Las dietas y la madre que las parió

Si nos preguntamos cuantas dietas hemos hecho a lo largo de nuestra vida, es fácil que la respuesta sea aterradora. Con frecuencia empezamos una dieta a primeros de año, otra antes del verano , y otra en otoño para perder lo kilos que hemos ido ganando en todo el año y que han sido imposibles de quitar. El problema es que llega la Navidad, pasamos un tupido velo, o nos decimos : “el año que viene empiezo “, o “de este año no pasa”, y volvemos a empezar.

Como media una persona obesa, ha hecho en serio unas 10 dietas en las que ha perdido más de 5 kg, y 1 o 2 dietas en las que ha podido perder mas de 15 kg. Entre medias ha hecho todas las dietas habidas y por haber, la de la alcachofa, de de las proteínas, la del sirope de arce, la de las alergias alimentarias, la del suero láctico, la de las cápsulas quema-grasas, … la de , la de….. etc. un sin fin de dietas esotéricas con teorías suigéneris sin ninguna base científica y por supuesto sin ningún dato de eficacia y seguridad , que le sacan el dinero y le dejan siempre kilos de más.

Entonces viene el llorar y crujir de dientes y sobre todo el desconcierto: ¿Cómo es posible que después de tanto esfuerzo y sobre todo de haberme gastado tanto dinero siga con tanto peso?.

El cuerpo se adapta al desequilibrio nutricional, pierde el control sobre el hambre y la saciedad, y tenemos hambre a todas horas. Por otro lado con las dietas se pierde masa muscular lo que hace que el gasto calórico baje y que aun no comiendo mucho , seguimos engordando sin control.

Qué se puede hacer ¡¡¡¡. No desesperarse, la solución está en volver a comer bien y de forma muy ordenada, respetando los horarios, haciendo 3 comidas al día: desayuno comida y cena . NO picar entre horas y cenar poco y pronto, respetando el ayuno nocturno. De forma paralela, hay que ponerse a hacer ejercicio algo esforzado, hay que sudar todos los días al menos 30 minutos. También es bueno hacer ejercicios de resistencia o de pesas con los que recuperar y tonificar los músculos perdidos para que se pongan de nuevo en marcha y vuelvan a gastar calorías.

Realidades

Comments Closed

Comentarios cerrados.