Sursum Corda El blog de Guillermo Gazanini

Cardenal Robles Ortega dicta agenda a los Obispos de México

14.11.17 | 17:59. Archivado en Iglesia católica en México, Análisis y Opinión

Guillermo Gazanini Espinoza / Duro y esclarecedor. En la apertura de la 104 Asamblea de la Conferencia del Episcopado Mexicano, el presidente José Francisco Robles Ortega, Arzobispo de Guadalajara, puso en la palestra los temas más urgentes de la sociedad mexicana que no deben pasar desapercibidos por el grueso de los obispos de México conforme a la óptica novedosa del Papa Francisco: la perspectiva de sinodalidad en toda la extensión para volver a la esencial, a eso “que tal vez por básico tiende a darse por supuesto” y que generalmente se hace a un lado para poner lo accesorio sobre lo esencial, “la presencia de Jesucristo” que sostiene todo ministerio.

Robles Ortega sostuvo este mensaje desde el sentido fundamental de hacer Evangelio, lejos de populismos y palabrerías al que nos tienen acostumbrados muchos en el quehacer político, económico y aun eclesial. La agenda tiene principios útiles para recordar a cualquier actor que la Iglesia no es una entidad política o filantrópica, asistencial o de ayuda que se puede desvanecer o diluir en la vorágine de las opiniones. Una triple dimensión natural y sobrenatural: Comunidad de discípulos de Jesús, no de activistas; Iglesia Misterio y Pueblo, no asociación ni asamblea de demócratas y en Ella, a través del Pueblo, se realiza el Misterio de Cristo, no el de pura reunión de agremiados en base a los consensos para inocular fórmulas personales.

Apelando a la “unidad episcopal”, el presidente de la CEM apuntala la acción de los obispos ante las exigencias de una sociedad cada vez más compleja con lo que parece urgir el desmantelamiento de agendas particulares. La ruta de la Iglesia mexicana es la misma que la de la latinoamericana: Un camino con variedad de personas vinculadas en Cristo actuando por causas comunes sin perder de vista el sentido sobrenatural que apuntala el edificio eclesial y señaladas en el mensaje de apertura de la 104 Asamblea: Enfrentar las consecuencias de los desastres naturales, reconstruir la sociedad civil e intervenir activamente en el proceso electoral.

Solidaridad trascendente y reconstrucción del corazón

Sobre los desastres naturales, el mensaje reconoce el invaluable aporte de la sociedad “que rebasó por mucho las previsiones gubernamentales”. Robles Ortega insiste en rescatar el aspecto de la fe del pueblo como signo de la gracia y de unidad. “México es un pueblo muy religioso y muy solidario que no desespera aún en circunstancias sumamente dramáticas”. En esto es clave la identidad católica cuya experiencia sobrenatural se concretiza en la ayuda material.

La ayuda fluyó de manera generosa. Más de 17 millones de pesos - unos 823 mil euros- donados por los fieles para ayuda y reconstrucción de zonas afectadas por los sismos del 7 y 19 de septiembre según reportes del mes de octubre además de las ayudas económicas provenientes del extranjero. No obstante, se insiste en “invisibilizar” la ayuda en medios de comunicación y “en los grandes noticieros nacionales apenas y es perceptible la acción de la Iglesia en momentos de emergencia como el que hemos vivido”.

La conclusión podría ser evidente. Robles Ortega llama la atención para decir que, a pesar de esta segregación mediática, la Iglesia mantiene redes estructuradas mayores en las que se puede confiar a plenitud. No por nada aludió a las graves tensiones y casos de posibles de corrupción en la entrega de la ayuda donde hubo “algunos abusos y maltratos graves a brigadistas”. Ante la corrupción que parece invencible, los argumentos indican cómo la Iglesia es de las instituciones con mayor reputación. Por eso la denuncia no es menor. Mientras la corrupción impera en estos aspectos, la Iglesia ofrece su mano para mejorar las cosas; sin embargo, “continúa la marginación de la contribución cristiana al desarrollo social del país”, la misión no es sólo la de repartir recursos económicos y levantar estructuras materiales para abonar a capitales particulares, quiere representar el signo de reconstrucción moral y espiritual, de reconocer en la Iglesia la misión específica de rehacer los corazones y personas mismas, en otras palabras, es la conversión.

Para el Cardenal Robles, el azote de la catástrofe abrirá un camino con rumbo, no el de sendas trazadas por “consignas fáciles u ocurrencias coyunturales”. Al apuntar sobre el Proyecto Global de Pastoral 2031-2033, indicó quién es asiento común de fe y unidad, santa María de Guadalupe, signo vivo de esperanza y certeza frente al desconcierto, desaliento y pasividad. La Madre de Cristo no es mero emblema de fe popular o devociones rituales, no es captura de ganancias ni adorno en capillas con seguras alcancías. Ante el difícil panorama, el sentido de “ser iglesia” tiene razón en el signo magnífico de unidad en Ella que debe ser enarbolado por los obispos mexicanos para hacer efectivas las dimensiones del episcopado: pastoralidad y misionalidad en la reconstrucción y reconciliación que “son posibles en nuestro México, siempre basadas en la vigencia de la justicia, de la paz y de la dignidad de cada mexicano. Es desde ahora que tenemos que volver a mirar a Santa María de Guadalupe como Patrona de nuestra libertad y como custodia de nuestro destino como nación”.

Estremecimiento electoral

Después del desastre, la tarea de la reconstrucción pasa por el estremecimiento electoral y de las campañas que podría servir como capital político abundante en la consecución del poder. Y es de estremecimiento ante la inmoral competencia, guerra sucia, descalificaciones y diatribas con dos tonos imperantes en este desafinado concierto: Insatisfacción y desconcierto.

El primer argumento que llama la atención es cómo lo que parecía un gran acierto de la democracia actual es desilusión: las candidaturas independientes. Los tremendos candados y requisitos irremontables prácticamente hacen imposible que, para un ciudadano ajeno a cualquier partido, le sea posible obtener una candidatura de notable peso con porcentajes realmente competitivos. La última elección en el Estado de México tuvo una candidata independiente que captó el 2% de los votos de un padrón efectivo de 53 por ciento de sufragios emitidos. “Más pronto que tarde, algunos independientes resulta que no lo son tanto”, frase que advierte que, al final, el peso de los independientes depende de sus antiguas afiliaciones partidistas sin más alternativas al electorado.

El desencanto en los partidos políticos no debería desanimar al elector. Por el contrario, Robles Ortega afirma que el voto católico debe ser “más arduo que nunca” y traza algunos pincelazos ante el proceso electoral: Los obispos no inducen al voto, pero iluminan las conciencias; los prelados exploran el bien posible de las opciones políticas relevando el cómodo, tibio y servicial argumento del “mal menor” y levantarse del apoltronamiento para incentivar la participación cívica. “No hay que temer a la participación” enfatizó el presidente de la CEM porque la próxima elección federal será ocasión para que “desde la fe todos podamos mostrar nuestro compromiso con México, es decir, con el pueblo real, que hoy se encuentra sufriendo mucho”.

El cardenal Robles Ortega da agenda al Episcopado Mexicano sobre los temas urgentes que requieren de la presencia constante de los obispos en cada diócesis sin importar condición, distancia o circunstancias. Lo importante es esta naturaleza sinodal para acentuar la vocación de Iglesia como misionera.

En este año de la juventud, los obispos deben dar ejemplo de testimonio de lozanía a quienes, en la primavera de la vida, buscan respuestas sólidas y verdaderas, “los más jóvenes necesitan escuchar de nosotros el evangelio, la buena noticia de que Jesús ha resucitado y ha vencido nuestro pecado y nuestra miseria”. Pecados y miserias que han puesto a la Iglesia en un punto de cuestionamiento social; sin embargo, recobra la conciencia tanto por el duro golpe asestado por los sismos y desastres naturales como por haber tocado en la carne la vida de algunos de sus miembros a manos del crimen organizado.

A pesar de la insistencia en desviar la mirada para poner atención en la carrera por tal o cual diócesis y Arquidiócesis, el momento actual requiere de signos de esperanza para denunciar corrupción, impunidad, narcotráfico, indiferencia y todos los pecados sociales. Nadie puede decirse inmune y exento ante esta pavorosa realidad urgida de una Evangelización cierta en Jesucristo e ir más allá de cómoda y oportunista iluminación coyuntural para comprender los problemas y desafíos más profundos. La 104 Asamblea de la CEM se mueve entre desafíos y tentaciones, pero la reunión es oportunidad de animar nuestro futuro para que sea proclamada la Buena Noticia en cualquier rincón de nuestra patria, en cada capilla y ermita; en cada parroquia y diócesis, en cada corazón de los hombres y mujeres de buena voluntad que anhelamos paz, seguridad, justicia y solidaridad proyectadas al desarrollo humano y auténtico de nuestro país desde la identidad de la fe católica.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comments

No Comments for this post yet...

    Sábado, 25 de noviembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Noviembre 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    27282930