Ríase, aunque sea de mí

Señor Espada, que no nos quiten el vermout de Reus, aunque sea catalán.

rosell
No comulgo con las purgas y boicots porque a alguien se le ponga en la cresta de la pluma decir, con tinta indeleble y desabrida, que los catalanes son Rovira, la hermana del humorista malagueño; o señalar con el dedo acusador del señor Inda, a la hermana de la huida de Ponsatí, en la BNE (Biblioteca Nacional), contratada por el portavoz del Gobierno, ministro de Educación, Cultura y Deporte, Méndez de Vigo.

No lo se, no me consta y, además, que-más-da si tenemos otra hermana en la clerecía, sor Lucía, que nos tiene acribillados a desmesuras, y no pasa ná, satanas ¡. Lo que sí me llama la atención es que, impecables letristas de la historia, don Arcadio Espada, profesor, se ponga de manos contra el Supremo y su actitud con el tablero de la justicia, por mover el caballo (mas que mover, retirar) de aquella forma magistral, que ni pensara en años el articulista catalán: Como si él mismo supiera latín, tradujera a Shakespeare o tuviera una hermana en la revolución de Bruselas contra el fascismo: esteladas al viento de los belgas para humillar. Y de lo que pueda pasar en Perpiñán con la erótica de mis tiempos y el franco como moneda.

El señor Espada, se parece cada vez mas a aquel intelectual que muchos años ha, conocí en los futbolines de Lope de Rueda, tirando a puerta con los muñequitos de plomo, en un alarde de Cristiano. Lo recuerdo perfectamente: Sánchez Dragó (como Sánchez Melgar) se sigue llamando el decano.

Permítame que siga degustando el rico vermout de los festivos en las bodegas Rosell de General Lacy junto a Delicias. De Reus, precisamente, como el valiente catalán, general y presidente de este país, que tan pocos consideran.«Bájese usted, mi general, que nos hacen fuego». Y nos hicieron cisco.


Carlos III se hizo del Atlético de Madrid, no mas llegar de Nápoles con el Belén.

carlos3El Belén se lo entregó a su colega Carmena como presente de aquellas tierras meridionales de la península itálica , rodeado de pompa y boato en la pasarela Preciados procedente de Callao como ofrenda navideña, ahora que llegan las fiestas. La alcaldesa, como buena gestora de sentidos y direcciones en las rotondas de circulación, decidió que el belén fuera transferido a un entorno menos vivo, mas suave, mas vistoso, donde la chulapa vendiera nardos en el Ultimo Cuplé, en la Gran Vía de Agustín Lara, en la esquina de Zahara (que ya no existe) o, frente del barato Primark . Por fin se puso en funcionamiento la comitiva andante por la famosa Carmen Street, con todos los visitantes. Los agentes de movilidad al ver de nuevo el belén que se avecinaba, decidieron que corriera por toda la pasarela hasta dar con la puerta bonita de la calle de Alcalá, donde las muchachas vienen y van con los nardos a la cadera. Allí, situarían el Belén napolitano de Carmena, que su majestad obsequió con gusto. Como agradecimiento a la villa de Madrid, Carlos III, el albañil, se hizo del Atléti, antes de que existiera el club colchonero, "el de las ansiadas alegrías", un siglo largo después.


Viernes, 21 de septiembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Diciembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031