Un país a la deriva

Esquiladores y esquiroles: El PSOE más mezquino.

14.08.17 | 18:26. Archivado en Política Nacional

Cuando a la izquierda se le toca el sacrosanto derecho a la huelga se pone como el bicho del pantano, como un auténtico basilisco y no acude a razones. La última patochada sectaria desde la CUP y desde el mismo PSOE con su Secretario de Organización José Ábalos ha sido calificar el legítimo y legal trabajo de la Guardia Civil garantizando la seguridad ciudadana puesta en cuestión por los huelguistas de la empresa privada EULEN en el control de acceso a vuelos en el aeropuerto del Prat en Barcelona, como un acto de “esquirolaje”, Un palabro digno del bolivariano Evo Morales, inventado para definir el comportamiento esquirol de terceros frente a ese derecho a realizar una huelga laboral por parte de cualquier trabajador dependiente. Lo que no hablan para nada es de los derechos de los usuarios y el derecho de la Administración pública a mantener los mismos, especialmente el derecho a la seguridad ciudadana contra acciones terroristas en una época de máxima alerta sobre este tipo de acciones en la UE.

Por otra parte, resulta sorprendente el que se consideren como derechos los incumplimientos de los servicios mínimos laborales exigibles para mantener la seguridad de la misión encomendada. Y además considerar como normal la huelga de celo en el trabajo, que no es tal, sino una forma de burlar la práctica que se considera habitual en el desempeño de esa función. Y la verdad es que estamos los sufridos ciudadanos muy hartos de que se nos tome por rehenes de los conflictos laborales, normalmente de carácter económico, entre trabajadores y empresas privadas, subcontratadas para la realización de un servicio público. Unas huelgas que precisamente escogen fechas claves y servicios claves como forma de potenciar el daño y molestias causadas y provocar que la respuesta indignada de los sufridos usuarios sea la que obre como medio de coacción para conseguir sus propósitos.

Y es que no todo vale en política Sr. Ábalos y mucho menos el uso sectario y partidista de un conflicto laboral privado en dependencias públicas como el Aeropuerto de El Prat en Barcelona. Porque la labor de seguridad encargada a las FFyCCSE, entre las que está por supuesto la Guardia Civil, en su doble esencia como fuerza de seguridad del Estado y parte de las fuerzas armadas de España, no puede calificarse como “de esquiroles”, cuando, siguiendo órdenes superiores, retoman lo que no hace tantos años era de su absoluta exclusividad antes de la incorporación de empresas privadas de seguridad, como sustitutas eficaces de algunos de los controles en determinadas dependencias públicas: como estaciones de trenes o aeropuertos. En cualquier caso, los pormenores se recogen en el llamado Programa Nacional de Seguridad para la aviación civil aprobado en 2006 y revisado en 2012.

Que la CUP use este conflicto para echar más leña al fuego de sus constantes ataques al sistema al que odian no puede extrañarnos. Pero que sea este nuevo PSOE nacido de las cenizas de un ambicioso líder aupado por unas bases radicalizadas, es completamente inadmisible en un partido considerado alternativa de Gobierno de España y debería ponernos sobre aviso de lo que realmente persiguen al descalificar una acción de Gobierno ineludible, cuando se ha evidenciado la cerrazón de unos servidores públicos de una empresa privada en su obligación de mantener y controlar la seguridad de acceso de viajeros a zonas de embarque en el aeropuerto. Bastaría con que se leyesen el Plan Nacional de Seguridad de aviación civil para que dejasen de hacer demagogia y populismo barriobajero en un asunto de especial importancia y responsabilidad.

Y no digo que deberíamos poner el foco en el comportamiento perverso y mal intencionado de sindicatos y trabajadores que hacen abuso de un derecho laboral a sabiendas del inmenso perjuicio y riesgos a los ciudadanos que se derivan de sus irresponsables huelgas. Y es verdad que AENA como responsable de la gestión aeroportuaria en España, debería haber inicicado acciones para la resolución del conflicto sin esperar a que el máximo responsable, el Ministerio de Fomento, se viese obligado a adoptar una solución legal pero que iba a ser, como se ha visto, aprovechada por los oportunistas demagogos como José Luís Ábalos y por los enemigos de España para desprestigiar a un Cuerpo como el de la Guardia Civil, que una vez más cumple con su deber y su misión con resultados de eficacia visibles en la vuelta a la normalidad en el funcionamiento de los controles de acceso de viajeros.

Las declaraciones del sectario Secretario de Organización del PSOE solo se pueden calificar de miserables, demagogas y falaces. Ni la Guardia Civil es un grupo de esquiroles de ningún trabajador, ni el derecho a la huelga es ilimitado ni universal, comenzando por las FFyCCSE que tienen negado ese derecho. Otra cosa es que hubiera que replantearse el que determinadas funciones de seguridad típicas de las FFyCCSE deban seguirse “subcontratando” con empresas privadas de seguridad, tipo PROSEGUR, EULEN u otras de uso común en el mundo empresarial privado, y así evitar el que unos pocos trabajadores descontentos con su situación laboral, acudan al conflicto privado pero con grave incidencia en su misión pública. Eso simplemente es inaceptable.

Si algo tiene la izquierda y la extrema izquierda es calificar al oponente político con aquellos epítetos que le son inherentes por su proverbial y conocida hipocresía a la hora de “haz lo que digo, pero no lo que yo hago”.

¡Que pasen un buen día! Y desde aquí mi apoyo, solidaridad y reconocimiento a la labor, nunca bien reconocida, ni aceptada, ni tan generosamente pagada como otras FFyCCSE, de la Guardia Civil.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Martes, 25 de junio

    BUSCAR

    Editado por

    • Vicente A. C. M. Vicente A. C. M.

    Hemeroteca

    Abril 2019
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
    1234567
    891011121314
    15161718192021
    22232425262728
    2930