‘Crème de La Mer’. La icónica Crema de La Mer

Crème de la MerNace a causa de un Accidente

En 1965, Max Huber, un físico aerospacial sufrió un teriible accidente: La explosión de un experimento rutinario cubrió su rostro de graves quemaduras químicas. Ni la cirujía ni la ciencia le ofrecieron demasiadas esperanzas por lo que Huber comenzó a investigar. Doce años y seis mil experimentos después, perfeccionó la crema que le ayudaría a dar a su piel un aspecto increíblemente más terso y uniforme. Nacía Crème de la Mer, la crema del mar.

La Fórmula

Créme de la Mer no tiene ingredientes ‘milagrosos’, símplemente contiene algas marinas, vitaminas y minerales. Las algas son el ingrediente clave en la receta de Créme de la Mer. Huber utilizó minerales extraídos de algas frescas del Océano Pacífico. A continuación, las combinó con otros ingredientes naturales que incluyen: calcio, magnesio, potasio, hierro, lecitina, Vitaminas C, D, E, y B12 así como extractos cítricos, eucalipto, germen de trigo, alfalfa y girasol. Cuando las algas y las vitaminas se unen, producen micronutrientes que ayudan a cargar de energía a la piel.

La Biofermentación

Huber inventó un proceso de bio-fermentación tan preciso que cada partida tarda de tres a cuatro meses en fabricarse. Se dio cuenta de que la mayoría de los productos cosméticos para el tratamiento de la piel, eran fabricados a altas temperaturas y elevadas presiones, disminuyendo, consecuentemente, la eficacia de sus ingredientes claves – lo mismo que sucede cuando sobre cocinamos las verduras, éstas pierden gran parte de su valor nutritivo. En cambio, su innovador proceso de “bio-fermentación” a baja temperatura preserva y refuerza la integridad de sus ingredientes orgánicos. La gran actividad natural de este preparado protege Créme de la Mer de las bacterias con un mínimo de conservantes. Su tecnología no tiene precedentes en la industria cosmética. Cada frasco se rellena todavía a mano para mantener inalterable su formulación.

Los Beneficios

El Sistema Inverso de Reparto de Crème de La Mer aporta hidratación a través de una emulsión invertida, que aporta una hidratación superior en la superficie de la piel sellando en su interior el agua de la propia piel y manteniendo una hidratación continua.

– Actúa como una hidratante, como un agente suavizante natural, como una nutritiva y como una crema para el contorno de los ojos.

– Ayuda a calmar hasta las pieles más sensibles por agentes irritantes externos.

– Es compatible con todos los tipos de piel y puede ser utilizada junto con otros tratamientos cosméticos, aumentando la efectividad de éstos (si se está utilizando tratamiento medico para la piel, consultar con un especialista).

– Con Crème de La Mer, la piel obtiene un saludable equilibrio, se vuelve más suave al tacto, más firme y consecuentemente más joven.

– Sus propiedades naturales exfolian suavemente la piel, sin necesidad de ácidos, reduciendo de modo efectivo y seguro el aspecto de las líneas de expresión y mejorando la textura y el aspecto de los poros de la piel.

– Revitaliza, aporta luminosidad y alivia la sequedad a todo tipo de piel.

Los Beneficios de las algas:

– Estimulan la circulación sanguínea
– Realzan y suavizan la piel, aportándole elasticidad y firmeza
– Luchan contra los radicales libres
– Suponen una rica fuente de vitaminas, proteínas y minerales
– Tienen propiedades curativas y regeneradoras
– Son muy ricas en aminoácidos y oligoelementos
– Poseen la capacidad natural de reponer las carencias de la piel
– Regulan y equilibran la producción de grasa
– Favorecen el intercambio celular, necesario para una piel más bonita
– Facilitan el drenaje y la eliminación de toxinas
– La composición de las algas es muy similar a la del plasma sanguíneo en cuanto a sales minerales y oligoelementos se refiere, por lo que son muy fácilmente asimiladas por la piel y ayudan a revitalizarla y remineralizarla
– Son muy similares a las células y se alimentan de los mismos elementos que éstas, minimizando el riesgo de alergias

Méritos Técnicos de Huber

Proceso de BioFermentación

Creó un proceso único para la fermentación de las algas marinas que consistía en utilizar la luz y el sonido como fuentes de energía. Este revolucionario proceso genera un complejo de materiales biológicos activos, que no puede ser obtenido mediante ninguna otra tecnología conocida.

La fermentación transforma las algas, vitaminas, minerales y otros nutrientes celulares en un caldo de potentes activos. Este caldo a base de algas ha demostrado poseer propiedades antioxidantes, anti-inflamatorias y antimicrobianas al mismo tiempo que cualidades regenerativas celulares y curativas de la piel.

Sonoquímica

Hoy en día es una rama aceptada de la ciencia que utiliza la energía del sonido para alterar y regular reacciones químicas. Max Huber fue pionero en su aplicación, al someter los ingredientes de Crème de la Mer a luces y sonidos, durante dos horas diarias a lo largo de los 3-4 meses que dura el proceso de fabricación.

Créme de la Mer

La Créme se creó para maximizar los beneficios del caldo de algas. Es una crema rica con la que desarrolló una estructura matriz cristalina líquida, única. Esta matriz captura la energía vital que posee el caldo de algas y que se  aprovecha íntegramente por la fricción.

Belleza

Comments Closed

Comentarios cerrados.