Teselas

De nuevo Asia Bibi, por suerte.

09.02.18 | 12:04. Archivado en Acerca del autor

Hemos hablado, en varias ocasiones, en este blog, sobre la ignominia que supone mantener en prisión a Asia Bibi, una mujer católica, condenada a la horca en Paquistán, por haber bebido agua de una fuente pública y haberla “contaminado por ser cristiana”. Ha sido condenada a muerte por “blasfemia” y lleva ya muchos meses encarcelada esperando que se decida su futuro: la libertad o la muerte. Muchos organismos internacionales se han hecho eco de la injusta situación de esta mujer y han pedido su inmediata libertad. Pero, cada vez que alguien pide su libertad, los fanáticos musulmanes de Paquistán inician una campaña muy fuerte de presión y amenazas a los jueces para que sea condenada a muerte y ejecutada de inmediato. El fanatismo humano no tiene límites y es capaz de llegar a cualquier decisión inhumana porque, en el fondo, es una enfermedad grave de la que los mismos fanáticos no son conscientes.
He tenido la dicha de participar en una celebración por la libertad de Asia Bibi en Madrid, cuando yo era párroco, con la presencia de su marido Aship y su hija, Eisham Aship, y su testimonio de fe y de esperanza me dejó impresionado.
Ahora he sabido, con mucho gozo, que la santa Sede se va a “movilizar” por esta causa y el día 24 de febrero se iluminará de rojo el Coliseo para denunciar la persecución de los cristianos en el mundo. Sin duda, será algo grandioso ver iluminado de rojo el mayor símbolo de persecución religiosa de toda la historia: el Coliseo, donde fueron martirizados tantos cristianos en los primeros tiempos de la vida cristiana. En ese acto intervendrán El marido y la hija de Asia Bibi. El coliseo se iluminará simultáneamente con otros lugares como Alepo en Siria o Mosul en Iraq. Este gesto estará patrocinado por la fundación pontificia “Ayuda a la iglesia Necesitada”. Será uno de los eventos mediáticos más importantes de los realizados hasta ahora en el mundo a favor de los cristianos perseguidos.
Ojalá sirva para que la opinión pública mundial reaccione ante estas persecuciones inhumanas y crueles, que atentan contra los derechos más elementales de las personas, que aún se siguen dando en nuestro mundo en lugares, sobre todo, donde el fanatismo se ha instalado como una religión.


Una vela y una flor

01.02.18 | 19:19. Archivado en Acerca del autor

Esto de tener tantos amigos es una experiencia muy grata. Y para mí, que los tengo a cientos, es una bendición de Dios.
> -Vente a comer con nosotras, me decía hace muy poco una de ellas. Y yo, como siempre, me fui. Alegría de la buena en los rostros, la mesa preparada con todo cariño y lujo de detalles y el olor a mi comida favorita: ¡Sopa castellana, o de ajo! ¡Todo un lujo de buena compañía y de amistad!
Reparo en la mesa, con un hermoso mantel blanco y bordado, una vajilla artística y, a un lado, colocadas con primor, hay una vela encendida y una flor fresca. Me cuestiono. La silla donde están está vacía y parece que sobra.

>> Sigue...


En mi cumpleaños, la edad sí importa

29.01.18 | 12:51. Archivado en Acerca del autor

Cuando uno tiene diez y ocho años la edad no importa. Las fuerzas y las ilusiones son tantas que es igual cumplir o no años. Pero cuando uno ya se acerca los sesenta a toda velocidad, cumplir años sí importa. Es una bendición, y no una desgracia, porque supone que hemos llegado hasta ahí cuando ha habido muchas posibilidades para no llegar. ¡Cuántas veces he paseado por el filo de la navaja y he salido ileso! ¡Doy gracias a Dios por cumplir 58 años!
Miro atrás y veo que ha sido bendecido hasta en los detalles más pequeños. Nunca me ha faltado nada para ser feliz y si no lo he sido del todo ha sido porque he dado excesiva importancia a lo circunstancial, que es también parte del yo como decía Ortega y Gasset.

Pág. 1 2


Pastores según el corazón de Dios

24.01.18 | 14:00. Archivado en Acerca del autor

He conocido a muchos obispos, en mis distintas responsabilidades y trabajos a lo largo de mi vida. Y he de decir, como no podía ser de otra manera, que he encontrado pastores de todo tipo y condición, desde los que están adornados por la santidad más genuina y auténtica hasta los que huelen a azufre que apestan.
A los pastores según el corazón de Dios se les ve venir desde lejos porque apenas traen dobles intenciones ni deseos de trepar sino de vivir su vida desde la fe y el servicio en su entrega diaria y sencilla. Son sencillamente testigos. Saben que ser obispos es ser servidores y no señoritos, cercanos y no escondidos en sus palacios y oropeles.
Hay obispos trepas. Bastantes. He trabajado de cerca con algunos. De esos contra los que el papa está alertando porque están infiltrados en todas las instancias de la iglesia. Se les nota a la primera. Están haciendo un esfuerzo por adaptarse a lo que el papa Francisco está pidiendo pero se nota que les cuesta mucho porque su inclinación ideológica y pastoral va por otras sendas.
Hay obispos funcionarios. Apenas salen de sus despachos: les gusta rodearse de papeles y exhortaciones para que las cumplan los demás pero nunca se les ve cerca del pueblo. Eso es tanto como rebajarse. ¿Qué va a hacer un obispo paseando por la calle sin que se le note que lo es porque no lleva distinciones especiales que van diciendo aquí estoy yo? La mayoría de ellos van agarrados a su pectoral como si fuera su tabla de salvación.
Hay obispos políticos. Estos para mí son de los peores porque les gusta estar en los primeros puestos en las sinagogas y en las portadas de los periódicos. Buscan que la gente los felicite por la calle por su valentía para condenar siempre a los mismos y siempre lo mismo. Ya sabemos cómo piensan y, en cualquier ocasión propicia, saltan todos a una para condenar y señalar, para excluir y apartar.
Hay obispos poco preparados, aunque hayan aprobado los estudios eclesiásticos en su momento. Los ves ofreciendo pobres respuestas a grandes problemas y generando más problemas de los que había antes de afrontarlos. Para mí son los menos culpables porque solo hacen lo que saben hacer con buena voluntad. No dan para más y basta. Pero los hay.
Hay obispos especuladores y amigos de lo ajeno. Les gusta el lujo y habitan en selectos palacios. Están detrás de apropiarse de los conventos de monjas, incluso antes de que se queden vacíos, contra todo derecho, para especular y poseer de forma desmedida. Les gusta recoger sobres extra cuando van a hacer algún servicio pastoral que ya les entra en el sueldo. Yo he denunciado a algunos en este blog por situaciones concretas y han llegado a decir de mí que he “perdido la cabeza” por mi pasada enfermedad y por tanto no tengo ninguna credibilidad. Toman posesión diciendo que van a ser dialogantes con todos pero solo dialogan con su propio espejo. Son muy astutos y huelen a azufre y, al final, no se saldrán con la suya porque a Dios nadie le engaña, como ellos mismos predican aunque no se lo creen. Ganan batallas pero pierden la guerra.
Y hay obispos santos, hombres de Dios y de la iglesia, sencillos y amigos de los pobres, que yo he visto con mis propios ojos y de los que he sentido su cercanía y su humanidad a medio metro de mí. No abundan pero su acción es tan eficaz que llega a los corazones de los fieles y acercan a Dios. Diría que son pastores según el corazón de Dios. Nada más hermoso puede decirse de ellos. Bienaventurados ellos porque se llamarán Hijos de Dios.


Decálogo de la Merced para un octavo centenario

18.01.18 | 19:17. Archivado en Acerca del autor

La familia religiosa mercedaria está de fiesta grande. ¡No se celebran 800 años todos los días!
Pero más allá de la celebración del Centenario yo quiero ahora resaltar lo que significa una obra de merced como ésta que san Pedro Nolasco regaló a la iglesia, como inspiración del Espíritu, hace ahora 800 años.

>> Sigue...


Carta del papa Francisco al Maestro General de los mercedarios, con motivo del octavo centenario de la fundación de la orden.

18.12.17 | 18:32. Archivado en Acerca del autor

Querido Hermano:
Al acercarse la fecha en que la Orden de la Merced, y todos los que se unen a ella con lazos espirituales, recuerdan el octavo centenario de la fundación de la misma por san Pedro Nolasco, quiero unirme a ustedes en acción de gracias al Señor por todos los dones recibidos a lo largo de este tiempo. Deseo expresarles mi cercanía espiritual, animándoles a que esta circunstancia sirva para la renovación interior y para impulsar el carisma recibido, siguiendo el camino espiritual que Cristo Redentor les ha trazado. El Señor se hace presente en nuestra vida mostrándonos todo su amor y nos anima a que le correspondamos con generosidad, siendo este el primer mandamiento del santo Pueblo de Dios: «Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas» (Dt 6,5).
En preparación a este año jubilar ustedes han querido resaltar a tres protagonistas de su historia que pueden significar tres momentos de respuesta al amor de Dios.
El primero es san Pedro Nolasco, considerado el fundador de la nueva comunidad y el depositario del carisma entregado por Dios. En esa vocación está el corazón y el tesoro de la Orden, pues tanto la tradición de la misma como la biografía de cada religioso se fundamentan en ese primer amor. En el rico patrimonio de la familia mercedaria, iniciado con los fundadores y enriquecido por los miembros de la comunidad que se han sucedido a lo largo de los siglos, se concitan todas las gracias espirituales y materiales que ustedes han recibido. Este depósito se hace expresión de una historia de amor que se enraíza en el pasado pero que sobre todo, se encarna en el presente y se abre al futuro, en los dones que el Espíritu sigue derramando hoy sobre cada uno de ustedes. No se puede amar lo que no se conoce (cf. SAN AGUSTÍN, Trinidad, X,II,4), por ello los animo a profundizar en ese cimiento puesto por Cristo y fuera del cual nada se puede construir, redescubriendo el primer amor de la Orden y de la propia vocación, para renovarlos continuamente.
El segundo protagonista en este tríptico es la Virgen Santa, Nuestra Señora de la Merced o, como también la llaman, del Remedio y de la Gracia en nuestras necesidades, que suplicamos a Dios y confiamos a su poderosa intercesión. En el original hebreo la expresión que traducimos «amarás al Señor con toda el alma» tiene el sentido de «hasta la última gota de nuestra sangre». Por eso, el ejemplo de María se identifica con el verso del «Shemá». Ella se proclama como la «esclava del Señor», y se pone en camino «apresuradamente» (Lc 1,38-39), para llevar la buena noticia del reino a su prima Isabel. Es la respuesta de Dios al clamor del pueblo que espera la liberación (cf. Ex 3,7 y Lc 1,13). Así, es maestra de consagración a Dios y al pueblo, en la disponibilidad y el servicio, en la humildad y la sencillez de una vida oculta, totalmente entregada a Dios, en el silencio y en la oración. Es un compromiso que nos evoca el sacrificio de los antiguos padres redentores, que se quedaban ellos mismos «en rehenes», como prenda de la libertad de los cautivos. Por ello, les ruego que este propósito de ser completamente suyos se refleje no sólo en las obras apostólicas de vanguardia, sino en el trabajo cotidiano y humilde de cada religioso, como también en los monasterios contemplativos que, con el silencio orante y el sacrificio escondido, sostienen maternalmente la vida de la Orden y de la Iglesia.
El tercer protagonista que completa el cuadro de la historia del Instituto es Cristo Redentor; en él damos un salto cualitativo, pues pasamos de los discípulos al Maestro. Como el joven rico, Jesús nos interpela con una pregunta que nos toca profundamente: ¿Quieres ser perfecto? (cf. Mt 19,21; 5,48). No vale un conocimiento teórico, ni siquiera una adhesión sincera a los preceptos de la Ley divina «desde la juventud» (Mc 10,20); sino que Jesús nos mira a los ojos y nos ama, pidiéndonos que lo dejemos todo por seguirle. El amor se aquilata en el fuego del riesgo, en la capacidad de poner sobre la mesa todas las cartas y de apostar fuerte, por esa esperanza que no defrauda. Sin embargo, muchas veces, las decisiones personales y comunitarias que más nos cuestan son la que afectan a nuestras pequeñas y, a veces, mundanas seguridades. Todos estamos llamados a vivir la alegría que brota del encuentro con Jesús, para vencer nuestro egoísmo, salir de nuestra propia comodidad y atrevernos a llegar a toda periferia que necesita la luz del Evangelio (cf. Exhort. Apost. Evangelii Gaudium, 20). Podemos responder al Señor con generosidad cuando experimentamos que somos amados por Dios a pesar de nuestro pecado y nuestra inconsistencia.
Queridos hermanos y hermanas: el Señor Jesús les mostrará un camino hermoso, por donde transitar con un espíritu renovado. Podrán hacer crecer el don recibido —personal y comunitariamente—, entregándolo y entregándose completamente, como el grano de trigo que si no muere no puede dar fruto (cf. Jn 12,24). Pido al Señor que les dé la fuerza para abandonar lo que les ata y asumir su cruz, de modo que dejando el manto y agarrando su camilla (Mc 10,50; 2,1-12) puedan seguirlo por el camino y habitar en su casa por siempre. Por favor, les ruego que no dejen de rezar por mí. Que Jesús bendiga a todos los miembros de la Orden y de la entera familia mercedaria, y la Virgen Santa los cuide. Fraternalmente,
Franciscus


¿Qué la pasa al Islam con la violencia?

20.08.17 | 20:13. Archivado en Acerca del autor

Resulta muy llamativo que todos los últimos atentados más sangrientos, ocurridos en los últimos años, tienen el sello del islam; han sido cometidos por musulmanes: Bruselas, Barcelona, Niza, Orlando, París, Madrid, India, Beirut, Munich, Buenos Aires, Irán, Boston, Londres… una carrera de atentados que ya obligan a una reflexión.
¿Cuántos más atentados hacen falta para que nos cuestionemos qué le pasa al Islam con la violencia?
¿No será que el problema vine del Islam y de su manera de entender la convivencia?
Yo estoy convencido de que el Islam no es una religión pacífica desde el momento que considera infieles y despreciables a todos los que no profesan la fe en Alá. El mundo musulmán no conoce el perdón y está siempre alentado por el odio, sobre todo a los judíos, pero también a los cristianos. Por eso el desprecio al mundo occidental, sobre todo, y a sus costumbres se deja ver de manera evidente. Mahoma ya quiso imponer por la fuerza su fe a las tribus donde vivió y donde comenzó a sentirse profeta del Dios único, allá por el año 600 DC.
"Matar a los infieles. Solo dejar a musulmanes que sigan la religión”,
Este es uno de los pocos testimonios que tenemos del presunto autor del atentado de las Ramblas de Barcelona. Un mensaje que Moussa Oukabir, de origen marroquí y solo 17 años, escribió en una red social de preguntas y respuestas cuando era menor de edad en el año 2015.
Si a esto añadimos que los musulmanes tienen problemas para convivir con casi todas las religiones del mudo: ya sean cristianos, ortodoxos o protestantes, hinduistas, judíos, Sintoístas, Baha´is, ateos, agnósticos…. Y que, si conviven, lo hacen en virtud de sacar provecho, sobre todo económico. No viven en Europa sino por lograr una mejora significativa de vida.
Es para cuestionarse que todos los implicados en el reciente atentado de Barcelona, por ejemplo, estuvieran cobrando del gobierno español pensiones y ayudas para el alquiler de sus viviendas.
¡Estamos subvencionando a aquellos que cometen atentados en nuestro propio país¡
Todas esas religiones citadas anteriormente, no tienen ningún problema para convivir con los musulmanes, pero los musulmanes sí tienen problemas para convivir con todas ellas, eso nos lleva la conclusión de que estos “creyentes musulmanes” no están a la altura para convivir en países democráticos, en los que viven y de los que viven, sino se someten a un periodo de adaptación a la nueva cultura que los acoge. Esto significa: hablar la lengua del país receptor, conocer su cultura, sus leyes, integrarse en sus costumbres, respetar la idiosincrasia de la tierra que los acoge… Las autoridades holandesas están ya elaborando leyes de autoprotección contra los musulmanes, conscientes de que con tanta presión islámica se puede perder su identidad en un plazo considerable de tiempo.
Yo no estoy en desacuerdo con que personas de creencia islámica o de otras creencias vengan a vivir a nuestro país, pero sí estoy en desacuerdo con que no haya filtros convenientes para evitar que pasen gentes violentas e imbuidas de agresividad contra el mundo occidental en el que, por otra parte, desean vivir. Tal vez sería necesario establecer plazos de convivencia suficientemente largos para comprobar que la adaptación ha sido correcta antes de dar estatuto de ciudadano a estas personas.
Es verdad que yo he conocido musulmanes perfectamente integrados en nuestro país, respetuosos y trabajadores que , aun manteniendo su fe en Alá , y siguiendo las exigencias de su fe, saben vivir con normalidad su vida, son contrarios a la violencia y rechazan estos atentados como ajenos a su propia manera de vivir su fe. Pero son contados, Prevalece el fanatismo y la intolerancia en los españoles que se convierten al Islam, sobre todo, algunas mujeres presionadas, sobremanera, por sus maridos que las obligan a llevar el pañuelo islámico.
Los musulmanes no acaban de encajar en casi ningún país de su entorno y de su ambiente musulmán: Egipto, Arabia Saudí, Sudán, Marruecos…Sólo se sienten bien en los países occidentales que los acogen y, sin embargo, es ahí donde cometen sus atentados y desarrollan sus fanatismos.
Quieren que estos países sean como ellos piensan y se impongan en ellos sus leyes intolerantes y fanáticas.
La lista de organizaciones terroristas internacionales islámicas que quieren imponer la Yihad, es interminable: Boko Haram, Isis, Al-Quaeda, Talibanes, Hamás, Hezbolá, Hermanos Musulmanes… Todas ellas pretenden imponer la ley islámica, caiga quien caiga, y otras que están surgiendo cada día…
El Islam tiene un problema serio con la violencia, que se va a volver contra él en los próximos años. Porque los países afectados no van a permitir que vengan con violencia a imponer principios y valores que van en contra de su cultura. Si los Imanes o líderes del Islam, no toman otra dirección – muchas veces de ellos procede la radicalización de los jóvenes, como en el caso de Barcelona con el Imán de Ripoll, y en vez de alentar a la guerra santa con sus proclamas incendiarias, no animan a la cultura, a la formación, a la necesaria ilustración, el futuro que se presenta será más bien oscuro. Aquí las mezquitas, cada vez más numerosas en España, tienen un papel decisivo. Vendrán tiempos de represión. Después llamarán intolerantes a los países receptivos pero será la única salida que les queda como defensa ante los posibles terroristas.
En España hay ya más de un millón seiscientos mil musulmanes. Hay 1177 mezquitas y más de 15.000 presos musulmanes.
El Islam tiene un problema serio con la violencia y el fanatismo, que se va a volver contra él más pronto que tarde. Los ánimos ya están encendidos -las redes sociales se encargan de ello- porque no se pueden permitir masacres como las que estamos sufriendo y, mucho menos, en nombre de Dios.
Y de fondo siempre la pregunta clave para entenderlo todo: ¿Quién financia a estos grupos terroristas que necesitan buenas infraestructuras y materiales para llevar a cabo sus acciones terroristas? Todo el mundo cree saberlo pero nadie lo dice con claridad ni se emprenden acciones reales políticas y económicas contra ellos. ¿Por qué será?


Bienaventuranzas de la vida consagrada

12.08.17 | 23:07. Archivado en Acerca del autor

1. Bienaventurados los consagrados que saben bien de Quién se han fiado y buscan apasionadamente a Dios sin treguas.
2.- Bienaventurados los consagrados que buscando a Dios de corazón se han encontrado necesariamente con los pobres y se han dejado evangelizar por ellos.
3.- Bienaventurados los consagrados que en un mundo dividido y crispado apuestan firmemente por la fraternidad y hacen del Reino de Dios su preocupación primera como lo era de Jesús.
4.- Bienaventurados los consagrados que no renuncian a su libertad y mantienen en alto su dignidad sin dejarse condicionar por nada ni por nadie que no sea la voluntad de Dios en sus vidas o el sufrimiento de los más pequeños.
5.- Bienaventurados los consagrados que se convierten en testigos y quieren cada día más dejar de ser maestros y doctores para ser discípulos siempre dispuestos a aprender de Jesús y a seguirle más de cerca.
6.- Bienaventurados los consagrados que cultivan una espiritualidad encarnada y comprometida y no dan rodeos para llegar pronto al templo.
7.- Bienaventurados los consagrados que han hecho de la comunión una auténtica tarea y no desmayan tendiendo puentes y trazando caminos
8.- Bienaventurados los consagrados que no insisten en el "estado de perfección" y en la "fuga mundi" sino que han decidido construir en la vida, en la calle y entre la gente su mejor santuario, porque tienen vocación samaritana.
9.- Bienaventurados los consagrados que se saben convocados al presente, a este día que tiene su propio afán y no viven empeñados en mirar al pasado y en descalificar permanentemente la modernidad.
10.- Bienaventurados los consagrados que quieren participar gozosamente en el concierto divino que anuncia la justicia para todos, la paz y la integridad de la creación.
11.- Bienaventurados los consagrados que quieren hacer de su opción vital un camino de austeridad y sencillez, para denunciar el consumismo enfermizo que nos despoja de nuestra condición de personas y la vergonzosa desigualdad que exhibe este pequeño planeta llamado tierra.
12.- Bienaventurados los consagrados que hacen de sus carismas una mano tendida en nombre de Dios a la humanidad y saben decir sí y no, desde un discernimiento compartido.
13.- Bienaventurados los laicos que caminan con nosotros, unidos a nosotros y comparten con el mismo empeño este sueño carismático de fraternidad

... Porque ellos ven y verán a Dios.


A los pobres los tendréis siempre con vosotros. Experiencia vicenciana.

03.07.17 | 16:26. Archivado en Acerca del autor

He tenido la suerte de haber sido invitado a la XLI Semana de Estudios Vicencianos que se desarrolla en Santa Marta de Tormes (Salamanca) en los días 30 de junio al 4 de julio para pronunciar una ponencia sobre la actualización de nuestros carismas.
La asamblea ha sido inaugurada por el P. Tomaz Mavric, CM, Superior General, en un discurso breve pero sustancioso, donde ha invitado a toda la familia vivenciana, consagrados y laicos, también presentes en gran número en la asamblea, a desplazarse a las periferias y a seguir el deseo del papa Francisco de ser hombres en vanguardia eclesial contra las pobrezas.

>> Sigue...


A los pobres los tendréis siempre con vosotros. Experiencia vicenciana.

03.07.17 | 16:25. Archivado en Acerca del autor

He tenido la suerte de haber sido invitado a la XLI Semana de Estudios Vicencianos que se desarrolla en Santa Marta de Tormes (Salamanca) en los días 30 de junio al 4 de julio para pronunciar una ponencia sobre la actualización de nuestros carismas.
La asamblea ha sido inaugurada por el P. Tomaz Mavric, CM, Superior General, en un discurso breve pero sustancioso, donde ha invitado a toda la familia vivenciana, consagrados y laicos, también presentes en gran número en la asamblea, a desplazarse a las periferias y a seguir el deseo del papa Francisco de ser hombres en vanguardia eclesial contra las pobrezas.

>> Sigue...


Culpables. ¡Los jueces!

25.06.17 | 11:37. Archivado en Acerca del autor

El día 27 de abril, a propósito de la “inocentada” de dos mujeres ante la imagen de la virgen de Montserrat, titulé mi post “Mofarse es gratis” Algo parecido sucedió con la entrada de la tristemente famosa y patética Rita Maestre en una capilla universitaria, desnuda del torso, gritando frases incendiarias y amenazantes contra los cristianos como “Venganza” o “Arderéis como en el 36.”
Y los jueces dictaminaron, entonces, que eso no era nada importante y no merecía una advertencia o una sanción por atentar contra la libertad religiosa y amenazar a las personas.

>> Sigue...


Santiago Panizo, un hombre libre

08.06.17 | 22:01. Archivado en Acerca del autor

Me atrevo hoy en mi blog "TESELAS" a dar voz a un gran amigo, al que he conocido demasiado tarde. Santiago Panizo, es para mí una referencia en la reflexión y la autenticidad de quien se expresa con libertad en nuestra iglesia con su enorme autoridad. Por suerte para todos, pronto tendrá su blog en Religión Digital, mientras tanto, agradecido, por la referencia que me hace en su reflexión de hoy publico aquí su artículo. "Yo soy libre" (Como yo)

>> Sigue...


Miércoles, 21 de febrero

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Febrero 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728