El Blog de Otramotro

Dos ósculos, besos castos

DOS ÓSCULOS, BESOS CASTOS

Aunque tú solo le diste
Dos ósculos, besos castos,
Los juzgó él dignos de fastos.
Con ellos te despediste
Del que, al besarlo, aturdiste.
Desde entonces, rememora
Esos dos besos que otrora
Tú estampaste en ambos lados
De su faz, que aún helados
Permanecen, sí, señora.

Ángel Sáez García
angelsaez.otramotro@gmail.com


Mi tío Gregorio ha muerto

MI TÍO GREGORIO HA MUERTO

A un barrio de Tarazona,
Tórtoles, siendo un muchacho,
Iba sin sentir empacho.
Allí ir hoy me desazona:
Su funeral me emociona.
Aun sin serlo en sí, mi tío,
En primavera o en estío,
En otoño o en invierno,
Con todos fue un hombre tierno;
Nadie junto a él sintió hastío.

Ángel Sáez García
angelsaez.otramotro@gmail.com


Miércoles, 20 de febrero

BUSCAR

Editado por