Secularizados, mística y obispos

No basta con que aparezcáis más piadosos

10.01.19 | 11:59. Archivado en Crítica

Nos referimos a los obispos, a los curas, a las monjas y seglares cualificados. No basta con que aparezcáis más piadosos, más estrictos con la doctrina de la fe que los antiguos compañeros. Sí, esto es necesario, pero la santidad es amor, amor a Dios con toda el alma, amor al prójimo por Dios. Y en esta segunda parte todavía queda mucho que andar a nuestros jerarcas.

Es muy difícil ser santo ostentando algún poder. Dificilísimo. Casi tan difícil como ser rico y santo. Y no se da de lo que no se tiene. No se da lo que uno no es. Querer a todos, pero no como bajando desde las alturas, como dando una limosna de amor: querer de verdad, desde el fondo de corazón. ¡Ay obispos de mi alma!

¡Estamos poniendo el dedo en la llaga! Humildad, mucha humildad para querer así, porque no os creáis más que nadie. Y otra cosa: ¿por qué no muestran nuestros curas,obispos y gente de iglesia algún entusiasmo con el gran Vicente Ferrer, el gran benefactor de los pobres, hombre de la talla de Teresa de Calcuta?

>> Sigue...


La gracia de imitarlos. Puntos de meditación 10-1-19

10.01.19 | 05:04. Archivado en Espirtualidad mística

1.- Contemplo hoy de nuevo a los Reyes Magos cuando caminan a buscar a Jesús; aprecio su fidelidad al llamamiento divino. Dadme, Señor, la gracia de imitarlos.

2.- Superan dificultades del viaje; todo ello precisamente porque el corazón les dice que ha nacido el Mesías. No se lo formulan tal vez con estas palabras, sino con "esa luz y guía que en el corazón ardía".

3.- Dadme, Señor, la gracia de imitarlos. Hombres de fe, de fidelidad, verdaderamente religiosos. Y vencen el desencanto de las circunstancias: nadie parecía interesado en Jerusalén por el acontecimiento.

4.- Dadme, Señor, la gracia de imitarlos. Aprecio la perseverancia de los Magos a pesar de todos los desencantos.

5.- Te pido, Señor, fuerza para perseverar en el bien, para estar siempre con Jesús sin perder nunca el ánimo. Dadme, Señor, la gracia de imitarlos. Apreciar la puntualidad con que obedecieron. Dadme, Dios mío, esa fe y esa diligencia de estos hombres santos.

>> Sigue...


Domingo, 17 de febrero

BUSCAR

Editado por