Mi vocación

Si no os convertís todos pereceréis

31.10.16 | 08:00. Archivado en Santos

Todos los SantosLa primera parte del salmo ochenta nos recuerda una celebración del pueblo judío en el templo de Jerusalén. Hacen memoria de su caminar hacia la tierra prometida. Ahora que ya la han alcanzado, todo son vítores y cantos de fiesta acompañados con instrumentos musicales: “Aclamad a Dios nuestra fuerza, dad vítores al Dios de Jacob, acompañad, tocad los panderos, las cítaras templadas y las arpas; tocad la trompeta por la luna nueva por la luna llena, que es nuestra fiesta” (v 2-4).

Pero tiene una segunda parte que es una llamada a la conversión: “Escucha, pueblo mío, doy testimonio contra ti, ojalá me escuchases Israel. No tendrás un dios extraño, no tendrás un dios extranjero” (9-10). Es que el pueblo de Israel, una vez instalado en la tierra prometida, se hizo olvidadizo de los favores de Yahvé cayendo de nuevo en la infidelidad. Es que los pueblos que estaban junto a Israel eran un peligro para ser fieles a la ley de Dios.

>> Sigue...


Iraq blindado

28.10.16 | 08:00. Archivado en Medio Oriente

IraqLas noticias que nos llegan por los medios de comunicación sobre la ofensiva contra el Estado Islámico no son un camino de rosas sino un tremendo calvario que está costando la vida a mucha gente y genera mucho sufrimiento. Tiene en vilo a casi la totalidad de la población civil que se pregunta cuánto tiempo va a durar esta dura situación de éxodos, personas que huyen ante el temor de los enfrentamientos.

Nuestras hermanas Dominicas de la Presentación, residentes en Bagdad, que rigen una escuela primaria y un hospital en el barrio chií de Karrada nos cuentan que su barrio está blindado. No pueden ni entrar ni salir de él. Conseguir llegar hasta el hospital en ambulancia es una odisea por los controles antes de dejar entrar en la zona. De tal modo que si una ambulancia con un enfermo grave quiere llegar al hospital, es preferible llevarlo a otro centro por el peligro de que el enfermo fallezca antes de llegar.

>> Sigue...


Un grano de mostaza

26.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

MostazaEl grano de mostaza es esta pequeña semilla que se emplea para condimentar los alimentos. Cuando se siembra un grano de mostaza, éste crece y se hace un árbol frondoso donde pueden cobijarse los pájaros. Jesús empleó el ejemplo de esta semilla en dos ocasiones: “Si tuvierais fe como un grano de mostaza dirías a este monte échate al mar y lo haría”. O también: “El Reino de Dios se parece a un grano de mostaza que un hombre toma y siembra en su huerto, crece, se hace arbusto y los pájaros anidan en sus ramas”.

Esta pequeña semilla es un ejemplo de lo que nosotros podemos hacer. Ante todo no despreciar nunca los pequeños servicios que podemos prestar o los que los demás nos prestan a nosotros. No digamos nunca que no merecen la pena: Una sonrisa, un escuchar con atención al otro, una palabra amable o de ánimo al que está decaído son de gran ayuda. Es como el pequeño grano de mostaza que se desarrolla y en el que se pueden cobijar los que se acercan a nosotros.

Tener fe como un grano de mostaza puede mover montañas, es esperar contra toda esperanza: Dios está ahí. Y como el grano de mostaza que da sabor a las comidas, nuestro modo de obrar puede dar sentido a los que se codean con nosotros. Texto: Hna. María Nuria Gaza.


Conducir o seducir

24.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

SamaritanaEn el evangelio de San Juan en su capítulo cuatro nos narra el encuentro de Jesús con una mujer. Una mujer samaritana que en su pueblo no debía tener demasiada buena reputación. Había tenido seis maridos y el hombre con el cual vivía en aquel momento no era su marido. Jesús entabla conversación con ella no para seducirla, como debían hacer aquellos otros maridos, sino para conducirla hacia el Padre.

A lo largo del intercambio Jesús, gran pedagogo, responde a sus preguntas y la interpela con sus expresiones: “Si conocieras el don de Dios y quien es el que te pide agua, él te daría agua viva” (10). Esta respuesta de Jesús pone en el corazón de esta mujer una inquietud. ¿Será el Mesías el hombre que tiene frente a ella? Jesús le dice: “El Mesías soy yo, que está hablando contigo” (26).

>> Sigue...


Hermana Albertina

21.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

CieloHermana Albertina es una religiosa Dominica de la Presentación colombiana. Es enfermera. Mujer intrépida que ama mucho al Señor y a las gentes de los pueblos que están más alejados, de difícil acceso, en los que hay que ingeniarse para poder aliviar sus dolencias. Actualmente es casi centenaria pero todavía guarda el vigor de la juventud.

Después de pocos años de profesión la mandaron a Támara para hacerse cargo del dispensario que la Congregación tenía en esta población andina. En aquella época el único medio de transporte era a lomo de yegua. Oír explicar sus hazañas de juventud es admirable. Allí por falta de médico se tuvo que enfrentar a una pierna de un hombre, padre de siete hijos, que la tenía en una parte con gangrena. Sin médico, ¿qué podía hacer ante tal situación? Se encomendó al Señor y a la Virgen María, y dijo al buen hombre, que era el zapatero del pueblo: “Mañana por la mañana venga sin desayunar y con una botella de agua ardiente”.

>> Sigue...


La Trata

19.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

La Trata“La trata de seres humanos es la expresión cruel y moderna de la esclavitud y una de las peores violaciones posibles de los derechos humanos” (Entidades de la Iglesia en respuesta a la Asamblea General de las Naciones Unidas).

El tráfico de humanos viene de lejos y la abolición de la esclavitud en el mundo tiene diversos momentos. Pero todo y que Abraham Lincoln firmó la emancipación de los esclavos, no por ello se solucionó el problema y de tal manera, de una forma más solapada, continua existiendo en la actualidad. Existen en nuestros tiempos, diversos tipos de esclavitud, que van desde el trabajo de menores, tráfico de órganos, explotación sexual, etc., en una palabra personas consideradas como mercancía, como instrumento de enriquecimiento para unos pocos.

>> Sigue...


Pobre patria de Simón Bolívar

17.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

Venezuela
La primera vez que estuve en Caracas, el año 1982, me impresionó muchísimo la ciudad de Caracas: la parte del valle con barrios distinguidos, rodeados en sus lomas por barrios enormes de invasión que subían sierra arriba en una de las laderas y en la otra casas de sólida construcción. Eran zonas enfrentadas de forma escandalosa. Me comentaba un caraqueño: “Imagínate, no podemos dejar solas nuestras casas porque vienen y nos roban”. Yo pensé en mis adentros pues si un día se deciden los de los barrios de invasión a bajar al valle no queda títere con cabeza.

La realidad actual es diversa. Nuestras hermanas venezolanas nos comentan: “Nuestra opción por la justicia y por la paz nos exigen acompañar a nuestro pueblo ante la crisis que se ha desatado ferozmente”. La violencia campa a sus anchas. En los hospitales no traen heridos sino muertos. Los médicos tienen que aplicar morfina a los heridos de bala para que mueran sin dolor, como en tiempo de guerra, por falta de medicamentos y de los insumos necesarios para detener las hemorragias. El Estado sigue negando la crisis humanitaria y cierra los oídos al grito de los enfermos: “Tenemos derecho a morir de viejos y no de enfermos en un país rico que gasta el dinero sin sentido”.

>> Sigue...


La misericordia del Señor

14.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

MisericordiaDar gracias al Señor y proclamar su misericordia es una expresión que arranca con frecuencia en los salmos. El salmo 137 es uno de ellos.

La acción de gracias inicia este poema: “Te doy gracias, Señor, de todo corazón; delante de los ángeles tañaré para ti” (v 1). La acción de gracias iba acompañada generalmente, con cánticos e instrumentos musicales.

Esta acción de gracias que al principio es personal: “Me postraré hacia tu santuario, daré gracias a tu nombre por tu misericordia y tu lealtad” (v 2), pasa luego a invitar a todos a alabar y dar gracias al Dios sublime: “Que te den gracias, Señor los reyes de la tierra” (v 5).

>> Sigue...


Guía nuestros pasos…

12.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

En el cántico de Zacarías se proclama: “Por la entrañable misericordia de nuestro Dios, nos visitará el sol que nace de lo alto, para iluminar a los que viven en tinieblas y en sombra de muerte, para guiar nuestros pasos por el camino de la paz"

VisitaEn este día, quiero pedirle al Señor que guíe nuestros pasos, precisamente por el camino de la paz, donde se construye la vida. Que nos abra el corazón a ser personas de paz y sobre todo portadoras de ella, a saber pacificar nuestra alma incluso cuando “la vista se nos nubla”, cuando en nuestro interior no brota la paz. Hay momentos en que la paz que se vive, se puede esfumar fácilmente por una “nube” que alguien decidió descargar. ¡Qué difícil es humanamente poner la otra mejilla!

Pero la paz verdadera que nace del Dios que nos visita en nuestra vida, del que forma parte de ella, es tan sólida, que nos invita a tomar más conciencia del camino interior que se tiene que ir realizando, de la respuesta personal que se da junto al Dios que guía nuestro caminar. A pesar de los contratiempos, contrariedades o dificultades, que nada ni nadie nos quite la paz del corazón, la alegría, las ganas de vivir lo que la brújula de Dios nos indica. Gracias, Señor por apaciguar mi alma, por guiar mis pasos, por la luz de un nuevo día, por todo lo que cada día pones entre mis manos. Gracias por quererme en tu Vida. Que la Virgen nos ayude en este caminar. Texto: Hna. Ana Isabel Pérez


10.10.16 | 08:00. Archivado en Santos

JuanXXIII 11OctubreMañana, 11 de octubre, celebraremos la fiesta de San Juan XXIII. Su pontificado se distinguió, por la convocación del Concilio Vaticano II.

Conoció la violencia de la guerra de primera mano ya que tuvo que participar en la I Guerra Mundial, y en su encíclica “Pacem in Terris” defendió lo importante que es buscar caminos de convivencia entre los pueblos. Decían que iba a ser un Papa de transición pareciendo que esperaban poco de su pontificado, pero iban muy errados los que así pensaban .

En una Hoja Dominical del año 1962 del arzobispado de Barcelona, el sacerdote y reportero del Concilio, Ramón Cunill, escribía:

“En el cuarto aniversario de su elección, a la altura de sus ochenta y dos años gloriosos, el Papa Juan XXIII semeja un patriarca bíblico de fecundidad asombrosa o un atleta irreducible a quien no alcanzan los golpes de ninguna adversidad, un escalador audaz que en la cumbre divisa nuevas alturas y se remonta a los espacios puros y solemnes acotados para las almas grandes.
Espíritu sencillo, cuerpo robusto de campesino, mente de prócer privilegiado y corazón inmenso, el puesto más alto no le da a este hombre ni asomo de vértigo; el Pontífice de estas horas críticas, de sesgos tan difíciles de gobierno, es al mismo tiempo el buen párroco sosegado y piadoso con quien cada uno de nosotros quisiera confesarse y a quien iríamos tranquilos a buscar consejo.
Ni un lustro lleva en el supremo Pontificado y ¡qué inmensa labor! “explevit tempore multa”, en tiempo tan escaso, con asombro universal, el mundo le saluda con gozo creciente porque “ha llenado tiempos grandes”. El Papa de las obras de misericordia, el Papa de la paz, el Papa de la “Mater et Magistra”, el Papa del Concilio”.

¡Qué descripción tan justa! Texto: Hna. María Nuria Gaza.


El libro de los salmos

07.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

SalmoJuan Calvino decía: “Tengo la costumbre de definir el libro de los Salmos como una anatomía de todas las partes del alma, porque no hay sentimiento del hombre que no esté representado como en un espejo. Aún más el Espíritu Santo ha puesto en vivo, todos los dolores, las tristezas, los temores, las dudas, las esperanzas, las preocupaciones, las perplejidades, hasta las más confusas emociones que giran en torno al ánimo de los seres humanos”.

El monje benedictino de Montserrat, Hilari Raguer, comenta en su libro “Para comprender los salmos”, Verbo Divino 2010:

“Me entristecen aquellas personas tan suficientes o creídas que osan despreciar los salmos porque les parecen imperfectos, poco espirituales o demasiado alejados del evangelio. Ésos nunca los podrán entender. No se trata de negar las numerosas dificultades que el Salterio, como todo el resto de la Biblia (incluido el Nuevo Testamento) presenta. Pero hay que empezar por inclinarse reverentemente ante el arpa mágica (leyenda japonesa que cita el autor sobre un arpa mágica que sólo tocaría magnificas melodías con el arpista que no se impusiera a la misma) y dejar que ella hable y cante. Algún día entenderás el sentido de aquel salmo, o de aquel versículo que te chocaba, o simplemente no entendías.
Nuestros ciento cincuenta salmos son la selección y destilación de lo mejor de lo mejor de mil años de oración de Israel. Pero este tesoro no lo podrá saborear quien se acerque a ellos cegado por sus prejuicios”.

Para mí los salmos son luz en mis oscuridades, consuelo en mis tristezas, alegría en los momentos gozosos. ¡Qué mejor que orar con los salmos que son Palabra de Dios! Texto: Hna. María Nuria Gaza.


El ayuno que agrada a Dios

05.10.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

AyunoEl ayuno es una práctica muy presente en la Sagrada Escritura. Pero no todos los israelitas tenían una concepción justa del mismo; por esta razón los profetas arremetían contra lo que ellos llamaban ayuno y que Yahvé detestaba. Isaías en su capítulo 58 declara: “¿Creéis que el ayuno que me agrada consiste en afligirse, en agachar la cabeza como un junco y en acostarse entre ásperas ropas, sobre ceniza? ¿Esto es lo que vosotros llamáis ayuno, día agradable al Señor? Pues no lo es. El ayuno que a mí me agrada consiste en esto: en que rompas las cadenas de la injusticia…que recibas en tu casa al pobre sin techo, en que vistas al que no tiene ropa y no dejes de socorrer a tus semejantes" (58,5-7).

En una palabra lo que reclama el profeta en nombre de Dios es la misericordia. Asimismo el profeta Oseas dice a los israelitas: “Lo que quiero es misericordia, y no sacrificio, y conocimiento de Dios más que holocaustos” (Os 6,6). Jesús recoge estas citas de los profetas en casa de Mateo cuando los fariseos critican al Maestro de comer con publicanos y pecadores: “Id, pues, y aprended lo que significa: Misericordia quiero y no sacrificio. Porque no he venido a llamar a los justos sino a los pecadores” (Ma 9,13). Con esta expresión Jesús nos enseña la auténtica práctica del ayuno, sin despreciar por ello el ayuno en sí. Es que la misericordia es lo que más nos asemeja al corazón del Padre: “Sed misericordiosos como el Padre” (Lu 6,36). Texto: Hna. Maria Núria Gaza.


Un gran desastre

03.10.16 | 08:00. Archivado en Medio Oriente

Salmo 79Medio Oriente siempre ha sido una región llena de sobresaltos y actualmente parece que la paz sea algo imposible de lograr.

El salmo 79 es una expresión de esta situación en la cual la paz es un bien difícil de alcanzar. El salmista clama a Dios como pastor, el que guía el pueblo de Israel pero parece como si Dios se despistara y olvidara su misión de proteger su pueblo: “Pastor de Israel, escucha, tú que guías a José como un rebaño… Despierta tu poder y ven a salvarnos” (v 2 y 4).

Continua el salmo con una exclamación: “Oh Dios restáuranos que brille tu rostro y nos salve” (v 4). Es como un reclamo al Señor de que no se olvide de su heredad, pues parece que hace oídos sordos a sus súplicas: “Señor de los Ejércitos, ¿hasta cuándo estarás airado mientras tu pueblo te suplica? Le diste a comer llanto, a beber lágrimas a tragos” (v 5 y 6). Comer llanto, beber lágrimas son expresiones muy gráficas del dolor de un pueblo. Pienso que estas pueden ser expresiones de tanta gente que sufre las consecuencias de una guerra interminable. ¡Pobres sirios! Unos viven bajo el efecto de las bombas y otros huyen de ellas con la esperanza de encontrar donde poder vivir en paz, pero su camino está lleno de obstáculos y de incomprensiones. La vida de los refugiados es muy dura.

>> Sigue...


Miércoles, 18 de octubre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Octubre 2016
LMXJVSD
<<  <   >  >>
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31