Sesión Golfa

Predator: basura espacial

23.09.18 | 15:38. Archivado en Cine, Estrenos

No existe el más mínimo atisbo de duda de que estamos delante de una película de acción. Y tanto que lo es. Desde el primer instante la cosa va a lo que va y los tiros, las explosiones y los salpicones de sangre cobran un protagonismo absoluto que ya no abandonará hasta el ridículo final. Pero hay acción de la buena o acción sin sentido que deje más la sensación de retales recosidos entre ellos. Esta última es por desdicha la opción que toma la cinta de Shane Black, y ni siquiera podemos afirmar que las coreografías o los efectos sean nada del otro mundo, valga la broma fácil. Lo que en otras palabras viene siendo un desastre…

Nada tiene que ver este proyecto de cine de entretenimiento fácil (excepto precisamente eso y el título), este Predator, con el que arrasó Arnold Schwarzenegger en los años ochenta del siglo pasado. No se trata de un remake ni de una secuela ni de un reboot ni cualquier otro “re”. Simplemente utiliza su director y también guionista al grotesco personaje alienígena para meterse en camisa de once varas con aire de pastiche cercenado en montaje por los todopoderosos productores y música de peli de superhéroes que le pega tanto como un chorreón de leche a la cerveza helada. No en vano Shane Black, que apareció como actor en el Predator original, sí que se siente cómodo en el terreno superheróico, en el que hizo su máster en blockbusters para Marvel con Iron Man 3.

La historieta de confrontación entre la raza humana y este peligroso cazador (que no depredador, como bien afirman varias veces) se trata de una concatenación inconexa de tópicos con pretensiones de ambiente opresivo de terror psicológico (demasiado explícito para desatar la imaginación del respetable); no falta detalle con protagonista machote que masca chicle como una vaca y se toma las cosas como irse de fiesta con unos amigotes con los que tiene una camaradería insólita para gente que acaba de conocerse, niño en peligro, esposa florero, malos de opereta y profesora de ciencias sexy que sabe cómo usar armamento pesado. Esas cosas que uno puede ver en su día a día entre el momento de lavarse los dientes y acercarse el supermercado…

La atrofia mental tiene traspasa el límite en el momento en el que uno comienza a investigar el árbol genealógico de los responsables cuando te das cuenta de que no llevas delante de la pantalla cinco horas como te indica tu cuerpo que entra en barrena estremecido por el aburrimiento y el cabreo.

La mezcla de géneros, tosca hasta irritar, no funciona. Apabullar al espectador con sangre falsa para que se olvide de que no hay nada más, no funciona. Coquetear con los títulos de culto sin más argumento que echar unas risas (los momentos supuestamente de humor son igual de lamentables y pueriles, dicho sea de paso), definitivamente tampoco funciona. No existe un atajo para obtener una buena película.

Dirección:
Shane Black. País: USA. Duración: 101 min. Título original: The Predator. Género: Ciencia-ficción. Acción. Aventuras. Secuela. Intérpretes: Boyd Holbrook, Olivia Munn, Trevante Rhodes, Sterling K. Brown, Jacob Tremblay, Jake Busey, Edward James Olmos, Yvonne Strahovski, Thomas Jane, Keegan-Michael Key, Kyle Strauts, Alfie Allen, Niall Matter, Paul Lazenby, Crystal Mudry, Devielle Johnson, Augusto Aguilera, Andrew Jenkins, Dean Redman, Rhys Williams, Steve Wilder. Guión: Shane Black, Fred Dekker (basado en el personaje de Jim Thomas, John Thomas). Música: Henry Jackman. Fotografía: Larry Fong. Productora: 20th Century Fox. Estreno en España: 14 septiembre de 2018.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por Juan [Blogger] 23.09.18 | 15:42

    Frase del día:

    "Llevas tanto tiempo en mi vida, que no recuerdo nada más".


    Sigourney Weaver en Alien 3

Domingo, 16 de diciembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Diciembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31