esto es los "sabios" más grandes de Babilonia,de Persia y de Egipto/Etiopía, las tres partes del mundo, en la línea de los sabios de gran conocimiento del libro de Daniel.

d. En el panel inferior, un ángel músico entre cabras llama con su flauta a los pastores, y hay así aparece uno de ellos, a la derecha,con su zurrón. Los caballos de los magos están prontos a la izquierda, junto a José (que es Israel) pensativo y descubriendo el misterio, mientras dos mujeres (que son la humanidad entera, una de las cuales ha de ser María ¿y la otra Isabel?) limpian y visten al niño. Los caballos de los sabios aguardan a la izquierda, para llevar el buen conocimiento al mundo entero, en cabalgata de Navidad y Pascua.

Hay más elementos en la escena, pero voy a quedarme con estos. Es evidente que estos "magos" no son reyes, sino sabios. Vienen de oriente (lugar donde nace el Sol de la Sabiduría, encarnada ahora en Jesús: el rayo de Dios le llena). Estos sabios representan la sabiduría ancestral de oriente, en línea de misterio y humanidad sagrada, más que la filosofía griega y la política de Roma. Así queda representada en la Epifanía de Dios que es Jesús Niño la sabiduría universal del mundo, en claves simbólicas.

Ésta es quizá una recreación del más misterioso de los libros del Antiguo Testamento, el de Daniel, que es una disputa de sabios/magos babilonios, persas, sirios... con Daniel y sus tres amigos sabios judíos (y en esa línea se sitúan otros elementos de la literatura profético-apocalíptica de Isaías a Henoc, recreada por los evangelios de Lucas, Mateo y Juan.

Pero aquí la Sabiduría de Dios no es una palabra apocalíptica sobre el fin del mundo, sino la vida del Niño/Dios que se dispone a recorrer con los hombres el camino de la humanidad, de la historia cósmica.

Ésta escena muestra que la Sabiduría de Dios y de los Hombres es un Niño que Nace, con los cuatro arcángeles arriba, María y los sabios junto al Niño en el centro, y el otro ángel músico con cabras y pastores que vienen, en un entorno de naturaleza sagrada, mientras José medita, los caballos están listos para llevar por todo el mundo el mensaje y dos mujeres acogen y cuidan al Niño.

>> Sigue...


Viernes, 17 de agosto

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Agosto 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031