Secularizados, mística y obispos

GESTOS AMOROSOS Y FRUSTRACIONES

03.08.18 | 11:25. Archivado en Enfermos y debilidad

Con el amor y el reconocimiento de los padres, hemos ido aprendiendo a renunciar a las satisfacciones directas encontradas en los primeros objetos amorosos. ¡Cuánto nos costó ir a la escuela, pero nuestros padres nos convencieron! Así empezamos a aceptar las pequeñas frustraciones y a esperar la hora de obtener gratificaciones más perfectas. Pero esta educación no siempre se consigue como algo recibido. Podemos también fomentarla en nosotros mismos en la edad adulta y ayudar a nuestros hijos o educandos a conseguirla. Por eso qué importante es haber recibido una educación integral.

Pero no escribimos para lamentarnos de nuestras carencias, sino para superarlas y ayudar a otros a que no caigan donde nosotros hemos tropezado. Es preciso aprender a aceptar las frustraciones con vistas a un bien mayor. A veces desde la infancia podemos llevar con nosotros una sensación constante de frustración, una especie de afasia para mostrar nuestros sentimientos o una indefinida timidez.

Coloquialmente entendemos por frustración la imposibilidad de poseer aquello que hemos deseado con ardor. Todas las personas hemos sufrido estos pequeños traumas; pero a muchos les han marcado en el fondo de su ser. Los intervalos de presencia y ausencia de la madre suponen en el bebé un pequeño y constante trauma. Para que todo sea beneficioso es preciso poder soportar estas reiteradas carencias. Y si desde pequeños disponemos de suficientes recursos, encontramos satisfacciones sustitutivas.

>> Sigue...


LA INCOMUNICACIÓN, ENFERMEDAD MODERNA

03.08.18 | 11:18. Archivado en Espiritualidad - Mística

A mediados del siglo XX apareció en la sociedad, junto con la vida agitada del mundo industrializado, una peculiaridad en las familias y en las relaciones sociales: la incomunicación. La literatura, el cine y casi todas las artes se han hecho eco de esta plaga moderna. Y la persona humana necesita comunicarse, si quiere disfrutar de buena salud mental.

Para unos no es difícil intentar establecer una relación comunicativa, pero les resulta más difícil escuchar. Otros no desean ni manifestar sus sentimientos, ni menos aún prestar atención a sus semejantes. Por fin, son muchos los que intentan ambas cosas, y si queremos mantener nuestro equilibrio interior, hemos de educarnos tanto en abrirnos a nuestros familiares, amigos o compañeros, como también en escuchar con ilusión cuanto nos manifiestan. Se impone esta educación social.

Preocupada con estas carencias, Sarah Rodríguez, doctora en Psicología y licenciada en Psicopedagogía, se ha lanzado con una nueva terapia, denominada "Danza Movimiento", a sanar la incomunicación y otras carencias modernas en personas muy afectadas. Busca el bienestar emocional mediante la ruptura de las barreras que impiden la comunicación. Es un tratamiento diferente a lo tradicional y se vale del cuerpo como medio de expresión de los sentimientos, y así superar una deficiencia que se ha hecho dueña de muchos espíritus.

>> Sigue...


El Padre Pío. Puntos de oración 3-8-18

03.08.18 | 05:07. Archivado en Espirtualidad mística

1.- Ayer leí, Señor, como todos los días desde mi santo, la biografía del P. Pío, aquel religioso, hoy beato, de mis tiempos jóvenes. Me impresionan muchas cosas de su vida. Hoy me fijo en ésa anotación de su ordenación sacerdotal: "Contigo sea yo para el mundo camino, sea yo verdad y vida. Y por ti sacerdote santo, víctima perfecta.

2.- " Me gustaba esto y lo pido para mí. Ser camino, Tú me ofrecerás, Señor, la oportunidad, ahora que estoy jubilado, de ser camino, verdad y vida. Necesito, Señor, tu ayuda, porque mi instinto es de comodidad, vanagloria y placer.

3.- En cuanto a víctima perfecta, no te lo pido, Señor, directamente. Siempre me ha asustado eso de hacer voto de víctima. El mismo P. Pío decía a uno que le preguntó que si hubiera sabido lo que le iba a pasar, no habría dejado que le ordenaran sacerdote. Por todo, prefiero, Señor, que en tu providencia, dispongas de mí según tu sabiduría; y dirijas mis pasos de la mejor manera que te parezca.

4,.Que cuando venga el dolor, no desespere, sino que esté tranquilo, porque Tú me guías. Me duele el pecado y el pecador en su desgracia. ¡cuanto abunda hoy, Señor!

>> Sigue...


Martes, 19 de febrero

BUSCAR

Editado por