Punto de vista

Estrasburgo condena a unos guardias civiles

14.02.18 | 16:10. Archivado en Actualidad

Los mismos que se alegran de la sentencia de Estrasburgo y la aprovechan para criticar a la Guardia Civil aprueban y aplauden los métodos de Maduro en Venezuela.
Siento desengañar a esa gente, en especial al etarra Otegui, tan querido por los nacionalistas catalanes, pero la Benemérita seguirá siendo querida y admirada por las personas honradas de este país, que a pesar de los malvados todavía se llama España, porque saben que ha prestado y seguirá prestando grandes servicios en defensa de la ley.
Aunque los hechos por los que han sido condenados no pueden ser aprobados por los ciudadanos cabales, cuya prioridad no puede ser otra que el cumplimiento de la ley en cualquier circunstancia, conviene poner de relieve que en España, en este aspecto, partimos de un desafortunado artículo de la Constitución, que es el que establece que las penas de cárcel han de estar orientadas a la reinserción. Eso no es posible porque para reinsertar a alguien hay que contar con la voluntad del interesado.
Otros países europeos tienen en su legislación la cadena perpetua. En España han operado varias bandas terroristas, lo cual hacía aconsejable esa herramienta en la lucha contra el crimen. Con ella, los etarras que fueran capturados habrían estado más dispuestos a colaborar con la justicia, para contar con atenuantes en el juicio.
Si en el caso de Marta del Castillo el hecho de que no apareciera el cuerpo fuera un agravante, a lo mejor nos habríamos ahorrado el dinero que se ha gastado en buscarlo.
Es decir, a menudo, los jueces, los policías y la Guardia Civil en lugar de tener la ley como herramienta en la lucha contra el crimen, tienen en ella un impedimento, porque a veces parece diseñada para favorecer al delincuente.
En estas circunstancias se comprende, aunque no se comparta, que algunos guardias civiles, cuyo Cuerpo ha sido golpeado dura y vilmente por los etarras, se cabreen.
'2016.Año bisiesto'
'El Parotet y otros asuntos'

'Diario de un escritor naíf'
'Yo estoy loco'
'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades'
'1978.El año en que España cambió de piel'
'Desierto'
'Septiembre puede esperar'


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por Alef 15.02.18 | 11:40

    Desde Japón (¿una democracia basura?) con su pena capital vigente se debe contemplar con curiosidad a la Europa de Conchita Wurst que libera criminales, los indemniza y no los detiene si pasan de las 9 p.m.

Miércoles, 15 de agosto

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Agosto 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031