Vida Saludable

Dos millones de casos de apnea del sueño sin diagnosticar en España

08.08.08 | 11:48. Archivado en Forma física
  • enviar a un amigo
  • Imprimir contenido


(PD).- Roncar intensamente de forma entrecortada y padecer más sueño del normal son los principales síntomas de la apnea del sueño, enfermedad de la que se calcula que hay cerca de dos millones de pacientes sin diagnosticar en España.

Así se indica en el documento del Consenso Nacional sobre el síndrome de apneas-Hipopneas del sueño, adoptado por los especialistas en esta enfermedad, informó en una entrevista con Efe neumóloga Gemma Rubinos, una de las responsables de la Unidad del Sueño del Hospital Universitario de Canarias (HUC).

La apnea del sueño es una enfermedad infradiagnosticada. Un 3,5 por ciento de los hombre y un 3 por ciento de las mujeres padecen está patología, pero sólo se ha diagnosticado y tratado del 5 al 9 por ciento de los 1.200.000 a 2.150.000 de afectados que se estima.

La unidad del sueño del Hospital Universitario de Canarias ha diagnosticado más de mil casos desde que en 1996 empezó a funcionar.

Gemma Rubinos señaló que de los 3.300 enfermos de la zona que cubre el HUC que deberían tener instalados en su hogar un dispositivo de presión continua en las vías respiratoria, solo 750 cuentan con ellos.

Según la neumóloga del Hospital Universitario, esta enfermedad consiste en frecuentes paradas respiratorias mientras se duerme, superiores a los diez segundos, durante las que no entra aire a los pulmones y se siente la necesidad de respirar con más intensidad.

Después de esto, el paciente produce fuertes ronquidos hasta que se repite el ciclo.

La doctora indicó que al dormir, los músculos se relajan y las vías respiratorias se estrechan más de lo normal, lo que hace que en algunos casos se colapsen y el aire no entre en los pulmones.

Más de dos minutos sin respirar, en concreto 138 segundos, fue el tiempo que estuvo el paciente que ha registrado la pausa más larga en el Hospital Universitario. Según la neumóloga en casos como éste el organismo se adapta para superar los paros.

La apnea del sueño puede hacer peligrar la vida, ya que se asocia con un latido irregular del corazón, alta presión sanguínea y ataque cardíaco, entre otras enfermedades.

La calidad de vida también se ve afectada, pues al detenerse la respiración se producen despertares cerebrales inconscientes, lo que provoca que los pacientes no descansen lo suficiente pese a dormir las horas necesarias.

"Se sienten cansados en el trabajo, incluso se duermen al conducir, el 30 por ciento dice que tiene somnolencia al conducir", afirmó Gemma Rubinos.

La apnea del sueño afecta principalmente a hombres obesos de mediana edad, aunque también aparece en mujeres, que partir de la menopausia igualan en número a los varones

La neumóloga afirmó que el alto porcentaje de hombres se debe a cuestiones hormonales, ya que los varones cuando engordan lo hacen en abdomen y cuello, lo que provoca que la vía aérea sea más estrecha de lo normal.

La obesidad es el factor condicionante de la apnea, según Gemma Rubinos, y destacó que se trata de una enfermedad propia de los países desarrollados, ya que en un 95 por ciento de los casos está relacionada con el sobrepeso.

El primer tratamiento debe ser reducir los factores de riesgo más frecuentes, como la obesidad, y los agravantes, como el alcohol, los fármacos sedantes, la privación de sueño y el tabaco, así como evitar dormir boca arriba.

En la mayoría de los casos, si el paciente adelgaza reduce el número de paradas respiratorias, la duración de éstas es menor, y se le puede retirar el dispositivo que le aporta aire continuamente mientras duerme.

Según la doctora, la enfermedad es relativamente frecuente en los niños: hasta los cinco años un 3 por ciento de la población infantil padece apneas del sueño.

Las amígdalas, las alergias nasales y la obesidad son factores que influyen en el desarrollo de esta enfermedad en los menores, que pueden manifestar como síntomas retraso en la escuela y en el crecimiento y la hiperactividad.

El dispositivo de presión continua positiva por vía nasal (CPAP), aplicada durante el sueño, es el tratamiento más importante y eficaz frente a la apnea del sueño, indicó la doctora.

El aparato consiste en una mascarilla nasal unida a una turbina que emite aire a una presión determinada que impide las obstrucciones de la vía respiratoria superior.

Cerca de 500 personas están en la lista de espera del Hospital Universitario de Canarias para saber si padecen apnea del sueño.

Según la doctora, el alto número de pacientes en lista de espera se debe a la necesidad de efectuar los estudios durante toda una noche con aparatos costosos.

Cada semana se realizan 25 estudios en el Hospital Universitario, 20 poligrafías, que sirven para detectar el 80 por ciento de los casos; y cinco polisomnografía, una prueba más compleja que registra diversas señales fisiológicas y permite que un enfermero vigile al paciente mientras duerme y visione el resultado del examen.

Efectuarse un examen con diversos electrodos adheridos al cuerpo mientras se duerme en un lugar extraño resulta traumático para algunos pacientes, explicó el enfermero de la unidad de sueño, José Ortega, quien señaló que a pesar de que no puedan dormir toda la noche, con dos horas es suficiente para las pruebas.

Agencia EFE


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Sábado, 29 de noviembre

    BUSCAR

    Los mejores videos

    Síguenos

    Hemeroteca

    Noviembre 2014
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
         12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930

    Sindicación