Voto en Blanco

2013: ¡Bienvenidos a la nueva era!

01.01.13 | 11:48. Archivado en Religión, Sobre el autor, Cultura, España

Según mis cálculos, que coinciden con los de los mayas, el año 2013 podría ser el primero de una nueva era, en la que se producirá un gran cambio positivo y el mundo, poco a poco, dejará de ser un territorio franco para sinvergüenzas, ladrones y depredadores. Cuando la nueva era se afiance, el mundo se acercará a los valores y ya no se dejará conducir fácilmente por mequetrefes, rufianes y padrinos de la injusticia. Personajes tan mediocres, injustos y pobres de moral como González, Zapatero, Aznar y Rajoy, artífices de la ruina y la degeneración de España, nunca podrán elevarse hasta un liderazgo que en los nuevos tiempos exigirá solvencia ética, preparación y ejemplaridad.

Al felicitar a los lectores y colaboradores de este blog Voto en Blanco por la llegada del año 2013, quiero invitaros a que contribuyamos con nuestro ejemplo personal y, en segundo lugar, con nuestras ideas y reflexiones, a que la nueva era se abra camino y se afiance pronto entre nosotros. El viejo mundo ha causado demasiado daño y debe ser erradicado con urgencia. Los personajes que conducen nuestro mundo deben ser desplazados y sustituido por gente decente y digna de admiración, como corresponde a líderes de seres humanos que aspiran a convivir en libertad y en un mundo mejor.

Este no es un mensaje de complacencia, ni de optimismo fácil, sino de lucha y de sacrificio. Desterrar a los miserables nos costará sangre, sudor y lágrimas porque los hijos del mal se han hecho fuerte y se han apoderado de casi todos los poderes: fiananzas, leyes, ejércitos, propaganda... y se han hecho dueños de la tierra, el mar, el aire y la opinión. La democracia y la decencia nos obligan a ser implacables con los malos gobernantes que destruyen la prosperidad y la justicia. Ser tolerantes con ellos equivale a ser cobardes y esclavos. Ellos se resistirán a la nueva era, pero su resistencia será inútil porque, al final, las leyes del Universo terminan por imponerse. De lo que se trata es de acelerar el proceso, de lograr que la luz y el bien imperen pronto y que fenómenos tan oscuros y genuinos del mundo viejo como los partidos políticos, los políticos profesionales y su desdeñable y rastrera afición a la opresión y al privilegio sean desplazados y olvidados lo antes posible.

Para eso hemos luchado y luchamos, pero a partir de ahora con la seguridad de que al final, y ojalá sea pronto, la nueva era impondrá sus leyes y el mundo antiguo y oscuro que habitamos descenderá a los infiernos.

Voto en Blanco


Algún día no muy lejano los españoles seremos "sirvientes" de los actuales inmigrantes

05.09.12 | 10:36. Archivado en Política, Democracia, Economía, Corrupción, Cultura, España

Los españoles valemos poco, menos que la mayoría de los pueblos del mundo. Nos hemos deteriorado tanto y nos hemos debilitado hasta tal extremo que pronto seremos los sirvientes de los actuales inmigrantes, mucho más fuertes, preparados, competitivos y esforzados que los decadentes y degradados hijos de España.

¿Puede un español actual, acostumbrado a depender del Estado y a vivir de las subvenciones, competir con un africano que ha abandonado su tribu, cruzado el Sahara y abordado una peligrosa patera para realizar su sueño en España? ¿Puede uno de nuestros jóvenes desempleados, adictos al botellón y a la paga de sus padres competir con un chino que está dispuesto a trabajar dia y noche para alcanzar la prosperidad? ¿Qué puede hacer un español habituado al desempleo y a los subsidios frente a un latinoamericano que ha abandonado a su familia y atravesado el océano para ganar unos euros, enviarlos a los suyos y seguir esforzándose hasta el infinito por un puñado de monedas? ¿Pueden nuestros políticos, educados en el seno de partidos políticos casi mafiosos, verticales, autoritarios, corporativos, corrompidos hasta la médula, habituados al peloteo del jefe, el despilfarro y los privilegios, comparase como otros líderes esforzados del mundo emergente, que han tenido que demostrar que son los mejores para alcanzar el poder?

Desgraciadamente, muchos hijos de la España actual están tan podridos, acobardados y debilitados que han sido conquistados por la vagancia y son presas de la vida fácil, lo que les ha llevado a perder toda potencia y competitividad y a no tener otro destino que servir a otros pueblos más fuertes y esforzados, como camareros, payasos, cuidadores o empleados de hogar.

Dicen que nuestros jóvenes son la generación mejor preparada de la Historia de España, pero es una mentira inventada por los políticos para esconder su fracaso como formadores y educadores del pueblo, al que han embrutecido para gobernarlos mejor, acostumbrado a la vagancia, la molicie y la dependencia del Estado, un cóctel que hace de las personas carne de esclavos y gente sin capacidad de rebeldía, esfuerzo y sacrificio. La prueba está en que apenas el 10 por ciento de los jóvenes condenados al desempleo optan por abandonar el hogar de sus padres o abuelos, en los que viven mantenidos como auténticos vagos, para emigrar en busca de trabajo. La mayoría prefiere vegetar, disfrutar del alcohol, de la droga y de las largas noches de fiesta, acompañados por otros muchos fracasados.

Si fueran chinos, africanos o latinoamericanos, hace ya mucho tiempo que habrían salido a conquistar los espacios y derechos que la pobre España, degradada por sus políticos, les niega, perpetrando así una de las mayores injusticias de la historia de nuestra nación.

España está invadida por elementos negativos que son incapaces de entender cómo funciona el mundo actual: políticos que prometen crear puestos de trabajo ignorando u ocultando que no son los políticos sino los empresarios los únicos que saben y pueden crear riqueza; sindicalistas habituados al dinero público fácil, que hablan de derechos, de protección y de subvenciones, sin recordar al pueblo que el mundo actual está dominado por el esfuerzo , la austeridad y el sacrificio; padres cobardes que no se atreven a mirar a sus hijos a los ojos, cuando llegan en la madrugada, para no verlos borrachos o atiborrados de drogas; legiosnes de educadores que han perdido la batalla de la dignidad en las universidades, institutos y escuelas, donde han abandonado el esfuerzo y el sacrificio, sustituyéndolos por el buenismo y por una educación propia de esclavos acobardados y dependientes del poder.

Ningún recorte impuesto por Europa, ninguna subida de impuestos decretada por el gobierno, ningún ajuste fiscal ni medida alguna que salga de la actual España podrá detener el desastre porque el desastre somos nosotros, empezando por nuestros políticos, ineptos, corruptos y decadentes, siguiendo por nuestras instituciones antidemocráticas y abusivas, finalizando por un Estado enfermo de obesidad mórbida, incosteable porque está plagado de parásitos con carné de partido, y por una sociedad infectada por la cobardía y el miedo, incapaz de rebelarse ante la injusticia, de realizar con valentía los esfuerzos que la historia le demanda y de corregir la ruta indigna de una España que está siendo conducida por sus miserables líderes políticos hasta el matadero de la Historia.

Ni una sola de las medidas adoptadas contra la crisis o de los recortes que padece la sociedad está orientado para resolver el verdadero problema, que es ético. Ninguna medida esta dirigida contra los corruptos, ni contra los parásitos, ni contra los que se enriquecen con dinero público a costa de los demás, ni contra la inflación de políticos, ni contra la baja estofa de la clase dirigente, ni contra la decadencia. No hay regeneración, sino simples parches inútiles. Nadie ha tocado la esencia del drama, que es la clase política y sus aliados financieros y empresariales, un núcleo poderoso que controla el país, pero tan deteriorado moralmente que derrama sobre España su injusticia, su egoísmo, su arrogancia, su arbitrariedad, su indecente impunidad y otros vicios que terminan por corromperlo todo.

Voto en Blanco


La "tragedia" de ser mal gobernados

04.01.12 | 17:33. Archivado en Política, Democracia, Corrupción, Cultura, España

Como titular de este blog Voto en Blanco, creo conveniente publicar la esencia de mis creencias y principios políticos, dado que iluminarán a inspirarán, en buena medida, la línea editorial deL blog durante el año 2012 que comienza, un año en el que el combate por la justicia y la dignidad contra los canallas y corruptos será especialmente intenso y crucial.

El hombre, rey de la creación y señor de su mundo, no debería ser gobernado por otros. Ser gobernados por otros es una tragedia para el ser humano, pero ser "mal gobernados" es todavóa peor, toda una humillación insoportable y un atentado contra la raza humana.

El autogobierno es el destino natural del ser más poderoso del planeta y con más razón todavía si se es cristiano, una religión que inyecta al hombre la dignidad suprema de ser hijo de Dios y príncipe del Universo. Ser gobernado por otros siempre es un fracaso, una humillación y una insoportable opresión que se ha justificado en la Historia aludiendo a las bajas pasiones e instintos del ser humano, algo que está por demostrar. Si, para colmo, como ocurre en España, nos dejamos gobernar por una casta política elitista y arrogante, plagada de corruptos y canallas sin escrúpulos, la humillación se convierte en indignidad, fracaso y atentado contra las leyes supremas de la razón y de la vida.

Sin embargo, eso es lo que está ocurriendo en nuestro mundo, donde los gobernantes no están a la altura y donde la política se degrada día a día, aunque la indecencia que padecen en otras latitudes casi nunca se asemeja a la nauseabunda que se vive en España.

La mayor tragedia de nuestro tiempo, silenciada por los poderosos y los medios de comunicación serviles, es que no podemos ejercer el autogobierno, que es el destino de la estirpe humana, y, sin embargo, estamos permitiendo que nos gobiernen sátrapas, muchas veces corruptos, indeseables e ineptos, carentes de todo mérito e incapaces de gobernar a seres libres.

El número de pensadores que han descubierto que el gobierno es un mal terrible es inmenso. Algunos afirman que, dada la naturaleza del hombre, el gobierno es un mal necesario, pero otros muchos creen que los gobiernos envilecen al hombre adrede, para demostrar que son necesarios, que estimulan lo peor que existe en cada uno de nosotros, que nos convierten en rebaño para justificar su posición privilegiada de pastores. Nosotros, junto a miles de pensadores y filósofos honrados, creemos que, autogobernados, los humanos serían más responsables, felices y mejores personas.

El filósofo español Ortega y Gasset argumentaba que si Dios se ha hecho hombre, nada puede haber en el mundo más importante y digno que ser hombre.

Hasta un conservador acérrimo como J.L. Borges dijo: "Espero que el hombre algún día alcance a merecer no ser gobernado".

El filósofo JJ Rouseau decía que la voluntad política del ser humano es indelegable y que aquellos que la delegan en sus representantes pierden la condición de ciudadanos libres y se convierten en esclavos.

Nosotros, en Voto en Blanco, creemos en la inmensa dignidad del ser humano y pensamos que ser gobernados por otros es una imposición "contra natura" de los depredadores sobre sus víctimas, un abuso y una opresión que debe terminar lo antes posible. Como consecuencia de ese abuso, el mundo está esclavizado por unas castas poderosas usurpadoras del poder y de la dignidad humana.

Desde esa óptica, siempre soñando con la libertad perdida, vigilamos a los gobiernos y procuramos descubrir y airear sus abusos, carencias e inmundicias, siempre con la esperanza de que el ser humano despierte y afronte el gran reto de la Creación, que es el autogobierno. Sólo entonces seremos realmente libres y nos comportaremos como lo que somos: seres inteligentes y reyes del Universo.

Voto en Blanco


La triste cobardía de los maestros en España

Los maestros son, junto a políticos, periodistas y jueces, los mayores responsables del actual desastre de España. Durante décadas han sido valorados como la gente esforzada y sacrificada que formaba a nuestros niños y jóvenes con generosidad e independencia profesional, pero hoy han perdido, en gran medida, el aprecio de los ciudadanos porque han sido cobardes y han permitido, sin resistencia alguna, que el gobierno domine las escuelas, deteriore la educación y convierta a España en uno de los países peores educados del mundo desarrollado.

Tras haber mantenido un silencio cobarde durante los últimos años, cuando las escuelas e institutos han sido politizadas y han cedido, sin dignidad ni defensa alguna, el poder en las aulas a los inspectores y directores que los gobiernos regionales designaban para controlar, politizar y convertir la enseñanza en una gigantesca fábrica de esclavos indolentes y altivos, ahora se alzan, siguiendo las directrices de sindicatos y agitadores profesionales, aparentemente contra los recortes en la enseñanza, que más que un realidad es una consigna de la izquierda.

La prueba es que en autonomías de izquierda como Andalucía, donde oficialmente no existen recortes en la enseñanza, es donde más se están produciendo en la realidad, sin que los profesores y maestros, domesticados, protesten, probablemente porque los "amos" son de izquierdas. Sin embargo, la verdad es que el mapa de Andalucía está plagado de escuelas sin profesorado suficiente, instalaciones mal mantenidas y de centros de enseñanza dominados por el miedo, la indisciplina, la vagancia y, muchas veces, también por la violencia.

Para vergüenza del profesorado, los profesionales se han dejado dominar por los políticos intervencionistas y han perdido la libertad de cátedra, el derecho a enseñar en conciencia y hasta el histórico orgullo del magisterio independiente.

La actual rebelión de los que enseñan no es, como debiera ser, contra los que les han sojuzgado y arrebatado el control de las aulas, inundándolas de política, desidia y eliminando todo atisbo de esfuerzo, sino contra la derecha que, según dicen los sindicatos y los socialistas, quieren recortar los presupuestos de educación. Un comportamiento de esclavos digno de lástima, que indigna a muchos padres y ciudadanos, conscientes de que los verdaderos recortes a la calidad y a la solvencia del sistema educativo los ha dado la izquierda, convirtiendo a los institutos, las escuelas y hasta las universidades en centros de adoctrinamiento político bajo severo control gubernamental, de los que surgen jóvenes sin sentido del esfuerzo, desconocedores de la responsabilidad y ajenos al mérito y la excelencia, auténticos esclavos dispuestos a seguir consignas y a someterse a los caprichos y abusos de una de las peores clases políticas del mundo occidental.

Mientras ocurrió la vergonzosa ocupación de las aulas por parte de los políticos, los enseñantes, cobardes y paralizados por el miedo, guardaron un vergonzoso silencio o se convirtieron en tristes y degradados cómplices del gran atentado contra la educación en España, realizado en los últimos años bajo las directrices del poder político, el que ha convertido a España en campeón del fracaso escolar y en uno de los países peor preparados de Europa para afrontar los desafíos del presente.

Voto en Blanco


La libertad dignifica y es saludable; la esclavitud envilece y acorta la vida

18.04.11 | 17:58. Archivado en Política, Democracia, Cultura, Ideología, España, Justicia, Dictadura

Algunos estudios médicos recientemente publicados sostienen y demuestran con estadísticas que la libertad, al igual que la felicidad, es saludable y que en los países libres y felices existe menor incidencia de cáncer y de otras enfermedades letales y mayor esperanza de vida que en los paises sometidos. Ser libre, además de aportar dignidad, es muy saludable, mientras que la esclavitud envilece y genera enfermedades.

La libertad, descrita por muchos filósofos como el mayor bien del ser humano, junto con la vida, no se consigue por decreto o porque lo diga un político manipulador. La conquista de la libertad requiere un importante esfuerzo diario que comienza con la información. El derecho a informar y a ser informado es uno de los derechos fundamentales del hombre porque la información libre y veraz es la única puerta por la que se penetra en los ámbitos de la libertad. Sin conocer la realidad, el ser humano se convierte en fácil presa de manipuladores y sátrapas y nunca puede ser libre.

Si usted consume prensa libre y crítica con los poderes aprenderá a conocer la realidad en su plenitud podrá tomar decisiones correctas, con conocimiento de causa, y se sentirá una persona autónoma y cargada de dignidad y derechos, además de evitar ser engañado y manipulado. Pero si únicamente consume periodismo sometido, usted será un esclavo en construcción, preparado para ser adormecido, manipulado, engañado y esclavizado. La información adulterada aplasta, limita y fabrica esclavos, mientras que la libre eleva el espíritu y engrandece, abriendo el camino hacia la libertad.

Someterse al "pensamiento único" que se estimula desde el poder y militar en las filas de lo "políticamente correcto" es, además de triste, degradante y ajeno a la dignidad humana, poco saludable porque, además de comprar cada día un trozo de alma de esclavo, usted, probablemente, acortará su vida.

Si hoy, por ejemplo, lee la prensa sometida, creerá que el socialismo español, una vez garantizada la retirada de Zapatero, se recupera y se convierte en alternativa real de un Partido Popular que parecía dirigirse hacia la victoria en las urnas, sin obstáculo alguno. Es la información dominante en una prensa cuyo interés máximo es reactivar el sistema y seguir manteniendo viva esa pugna a muerte entre los dos bandos de España, gracias a la cual ellos venden periódicos y ganan audiencia para sus noticieros de radio y televisión. Sin embargo, si usted lee prensa libre y crítica, como Voto en Blanco, podrá asomarse a otra tesis mucho más real y certera: los problemas de España no se solucionan alimentando el sistema o logrando una alternancia, sino realizando una auténtica revolución que elimine el poder desmesurado de los partidos políticos, la marginación del ciudadano y el exilio de la ética y la decencia. Descubrirá que la prensa sometida quiere que todo siga igual y que los cambios sean cosméticos, mientras que la prensa veraz le dirá que los cambios que se necesitan para crear una sociedad justa y decente son profundos y casi revolucionarios. Con un poco de suerte, también descubrirá que la información que abunda en la prensa sometida tiende a amedrentar al ciudadano y a inyectarle la necesaria dosis de miedo que les impida criticar al poder y cambiar los injustos fundamentos de la sociedad.

Otro ejemplo: si usted lee prensa controlada por el poder, creerá que Rajoy tiene un proyecto para gobernar España, pero si consume prensa libre e independiente sabrá que ese proyecto, si existe, es secreto y que los ciudadanos están siendo estimulados a votar al PP simplemente porque odian al PSOE, cuyo gobierno ha sido deleznable, sin que se les ofrezcan propuestas concretas, ni programas globales, ni ideas motrices.

Y así ocure con toda la actualidad. Cada hecho tiene un doble lectura: la libre y la esclava, la que conviene al poder y la que conviene al ciudadano.

Si la libertad dignifica y, además, es saludable, la esclavitud envilece y, además, acorta la vida.

Un último ejemplo: si usted sólo consume prensa mometida, creerá que vive en una democracia, pero si incursiona en los escasos medios libres que existen comprenderá que la democracia ha muerto en España y que ha sido sustituida, en silencio y a traición, por una oligocracia de partidos, que, sin la menor duda, es el régimen que nos gobierna en la actualidad.

Voto en Blanco


"Las revelaciones de Onakra, el escriba de Dios"

06.04.11 | 09:44. Archivado en Religión, Sobre el autor, Corrupción, Cultura

Ayer, el libro más vendido en Bubok fue "Las revelaciones de Onakra, el escriba de Dios", mi último libro.

El último libro publicado por Francisco Rubiales Moreno, “Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios”, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas Sometidos, los perros del poder), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que dominará la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.

El libro, cuyo texto está inspirado en un insólito y sorprendente manuscrito italiano que describe, con profundo acento de verdad, acontecimientos de la historia primitiva hasta ahora desconocidos o sumidos en la penumbra de las leyendas, narra acontecimientos nunca antes descritos, como la batalla entre los dos ejércitos angelicales, el fiel a Dios y el de los seguidores del diablo, la irrupción de Adan y Eva en la Historia, el nacimiento de Noe, el diluvio universal y el primer juicio ante el Supremo de los pecados de la Era Primitiva.

El libro permite a los lectores penetrar en un océano fascinante donde se encuentran respuestas claves para entender la Historia: la trascendental decisión de los ángeles vigilantes de mezclarse con otras especies y reproducirse, el origen de la inteligencia humana, la alianza fraguada entre el hombre y el Creador y la construcción de los pozos del Averno, creados para el castigo del mal, entre otras muchas.

La narración de la batalla entre los ángeles es fascinante, al igual que la descripción de los primeros contactos entre ángeles y hembras homínidas. Pero quizás lo mejor del libro sea el anticipo de las señales que preceden al fin de los tiempos, ya próximo, según Onakra, un personaje misterioso, atractivo y de elevada autoridad como humano, que ejerció como escriba y fue autor de libros bíblicos perdidos como el de Enoc, el de Matusalen y el de Noé.

No existe en el mercado mundial un libro más profundo y documentado que éste sobre los ángeles, si sobre el origen de la inteligencia humana.

Es probable que tampoco exista un testimonio que impulse con mayor fuerza el combate eterno entre el bien y el mal, ni que analice el sentido de la creación con más pasión y acento épico. El secreto de la Historia humana es la lucha contra el mal y el hombre no es otra cosa que un aliado de Dios en esa crucial batalla.

Aunque el libro no es un ensayo político, encierra un convincente y sugerente impulso a la lucha contra lo injusto, una condena estremecedora de la opresión y un canto épico a la libertad, que, junto con la vida, es el gran regalo de Dios al hombre, la única especie creada que posee la libertad con plenitud.

Puede comprar en:

Fundación Tercer Milenio
Bubok

Voto en Blanco


El regreso de Dios

21.03.11 | 19:45. Archivado en Religión, Cultura, Ideología

Cuando hace un par de años John Micklethwait, director del semanario The Economist", publicó el libro "God is back" (Vuelve Dios), abrió las puertas al que será uno de los grandes debates del siglo XXI. Pero él no anticipa nada porque se limita a analizar un fenómeno cada día más evidente en la cultura occidental: el regreso a la cultura, a la política y a la sociedad de ese Dios que había sido expulsado.

Dios, expulsado de la cultura occidental dominante desde mediados del siglo XIX, cuando se creía que Dios y modernidad eran incompatibles, y vuelto a expulsar por la cultura relativista "progre", que ha tomado el poder en numerosas sociedades occidentales, entre ellas España, está regresando en el siglo XXI, un siglo que algunos pensadores ya definen como "el siglo de Dios" o "El siglo de la espiritualidad".

Dios fue claramente expulsado de la cultura en la etapa final de la Ilustración, más bien a partir de la segunda mitad del siglo XIX, cuando la revolución de la ciencia y de la técnica, los grandes descubrimientos geográficos y lacolonización de nuevos paises y espacios hicieron que el hombre se sintiera dueño del Universo y sin necesidad alguna de tener un Dios.

Pero, curiosamente, ha sido la modernidad, al permitir una libre competencia entre las ideas laicas, el ateísmo y las religiones, la que ha traido de nuevo a Dios, triunfante en esa dialéctica. Las demanda de enfoques y soluciones religiosas no para de crecer entre unos ciudadanos que desean, cada día con más fuerza, un rearme ético y religioso de la sociedad, de la cultura y de la política.

Micklethwait afirma que aquellos, como Fukuyama, que al descubrir la gran ausencia de Dios de los grandes acontecimientos del siglo XX, anticiparon un mundo futuro sin sitio para Dios, se han equivocado.

Ciertamente, Dios está regresando a nuestro mundo cargado de salud y de fuerza, con una presencia creciente en la política, en la cultura y en la vida de unos seres humanos que, sin la idea de Dios se sienten no sólo huérfanos y desamparados, sino también desorientados y en un peligroso mundo sin valores..Algunos pensadores creemos que dentro de una década, los "sin Dios" serán expulsados del liderazgo y resultará inconcebible que un ateo o un agnóstico pueda ser elegido en las urnas líder de una comunidad de creyentes. Sería como "poner al lobo al cuidado de las ovejas".

Micklethwait, que es católico, pero que ha escrito "God is back" al alimón con el ateo Adrian Wooldridge, opina que Dios nunca se fue de Estados Unidos, aunque sí de otros muchos espacios y culturas del mundo, especialmente de Europa. Ambos autores han estudiado el auge de los movimientos religiosos en todo el mundo, incluyendo el mundo islámico, y se sienten capaces de afirmar que el regreso de Dios es una corriente poderosa, prácticamente indetenible.

Exponen el fenómeno de la "competencia" entre las distintas religiones como causa y efecto de ese retorno de Dios y señala a Latinoamérica, un territorio tradicionalmente católico en el que hoy se han intruducido con gran éxito numerosas iglesias evangélicas y sectas.

Cree que la elección de Obama, que es tan religioso como Bush, potenciará a escala mundial el regreso de Dios a la vida política, especialmente en Europa, donde muchos políticos han luchado por expulsar a Dios de la cultura y de la sociedad. Obama, como portador de una cultura religiosa, es más aceptable para los europeos que Bush.

Pero el acontecimiento que más influencia tuvo en el retorno de Dios fue, con toda seguridad, la caída del Muro de Berlín. El hundimiento del comunismo, que, junto con el socialismo, fue el mayor asesino de Dios en toda la Historia, representó también el hundimiento de las certezas que proporcionaban el Estado y la filosofía política y el inicio de una etapa marcada por las incertidumbres, las dudas y la conciencia de que el mundo construido por el hombre está mal diseñado, es injusto y sólo beneficia a unos cuantos poderosos cargados de privilegios y de arrogancia. Los "progres", herederos culturales y, en algunos aspectos, también políticos de los derrotados comunistas, también están siendo derrotados en todo el planeta, una vez descubiertas sus falsedades, engaños, tendencias totalitarias y la gran verdad oculta de sus ansias irrefrenables de dominio.

Los autores piensan que la ausencia de Dios causó estragos en la política y en la cultura, al menos durante el siglo XX, en el que fueron asesinados decenas de millones de personas por estados gobernados por ateos militantes, como China (Mao), la URSS (Stalin), Alemania (Hitler) y otros muchos. Además, analiza el fenómeno de que las grandes guerras mundiales del siglo XX no fueron guerras de religión, como las que asolaron Europa en el pasado, sobre todo en el siglo XVI y XVII, sino guerras marcadas por la más completa ausencia de Dios.

Francisco Rubiales

Voto en Blanco


¿Vuela ya el Buho de Minerva hacia China?

07.02.11 | 19:12. Archivado en EEUU, Política, Internacional, Cultura

Cada día son más los expertos que creen que el Buho de Minerva ya ha emprendido el vuelo desde el Capitolio de Washington hacia China, lo que indica que el centro del poder mundial, que durante las últimas décadas estuvo en Estados Unidos, pronto estará en China, todo un cambio profundo en los perfiles del mundo del siglo XXI.

China ya es la segunda economía mundial y se calcula que en torno al año 2025 será la primera. Diez años después, en el año 2035, China será también la primera potencia tecnológica y militar del planeta, con Estados Unidos situada en un segundo lugar y en claro declive, temeroso de perder también esa plaza frente al empuje de otros países llenos de vigor, como la India, Brasl y Rusia.

El Buho de Minerva (Palas Atenea, en la mitología griega) es el símbolo de la sabiduría, pero, sobre todo, del poder. El buho siempre ha estado posado donde se encuentra el liderazgo mundial, en el territorio de la potencia dominante del planeta. Hasta hoy estuvo sobre el Capitolio de Washington, pero los expertos creen que pronto se instalará en la plaza de Tien An Men, en Beijing, cuando China se convierta en el país más poderoso del mundo.

Los expertos saben que el Buho de Minerva (que en realidad es una lechuza) se mueve como el sol, siempre desde Oriente hacia Occidente. Hace milenios estuvo ya en China, cuando sus viejas dinastías dominaron el mundo, pero más tarde se desplazó hasta Oriente Medio y se posó en Egipto, Media y Persia. Después se posó sobre Grecia, sobrevolando Atenas, Esparta y Macedonia. De allí pasó a Roma, siempre siguiendo el rumbo del sol, y se mantuvo en la capital del Lacio durante más de siete siglos. Cuando cayó el Imperio Romano, el buho revoleteó muy rápido por el mundo musulmán y por Europa, en busca de un poder estable, hasta que se posó en Bagdad, Damasco y los imperios de Carlomagno, España, Francia e Inglaterra. Después de la Primera Guerra Mundial, el buho empezó a volar desde Londres hacia Washington, donde lleva casi un siglo reposando sobre el Capitolio, presidiendo la hegemonía mundial norteamericana y contemplando desde muy cerca la Casa Blanca.

En torno al Buho de Minerva existe un intenso y apasionado debate en los principales centros de poder y de análisis de los Estados Unidos. Algunos expertos norteamericanos saben que el Buho vuela inexorablemente hacia Occidente, pero creen que el hombre puede retrasar el vuelo con intervenciones acertadas. Creen, por ejemplo, que la lechuza del poder mundial pudo haber permanecido mucho tiempo más en España si Felipe II hubiera invadido y derrotado a Inglaterra, cuando envió la fracasada Armada Invencible, o que pudo haber permanecido mucho más tiempo en Macedonia, si Alejandro Magno no hubiera muerto tan pronto y hubiera tenido tiempo para forjar un imperio sólido. Pero otros, más pesimistas, creen que el vuelo del buho es inevitable y que el tiempo del poder americano ya está pasando,

Los más radicales quieren impedir por cualquier medio el vuelo del buho hacia Beijing. Son muchos los estrategas y políticos que aconsejan a Washington que impida ese vuelo, que derrote a China antes de que se convierta en el Imperio dominante. Los más enloquecidos ante el drama del declive consideran necesaria una “guerra preventiva” para que la lechuza permanezca más tiempo sobre el Capitolio de Washington.

Voto en Blanco


Día de los Inocentes 2010: Voto en Blanco renuncia a la inocentada porque España no está para bromas

28.12.10 | 21:02. Archivado en Política, Democracia, Corrupción, Cultura, España, Zapatero

Había escrito una historia especial para el Día de los Inocentes de 2010, pero no me he atrevido a publicarla, no por miedo a la censura, sino porque España, agobiada por el mal gobierno, la frustración, la tristeza y la crisis, no está hoy para bromas.

La historia, fiel a nuestra tradición de convertir los sueños en realidad, tenía por protagonista a nuestro monarca, el rey Juan Carlos, el cual, viéndose ya en el final de su reinado y cansado de soportar a políticos ineptos y corruptos al frente de los destinos de España, tuvo un golpe de honradez y dignidad política y patriótica y decidió imponer, con la ayuda de las Fuerzas Armadas y de buena parte de la opinión pública, un gobierno de gente honrada, responsable, independiente y de probado prestigio para que sacara a España del foso en el que yace, tras haber sido ultrajada y destrozada durante años por una de las peores castas políticas del planeta, aferrada con sus garras a sus poltronas y privilegios, sin dejar de ordeñar al Estado español, incluso en tiempos de crisis, hasta haberlo dejado casi en coma.

La principal virtud del nuevo y esperanzador gobierno era la valía de sus miembros, pero la segunda, igualmente importante, era que ninguno de sus integrantes pertenecía ni había pertenecido nunca a partido político alguno.

Pero, al leer una y otra vez la historia del "Golpe Honrado" (ese era el título de la historia), salvador de la patria y regenerador, he decidido borrar el archivo y renunciar a publicar este año una inocentada. Ese sueño, irrealizable, me parecía frívolo en estos tiempos de angustia, cuando España está siendo arrasada por sus dirigentes, que causan al pueblo un dolor indescritible y un desasosiego profundo.

Si algún lector es capaz de sentir ganas de bromas en este desierto de miseria y de traiciones llamado España, le invito a releer la inocentada que publicamos un día como hoy, hace justo un año, titulada Zapatero se hace demócrata, otro sueño que no se cumplió ni se cumplirá jamás.

¡Feliz día de los Inocentes!


Las mujeres siguen siendo asesinadas por sus maridos porque España es un país sin justicia ni valores

El pasado domingo se cometió el último crimen hogareño, con el que las víctimas por violencia doméstica en España son ya 58, más que en todo el año 2009. Ante la avalancha de asesinatos de mujeres (y también de algunos hombres), víctimas todos de la violencia familiar, muchos políticos y ciudadanos se preguntan qué es lo que está fallando y por qué no funcionan las leyes y medidas aprobadas para la protección de esas víctimas de la llamada "violencia de género". Las explicaciones y argumentos son muchos, pero ningún político se atreve a reconocer la verdad: España es ya un país sin valores y sin armadura moral, cuya sociedad, modulada por un gobierno nada ejemplar, que convive con la corrupción y practica el despilfarro y el abuso de poder, carece ya de esos frenos morales que impiden la delincuencia.

Pero, además del hundimiento de los valores y de la construcción, desde el poder, de una sociedad moralmente desarmada y bastante envilecida, hay otras razones que explican (aunque no justifican) esa carnicería en los hogares. Una de ellas es el claro desequilibrio de la justicia, que muchas veces, al beneficiar claramente a la mujer, coloca al hombre que ha visto su matrimonio roto en situación tan desesperada que la depresión y el crimen pueden llegar a ser la salida. Conozco en Sevilla el caso de un hombre que se ha quedado sin hogar y que hoy vive en la calle, a pesar de que el piso en el que vivía, hoy ocupado por su ex esposa y su amante, lo compró él con el esfuerzo y el fruto de su trabajo. Estaba tan desesperado ante la injusticia que deberían ponerle vigilancia policial a su es esposa.

Casos como ese, en los que la Justicia beneficia descaradamente a la mujer y condena al hombre al desamparo, hay a millares en esta España desquiciada, cuya escala de valores ha sido demolida por una casta política que ha constituido un deplorable ejemplo para la ciudadanía con sus robos, corrupciones, privilegios injustificados, abusos de poder, despilfarros y otras muchas iniquidades.

Es cierto que España lidera en Europa la legislación contra la violencia, pero lo paradójico es que su cifra de feminicidios está creciendo de manera alarmante este año. La única explicación convincente a ese fenómeno es que España es un país al que el mal gobierno y la baja calidad de la democracia han desquiciado y desarmado de valores y principios.

¿Alguien ha visto al gobierno de Zapatero apelar a la bondad de los ciudadanos, estimulando el respeto, el esfuerzo, la honradez y el amor? ¿Acaso no se dedican, con toda la intensidad posible, a pelearse en público con sus adversarios políticos, a utilizar el dinero público en beneficio propio, a hacer pública ostentación de sus privilegios, riquezas y ventajas y a escandalizar a la sociedad con sus corrupciones y abusos de poder?

Cuando una sociedad carece de ética y cuando la clase política ha dejado de servir de ejemplo, cuando desde el poder se estimula, en las escuelas e institutos, una educación sin esfuerzo y sin respeto, plagada de fracaso escolar y de violencia en las aulas, de nada sirven las órdenes de alejamiento, el teléfono único o el castigo a los asesinos. Desesperados y sin moral, los que matan a sus parejas terminan su asquerosa "faena" suicidándose.

Voto en Blanco


Triunfos del "bien" sobre el "mal"

A pesar del pesimismo intenso que vive el mundo, el "bien" obtiene victorias sobre el "mal", sobre todo en los últimos días, donde hemos vivido éxitos exultantes y logros que enaltecen a los demócratas y a la gente de bien. La concesión del Nobel a Mario Vargas Llosa, un combatiente por la libertad y los derechos, es una gran noticia, como lo ha sido también la concesión del Nobel de la Paz al disidente chino Liu Xiaobo, encarcelado por la perversa tiranía china. Pero, sin duda, el más fuerte éxito de bien sobre el mal se ha producido en Chile, donde un pueblo unido bajo la conducción de un presidente demócrata, ha vivido la euforia del rescate de los 33 mineros atrapados en la mina San José, en Copiapó, al norte del país.

El "mal" y sus representantes siempre se comportan con vileza. Al conocer la concesión de los dos premios Nobel, el presidente boliviano Evo Morales, un genuino representante del mal y miembro de la banda de los forajidos políticos que han logrado aferrarse al poder en algunos países desgraciados del planeta, convocó una rueda de prensa de inmediato, en la que consideró "sospechosas" las nominaciones y lamentó que esos galardones nunca serán concedidos a gente como él, que se autodefinió como "anticapitalista" y "antiimperialista".

Los enemigos de la democracia que han conquistado el poder en algunos países desgraciados del mundo deberían contar con un Premio Nobel "de la Mentira" o "de la Antidemocracia", un galardón que se disputarían el mencionado Evo Morales, Hugo Chávez, Lukashenco, Putin, Mugabe, Al Bashir, Ahmadinejad, Daniel Ortega, Correa y, por supuesto, el amigo europeo de todos ellos, José Luis Rodríguez Zapatero, bajo cuyo mandato España está quedando arruinada, desunida, sin democracia, desarmada de valores y sumida en una tristeza profunda.

Muchos ciudadanos del mundo, al contemplar por televisión las imágenes del rescate de los 33 mineros y las vivencias y sentimientos de sus compatriotas chilenos, hemos sentido envidia.

Si en lugar de haber sucedido en Chile, tal accidente hubiera ocurrido en España, el resultado habría sido, con toda seguridad, muy distinto. Dependiendo del partido gobernante en la "nación" o autonomía donde estuviera localizada la mina, se habrían producido protestas, altercados, empujones, manifestaciones y politicastros luchando por fotos y cámaras, rodeados de periodistas sometidos y entregados a la mentira y a la lisonja.

Los vulgares y mediocres políticos españoles actuales nunca habrían sido capaces, como ha hecho el presidente Piñera, de lanzar al mundo entero un mensaje que enaltece a la raza humana. Habrían optado por pelearse entre ellos. El PP habría dicho que con Aznar eso nunca habría sucedido, mientras que el PSOE, tras acusar del desastre a la "política de la derecha", para captar votos, habría aprobado subvenciones para las viudas de mineros, "víctimas de la derecha". Los sindicatos habrían convocado una huelga general; los empresarios habrían pedido subvenciones para mejorar las instalaciones y la prensa del corazón habría envuelto el rescate con su baba viscosa e inmoral, corrompiendo los mejores sentimientos, mientras compraba exclusivas y aireaba la vida íntima de los mineros con amantes, tendencias homosexuales o hijos ilegítimos. La oposición y el PSOE habrían arrebatado el protagonismo a los mineros sepultados, provocando el vómito de los ciudadanos con sus acusaciones mútuas. Los mineros, por supuesto, habrían muerto, víctimas de la incompetencia de un gobierno como el de Zapatero, que habría derrochado las mejores energías del país en acusar a la derecha del desastre.

Pero la realidad ha sido, por fortuna, diferente y Chile ha brindado al mundo un atrayente espectáculo de humildad, eficacia, unidad y espíritu humano de superación y esfuerzo. El presidente Piñera, cuyas alusiones a Dios sonaban extrañas en la España anticatólica que promueve Zapatero, humilde, sencillo y sonriente, se convirtió, por méritos propios, en el rostro de ese Chile ejemplarizante, demostrando a las sociedades mundiales secuestradas por forajidos y políticos antidemócratas, el valor que otorga Chile a la libertad, a los derechos humanos y a la democracia.

Visto desde la España moribunda de Zapatero, el espectáculo que ha ofrecido Chile es enaltecedor y portador de sentimientos que combinan la admiración con la envidia. Después de lo que hemos visto, a muchos españoles nos gustaría ser chilenos. Hemos contemplado el verdadero patriotismo en acción, el que se sustenta en el respeto, la humildad, el esfuerzo común y la únidad, no el que exhibimos los españoles cuando los nuestros juegan al fútbol con virtuosismo o cuando agitamos las banderitas como borregos, o cuando apoyamos a nuestros partidos políticos, cuyos líderes integran la más ineficaz e insolvente y castrante "casta política" de toda la Unión Europea.

Como dijo el jefe de los mineros: ¡Viva Chile, mierda!

Voto en Blanco


El cine español, la última víctima de Zapatero

24.09.10 | 19:11. Archivado en Corrupción, Cultura, España, Zapatero

Zapatero, cuya política ha arruinado la prosperidad española, el empleo, buena parte del tejido productivo, el prestigio exterior, la confianza y la esperanza de los ciudadanos, también está acabando con el cine español, una industria cultural que hace apenas tres años estaba en línea de crecimiento y parecía prometedora.

Que nadie se confunda porque el cine español, a pesar del "León de plata" otorgado en Venecia a Alex de la Iglesia, está gravemente enfermo y divorciado de la sociedad española. El premio veneciano al director español es como el canto del cisne de una industria que era prometedora y que, como muchas otras actividades y sectores en España, ha sido arruinada por la política y por los políticos.

Odiado por buena parte de los cinéfilos españoles, sin músculo ni capacidad de competir por haber perdido la imaginación y la creatividad, tal vez porque se ha habituado a las subvenciones públicas, generosamente otorgadas por el gobierno de Zapatero, el cine español se muere ahogado por la crisis y por su propio fracaso, sin que la sociedad española derrame una sólo lágrima por esa industria cultural, hasta hace pocos años próspera.

Tan sólo una película española (Que se mueran los feos) recaudó más de un millón de euros en todo el año 2009, lo que constituye un fracaso sin precedentes del cine español, cuya cuota de mercado es apenas del 8.8 por ciento, siete puntos menos que un año antes.

Las causas del desastre del cine español son varias, pero destacan el rechazo de gran parte de los cinéfilos españoles, quizás por el sectarismo del los principales cineastas, que han apoyado a Zapatero hasta lo irracional, después de haber hostigado con la misma intensidad al gobierno de Aznar, y el letal efecto de las subvenciones públicas, que han adormecido y narcotizado una industria cinematográfica que ahora es incapaz de generar calidad y competir.

Muchos expertos y observadores creen que el cine español se ha perjudicado porque muchos cineastas españoles, alineados con la izquierda "progre", han apoyado públicamente a Zapatero, ignorando sus múltiples y terribles errores y fracasos como gobernante, una actitud sectaria que les ha perjudicado y que ha vinculado su imagen a desastres tan impopulares como los del grupo de la "ceja" y la SGAE. En la práctica, el cine español está siendo boicoteado de manera activa por cientos de miles de ciudadanos, muchos de ellos con alto poder adquisitivo y con frecuente asistencia a las salas de proyección.

Otros atribuyen el hundimiento a la piratería, acusación que los expertos niegan porque las estadísticas demuestran que, por su falta de atractivo, el cine español apenas es pirateado. Lo cierto es que, sin las subvenciones públicas, que el gobierno ya no puede otorgar a manos llenas, como antes, porque carece de fondos, el cine español agoniza, incapaz de abrirse camino por sus propios méritos, en el mercado libre.

Influyen también en el colapso cinematográfico el "cerrojo" de las entidades bancarias al crédito fácil y arriesgado, que era el que nutría al cine español, la escasa confianza del capital privado en la capacidad de los cineastas españoles y, sobre todo, la falta de calidad en buena parte de los proyectos.

Voto en Blanco


Miércoles, 22 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930