“Chochocharlas” andaluzas: género y generosidad.

Miedo da pensar, tras 36 años de corralito jurídico, mediocre oposición y pueblo domesticado en el pesebre del presupuesto público, qué encontrarán los nuevos gobernantes andaluces si ninguna patochada de cualquiera de ellos impide que se defenestre al socialismo imperante y se estudien a fondo los gastos de tan dilatada época. Lo que pasó con los ERE ya lo vamos sabiendo pero nos falta saber todo lo relativo al PER y, sorpréndanse – yo mismo no salgo de mi asombro -, en qué han consistido las subvencionadas “Chochocharlas” y demás actividades “de género” propiciadas por la generosa Susana Díaz.

Me disculpará el lector por la más que cuestionable e incómoda cita incluida en el título, que sólo se ve empeorada por el subtítulo que la acompaña en la web: “Empoderándonos desde nuestros coños”, todo ello por obra de una tal “Psico Woman”, psicóloga, sexóloga y youtuber, identificada por el hashtag “#TodaLoca” y “gran friki de los coños”, quien desde 2004 – el año prodigioso de la ley de la ministra miembra – viene “recapitulando toda la información sobre nuestras vulvas que a nuestro sistema cisheteropatriarcal no le interesa que tengamos”. Esto merece una reflexión: los no adictos a la ideología de PsicoWoman lo que queremos es que las señoras no tengan vulva – como la Barbie – o, peor, que tengan lo mismo que nosotros, lo que nos generaría a los malditos hombres una severa limitación y gran incomodidad a la hora del ocio más lúdico, acostumbrados como estamos a otras cosas muy distintas.

PiscoWoman nos propone, a través de la, una vez más, autocalificada “charla divertida, directa y cañera, pero también atravesada de denuncia por todo lo que sufren nuestros coños”, que demos la bienvenida “al maravilloso mundo del COÑOCIMIENTO”. La autora, Isa Duque, viene avalada por diversas titulaciones obtenidas todas ellas en el ámbito andaluz – Licenciada en Psicología. (Universidad de Granada), Máster en Sexología, Terapia sexual y Género. (Instituto de Sexología Al-Andalus), Certificado de Aptitud Pedagógica. (Universidad de Granada), Experta en psicoterapia dinámica. (Universidad de Sevilla), Máster en terapia familiar sistémica. (Universidad de Sevilla), lo que da idea del corralito académico en que se desenvuelve la actividad universitaria española y, especialmente, la andaluza, al menos en lo que a PsicoWoman respecta. Resulta muy de temer que se trate de actividades y competencias subvencionadas por los 42 millones de euros que ha invertido Susana Díaz en promover actividades “de género” durante el año 2018, que no sólo irritan a Vox, como quieren algunos, sino que, igualmente, deben preocuparnos a todos. Empecemos por señalar que sólo un 1.2% del dinero gastado repercute directamente en mujeres maltratadas y así entenderemos mejor que destituir a Susana Díaz y someter a auditoría las cuentas de 36 años puede revelar cómo se ha dilapidado el presupuesto público en esos años de descontrol.

Se trata del presupuesto del Instituto andaluz de la mujer, 42 millones y pico, de los que 9.5 millones de euros se han ido en sueldos, lo que hace una media de 50.000 por barba (él) o bigote depilado (ella); 12.2 millones en gastos corrientes (agua, luz, vestuario, alquileres…); el grueso, 20 millones, se ha ido en transferencias de capital, a razón de 1.6 millones a universidades para la promoción de actividades de género, 8.5 ayuntamientos para asesoramiento a mujeres y, lo más curioso, 900.000 que no se puede determinar a dónde han ido. En lo que verdaderamente importa, sólo 1.200.000€ -, menos que a las universidades – se han destinado a ayudas directas a mujeres maltratadas, una ínfima parte de lo que se han llevado las 2200 asociaciones y 55 federaciones feministas, más sindicatos, que se contabilizan, y ahí entra Isabel Duque como subvencionada y apoyada directamente por los socialistas con el inestimable apoyo de Podemos. Es el precio a pagar por tener “portavozas” además del genérico portavoz.

¿Imaginan lo que vamos a encontrar cuando se estudien a fondo los destinatarios del PER (Plan de Empleo Rural)? ¿Encontraremos otra cosa que no sea un voto subvencionado a lo largo de décadas? Pues esto es lo que Susana y los suyos quieren perpetuar a costa del presupuesto de la más poblada autonomía española, así que atrévanse los tres en liza – PP, Cs y VOX – a impedir este acto de clarificación y nos veremos las caras en las próximas elecciones. Por estas que son cruces.

Artículos

Comentarios cerrados.