Periodismo

"De Juana Chaos ha elegido matarse de hambre; el hombre de la foto no pudo elegir su destino"

15.02.07 | 12:35. Archivado en El Mundo, Cartas al Director
  • enviar a un amigo
  • Imprimir contenido

Juan C. Osta (Periodista Digital).- La semana pasada les tocaba visita. Blanca López-Ibor, Jefe de la Unidad de Hematología-Oncología Pediátrica del Hospital Madrid Montepríncipe, les informó de que "su hijo estaba muy bien". Blanca conoció al padre del niño "hace un año". "Sobrevivió al atentado de la calle Pío XII en Madrid." "No me pidan comprensión. No entiendo nada. De Juana Chaos ha elegido matarse de hambre. El hombre de la foto no pudo elegir su destino ni el de sus amigos."

Es un larga Carta al Director del periódico El Mundo(€), donde la Jefe de la Unidad de Hematología-Oncología Pediátrica del Hospital Madrid Montepríncipe, Blanca López-Ibor, muestra su indignación. "Tanta preocupacion por De Juana es ofensiva", titula el escrito.

Esta misma semana, el Tribunal Supremo ha tomado una resolución en la que se rebaja la condena del etarra De Juana Chaos de 12 a 3 años, lo que podría suponer su puesta en libertad en un breve periodo de tiempo, por la aplicación de medidas penitenciarias beneficiosas para el reo. Antes de esta decisión, numerosos dirigentes socialistas y nacionalistas han mostrado su "preocupación" por el estado de salud de De Juana Chaos.

Por su interés reproducimos literalmente el texto de la Carta al Director (€).

TANTA PREOCUPACIÓN POR DE JUANA ES OFENSIVA

Sr. Director:

Le conocí hace un año.

La semana pasada, vinieron a la consulta. Su hijo estaba muy bien. Su mujer leyó el informe, preguntó algunas cosas sobre el tratamiento. Sonreí, y cuando iba a despedirles, topé con la mirada profunda, directa, limpia, triste de un hombre impresionante. Sacó un papel arrugado de su cartera. Era una portada de periódico fechada en un día determinado del año 1992. La cara de un hombre ensangrentado, destrozada pero serena, con un gesto de dolor. Unas manos de los médicos que le atendían, intentaban reanimarle. Le reconocí. Sólo me dijo: «¿Cómo es posible?»

Le conocí hace un año. Su hijo de 10 años tiene una sonrisa que llena el hospital cuando viene a vernos. Su mujer tiene una fuerza que es difícil de explicar. Sufre en silencio, por su hijo, por sus hijos, por su marido, por otros niños del hospital, por otros padres del hospital... Miró la foto arrugada de la cartera: una sombra atravesó su mirada.

Sobrevivió al atentado de la calle Pío XII en Madrid. Pasó muchos meses, años, ingresado en un hospital en el que poco a poco iban recomponiendo su cuerpo. Múltiples cirugías, horas interminables de rehabilitación. Un sufrimiento físico inmenso. Pasó el tiempo, las cicatrices del cuerpo curaron. Las heridas del alma también, porque sólo las almas buenas curan.

Esperó un año para enseñarme una foto que nunca olvidaré. Conozco a este hombre en la situación más dura en la que puedes conocer a un hombre: ante la enfermedad grave de un hijo. No se separó de él durante días hasta que estuvo mejor. Las secuelas de su accidente no le impidieron dormir noche tras noche en el hospital acompañando a su niño.

Le miré con un inmenso respeto.

¿Como es posible que la vida de un asesino de 25 personas sea ahora prioritaria y los supervivientes de tantos brutales atentados y los familiares de tantos muertos tengan que revivir su sufrimiento aún si les quitan la paz? La vida no es sólo comer, dormir, reproducirse..., es también un entretejido de experiencias, una lucha diaria y ¡qué lucha!, un agradecimiento por el hoy y una mirada esperanzada al mañana. Una petición de perdón desde el arrepentirse del dolor causado. No somos nosotros los que perdonamos, el perdón está muy por encima nuestro, nos transciende.

No me pidan comprensión. No entiendo nada. De Juana Chaos ha elegido matarse de hambre. El hombre de la foto no pudo elegir su destino ni el de sus amigos. No eligió tampoco la enfermedad de su hijo. Por ella lo conocí. Ésta es la cara verdadera del dilema ético que plantea este terrorista. Se llama chantaje.

Los españoles no podemos aceptarlo.

Jefe de la Unidad de Hematología-Oncología Pediátrica del Hospital Madrid Montepríncipe.

Blanca López-Ibor


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Martes, 21 de octubre

    BUSCAR

    Los mejores videos

    Síguenos

    Hemeroteca

    Octubre 2014
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    2728293031  

    Sindicación