Editado por

Julio Frank SalgadoJulio Frank Salgado

Buscar
Temas
Archivos
Hemeroteca
Junio 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 
Sindicación
PARTICIPACIÓN
SERVICIOS


La otra arenga de la “Roja”

Permalink 16.10.17 @ 16:30:00. Archivado en Sociedad, 3. Chile, Desarrollo, Deportes

“Ganar como sea” (y aferrarse al reglamento) terminó siendo el lema del proceso futbolístico más exitoso del deporte chileno.

La selección chilena de fútbol –la “Roja”, como se le llama popularmente-, bicampeona de América vigente y finalista de la última Copa Confederaciones, no podrá participar en el campeonato mundial de Rusia de 2018 por no haber alcanzado el puntaje ni el rendimiento necesarios. Un desenlace inesperado, pero acorde con otras realidades.

Aunque ese triunfador conjunto, conformado mayoritariamente, como sus pares, por estrellas de ligas americanas y europeas, así como su clásico, atildado, elogiado y sobre todo asociado juego táctico constituyen un estimulante legado de superación para el deporte en general, costará verlo materializado en su país bajo dirigencias abocadas en las últimas décadas a torneos de escasa competitividad y duración, campeones casi por descarte y de pobre actuación internacional, financiamiento dependiente de la transmisión televisiva y afectadas también por los escándalos judiciales de nivel mundial ya conocidos.

Esa motivación, además, se ve empañada en materia de profesionalismo y comportamiento extradeportivo. Algunos integrantes del plantel, especialmente líderes indiscutidos, vulneraron normas básicas de disciplina, responsabilidad y concentración exigidas por su virtuosa y muy bien remunerada tarea, dañando su imagen personal y la colectiva, pese a lo cual no recibieron sanciones sino apoyo de parte de sus superiores y desde la propia hinchada. Sólo la victoria merecía importancia. Una vez eliminados, hubo recriminaciones públicas y descontroladas.

El aguerrido carácter de la “Roja” tampoco refleja con propiedad la actitud que predomina en este país cuando se trata de expresiones populares más allá del deporte masivo. El interés y el fervor de carácter nacional se circunscriben hace mucho tiempo a la apasionante entretención que brinda ese tipo de competencias. La política, alicaída pero siempre trascendente, ya no requiere grandes principios y propuestas para convencer al electorado necesario y alcanzar así los puestos gubernamentales. Las opiniones y debates sobre temas ideológicos o doctrinales, historia nacional, actuación de sus principales protagonistas o el estado de la cultura patrimonial involucran más bien a expertos y sectores específicos, como ocurrió en el pasado Bicentenario de la República (2010).

Nuevo lema

Los días previos al partido final de las clasificatorias, frente a Brasil, fueron particularmente tensos por una impensada precariedad estadística y futbolística del representativo chileno, no obstante los dos puntos extra obtenidos por secretaría. El deseo unánime en el ambiente era simplemente “clasificar como sea”. La prensa deportiva difundía incluso campañas destinadas a que el combinado brasileño -clasificado hacía rato- diera “una mano” a Chile tratando de no ganarle con el fin de perjudicar indirectamente a su acérrimo rival, Argentina.

El martes 10 amaneció expectante, pero sin mayores gritos, cornetas ni banderas al viento. Una vez sentenciado el fracaso, comenzaron a alzarse voces periodísticas sobre un supuesto “arreglo” del resultado entre jugadores del encuentro Perú-Colombia, cuyo empate contribuía a dejar fuera a Chile (pero no favorecía a Perú si Paraguay hubiera logrado revertir el marcador adverso ante Venezuela). Al día siguiente, esas voces sugerían la esperanza que la FIFA suspendiera a las federaciones involucradas y permitiera a la chilena arribar a suelo ruso aun, como las unidades y goles asignados ante Bolivia, desde fuera de la cancha. Invocaban el estricto reglamento oficial y recordaban pasadas sanciones contra el fútbol nacional para insistir en un eventual castigo a los autores de una “trampa” que, en definitiva, había incidido en la eliminación.

Ganar o clasificar “como sea” terminó siendo la arenga del proceso más exitoso de la historia del balompié chileno. Un legado que, sin embargo, sí calza con el modelo existista, pragmático e individualista de la sociedad que lo incubó, donde lo colectivo es absorbido por una masividad consumista y un ideario económico.

No haber conseguido representación en la cita máxima del deporte más popular del mundo implica sólo un traspié más para el mercado, pero constituye una irreparable frustración para el hincha que todavía valora no tanto la frase olímpica “Lo importante no es ganar sino participar” como el triunfo o la derrota con decoro.

Blogs
Sursum Corda El blog de Guillermo Gazanini

Sursum Corda El blog de Guillermo Gazanini

Obispos de México presentan protocolos para la seguridad de recintos religiosos

Guillermo Gazanini Espinoza

Corrupción global

Corrupción global

2134 Los dos graves crímenes de lesa humanidad perpetrados por los oligopolios creados por el Nuevo Orden Mundial NOM con ayuda de sus sus satélites

Luis Llopis Herbas

Transversal

Transversal

Consuetudinaria

Pilar Aizpún Bobadilla

Punto de vista

Punto de vista

Oltra incordia a Rajoy

Vicente Torres

El blog de X. Pikaza

El blog de X. Pikaza

En la ciudad de Calvino. Visita ecuménica de Francisco

Xabier Pikaza Ibarrondo

El buen vivir de Juan Luis Recio

El buen vivir de Juan Luis Recio

¿Cómo cuidar la alimentación de los niños en verano?1/4

Juan Luis Recio

El Blog de Otramotro

El Blog de Otramotro

Varios goles de córner marqué otrora

Ángel Sáez García

El blog de Antonio Cabrera

El blog de Antonio Cabrera

El enfermo mental no tiene un Aquarius que le salve

Antonio Cabrera

Esto es lo que hay

Esto es lo que hay

El reposo del doctorando

Miguel Ángel Violán

Otro mundo es posible

Otro mundo es posible

Meditaciones 31

Miguel Ángel Mesa Bouzas

Armonía en la diversidad

Armonía en la diversidad

La sinfonía eclesial: un ecumenismo de unidad/comunión en la riqueza de la pluralidad y la diferencia

Victorino Pérez Prieto

Religión Digital

Religión Digital

Madre, enséñanos a ser discípulos misioneros

Religión Digital

Crónicas Bárbaras

Crónicas Bárbaras

Corrales para inmigrantes

Manuel Molares do Val

Secularizados, mística y obispos

Secularizados, mística y obispos

Recordar raíces cristianas

Josemari Lorenzo Amelibia

Juicio a la noticia

Juicio a la noticia

#Venezuela El Premio de Consolación para Disdado @DCabellor por @Angelmonagas

Angel Monagas

No más mentiras

No más mentiras

¿A qué van a la política... sólo a trincar?

Antonio García Fuentes

Entre el Cielo y la Tierra

Entre el Cielo y la Tierra

LA TAREA PRINCIPAL ES SER FELICES

Francisco Baena Calvo

El Blog de Francisco Margallo

El Blog de Francisco Margallo

Los Santos fueron seres humanos

Francisco Margallo

Un país a la deriva

Un país a la deriva

El triunvirato golpista

Vicente A. C. M.

Tres foramontanos en Valladolid

Tres foramontanos en Valladolid

Experto

Bustamante, Arévalo y Pardo de S.

Haz de PD tu página de inicio | Cartas al Director | Publicidad | Buzón de sugerencias | Publicidad
Periodista Digital, SL CIF B82785809
Avenida de Asturias, 49, bajo - 28029 Madrid (España)
Tlf. (+34) 91 732 19 05
Aviso Legal | Cláusula exención responsabilidad

redaccion@periodistadigital.com Copyleft 2000

b2evolution Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.
Noticias Periodista Digital | Periodista Latino | Reportero Digital | Ciudadano Digital