Mi vocación

El Mesías, rey y sacerdote

20.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

PantocratorEl salmo 109 es de difícil aplicación y los exegetas han discutido y discuten mucho sobre a quien se atribuye. ¿A David?, no fue nunca sacerdote. Es un rey misterioso, quizás es una alegoría a un rey ideal que el pueblo de Israel cantaba en la entronización de un nuevo rey o al celebrar el aniversario de la misma.

Oráculo, palabra dicha por el Señor a mi Señor. Fijémonos que es un señor que se dirige a otro señor del mismo rango. Tiene la misma categoría. Ahí hay algo que no cuadra. Tenemos, ciertamente un salmo mesiánico. Es el ideal que los judíos esperaban de su rey, pero el rey es un ser humano con sus fallos y debilidades, no es un superman.

Entonces será que este salmo lo escribió el salmista inspirado por Dios, para designar otro tipo de señor. En este salmo la Iglesia ha visto desde siempre a Jesús y una llave para abrir el enigma es el versículo que dice: “El Señor a tu derecha, el día de su ira, quebrantará a los reyes” (v 5). Jesús con su resurrección ha sido exaltado a la gloria, sólo él ha vencido al peor enemigo: la muerte con su propia muerte, por ello el Padre lo ha sentado a su derecha, lugar de honor: “El Señor Jesús fue elevado al cielo y está sentado a la derecha de Dios”. (Mc 16,19).

>> Sigue...


Alfarero

18.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

Alfarero

“El Señor se dirigió a mí y me dijo: Baja a la casa del alfarero y allí te comunicaré mi mensaje. Yo bajé y encontré al alfarero trabajando el barro en el torno. Cuando la vasija que estaba haciendo le salía mal, volvía a hacer otra con el mismo barro hasta que quedaba como él quería.
Entonces el Señor me dijo: ¿Acaso no puedo hacer yo con vosotros, israelitas, lo mismo que este alfarero hace con el barro? Vosotros sois en mis manos como el barro en las manos del alfarero” (Jr 18,3-10).

Esto está claro en las Sagradas Escrituras pero no siempre en nuestra cabeza y menos en nuestro corazón. Aceptar la voluntad de Dios nos cuesta y queremos protestar como si la arcilla pudiera protestar ante el alfarero. Nos preguntamos por qué tengo que pasar por esto. Cuando todo lo tenía programado, zaz, todo se va por los aires y mi pobre persona por los suelos.

Mi oración tiene que ser humilde y pensar que Dios quiere hacer de nosotros una pieza única, sólo hay que dejarse hacer. Señor como quieres y cuando tú quieras. Dame la capacidad de ser humilde y saber aceptar tu voluntad con alegría, de ser dúctil como el barro en manos del alfarero. Texto: Hna. Maria Nuria Gaza.


Los ultrajes del insensato

15.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

venezuelaEl salmo 73 es una lamentación del pueblo de Israel ante una desgracia nacional. Las desgracias nacionales siempre las encontramos en nuestro mundo. Pienso en este momento en la dura situación del pueblo venezolano. Es cierto que en años pretéritos había en esta nación unas diferencias abismales entre los bien estantes y una multitud de emigrantes que vivían en una pobreza absoluta. En una conversación sostenida tiempos a, con un venezolano que se quejaba de que no podían vivir tranquilos, ni dejar sus quintas sin vigilantes porque les entraban a robar, recuerdo que le dije, si un día las gentes de estas lomas bajan al valle no va a quedar títere con cabeza.

>> Sigue...


Dios mira al corazón, no las apariencias

13.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

Mirar el corazónEn la elección de David como rey de Israel, de forma palpable se ve que Dios mira al corazón no la apariencia de de los hombres.

Cuando Samuel es enviado a Belén a la casa de Jesé para ungir al nuevo rey pasan por delante del profeta sus hijos para que el Señor le haga ver quien ha elegido como nuevo rey. El profeta al ver la buena apariencia de uno de los hijos de Jesé piensa: “De seguro que me encuentro ante el elegido de Dios” (1S, 7) pero no fue así. Pasaron ante Samuel todos sus hijos de los cuales ninguno era el elegido. Entonces el profeta pidió al padre: “No tienes ningún otro hijo”, éste respondió: “Queda el más pequeño que está cuidando el rebaño”. Entonces lo mandaron a buscar. Y este fue el elegido por el Señor.

El menor, el más modesto, se podría decir él que no contaba para nada. Y allí lo ungieron y desde entonces el espíritu del Señor se posó sobre David. Una de las virtudes que resalta la Sagrada Escritura de este rey fue su humildad, supo reconocer sus errores. Pasó de ser pastor de ovejas a pastorear al pueblo elegido.

Lo peor que le puede pasar a un gobernante es creerse el mejor. El único “mejor”, o dicho con más precisión el inmejorable es Jesús. Cuando más se parezca a él, mejor gobernante será. Texto: María Nuria Gaza.


Esta noche la libertad

11.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

Esta noche la libertadLa novela de Dominique Lapierre y Larry Collins “Esta noche la libertad” relata de forma amena y bien documentada la independencia de la India y Pakistán, en 1947. Algunos piensan que si Mahatma Gandhi hubiera sabido que independizarse del imperio británico hubiera causado tanta mortaldad, quizás no hubiera luchado tan férreamente para lograrla.

La realidad es que las independencias siempre están teñidas de sangre y mucho sufrimiento. Este es el precio que hay que pagar para sacarse de encima el yugo del opresor. En la actualidad vemos como este país, la India, por el conocimiento que tengo del mismo, por la relación sostenida con nuestras Hermanas que viven entregadas al progreso de este pueblo, ha hecho un buen camino.

Hay todavía mucha pobreza, no se puede llegar a la cumbre de un día para otro, pero es mucho lo que se ha logrado. Luchar por una educación de calidad y por la salud son dos aspectos básicos que las Dominicas de la Presentación tienen como principal objetivo en su misión.

Cambiar la mentalidad de tantos años, con culturas tan arraigadas, especialmente con el problema de las castas, cuesta. Es cuestión de mucha perseverancia, no se puede abandonar ante las dificultades. La ilusión por superarlas, el amor hacia el pueblo, comprobar los avances por pequeños que sean mantienen el ánimo de los que viven entregados a la causa del progreso. Texto: María Nuria Gaza.


Nacimiento de la niña María

08.09.17 | 08:00. Archivado en María

María nacimientoHoy celebra la Iglesia un nacimiento excepcional: El de María la madre de Jesús. Los evangelios no nos narran ningún acontecimiento relacionado con el nacimiento y la infancia de esta hija de Joaquín y Ana. Para ello tenemos que recurrir a los evangelios apócrifos del siglo II d. C., muchas veces llenos de florituras contrarias a las narraciones austeras de los cuatro evangelistas, pero con sus explicaciones podemos entresacar ciertas verdades. La iconografía del nacimiento de María es también muy abundante. Siendo la madre de Jesús una figura tan relevante en la vida del Salvador, no es extraño que los cristianos buscaran por todos los medios entresacar algunas verdades de esta pequeña judía que iba a ser elegida para ser la madre de Dios.

>> Sigue...


La avaricia

06.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

AvariciaLa sobriedad es una virtud, la avaricia es su contrario. Sin embargo no siempre es fácil ver donde está el límite entre la sobriedad y la avaricia. El que sueña solamente en amasar sin resquicio de generosidad es un avaro. Éstos son duros con el prójimo, ninguna miseria les conmueve; su excusa es que los pobres lo son porque son unos holgazanes. Buena excusa para no tener que abrir la mano para socorrer al indigente.

Jesús en el evangelio reprocha al que sólo piensa en almacenar. San Juan Clímaco, monje ascético y maestro espiritual, compara la avaricia con la idolatría, su Dios es el dinero. Ya se decía en la antigüedad que el dinero al mudo hace hablar y al inválido caminar. También este monje de siglo sexto, dice que cuando no hay dinero los sentimientos son dulces y suaves y cuando hay mucho dinero la mano y el corazón se cierran. Por suerte esto no siempre ocurre. Hay personas ricas que saben desprenderse de sus bienes para socorrer al necesitado y que su mano izquierda no sabe lo que hace su derecha. No hacen ostentación de su generosidad. Texto: Hna. María Nuria Gaza.


En tus manos

04.09.17 | 08:00. Archivado en Oración

Futuro“Lo que no estaba en mis planes, estaba en los planes de Dios” (E. Stein). Estas palabras hace tiempo que me acompañan de alguna manera. Me hablan e invitan a poner la confianza en Dios, a tratar de buscarle en todo aquello que vivo en el día a día, aunque a veces no sea fácil, pero sin duda, que la propia vida está en sus planes.

Le pido a menudo al Señor que me ilumine y guíe a descubrir verdaderamente cuáles son sus planes conmigo, por donde seguir caminando en fidelidad. Me invita a ser capaz de mirar más allá, y ello conlleva el salir de aquello que puedo controlar o me da más seguridad, de lo que está a mi alcance e incluso pueda depender de mí. Hoy y ahora, como en cada latido de nuestra existencia Dios está presente aunque no lo palpe, aunque no lo reconozca. Quizás estamos demasiado ocupados en lo nuestro como para dejarle espacio, como para llevarlo como compañero de viaje, como para dejarle trastocar quizás nuestros planes.

Ayúdanos Señor, a ponernos de verdad y desde el corazón en tus manos, a ser testigos agradecidos de tu Amor, a seguir entrando en tus planes y vivir el hoy contigo. En tus manos me pongo y confío, para seguir el sendero de la vida.

>> Sigue...


Catatumbo, tierra de violencia

01.09.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

catatumboEn esta región, en el Catatumbo, están nuestras Hermanas trabajando en un Escuela Normal Superior en el municipio de Convención, están también presentes en Tibú.

Es una zona de violencia en la cual las Hermanas Dominicas de la Presentación tienen muchas ocasiones para consolar debido a los ajustes de cuentas y los enfrentamientos que operan en la región: la muerte violenta es desgraciadamente frecuente.

>> Sigue...


Rut, la extranjera

30.08.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

rutEl pueblo judío fue reacio a los extranjeros por temor de que perdiera la pureza de costumbres establecida en la ley mosaica. Sin embargo tenemos un buen ejemplo que la excepción confirma la regla en el libro de Rut. Este libro del Antiguo Testamento respira todo lo que se opone a toda clase de racismo o nacionalismos de miras estrechas.

Rut, esta extranjera moabita que no quiere abandonar a su suegra Noemí viuda, que además ha perdido a sus dos hijos sin dejar descendencia, es un claro ejemplo de un espíritu universalista sólo superado en el Nuevo Testamento. Viuda y sin hijos, Noemí decide regresar a su tierra natal de donde había salido en compañía de los suyos ya que el hambre que reinaba cuando dejaron su tierra había menguado.

>> Sigue...


Basta ya

28.08.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

Barcelona¡Basta ya de violencia, terror y muerte! Ya son demasiados los atentados perpetrados en Europa y en el mundo por enemigos de la paz y la convivencia pacífica.

Dios creó al hombre para que sometiera la tierra, pero no para maltratarla y menos para que el hombre fuera un lobo para el otro hombre. Estos días uno no puede pasear por la Rambla de Barcelona sin que no le vengan los sucesos del 17 de agosto y si lo quisiera olvidar ahí están las miles de flores depositadas en el lugar del atentado terrorista. Con el calor del sol más que gentiles flores, aparecen mustias de tristeza por los que ahí perdieron la vida, por los heridos y por los familiares que lloran a los que les han robado la vida de forma cruel y sin sentido. ¿Qué han ganado con la muerte de estas personas, estos jóvenes? Perder también ellos la vida o la cárcel. El que les imbuyó a tales actos tienen la sentencia de Jesús: “Ay del que escandalice a uno de estos…” Teniendo presente que escandalizar es llevar al otro a hacer el mal.

>> Sigue...


José, intérprete de sueños

25.08.17 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

JoséLos sueños acompañan la vida de José, el hijo preferido de Jacob, por ser hijo de la esposa amada por el patriarca, Raquel, y por la que tuvo que trabajar siete años para conseguirla (Cfr. 29,1-34).

Los primeros sueños de José, cuando era joven y vivía con su padre y sus hermanos, le valieron ser vendido como esclavo a Egipto. Sus hermanos le tenían envidia por que se daban cuenta de que su padre lo prefería a ellos y porque él sin malicia contaba sus sueños, que en realidad parecían un tanto pedantes. Hasta su padre una vez le recriminó: “¿Acaso tu madre, tus hermanos y yo tendremos que inclinarnos delante de ti?” (Gn 37,10). Con todo el padre del muchacho pensaba mucho en lo que había dicho.

Llegó la ocasión en que los hermanos de José se lo quitaron de encima de forma malvada vendiéndolo a unos mercaderes y éstos a su vez lo vendieron como esclavo a un egipcio. Pero José, joven bueno e inteligente que tenía al Señor con él, en las situaciones más penosas saca partido y no tanto en bien propio sino en bien de los demás. Sabe aprovechar las dotes que Dios le ha regalado. No hace como el criado necio que entierra en el suelo el talento que le confía su dueño, no! Saca provecho de los dones que tiene y los pone al servicio social del país en el cual vive como extranjero. Y no sólo para Egipto sino también para los pueblos vecinos.

>> Sigue...


Jueves, 19 de octubre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Octubre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031