Ríase, aunque sea de mí

Para qué mentir si puedes inventar milongas en 3D .?

Para qué mentir si puedes inventarte una milo
Y es que, para algunos, mentir es un modo deportivo y sano para ensalzar postulados chungos, que nada tienen que ver con la lógica socrática, tendentes a lograr el gozo de la tergiversación, bien arropados por ingrávidos y leves personajes de la insensatez que confunden el elixir de amore, a modo de filtro de campana, con mortadela siciliana en tiempos de correrías carolingias por la Septimanía.
Su lógica entra de lleno en el epigrama y en el juego de las tres en raya, solo para entretener, muy lejos de la convención, a no ser que seas, cerrilmente, seguidor de “tontos del Q”, especie de crucigrama de entretenimiento de la revista metodista del caos y el desorden, Mongolia: Kempis satírico para la micción de estos personajes de la academia de la imperfección sin goteo, prestos para flagelarse con romeros y tomillos inodoros en las termas de la marca, antes de que sustituyan las pilastras de mármol rosado por los sugestivos platos de ducha en 3D de D Rufian , su señoría inacabada.


Domingo, 24 de septiembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Septiembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930