Ríase, aunque sea de mí

"Las leyes catalanas emanan del propio marco constitucional español y, por su naturaleza, no cabe contravención.

PICT0029 Si reparamos un poquito, nos podemos percatar de lo que sea Derecho, sin tener que recurrir a esas ocurrencias de tanto desinformado de la tele con ínfulas (vanidad y orgullo), políticos de medio pelo y otros camándulas interesados que pretende intoxicar al personal con aleluyas itinerantes llenas de virtudes teologales, cuyo creador también disiente de la barullina. Y mas que este ir y venir por el túnel de la obsesión confusa, interesaría que aquellos faltuscos aficionados de la política, que ocupan estrados en las universidades estatales, cuando no, puestos de alta responsabilidad en las instituciones, dejen de lanzar sus cuitas poco cultivadas y manifestaciones abiertamente contrarias a la lógica por la nada con una copiadora de Hamelin y los hermanos Greem, gracias al cobijo de sus trincheras (gabardinas) y a la osadía que insufla el temor a conocer lo que bien se dice del Derecho para la convivencia y la igualdad entre las razones. Si no es así, habrá que volver al Catón y las primeras letras del arameo. Todos los caminos conducen a la rotonda. En la glorieta, solo se sale con la ayuda de los intermitentes y no por la trocha.


Una Harley Davison a lo "Salvaje" de Brando, o eso llegué a creer.

PICT0028Unos veinte años y ya quería ser motero destacado como Marlon Brando en “El Salvaje” , película mítica del gran actor americano, chaqueta de cuero y gafas Ray Band, todo un símbolo para ser mas macho que los demás y deslumbrar en las fiestas de Vallecas a las chicas ye-ye, aunque la guita no llegara ni para Vespa de medio cuarto. En fin, que por tanto soñar, jamás pude batirme el cobre montado en la rechoncha e impresionante máquina americana, cara de malote, gafas de óvalo plegables de mi primo el de Pacífico, y otros elementos del maqueo a coqui. Años después, me incorporaría a la motorización con un flamante seiscientos con señora joven y un rorro, licencia Fiat, sin echar en el olvido la santa y espectacular Harley. Y mira que, casualidades del lunes: echando unas fotos, me encuentro con aquella deidad reluciente no mas salir de tomar unas cosas en el bar de mi amigo Damián. Y nuevamente comienza el caletre a soñar y a echar humo pegándole tralla a la ruidosa máquina. En ese instante sonó el móvil: Mi hijo me recordaba que mañana, San Blas, "celebrábamos el cumpleaños del abuelo": el mío, Dios mediante.


Lunes, 19 de febrero

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Febrero 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728