El voto útil siembra de inútiles España

Quienes como el PP de Cataluña se consuelan apelando al voto útil como explicación de su derrota lo hacen para que olvidemos que el voto útil de otros los convierte a ellos en inútiles. Es una parte de la cuestión que suelen obviar, en la vana pretensión de ser ellos los de siempre y que es la gente la que se ha equivocado votando a otros en vez de a ellos. Ya lo dijo Coleta menguante cuando empezó “la remontada” hacia la irrelevancia: íbamos a ganar pero la gente se ha equivocado votando. Puchifrites no está solo en sus delirios; al contrario, está más que acompañado. El procés ha revelado una cosecha de enfermos delirantes que no cabía sospechar.

El PP de Cataluña no ha sabido ganarse a la gente. Vale. Pero que sí haya sabido echar a los suyos es cosa de mucho mérito. Alicia Sánchez-Camacho, “la remendá”, dio paso a un Xabi García Albiol, alto de más para lo que se estila y con medio ADN compartido con el guaperas de Ferraz, incluida la chulería. Albiol culpa a C´s, Sánchez ha acabado echando al PP de Madrid las culpas del fracaso con estrépito de su candidato bailón. La culpa es de Rajoy, dice Sánchez, por no haber puesto soluciones encima de la mesa. Y lo que hay es mucho, muchísimo inútil.

¿Tienen algo de razón? Puede que sí pero, dicho al diplomático modo, tiene vuestra excelencia razón, más no la tiene toda, y aún la poca que tiene no le ha de servir de nada. Porque el PP en Cataluña es una fuerza testimonial rendida a quienes surgieron de la nada y han conseguido, por fin, ganar unas elecciones frente a los indepes desaforados. La medida es universalmente admitida: si el PP catalán cabe en un taxi – y caben -, de nada sirve mirar al que te robó las prendas a menos que mires para aprender. Y lo mismo el PSC, que ha quedado cabiendo en un microbús, de lo que se quejaba, con toda la razón, Inés Arrimadas: no podemos ganar votos para otros.

Ahora han entrado en pánico no los de Cataluña sino los de Madrid: si seguimos así, se dicen, las próximas nos las gana C´s en nuestro terreno. Y ahí sí tienen, creo, razón. Porque C´s, que exigió y apoyó el art. 155, no ha visto reflejada en votos la afrenta al invencible pueblo catalán cuya capacidad de reacción no debíamos subestimar. Alguna diferencia debe haber y la más obvia es el pesado fardo de corrupción que arrastra el PP de Rajoy – por más que es peor la carga del PDeCat y ahí los tienen, los segundos por detrás de C´s y por encima de ERC, esa que se iba a comer hasta las urnas – y la falta permanente de comunicación con la calle, esa batalla que perdieron no para ellos sino para todos los españoles, cuando se dejaron hacer lo del 1-O.

Inútiles. De eso está lleno el PP y no se aprecia reacción alguna que los pueda sacar del pozo en que están. Inútiles en el PSOE, y no digamos en el PSC. Así que o renuevan el armario y lo llenan de ropa nueva y sin lamparones de corrupción o el bipartidismo va a desaparecer junto con los partidos que lo componían. Y por mí que no sea, que en formándose un partido socialdemócrata a la europea encontraré yo a quién votar si estas dos pandillas de inútiles se van, con Mas, al basurero de la historia.

Artículos

1 comentario


  1. Julio Fernández Tomé

    No falta ni sobra una sola frase. La mediocridad no admite sobresaltos. Inútiles, si. Tanto que confunden caras nuevas con caras jóvenes. Obviando que la juventud es una enfermedad que se cura con el tiempo.