Un país a la deriva

¡Lo pintan y la pintan Calvo!

19.07.18 | 17:58. Archivado en Política Nacional

CARMEN CALVO EMPEÑADA EN EL LENGUAJE INCLUSIVO REFORMARÁ LA CONSTITUCIÓN, AUNQUE LA RAE NO LE ASESORE Y ACABARÁ CON “EL MASCULINO ABSOLUTO” DE LA CONSTITUCIÓN.

Lo peor que puede hacer un polítique (palabro que incluyo para que sustituya a político y política) es crear problemas donde no los hay. Sin embargo, ese suele ser el comportamiento habitual, el típico de los “picapleitos” que viven de los conflictos e intentan prolongarlos el máximo tiempo posible para finalmente llegar a pactos. Son una escoria, una especie de parásitos de la sociedad que aplican aquello de cuanto peor, mejor para ellos. Y cualquier causa por surrealista que sea les sirve como excusa para “montar el pollo” y crispar a la sociedad en un debate estéril. Son múltiples las “causas justas” que merecen su atención y que usan para exacerbar los ánimos de los ciudadanos y crear una corriente de protesta ante supuestas injusticias reales o ficticias. Y si esas causas pueden usarse contra el enemigo político, pues mucho mejor.

Y algo de eso le está pasando a este sectario y radicalizado PSOE liderado por Pedro Sánchez y su equipo de confianza como José Ábalos, la vice Carmen Calvo, la portavoz Isabel Celáa o la responsable de defensa, Margarita Robles. Cada uno en su área de responsabilidad ministerial va dejando huella de ese sectarismo y esa radicalización, inaceptables en un Gobierno dispuesto imponer su programa sin la legitimidad de haber pasado por las urnas y obtener el apoyo de los ciudadanos en unas elecciones generales. Al contrario, su acceso al poder se produce tras una moción de censura exitosa gracias al apoyo de los enemigos de España: los golpistas catalanes de ERC y PDeCAT y los nacionalistas y proetarras vascos.

La última en dejar constancia de su sectarismo, demagogia y populismo ha sido la vicepresidenta del Gobierno y Ministra de la Presidencia, relaciones con las cortes e Igualdad (la cartera ya es de por si toda una provocación), Carmen Calvo Poyato. Esta Doctora en Derecho constitucional y de amplia trayectoria política en el PSOE, al que no obstante no se afilió hasta 1999, y declarada feminista que opina que “el machismo es otra forma de fascismo”, pretende nada menos que reformar gramaticalmente la Constitución y desterrar lo que llama “el masculino absoluto” del texto, usando un “lenguaje inclusivo”. ¿Y esto qué é lo que é? se preguntarán ustedes. Pues simplemente hacer distinción del género femenino singular y plural en aquellos sustantivos y adjetivos que lo admitan. Por ejemplo, tomemos el artículo 2 donde entre paréntesis indico el posible añadido:

La Constitución se fundamenta en la indisoluble unidad de la Nación española, patria común e indivisible de todos los españoles (y las españolas) , y reconoce y garantiza el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que la integran y la solidaridad entre todas ellas”.

O el Artículo 9 en sus puntos 1 y 2:

1. Los ciudadanos (y las ciudadanas) y los poderes públicos están sujetos a la Constitución y al resto del ordenamiento jurídico.
2. Corresponde a los poderes públicos promover las condiciones para que la libertad y la igualdad del individuo (e individua) y de los grupos en que se integra sean reales y efectivas; remover los obstáculos que impidan o dificulten su plenitud y facilitar la participación de todos los ciudadanos (y ciudadanas) en la vida política, económica, cultural y social.

Es decir, cargarse las reglas gramaticales que aplica la Real Academia de la Lengua Española (RAE) y que da las pautas para más de 500 millones de castellano hablantes, simplemente por una razón de imponer una “igualdad” lingüística sexista que ni el uso cotidiano ni las reglas más elementales gramaticales contemplan. Y esta mujer, Carmen Calvo, llegó a ser Ministra de Cultura con el nefasto Zapatero.

Porque esta reforma no añade nada esencial a un texto que es entendido sin necesidad de llegar al ridículo del absurdo al decir cosas del estilo de “portavoces y portavozas” palabro inexistente dicho por otra declarada defensora del feminismo más radical, la portavoz del Grupo Parlamentario de PODEMOS en el Congreso de los Diputados, Irene Montero. O aquél otro esperpento protagonizado por la Ministra Leyre Pajin cuando declaró lo de “miembros y miembras”. Y así podríamos poner otros grotescos ejemplos de cómo se puede deformar el lenguaje para adaptarlo a las ideologías y ponerlo a su servicio. Y eso sí que es una actitud netamente fascista usada por la propaganda nazi, por ejemplo a la hora de definir “el problema judío” y aquello de “la solución final”.

El lenguaje es el medio más poderoso que tiene el ser humano para relacionarse en grupo y es fruto de infinidad de factores socio culturales, entre ellos las estructuras individuales y grupales y el reparto del poder y trabajos en esa sociedad. En una sociedad moderna y democrática actual, se intenta eliminar aquellas barreras que impiden la igualdad de derechos y deberes. Pero como en todo, es el uso, el convencimiento y no la imposición lo que hace que la mentalidad cambie y se vayan aceptando otros roles diferentes a los rígidamente pre-establecidos. Y es verdad que nada es inmutable y mucho menos aquello que se desarrolla, como la lengua, de forma viva, espontánea y con modismos locales, regionales o simplemente por cuestiones de modas pasajeras. Pero al final es el conjunto de la ciudadanía el que marca la pauta y obliga a los vigilantes de la pureza del lenguaje a transigir con aquello que ha terminado por imponerse, extranjerismos incluidos. Una labor, por cierto, nada fácil yq eu tiende a calificar a las Instituciones cono la RAE de "conservadoras".

Así que es mucho mas importante actuar sobre la concienciación colectiva que simplemente ponerlo en un texto que casi nadie se lee, salvo aquellos ( y aquellas) juristas como Carmen Calvo, especializados (y especializadas) que interpretan el texto y el espíritu de lo que contiene. Así que distinguir entre individuo o individua, o ciudadanos y ciudadanas, carece totalmente de sentido cuando el vulgo parlante no lo hace de modo normal, ni siquiera contemplado en el sistema educativo en la enseñanza de las reglas gramaticales de la lengua española. Y además como han podido comprobar al leer el párrafo anterior en lenguaje inclusivo, resulta cansino y bastante pedante. Es como el mal locutor de radio que se empeña en alargar los tiempos con “muletillas” como aquello de “son las cuatro de la tarde, las tres en Canarias” para recordarnos cada cinco minutos que existe una parte de España insular con un horario diferente del peninsular. Si eso se hiciesen en la Confederación rusa, rellenarían varios minutos solo con el tema de los horarios.

Creo que esa declaración tan radical de Carmen Calvo es totalmente improcedente, chulesca y con tics netamente fascistas al anunciar que va a emprender la reforma del texto inclusivo en la Constitución, tanto si cuenta como si no con el asesoramiento de la RAE. Pero es que además debe contar obligatoriamente con el voto favorable de los dos tercios de las Cámaras, algo que, por supuesto, está lejos de conseguir, ni siquiera con el apoyo de los enemigos de España.

Creo que esta declarada feminista debería ocuparse de otras iniciativas mucho más serias que avancen hacia la verdadera igualdad de derechos entre hombres y mujeres y no se comporte como aquello a lo que critica. Hay que ser mucho más humilde y, sobre todo, no hacer demagogia ni populismo barato creando problemas donde la sociedad española no los ve.

¡¡ELECCIONES GENERALES YA!! ¡¡OKUPAS FUERA DE LA MONCLOA!!

¡Que pasen si pueden un buen día!


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Martes, 16 de octubre

    BUSCAR

    Editado por

    • Vicente A. C. M. Vicente A. C. M.

    Síguenos

    Hemeroteca

    Octubre 2018
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
    1234567
    891011121314
    15161718192021
    22232425262728
    293031