El blog de X. Pikaza

Lluís Duch (1936‒2018). Monje de Montserrat, antropólogo de la religión


Ha muerto este sábado (10. 11. 18) y su misa exequial se celebrará el próximo martes, día 13, a las 10.45 horas, en la Basílica de Santa María de Montserrat, presidida por el abad, Josep Maria Soler.

Era profesor emérito de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Uni. Autónoma de Barcelona, del Instituto Superior de Ciencias Religiosas San Fructuós de Tarragona, y de la Abadía de Montserrat. Había estudiado en Alemania (Tubinga) y conocía de primera mano el pensamiento de los grandes maestros alemanes de la religión y el pensamiento espiritual, traduciendo obras de Lutero, Müntzer, Silesius, Schleiermacher y Bonhoeffer.

Como benedictino, ha insistido en la necesidad de recrear las estructuras básicas de acogida que dan sentido a la vida humana (en el entorno de la familia y el grupo social). También ha puesto de relieve la importancia de la liturgia, como signo sagrado en una sociedad marcada por la secularidad, como la de occidente. A su juicio, la experiencia de Dios va ligada,por un lado, a transparencia y salud personal... y por otro a la experiencia y cultivo de la projimidad, en línea de escucha, acogida y comunicación.

En esa línea ha definido el cristianismo como experiencia de encarnación integral , en una linea de comunión interhumana, en clave de libertad y de gratuidad, y desde esa perspectiva ha mantenido un intenso diálogo con personas de credos y culturas distintas, partiendo de una base antropológica de encuentro con el pasado y con las diversas formas de vida presente, superando una tendencia política y religiosa de imposición sacral, que en este momento resulta dominante.

Utilicé sus escritos en mis clases de fenomenología de la religión, del año 1989 hasta 2003, manteniendo con él una relación de cercanía admirada. Me invitó a impartir unas conferencias en el Monasterio de Montserrat, donde Mabel y yo pudimos disfrutar la fraternidad benedictina. Ha sido y seguirá siendo un “maestro del espíritu”, en línea contemplativa, un maestro de la comunicación humana y religiosa, en línea de fraternidad.

Entre sus obras:

El exilio de Dios (2017). Barcelona. Fragmenta
Religión y política (2014). Barcelona: Fragmenta
Religión y comunicación (2012). Barcelona
Un extraño en nuestra casa (2007). Barcelona: Herder Editorial
Algunes interpretacions del cristianisme (2004). Barcelona: E Claret
Ambigüitats de l'amor (2004). Barcelona: Abadia de Montserrat
Antropologia de la religió (1997). Barcelona: Abadia de Montserrat
Antropología de la religión (2001). Barcelona: Herder Editorial
Ambigüitats de l'amor (2004) Montserrat
Antropología de la vida cotidiana 1-1 (1999-2002). Madrid: Trotta
Mircea Eliade. El retorn d'Ulisses a Ítaca (1983). Barcelona: Montserrat
De la religió a la religió popular (1980). Barcelona: Montserrat
Ciencia de la religión y mito (Montserrat 1974);
Historia y estructuras religiosas (Barcelona 1979);
Introducció a l’estudi dels fenòmens religiosos (Montserrat 1988);
Antropología de la religión (Barcelona 2001);
Antropología de la vida cristiana. Simbolismo y salud (Madrid 2002).
(Tema básico tomado de mi Diccionario de los pensadores cristianos, Verbo Divino, Estella 2011)


Encuentro mundial / ocho familias de Cristo

Se está celebrando en Dublín (21-26.8.18) el encuentro mundial de familias cristianas, y ésta es buena ocasión para recordar algunos rasgos de ocho tipos de familias de Cristo.

El tema parece sencillo: Se dice que Jesús fue un judío piadoso, de buena familia … Pero tan pronto como entramos en la trama de su vida y de su “movimiento” mesiánico vemos que él ha tenido y suscitado (de modo inmediato o mediato) varios tipos de familia, como indicaré a continuación de un modo telegráfico, para ocuparme después de algunos de sus “familiares” (hermanos), que fueron importantes en la Iglesia primitiva

1. Una foto de familia. Cinco hermanos, dos hermanas (Mc 6, 3)


Me gustaría imaginar la foto de familia de Jesús, con cuatro hermanos (Santiago, Josefo, Judas y Simón) y, al menos, dos hermanas (cuyo nombre no ha "querido" recordar el san Marcos). Ésta que presento es quizá convencional: Están los siete hermanos, ellos y ellas, modosos, sobre todo las hermanas (Jesús debe ser el primero de la izquierda, seguido de Santiago). María y José no salen, ésta es sólo una foto de hermanos.

¿Qué significa que Jesús haya nacido en el seno de una familia extensa de "hermanos", quizá de varios tipos, no sólo de sangre inmediata, sino de primos, allegados...? ¿Cómo relacionar los hermanos de origen (carne) de Jesús con sus hermanos mesiánicos, enfermos, pobres, encarcelados, la familia del Jesús de la patera?

Quisiera ver a Jesús como niño que crece y se independiza (rompe con un tipo de pasado), entre hermanos y hermanas, en un contexto de amor y conflicto creativo.
Ciertamente, le puedo imaginar como hijo de padres piadosos; pero esos padres han podido ser también conflictivos, por lo que sabemos de José, y de la trama, al parecer “irregular” del nacimiento de Jesús.

Como indicaré en la segunda parte de esta postal, Jesús fue hermano entre siete magníficos hermanos, pero buscó la voluntad de Dios de un modo que acabó siendo conflictivo, rompiendo incluso con sus mismos padres y distinguiéndose mucho de otros hermanos como Santiago.

2. Familia simbólica, una experiencia de misterio

Presenté en la postal de anteayer el icono conmemorativo de este Encuentro Mundial de Familias de Dublín, con la figura Jesús, María y José, recreado a partir de la Trinidad Angélica de A. Rublev. Es una imagen buena, pero recorta e idealiza la realidad concreta de los “hermanos” de Jesús, tanto los de carne y sangre (bien recordados por Marcos y Pablo), como los de evangelio: Todos los que cumplen la voluntad de Dios, los hambrientos y sedientos (eso que llamaré la familia de patera) son sus hermanos.

José debió morir pronto, pero Mt 1-2 le presenta como símbolo del auténtico Israel, que se ha convertido al Mesías Jesús, acogiendo y preparando su llegada. Por su parte, María (criticada en el fondo por Marcos, por formar parte del grupo de los hermanos de Jesús en la Iglesia) terminará apareciendo en el conjunto de tradición evangélica (Mateo, Lucas y Juan) como expresión y realidad más honda de la familia de Jesús, en clave de acción del Espíritu Santo y de fidelidad cristiana.

3. Los que cumplen la voluntad de mi Padre, esos son mi hermano, mi hermana y mi madre (Mc 3, 31-35 par).

La tradición cristiana recuerda con enorme nitidez la disputa que se dio en la primera iglesia sobre la identidad de la familia de Jesús, en el contexto de un judaísmo patriarcal, donde hubiera sido consecuente que los familiares de Jesús hubieran formado un “califato”, como el que surgió más tarde en el Islam.

Tanto Pablo como Marcos (y en otro plano Mateo, Lucas y Juan) mantienen recuerdos o girones de ese “califato”,
por la autoridad que en las iglesias tuvieron o, al menos, postularon, algunos “hermanos” de Jesús, dispuestos a heredar su “poder espiritual” y social (mesiánico), para dirigir la iglesia tras la pascua.

Pablo valora a esos “hermanos de familia” de Jesús, pero se opone a su pretensión de califato mesiánico. En esa línea, Marcos (y tras él Mateo, Lucas y Juan, con tonos y subtonos distintos) rechazan también ese “califato” (la autoridad mesiánica de los hermanos de sangre de Jesús), afirmando de manera taxativa que todos los creyentes (los que cumplen la voluntad de Dios, según Jesús) son su hermano, su hermana y su madre. Eso significa que cada creyente es autoridad suprema en la Iglesia.

4. Familia íntima. ¿Mujer e hijos de Jesús?

Desde tiempo muy antiguo (al menos desde Mateo, Lucas y Juan) la iglesia ha puesto de relieve la función simbólica de María, la madre, no de José, el José, en el despliegue y en la identidad de la Iglesia, en la línea del surgimiento (origen y sentido) de la familia mística mesiánica de Jesús.

Por otra parte, los evangelios conservan y destacan, con toda naturalidad y frescura las relación personal profunda de Jesús con hombres, mujeres y niños de su entorno,
de manera que él aparece como hombre de familia. En esa línea se ha podido decir que él sentía un afecto especial por María Magdalena, llegando a decirse a veces que eran pareja, marido y mujer, casados.

El Nuevo Testamento no ofrece una respuesta tajante a ese tema, de manera que en principio Jesús podría haberse casado. Pero desde la perspectiva de su mensaje (y desde la misma historia), conforme a lo que he puesto de relieve en la Historia de Jesús, parece mucho más probable que fuera célibe, no sólo por su relación abierta con todo tipo de personas (sin una o dos que fueran más íntimas, como mujer e hijo? , sino también, y sobre todo, por el tema del “califato” ya evocado.

Hubo en la iglesia primitiva un interés “enorme” por capitalizar la herencia de Jesús, como he puesto de relieve al hablar de sus hermanos. Pues bien, en ese contexto, la iglesia en general ha respondido que “todos” los creyentes eran y son hermanos-hermanas y madres de Jesús (retomando posiblemente sus palabras históricas). Si hubiera estado casado, no hubiera hablado así, pues su esposa y sus posibles hijos hubieran sido herederos especiales de su mensaje y Reino, cosa que no ha sucedido en la historia primitiva de la iglesia.

5. Mis hermanos más pequeños, una familia de patera

La iglesia ha descubierto muy pronto (a los pocos años de morir Jesús) que sus hermanos (familia) no son sólo los que cumplen la voluntad de Dios (sus compañeros en la tarea del Reino), sino de un modo especial los pobres y enfermos, los excluidos, sin casa y familia, como ha puesto de relieve Mt 25,31-46.

Ciertamente, Jesús ha valorado la “fidelidad esponsal”, como ha puesto de relieve Mc 10, 2-11 par, un texto clave en su visión de la familia (y en su manera de valorar el matrimonio como experiencia de la fidelidad de Dios); pero, al mismo tiempo (y en un sentido antes que esa misma fidelidad), el evangelio ha puesto de relieve el carácter abierto de su relación con la gran familia mesiánica, en la que se incluyen de un modo especial los niños sin familia, los enfermos y distintos de la sociedad, los hambrientos, exilados y los encarcelados, con los distintos sexuales (los eunucos...).

En esa línea, la familia de Jesús está formada por los pobres y excluidos , y de un modo especial por aquellos que cumplen, con él y como él, la voluntad del Dios Padre universal... Pero no podemos olvidar que, en su origen, él formaba parte de una familia concreta, que él quiso ampliar, hasta formar, a partir de ella, su familia universal de buscadores de Dios.

6. Familia eclesial. La Iglesia novia


Muerto Jesús, desde la experiencia de su comunidad, de un modo sorprendente, ya muy pronto, a los pocos años de la pascua cristiano, Pablo presenta a la Iglesia como novia o esposa casta del Cristo (1 Cor 11, 2), retomando un motivo que aparece en varios estratos del Antiguo Testamento, donde Dios se muestra como Esposo/Padre de Israel, y el pueblo como Esposa/Hija de Dios.

Ese es un motivo que debe reinterpretarse de un modo radical, desde la nueva visión del evangelio, donde el mismo Pablo afirma en sentido originario que ya no hay varón ni mujer (esposo ni esposa…), todos somos uno en Cristo. Pero la Iglesia en su conjunto no ha tenido el valor o inspiración necesaria para reinterpretar desde la pascua de Jesús esas palabras, de manera que ha terminado presentando al Cristo como Esposo y a la Iglesia (y en especial a las mujeres casada) como esposa, en una línea esbozada y superada críticamente por Ef 5.

Los hombres aparecen así (y en particular las mujeres) como esposas del Cristo, conforme al motivo simbólico de las “diez vírgenes” (Mt 25), que ha sido elaborado de un modo especial (y a veces poco crítico) por un tipo de experiencia mística que la Iglesia ha “especializado” para mujeres.

7. Compañía o milicia de Jesús, una Sociedad apostólica

Frente a ese modelo de familia de Jesús, representa por “mujeres” novias/esposas (que ha podido poner de relieve, de un modo críticamente genial San Juan de la Cruz), los jerarcas de la Iglesia han tomado muchas veces el signo del “esposo”, de manera que los obispos (pastores por su cayado, reyes por su corona) han podido presentarse como novios/esposos de la Iglesia (casados con ella, con anillo y todo), fundando en esa base su mismo celibato.

Pues bien, en ese contexto resulta quizá más significativo el modelo de San Ignacio de Loyola (propio de los jesuitas), donde los “enviados” (misioneros) de la Iglesia aparecen como “compañeros” de Jesús (ellos, varones, no las mujeres…). Ese modelo sigue siendo fundamental, y puede aplicarse en tiempos de crisis, como germen de una gran "milicia" evangélica, en la línea de eso que suele llamarse la Iglesia militante. Por eso invitaba a los jesuitas (y en el fondo a todos los cristianos) a realizar el viaje frustrado de Ignacio y de sus primeros "compañeros" (militantes) a Jerusalén, para encontrar y seguir desde allí las huellas de la familia de Jesús.

8. Tema abierto: Celibato ministerial, castidad consagrada, familia para los que no tienen familia…

Las reflexiones anteriores nos sitúan lejos de una visión “ministerial y ascética” del celibato, entendido en forma de compromiso especial por Jesús, propio de los “mandos” de la Iglesia, dejando así el matrimonio par la “clase de tropa” (San Josemaría Escribá, Camino). Ciertamente, son pocos los que afirman ya que el matrimonio y otros tipos de familia son un “consuelo” para la “clase de tropa”, pero a mi juicio queda por hacer un planteamiento más hondo y evangélico sobre la familia o familias de Jesús, en la línea de las reflexiones anterior.

Sin duda, tiene sentido un celibato ministerial, entendido como libertad para el evangelio y como solidaridad con los más pobres…, en la línea de los Eunucos para el Reino de Mt 19. En esa línea se ha podido hablar de una castidad consagrada, como experiencia transformación interior en el amor, y de apertura solidaria y plena hacia aquellos que no tienen familia, en la línea de 1 Pedro, donde se presenta a la iglesia como casa o familia para aquellos que no tienen familia o casa.

Pero al mismo tiempo es muy importante el matrimonio por el reino, en forma de comunicación personal en el amor, en sus diversas formas, desde las perspectivas que abre el evangelio de Jesús y la misma sociedad actual, como deberá precisar este Encuentro Mundial de Familias de Dublín (agosto 2018)

>> Sigue...


Día de los Orantes. Nacidos para volar, obligadas a someterse

Todos los cristianos (varones y mujeres) han (hemos nacido) para volar en contemplación y servicio de amor mutuo, pero un nuevo documento de la Congregación de Religiosos quiere que las mujeres contemplativas se sometan más bajo una normas dictadas por varones.

Ésta ha sido la reflexión propuesta para el 27.5.18 fiesta de la Trinidad, en que la Iglesia celebra la jornada por los orantes, como muestra el cartel de "propaganda" de la CEE lleva, que lleva un icono de Cristo con un libro en la mano, y el lema de Santa Teresa: "Sólo quiero que le miréis a él".

Este año 2018, esa jornada y ese lema han estado marcados por el documento vaticano Cor Orans: INSTRUCCIÓN APLICATIVA DE LA CONSTITUCIÓN APOSTÓLICA “VULTUM DEI QUAERERE” SOBRE LA VIDA CONTEMPLATIVA FEMENINA

Ese documento, del 1 de abril de 2018, Solemnidad de la Resurrección, y publicado el pasado 15 de mayo, está firmado por João Braz, Card. de Aviz Prefecto y por José Rodríguez Carballo, O.F.M. Arzobispo Secretario y se dirige en especial a las religiosas contemplativas de "regla", es decir, regulares (de Regla conventual)

Como dice el texto, es un documento que quiere precisar, en estilo más práctico y canónico la Constitución apostólica Vultum Dei quaerere (Sobre la Vida Contemplativa de las monjas) del Papa Francisco, del pasado 2016.

Se trata de un documento canónico bien trabado, pero quizá por evangélico, propio del "genio" de Roma, donde el Derecho domina en general sobre la vida, y el miedo a la libertad sobre la creatividad cristiana.

En una primera lectura, parece un documento de hombres de iglesia para tener sometidas a las mujeres de Dios. Ójalá me equivoque, y el tiempo nos diga que no ha sido así.

>> Sigue...


Beata Mariana de la Merced (de Jesús), patrona de Madrid. Orar y servir a los más pobres

En el centro del Madrid más rico y castizo, en la zona de Fuencarral, a cien metros de la Gran Vía, se abrió (17.4.18),

un año más, la iglesia de las Mercedarias de D. Juan de Alarcón, en la calle Puebla, tras la Telefónica (muy cerca de la Iglesia de los Pobres, de la calle Fuencarral, donde el P. Ángel, sigue realizando una obra como la suya...), para exponer y “venerar” el cuerpo “incorrupto” de la Beata Mariana de Jesús, uno de los tres patronos de Madrid (junto a la Virgen de la Almudena y a San Isidro Labrador).

Es la menos venerada, pero quizá la más castiza de e históricamente la más documentada de los tres patronos: Una Virgen (Almudena), un Labrador (Isidro) y una Mujer Orante y Caritativa, al servicio de los más pobres (Mariana). Su vida se puede resumir en pocos rasgos:

-- María Ana Navarro de Guevara y Romero nació en Madrid el 17 de enero de 1565, en el seno de una familia acomodada, relacionada con los círculos cortesanos del rey Felipe II.
-- Quiso ser religiosa de convento, pero se lo impidieron sus familiares, y el año 1598 se retiró como penitente a la ermita de santa Bárbara, junto al convento de los mercedarios descalzos, donde pasó varios años dedicada a la oración y al servicio a los pobres-necesitados de la ciudad, con quienes compartió la vida y a quienes ayudó con su trabajo y servicio.
-- El año 1613 tomó el hábito de terciaria mercedarias, y siguió dedicada a la oración y al servicio a los pobres. Fue mujer de gran hondura mística, que ella vinculó con el servicio a los pobres, dentro de la tradición mercedaria. Murió el 17 de abril de 1624 en el convento mercedario de santa Bárbara, a los 59 años.

Ayer, 17 de abril, se ha celebrado, como he dicho, la fiesta de esta “patronos de Madrid” y en ese contexto quiero ofrecer una reflexión sobre la oración y espiritualidad activa de la Orden de la Merced, de la que ella, la Beata Mariana de Jesús, es una de las figuras más representativas, en el centro de un Madrid riquísimo y muy pobre, pero necesitado de personas que, como ella, oren y acompañen a los más pobres. Al final incluyo una referencia al trabajo que le ha dedicado diario El Pais, de Madrid.

Imágenes:
Beata Mariana: Catedral de la Almudena de Madrid
Ayer, 17.4.18: Ante el cuerpo "incorrupto" de la B. Mariana en Madrid
Beata Mariana, fachada de la Merced de Guadalajara, México, a la Izquierda
de la Virgen (a la derecha: Santa María de Cervellón).

Para iconografía y biografía:
CURROS Y ARES, María de los Ángeles, Madres Mercedarias de Don Juan de Alarcón, vol. II,Madrid, Orden de Nuestra Señora de la Merced 1986.
http://biblioteca2.uclm.es/biblioteca/ceclm/ARTREVISTAS/Brat/N16-17/n16-17_labeata.pdf
http://revistas.ucm.es/index.php/ANHA/article/viewFile/ANHA1010220239A/30748
https://elpais.com/ccaa/2018/04/17/madrid/1523989636_232158.html

>> Sigue...


Mis amigos, sacerdotes y religiosos "tristes". Tres suicidios recientes

He conocido y querido al menos a tres (¡algunos más!) que en estos dos últimos años han preferido poner su vida directamente ante Dios, sin esperar la muerte (=se han suicidado).

Ciertamente, tenían problemas personales de "depresión", pero tampoco han encontrado un lugar "cálido" de trabajo y acogida, tras cuarenta o cincuenta años de servicio desprendido, gratuito, desinteresado, al servicio de la iglesia y de los pobres.

Eran de los mejores, quizá los mejores...No se han suicidado por falta de fe, sino por un tipo de fe diferente, la fe en un Dios distinto, al que habían entregado su vida, el deseo de encontrarse "ya" ante ese Dios, sin protestar contra los hermanos, dejándoles silenciosamente... para decir con su gesto que sólo en Dios han confiado.

Estos amigos que han dado así su vida, si, la "han dado", me dejan un inmenso poso de tristeza, pues quizá no hemos sabido acompañarles de verdad, pues quizá esta Iglesia del mundo, con sus grandes cambios, no ha sabido seguirles ofreciendo un hogar cálido, una familia verdadera.

Me gustaría citarlos por su nombre y apellido, por su profesión y entrega, pero no me atrevo, pues algunos se siguen escandalizando por (contra) ellos.

Se decía antes que el suicidio es un "pecado" (y lo es, en un tipo de moral pre-personal, sin Dios de amor)... Pero en otro sentido, el suicidio de estos sacerdotes/religiosos ha sido un signo de amor a Dios y de servicio eclesial. Por ellos pido una oración... y un gesto mayor de presencia eclesial, de solidaridad humana, de cuidado psicológico y espiritual

>> Sigue...


Sobre el P. Felipe Sáinz de Baranda y las carmelitas “maravillosas”

05.08.17 | 23:53. Archivado en Iglesia Instituciones, Vida religiosa

Fiel a su estilo, mi amigo Paco-Pepe, Cigüeña de la Torre, ha publicado una nota necrológica sobre dos “carmelitas de nombre” (//infovaticana.com/blogs/cigona/dias-fallecido-dos-carmelitas-descalzos-nombre/), donde nos cita. El texto dice así:

De uno (de los dos carmelitas fallecidos), Santiago Guerra, no sabía nada. Xabier Pikaza le ha dedicado una sentida necrológica y él sabe de eso mucho. Aunque no siempre coincidamos pero sí en el afecto. A tu encantadora Mabel un beso de nuestra parte.

Del otro, exgeneral de la Orden, Felipe Sainz de Baranda, sabía mucho más y poco bueno. Ahora conocerá si lo suyo fueron aciertos o errores. En mi opinión, que no vale nada salvo para mí, muy lamentable. Tuvo el penoso, para él, monumental batacazo de la escisión de las carmelitas “maravillosas” a lo que se opuso con todas sus fuerzas que evidentemente resultaron muy escasas.

Y en lo demás, tampoco, siempre según mi pobre parecer. Nada bueno. Más bien malo. O peor.
Hoy va de necrológicas y vuelvo a pedir a mis lectores que encomienden a Dios a estos dos descalzos. El exgeneral, por lo que veo, más bien deshabitado.

Ésta es la postal de PacoPepe, Cigüeña de la Torre, hombre que vigila como nadie el va y viene de obispos y otros hombres de Iglesia.

Le gusta la fidelidad al Papa (aunque quería más a JP II que a Francisco), pero obedece por igual a todos, porque obedece a la Iglesia, a la que ama y sirve, como un soldado que defiende su puesto de combate (desde el lugar donde ha colocado su puesto de vigilancia).

Ha escrito esa nota sobre el P. Felipe y el "batacazo" de las "maravillosas", y quizá tiene su razón, pero yo veo las cosas desde una perspectiva distinta, y así se lo quiero decir.

>> Sigue...


31.7.17. Ignacio de Loyola: Quinientos años más para la Iglesia (2017-2517)

Los últimos quinientos años de la Iglesia (1517-2017) han estado marcados por Lutero e Ignacio de Loyola, muy distintos, pero complementarios.

‒ Lutero clavó sus tesis el año 1517, iniciando una Reforma Protestantes (de protesta contra lo anterior) que no ha culminado plenamente todavía. Insistió en la fe y la libertad cristiana, en la libre interpretación de la Escritura, en el valor radical de la conciencia creyente, quizá a costa de la comunión de la Iglesia, pero siempre al servicio de Jesús.

El año 1517, Ignacio estaba al servicio de J. Velázquez de Cuéllar, Contador mayor de Castilla (en Arévalo). Pero murió el Contador, e Ignacio paso al servicio del Duque de Nájera, virrey de Navarra, como hombre de armas y consejero. No había iniciado aún su “reforma personal” (que comenzaría el 1521, tras caer herido en el sitio de Pamplona), pero llevaba dentro el germen de lo que sería después su Reforma Católica, complementaria a la de Lutero, hace ahora quinientos años.

Seguiré hablando otro día de Lutero, para compararle mejor con Ignacio, al terminar estos quinientos años de Reforma Protestante y Católica de la Iglesia de Occidente, diciendo que ha llegado el tiempo de iniciar otros quinientos años (2017‒2067), que han de ser esenciales para el nuevo cristianismo, volviendo a Jesús (como quiso Ignacio), en línea de libertad (como quiso Lutero), en gesto de nueva comunión eclesial, al servicio de los más pobres (cosa que Ignacio y Lutero no acabaron de ver plenamente, aunque Ignacio se hizo y fue por muchos años pobre entre los pobres, viviendo siempre en austeridad evangélica y espartana, de apóstol y soldado).

Ignacio, que aparece en la primera imagen como soldado, inició una reforma “militante” de la Iglesia, fundando para ello una Compañía o Cuerpo de Élite, de soldados de Jesús, al servicio de su Iglesia.

Ha sido importante ese estilo de milicia evangélica(aunque como he dicho en mi libro Ejercicio de amor. San Juan de la Cruz (San Pablo, Madrid 2017), ella ha de ser completado con el estilo amante de los contemplativos de amor, como Juan de la Cruz.

Tenemos por gracia un Papa Jesuita, llamado Bergoglio, que ha tomado el nombre de Francisco, y con él pueden terminar los 500 primeros años de Reforma Católica de Ignacio, para comenzar así otros quinientos, con un Ignacio que no aparezca ya como Soldado de la Iglesia, sino como Amigo y compañero, como él quiso serlo también y lo mostró en sus Ejercicios Espirituales, dejando a los creyentes en manos de Jesús, a fin de prepararse para realizar su obra.

La figura y la obra de Ignacio de Loyola ha determinado, de un modo directo o indirecto, los últimos 500 años de la iglesia, y creo que puede y debe seguir influyendo otros quinientos años. Pero es muy posible que para ello debamos pasar del Ignacio soldado de una Iglesia militante, al Ignacio pobre peregrino que anduvo por los caminos de Manresa y Barcelona, de Tierra Santa y de Salamanca, de París y de Roma… antes de fundar formalmente la Compañía de Jesús.

De su meditación principal de Las Dos Banderas quiero tratar otro día, para actualizarla en las nuevas circunstancias eclesiales. Hoy me limito a ofrecer una semblanza básica de Ignacio (para completar otras que he venido ofreciendo en mi blog en años pasados).

Imagen 1: Ignacio Soldado Devoto.
Imagen 2: Ignacio fundador, con una aureola que dice bien AMDG (ad maiorem Dei gloriam, para mayor gloria de Dios), pero que debería completarse según Jesús con otra que dijera AMPV (=para mayor vida de los pobres).

>> Sigue...


Vicente Alcalá SJ (1919-2016), hombre clave de la Vida Religiosa española

Ha sido, a mi juicio, el más importante de los religiosos españoles de la segunda mitad del siglo XX.

Ha habido y hay otros con más proyección mediática (religiosos o miembros de institutos semejantes), de J. M. Escrivá a Ignacio Ellacuría, de Kiko Arguello a Pedro Casaldáliga, de P. Arrupe al P. Larrañaga… pero ninguno ha dejado, que yo sepa, una huella tan honda y personal en la vida de miles y miles de religiosos y religiosas extendidos por el mundo.

Vicente Alcalá Colombrí, fue médico y psiquiatra, de la Compañía de Jesús, fundador y director a lo largo de 43 años del Centro Médico-Psicológico de la Confer (Conferencia de religiosos de España), recibiendo y aconsejando a miles de personas, primero en la Calle Pisuerga, luego en la Sede de la Confer, desde los años cincuenta a finales del siglo XX, formando escuela con otros hombres beneméritos como el Padre Salazar (carmelinta) o el P. Vázquez (mercedarios). Ellos fundarony promovieron el primer centro de orientación vocacional y de acompañamiento psicológico del mundo (que yo sepa), un centro ejemplar que sigue existiendo realizando un gran servicio.

La Vida Religiosa masculina y femenina es una aventura y una gracia excelsa de libertad y comunión, de maduración y entrega de la vida, de contemplación y acción, y de esa forma exige un acompañamiento experto de testigos del evangelio, personas capaces de escuchar, entender, aconsejar… siempre en libertad, desde los valores del evangelio, al servicio de la madurez personal.

Entre esos acompañantes yo quiero hoy destacar al P. Vicente Alcalá. Su muerte ha pasado silenciosa, con una simplicísima noticia en el libro de difuntos de la Compañía de Jesús ( http://infosj.es/jesuitas-fallecidos/4778-fallecimiento-de-vicente-alcala-colombri-sj
), con una nota emocionada pero breve de A. F. Barrajón en RD (06.08.16). Nada más, que yo sepa, entre los cientos y miles de noticias marginales de la vida de la Iglesia.
Estoy convendido de que cientos de religiosos y religiosas le recordarán como maestro, directot, amigo. Por ellos escribo sobre todo esta postal.

Nació en Valencia el 13/12/1919; ingresó en el noviciado de Veruela
(Zaragoza) el 01/07/1947 y fue ordenado presbitero en Valencia el 30/07/1955, comenzando inmediatamente su trabajo de acompañamiento vocacional en la Confer. Ha muerto en Valencia, tras una larga agonía, en la paz de Dios, a las 0’30 del pasado 6.8.16

He pedido a mi amigo FM (que ha sido por muchos años su amigo) una semblanza de su vida. Después ofreceré una breve semblanza personal.

>> Sigue...


Anacronismo o profecía. Encuentro nacional de Vírgenes Consagradas

Salamanca acoge (2-6 agosto 2016) el 26 Encuentro Nacional de las Vírgenes Consagradas (cf. http://www.ordenvirgenes.eu/ ) que se celebra en el Colegio Mayor Tomás Luis de Victoria, bajo el lema 'La Alianza de Dios con los hombres: una historia de misericordia'.

El encuentro que congrega a más de cien miembros del Ordo Virginum contempla conferencias, a cargo del Card. M. Ricardo Blázquez, Presidente de la CEE, de Mons. Mons Berzosa, Obispo de Ciudad Rodrigo, de Luis Carballada, prior de San Esteban de Salamanca y de Florentino Gutiérrez, vicario general de la Diócesis de Salamanca. María Joâo y Cristina Ribot ofrecerán su testimonio del encuentro Internacional en Roma y Margarita Martín y el sacerdote Alfredo Fernández, consiliario del Orden Virginum de Salamanca presentarán las vivencias.

Lamentablemente, el congreso, preparado por Margarita Martín, de Salamanca, ha encontrado poco eco en los medios religiosos, a pesar de su gran importancia, por las siguientes razones:

‒ El Papa acaba de crear una comisión para el estudio del Diaconado de las Mujeres, presidida por Mons. L. Ladaria. Ciertamente, el Ordo Virginum (Orden de las Vírgenes) no se identifica con el Ordo Diaconarum (Orden de Diáconas), pero tiene una profunda relación.

‒ El Orden de las Vírgenes es quizá la más antigua de todas las instituciones eclesiales, y así aparece fundada y fundamentadas, de forma apasionada por San Pablo en 1 Cor 7, cuando defiende la posibilidad de que las mujeres permanezcan célibes (vírgenes), por vocación personal, servicio social y consagración mesiánica.

‒ El Orden de las Vírgenes ratifica la autonomía e independencia de las mujeres, que pueden mantenerse célibes por vocación, sin depender de un padre ni de un marido, dentro de una fraternidad eclesial que les ofrece un espacio de de vida y compromiso.

‒ El Orden de las Vírgenes se relaciona con la vida religiosa femenina, pero con una diferencia fundamental. La vida religiosa es consagración en una comunidad especial, dentro de la Iglesia. A diferencia de eso, la comunidad y/o familia de las vírgenes consagradas es la parroquia o la iglesia en su conjunto (la diócesis) en cuyo contexto realizan la consagración.

‒ En un mundo como el nuestro, en el que desciende intensamente el número de vocaciones a la vida religiosa en comunidad puede y debe darse un aumento de vocaciones, tanto masculinas como femeninas a la consagración en virginidad, tanto masculina como femenina, pues ello implica una transformación esencial de las diócesis, que hasta ahora han vivido centradas, de un modo muy incompleto, en la sacramentalización clerical

‒ En una sociedad como la nuestra, que parece sexualizado hasta el extremo, con miles y millones de mujeres objeto de utilización y trata sexual, como nuevas esclavas modernas, el orden de las vírgenes puede ser un signo de protesta básico, a favor de la autonomía de la mujer, que puede permanecer soltera si así quiere, dentro de una comunidad (iglesia) que le ofrece un espacio de comunión personal y de maduración en el amor y en el servicio.

La imagen que preside el programa de estas jornadas, elegida por Margarita Martín, pone de relieve la relación entre Virginidad y misericordia. La virginidad femenina no es un signo de evasión, soledad o egoísmo, sino un medio para el desarrollo de la misericordia. La otra imagen, que aparece vinculada también al congreso, con las diez vírgenes de Mt 25 me parece menos apropiada, a no ser que se interprete bien el texto paradójico de la parábola de Mateo.

En este contexto quiero poner de relieve la gran importancia de estas jornadas que, por lo que yo sé, sólo han sido anunciadas y presentadas (y criticadas) en un periódico digital: Público. Para aquellos que quieren conocer el sentido de estas jornadas presento:

1. Programa
2. Presentación de las jornadas en Público
3. Breve reflexión personal sobre el tema
4. Ideario Oficial de las Vírgenes consagradas

Gracias, Margarita, por tu amistas, por haber compartido conmigo el icono de las jornadas y por tu ejemplo de fidelidad personal en la Iglesia.

>> Sigue...


Año Jubilar 2016. Biblioteca de la Misericordia

No es un tema que se haya estudiado de un modo particular. Por eso son pocas las monografías especializadas que existen, al menos que yo sepa, tanto en teología bíblica, como dogmática y moral.

Así lo he podido constatar preparando el trabajo que acabo de publicar con J. A. Pagola, tras un estudio extenso de los motivos bíblicos de fondo, a partir de Mt 25, 31-46, texto clave de las obras de misericordia, a las que dediqué un análisis extenso: Hermanos de Jesús y servidores de los más pequeños(Colección de Estudios Bíblicos, Sígueme, Salamanca, 1984: ).

Ciertamente, hay obras de autores importantes como W. Kasper y J. Sobrino etc., pero no son demasiadas. Por eso he querido presentarlas, ofreciendo así una Biblioteca de la Misericordia, que debería estar presente en todas las parroquias.

Faltan, sin duda, bastantes libros antiguos nuevos, con obras de divulgación, que se han venido publicando desde la proclamación del Año Jubilar 2016 de la Misericordia.Éste es un tema que se irá estudiando más con motivo de este año jubilar. Así lo presento aquí, en el contexto de mi nuevo libro, para ofrecer una orientación a los lectores. Espero que ellos puedan ayudarme, indicando otros trabajos sobre el tema.


Éste es un tema que ha sido bien elaborado por el Magisterio, y así puedo citar los siguientes documentos:
-- Benedicto XVI, Dios es amor, 2005
-- Juan Pablo II, Rico en Misericordia, 1980
-- Comité Jubileo 2000, Dios Padre de Misericordia 1997
-- Francisco, Laudato si, 2015; El Rostro de la Misericordia, 2015

Para una interpretación de esos textos y del sentido básico del Año de la Misericordia, cf. Pontificio Consejo para la Nueva Evangelización, Misericordiosos como el Padre. Subsidios para el Jubileo de la Misericordia 2015-2016, Madrid 2015; Ginel, A., Recursos para el año de la Misericordia, Madrid 2015; Equipo Bíblico Verbo, Misericordiosos como el Padre, Estella 2015

>> Sigue...


2.2.16. Canto y Llamada a la Vida Religiosa (VR)

02.02.16 | 15:27. Archivado en Amigos, la voz de los, Vida religiosa

Los organizadores de un encuentro de religiosas y religiosas de un “pueblo” de España (y en una perspectiva hispana) me han pedido un Manifiesto o Canto (y una llamada exigente) a la Vida Religiosa, con ocasión del día de Candelas, fin del Año 2015, Dedicado a la Vida Consagrada, como los lectores de RD bien saben.

Respondiendo a su deseo,y recreando un material antiguo, les he mandado esta "postal", que han leído esta mañana y que, ahora, mediado ya el día de Candelas, yo mismo quiero publicar en mi blog de RD. Lo escribo y lo rubrico, en primera persona (en nombre de ellos), como integrado en una Vida Religiosa más extensa e incisiva que muchos, dentro y fuera de los conventos establecidos, están/estamos buscando.

Concibo así la Vida Religiosa como un testimonio profético de libertad y de misión, de comunión y compromiso social dentro de la Iglesia, como verá quien siga leyendo. Perdonen los religiosos y lectores de fuera de España. La referencia hispana puede universalizarse fácilmente y aplicarse a otros pueblos de tradición católica, especialmente en América Latina.

Con un saludo a los amigos y amigas que han formado o forman parte de la VR.

>> Sigue...


El Evangelio de la Vida Religiosa

Termina el Año de la Vida Consagrada (2015), con un gran Congreso y Encuentro que se celebra en Roma (28 enero – 2 febrero).

Con esta ocasión quiero ofrecer unas reflexiones sobre el fundamento y sentido de la vida religiosa desde el evangelio. Este año termina, la Vida Religiosa no sólo permanece sino que ha de ofrecer un testimonio más fuerte de profecía cristiana.

Han salido noticias y valoraciones en los medios, entre ellas la de M. Gelabert (RD 31.1.2016) y la de P. Félix García (http://www.revistavidanueva.mx/content/el-profeta-de-la-esperanza ).

Yo mismo escribí en otros tiempos dos libros sobre ella, que aun siguen rodando (Esquema Teológico de la Vida Religiosa, Sígueme, Salamanca, y Tratado de Vida Religiosa, Claretianas, Madrid), que aún siguen rodando por ahí. He participado y participo en encuentros y talleres de vida religiosa, y no he dejado de reflexionar sobre ella.

Dejé de ser religioso mercedario de claustro hace unos años, pero lo sigo siendo de corazón y empeño, y sigo convencido de que la vida religiosa tiene una función muy importante en la Iglesia y en la sociedad.

Las notas que siguen forman parte de una reflexión pausada que sigo realizando sobre el tema. Es algo larga, y general. Así la ofrezco, como fundamento evangélico (cristiano) de la vida religiosa.

La primera imagen esta tomada de la página web del Monasterio de Sobrado, Galicia (mail.google.com/mail/u/0/?tab=wm#inbox/152992a2b2a44299 ), al que me une una antigua amistad. La segunda ha sido el logotipo del Año de la Vida Consagrada 2015. Buen día a todos, en especial a los amigos y amigas de la vida religiosa.

>> Sigue...


Jueves, 13 de diciembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Diciembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31