Mi vocación

José

23.09.16 | 08:00. Archivado en Cosas de Dios y de la vida

JoséLa historia de José es una historia conmovedora de enemistad y magnanimidad entre hermanos. Una enemistad suscitada por la envidia. Jacob amaba a José, hijo en su ancianidad y de la esposa deseada por la cual tuvo que trabajar largos años. Sus hermanos no toleraban la ternura del padre hacia este hijo. ¡Hermanos y enemigos! No parece normal y sin embargo es una realidad que encontramos narrada en varias ocasiones en la Sagrada Escritura: Caín mata a su hermano Abel por envidia. Esaú y Jacob, hermanos gemelos, enfrentados por el derecho de primogenitura y en la vida corriente sucede otro tanto. Aún recuerdo una conversación que de niña sostuvieron mi madre y un primo suyo que se había enemistado con su hermano, el primo le dijo: “Hoy he visto a uno que había sido mi hermano”. A lo que ella le respondió: “Mal te pese toda la vida será tu hermano”. Esta frase quedó gravada en mi mente.

La envidia de los hermanos de José llegó al colmo cuando su padre le regaló una túnica de gran valor. (Cfr. Ge 37,3-4). Así que un día viéndole llegar de lejos deciden matarlo, a lo cual uno de los hermanos, Rubén, se opuso; acabaron vendiéndole a unos mercaderes que se dirigían a Egipto. Antes, lo despojaron de su túnica que entregaron a su padre manchada de la sangre de un cordero que degollaron para hacerle creer que una fiera lo había atacado.

José después de diversos acontecimientos y penurias entra al servicio del Faraón y de este modo pudo salvar a toda su familia del hambre. José no se venga de la maldad de sus hermanos, al contrario todo lo interpreta como una gracia para salvar a los suyos. Cuantos disgustos nos ahorraríamos si aprendiéramos a ver el lado positivo de los acontecimientos. Texto: Hna. María Nuria Gaza.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Martes, 18 de septiembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Septiembre 2018
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
         12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930