Editado por

Julio Frank SalgadoJulio Frank Salgado

Buscar
Temas
Archivos
Hemeroteca
Noviembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930   
Sindicación
PARTICIPACIÓN
SERVICIOS


La otra arenga de la “Roja”

Permalink 16.10.17 @ 16:30:00. Archivado en Sociedad, 3. Chile, Desarrollo, Deportes

“Ganar como sea” (y aferrarse al reglamento) terminó siendo el lema del proceso futbolístico más exitoso del deporte chileno.

La selección chilena de fútbol –la “Roja”, como se le llama popularmente-, bicampeona de América vigente y finalista de la última Copa Confederaciones, no podrá participar en el campeonato mundial de Rusia de 2018 por no haber alcanzado el puntaje ni el rendimiento necesarios. Un desenlace inesperado, pero acorde con otras realidades.

Aunque ese triunfador conjunto, conformado mayoritariamente, como sus pares, por estrellas de ligas americanas y europeas, así como su clásico, atildado, elogiado y sobre todo asociado juego táctico constituyen un estimulante legado de superación para el deporte en general, costará verlo materializado en su país bajo dirigencias abocadas en las últimas décadas a torneos de escasa competitividad y duración, campeones casi por descarte y de pobre actuación internacional, financiamiento dependiente de la transmisión televisiva y afectadas también por los escándalos judiciales de nivel mundial ya conocidos.

Esa motivación, además, se ve empañada en materia de profesionalismo y comportamiento extradeportivo. Algunos integrantes del plantel, especialmente líderes indiscutidos, vulneraron normas básicas de disciplina, responsabilidad y concentración exigidas por su virtuosa y muy bien remunerada tarea, dañando su imagen personal y la colectiva, pese a lo cual no recibieron sanciones sino apoyo de parte de sus superiores y desde la propia hinchada. Sólo la victoria merecía importancia. Una vez eliminados, hubo recriminaciones públicas y descontroladas.

El aguerrido carácter de la “Roja” tampoco refleja con propiedad la actitud que predomina en este país cuando se trata de expresiones populares más allá del deporte masivo. El interés y el fervor de carácter nacional se circunscriben hace mucho tiempo a la apasionante entretención que brinda ese tipo de competencias. La política, alicaída pero siempre trascendente, ya no requiere grandes principios y propuestas para convencer al electorado necesario y alcanzar así los puestos gubernamentales. Las opiniones y debates sobre temas ideológicos o doctrinales, historia nacional, actuación de sus principales protagonistas o el estado de la cultura patrimonial involucran más bien a expertos y sectores específicos, como ocurrió en el pasado Bicentenario de la República (2010).

Nuevo lema

Los días previos al partido final de las clasificatorias, frente a Brasil, fueron particularmente tensos por una impensada precariedad estadística y futbolística del representativo chileno, no obstante los dos puntos extra obtenidos por secretaría. El deseo unánime en el ambiente era simplemente “clasificar como sea”. La prensa deportiva difundía incluso campañas destinadas a que el combinado brasileño -clasificado hacía rato- diera “una mano” a Chile tratando de no ganarle con el fin de perjudicar indirectamente a su acérrimo rival, Argentina.

El martes 10 amaneció expectante, pero sin mayores gritos, cornetas ni banderas al viento. Una vez sentenciado el fracaso, comenzaron a alzarse voces periodísticas sobre un supuesto “arreglo” del resultado entre jugadores del encuentro Perú-Colombia, cuyo empate contribuía a dejar fuera a Chile (pero no favorecía a Perú si Paraguay hubiera logrado revertir el marcador adverso ante Venezuela). Al día siguiente, esas voces sugerían la esperanza que la FIFA suspendiera a las federaciones involucradas y permitiera a la chilena arribar a suelo ruso aun, como las unidades y goles asignados ante Bolivia, desde fuera de la cancha. Invocaban el estricto reglamento oficial y recordaban pasadas sanciones contra el fútbol nacional para insistir en un eventual castigo a los autores de una “trampa” que, en definitiva, había incidido en la eliminación.

Ganar o clasificar “como sea” terminó siendo la arenga del proceso más exitoso de la historia del balompié chileno. Un legado que, sin embargo, sí calza con el modelo existista, pragmático e individualista de la sociedad que lo incubó, donde lo colectivo es absorbido por una masividad consumista y un ideario económico.

No haber conseguido representación en la cita máxima del deporte más popular del mundo implica sólo un traspié más para el mercado, pero constituye una irreparable frustración para el hincha que todavía valora no tanto la frase olímpica “Lo importante no es ganar sino participar” como el triunfo o la derrota con decoro.

Un Bicentenario no es sólo obras públicas ni banalidad

Permalink 16.08.10 @ 10:30:44. Archivado en 3. Chile, Sociedad, Bicentenario

Académico Angel Cabeza llamó a una celebración de carácter popular, estimulada por el Estado y que reconozca la verdadera identidad del país.

“El Bicentenario de Chile no puede ser sólo un conjunto de obras públicas y privadas que el país debe hacer de todas maneras y que con el paso del tiempo serán olvidadas. Tal efeméride debe provocar a todos una profunda reflexión sobre nuestra realidad como nación independiente y nuestros desafíos y utopías, en un contexto de fiesta que sea celebrada por todos”.

Así lo afirmó el profesor universitario Angel Cabeza, al exponer el jueves ante el Comité por un Bicentenario Ciudadano y Popular, en el barrio Yungay, tradicional sector de la capital chilena.

Partió precisando que el Bicentenario no coincide exactamente con el 18 de septiembre de 2010, sino con el 12 de febrero de 2018, cuando se cumplan 200 años de la firma de la Independencia.

“El segundo centenario de Chile debe ser radicalmentre distinto al primero –agregó- y todavía estamos a tiempo para impulsar una celebración y una reflexión más profunda que lo hecho hasta ahora”.

Afirmó que es imperativo rescatar el sentido del proceso revolucionario inicial de Chile, con todas su contradicciones y resultados en la formación del Estado y la nacionalidad chilena: “La independencia de España fue un hecho político de tremendas consecuencias para todas las colonias americanas que fue ocasionado por varios factores no suficientemente conocidos y a veces distorsionados por la historiografía tradicional”. Explicó que esas ideas representaban “una subversión total del orden establecido” y que en el comienzo fueron resistidas incluso por muchos criollos.

Sostuvo también que Bolívar, San Martín y O’Higgins, junto a otros líderes, compartieron los ideales de la unión e integración de las nacientes repúblicas, pero la reacción oligárquica y los intereses locales por el control del gobierno y la economía llevaron a la anarquía y la derrota de tal ideario.

País pluriétnico

Más adelante, el arqueólogo objetó la discriminación histórica contra las etnias originarias: “Durante los siglos XIX y XX, nuevos inmigrantes llegaron al país y la diversidad cultural subsistió, pero el Estado, a través de la educación y medidas administrativas, no cedió en querer formar una cultura nacional única, negando el derecho de los pueblos ancestrales a mantener su cultura, lengua y tradiciones. La negación de este pasado de múltiples orígenes, pero que en la práctica era evidente en la organización social y la estructura de privilegios de la sociedad criolla, ha sido y es la gran contradicción de la existencia real de un Chile pluriétnico y cultural dentro de un mismo Estado, desde donde ciertos grupos luchan por imponer sus modos de vida y creencias a todos los habitantes del país que hoy llamamos Chile”.

Pidió reconocer la diversidad cultural de los pueblos y evitar que los efectos perversos de la globalización destruyan lo esencial de cada uno de ellos. “El Bicentenario debe servir también para meditar sobre este aspecto fundamental de la sociabilidad chilena y lograr un nuevo pacto cultural, social, económico y político con los pueblos indígenas”, planteó.

Celebrar valores

Respecto de las actividades de celebración, Cabeza dijo que el Estado debe articular una auténtica fiesta ciudadana en todo el país, permitiendo e incentivando iniciativas propias de cada comunidad, con un sentido simbólico que rescate la esencia de la festividad y evite que ésta se convierta en algo banal.

Destacó la libertad y la autodeterminación como dos valores centrales, pero también los que calificó como vitales para la convivencia nacional: justicia, democracia y respeto a la diversidad, las creencias religiosas, los derechos humanos y el ciudado del medioambiente.

“La celebración debe permitir también una respetuosa discusión sobre la desigualdad y cómo combatirla, pero también ser un acto de reencuentro y de fiesta ciudadana en cada ciudad y pueblo de Chile para que sea recordado, y no sólo la suma de actos oficiales. A diferencia de las actividades del centenario, nuestra celebración debe ser popular, de todos los habitantes, de toda la sociedad, sin exclusiones. Cada comuna y localidad debe anticiparse para que todos puedan expresarse libremente. Queda cada lugar de Chile pueda hacer su fiesta”.

Propuso construir un monumento de carácter nacional que ilustre y simbolice la voluntad de futuro del pueblo chileno y refleje su diversidad geográfica, histórica y cultural. Expresó, finalmente, que otra de las claves es “retomar el ideario unitario americano de los libertadores”.

Reprobando para su bicentenario

Permalink 28.01.07 @ 03:12:08. Archivado en Sociedad, 3. Chile, Desarrollo, Bicentenario

Dos recientes encuestas muestran a la mayoría de los chilenos fallando lastimosamente en historia de su país y, en el área de actualidad, siguiendo estrictamente la pauta de la TV.

Más de la mitad de los chilenos no saben exactamente qué suceso histórico origina la próxima celebración del bicentenario de la República (2010). Tampoco quién fue el primer presidente de su país ni la fecha de fundación de Santiago, su capital.

Los datos provienen de una encuesta telefónica realizada a comienzos de este mes por la Fundación Futuro, entidad ligada al empresario y ex candidato presidencial Sebastián Piñera. El trabajo contactó a 400 hombres y mujeres mayores de 14 años, de estratos socioeconómicos bajo (50%), medio (44%) y alto (6%), y representivos de las 46 ciudades más pobladas del territorio, a quienes hizo una serie de preguntas sobre conocimientos generales bajo el título “¿Somos cultos los chilenos?”.

>> Sigue...

Blogs
Punto de vista

Punto de vista

El fiscal Maza y los invertebrados

Vicente Torres

El buen vivir de Juan Luis Recio

El buen vivir de Juan Luis Recio

Tsarevna, el té navideño de edición limitada de Kusmi Tea

Juan Luis Recio

Sursum Corda El blog de Guillermo Gazanini

Sursum Corda El blog de Guillermo Gazanini

Funcionarios de lujo

Guillermo Gazanini Espinoza

Luis Miguel Modino: misionero en Brasil

Luis Miguel Modino: misionero en Brasil

CEBs de la Amazonia, presencia evangelizadora en las periferias del mundo y de la Iglesia

Luis Miguel Modino

El Blog de Otramotro

El Blog de Otramotro

Denuncia y sal del infierno

Ángel Sáez García

Crónicas Bárbaras

Crónicas Bárbaras

España iba bien

Manuel Molares do Val

Sesión Golfa

Sesión Golfa

Feliz día de mu muerte: déjà vu

Juan Carrasco de las Heras

Ríase, aunque sea de mí

Ríase, aunque sea de mí

El fiscal general del Estado, ha muerto. El mundo enfermo de la carbonera, disfruta y se enrosca.

Chris Gonzalez -Mora

Jesús Arameo

Jesús Arameo

Tras la resurrección Jesus dice a sus discípulos...

Vicente Haya

Humanismo sin credos

Humanismo sin credos

Camino hacia el fanatismo / 2

Asoc. Humanismo sin Credos

Secularizados, mística y obispos

Secularizados, mística y obispos

Recordando a Milingo

Josemari Lorenzo Amelibia

Un país a la deriva

Un país a la deriva

El difícil retorno a la legalidad (23)

Vicente A. C. M.

Entre el Cielo y la Tierra

Entre el Cielo y la Tierra

HABRÉ HECHO LO QUE DEBÍA COMO CRISTIANO

Francisco Baena Calvo

El Blog de Francisco Margallo

El Blog de Francisco Margallo

Los santos que nunca serán canonizados

Francisco Margallo

Opinión

Opinión

A vueltas con España - El PSC, algo más que un partido

Opinión

Tres foramontanos en Valladolid

Tres foramontanos en Valladolid

La Cruz de la Santa Sede, a Jiménez Lozano

Bustamante, Arévalo y Pardo de S.

Aeterna Christi Munera

Aeterna Christi Munera

Bach, tocata y fuga BWV 565

Jose Gallardo Alberni

Fe y vida

Fe y vida

¿Qué pidió el Papa para esta I Jornada Mundial de los pobres?

Consuelo Vélez

La Iglesia se hace diálogo

La Iglesia se hace diálogo

Invitación a la creatividad

Jesús Espeja

Terra Boa

Terra Boa

Maria Martha Serra Lima (1945-2017)...

José Ramón F. de la Cigoña

Haz de PD tu página de inicio | Cartas al Director | Publicidad | Buzón de sugerencias | Publicidad
Periodista Digital, SL CIF B82785809
Avenida de Asturias, 49, bajo - 28029 Madrid (España)
Tlf. (+34) 91 732 19 05
Aviso Legal | Cláusula exención responsabilidad

redaccion@periodistadigital.com Copyleft 2000

b2evolution Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.
Noticias Periodista Digital | Periodista Latino | Reportero Digital | Ciudadano Digital