No más mentiras

Las grandes ciudades y sus infiernos y III

27.11.17 | 10:15. Archivado en Sobre el autor

“LAS GRANDES CIUDADES”
Y SUS INFIERNOS (y III)

Serían muy inteligentes los gobernantes que instauraran leyes para “no crecer más”, en todos los lugares sobrecargados de población y edificaciones; propugnando normas para todo lo contrario; o sea, una despoblación racional y progresiva hasta grados tolerables, lo que, como es lógico, en algunos lugares puede requerir “un siglo”. Por otra parte muchos lugares rurales se están abandonando y hay que irlos repoblando de nuevo y dotándolos de los elementos necesarios para que la gente pueda permanecer en ellos; en Europa ya las autoridades de la UE han denunciado ello puesto que es preocupante el abandono, sobre todo en la Península Ibérica y en especial en ESPAÑA.
En otras poblaciones del mundo, ya y por propia inercia del individuo, éste huye de la ciudad que le aplasta y busca nuevos horizontes en lugares más humanos y positivos y ello lo hace aún a riesgo de ganar menos, pues ésta es “otra”... “en la gran ciudad”, se necesita mucho más dinero para vivir (peor) que en la otra ciudad más humanizada ó en las zonas rurales.
En la pasada década[i] (de 1976 a 1977) en ciudades como Hamburgo, se establecía el espectacular éxodo de unas TRECE MIL PERSONAS, QUE ABANDONABAN LA GRAN CIUDAD ALEMANA, PARA ESTABLECERSE EN LOS PUEBLOS.
Este hecho se constataba y producía igualmente en otras ciudades, que al igual que la anterior, pertenece a la República Federal Alemana[ii]; tales como Francfort, Munich, Colonia, Dusseldorf y otras muchas (Diario “Pueblo”, 11-9-78). Todo este movimiento no es más que una “autodefensa del propio individuo”, pues generalmente, los políticos, son mucho más miopes y toman decisiones cuando... ‘el pueblo’ está ya harto de darles voces y gritarles su inutilidad, como tales gobernantes, que siempre están huyendo de la actuación correcta... diciendo la consabida frase de NO ES POLÍTICO (lo político es salirse siempre por la tangente).
Por todo esto, habría que ir pensando con valentía y exponiendo ideas claras y concisas, que “orienten a nuestros políticos”. Yo manifiesto que aun viviendo en una ciudad “provinciana”, donde escasamente ya rebasamos los cien mil habitantes; ya me parece demasiado grande para “esta bendita ciudad provinciana”, que ojalá siga siéndolo por muchos años y se estabilice en un número racional que nunca debiera pasar de los cien-ciento veinte mil habitantes; pues curiosamente, aún los transportes públicos están “en manos privadas” y el municipio está bastante bien atendido, en contrapartida con la inmensa mayoría de “grandes españolas”; las que no pueden costear auto financiándose lo más elemental, cual es el transporte público... ¿No será ese el primer control de que las cosas empiezan a ir mal?.
Ancha es España y poco poblada –afortunadamente-... búsquese, por tanto, la mejor y más racional de las formas para repartir la población[iii], y que podamos vivir mejor y más humanamente en este extenso país (el tercero de la gran Europa, en lo que a kilómetros cuadrados se refiere) Pienso sinceramente que ello es posible si se saben arbitrar normas y directrices que sepan corregir los terribles desfases del pasado y del presente, evitando un futuro al que no debemos llegar como inmensos rebaños y hormigueros destinados a una degeneración, en la que sólo el pensarlo, ya horroriza a cualquier ser medianamente sensibilizado con este enorme problema humano.

Antonio García Fuentes
(Escritor)
www.jaen-ciudad.es (Aquí más)

Jaén: 23-11-2017

________________________________________
[i] Recordemos que el escrito data de 1982/83.
[ii] En aquellas fechas y muchos años después (hasta la reunificación alemana) existía la denominada “RFA” o República Federal Alemana.
[iii] Pasaron más de treinta años desde que se escribiera y publicara cuanto hoy escribo y el resultado es que cada vez está más desierto el campo y se despueblan hasta desaparecer, pueblos que no debieron hacerlo nunca. Como contrapartida las grandes y medianas ciudades, e incluso menos que medianas... son ya inhabitables por cuanto de pernicioso se ha ido acumulando y ello sigue creciendo de forma descontrolada cada vez más. En Madrid se llevan contabilizados alrededor de UN CIENTO DE ASESINATOS EN ESTE AÑO (eso era en el 2001) y... SIMPLEMENTE SE ACEPTA ELLO COMO LO MÁS NORMAL DEL MUNDO.


Pensamientos y reflexiones 171

25.11.17 | 09:34. Archivado en Sobre el autor

Pensamientos y reflexiones 171

Nos han mentido miserablemente y ello es peligroso
La sublevación militar no la inició Franco, que permaneció como militar leal al gobierno republicano y se unió después a los rebeldes; los que lo fueron, por cuanto España se convirtió en un infierno y donde los latrocinios horribles, tuvieron lugar en “los dos bandos”, pues tanto los republicanos como los nacionales, cometieron horribles hechos; ya que España terminó siendo ya más una “sucursal comunista de la URSS de Stalin”; que es lo que hubiera sido, si no gana la guerra Franco, el que luego sometió a los perdedores que pudo controlar (mi familia entre ellos) a un trato del que solo sabemos los que lo hemos sufrido. Los cabecillas “herederos de la república”, huyeron como “lo que fueron” llevándose consigo, todo lo de valor que pudieron agarrar (Destacando hasta un barco cargado hasta la sentina y que fue a México) y con ello se dieron la vida padre, mientras aquí, “nos moríamos de hambre”). Por tanto defender a “hunos y a hotros” es deleznable, salvo individualmente que lo fueron también en ambos bandos, donde muchos se jugaron la vida para salvar a contrarios.
Por todo ello, hoy lo que hay es que “enterrar de una puñetera vez, todas esas mierdas hediondas y asumir los hechos, pero respaldados por la verdad de los mismos”; hoy es absurdo gastar dinero en desenterrar muertos, ya que ello no sirve para nada, o para tan poco que es mejor no hacerlo (llevan muertos casi un siglo y pertenecen a la horrible historia de España, por tanto SON NUESTROS MUERTOS) y pensar en un porvenir mucho mejor y más igualitario, puesto que los políticos y lo he escrito muchas veces, la mayoría son más “de panza y bolsillo que de ideales y de justicia social y económica, que es lo que necesita cualquier país para de verdad prosperar”.
Y sobre todo los que se dediquen a la enseñanza, que no olviden que su misión es enseñar a las nuevas generaciones, toda la verdad de lo que ocurrió aquí y no servirles “más venenos de los que aquí han tenido lugar durante muchísimos años”;
por ello “esa nueva mentira o verdad a cuartos”, de que “hoy tenemos la mejor preparada juventud de todos los tiempos”, es una horrible mentira, puesto que en inmensa mayoría de españoles (incluso viejos y viejas incluidos) no tienen ni puñetera idea de lo que aquí ocurrió, “antes durante y después de Franco” y deben saberlo sin tendencias y partidismos, simplemente la verdad… “LA TRISTE Y DURA VERDAD DE LO QUE DE VERDAD OCURRIÓ EN ESPAÑA”. Y que ya nadie puede enmendar, puesto que ya es simple y llanamente HISTORIA. (De mi artículo de igual titular)
LAS INJUSTICIAS EN ESPAÑA y LAS 35 HORAS DE LOS EMPLEADOS OFICIALES

Entre los infinitos privilegios que aquí tienen “todos los que entran a comer de la teta del Estado y desde el rey hasta el sepulturero”; ahora hay un nuevo “follón” sobre si los empleados oficiales han de trabajar (y lo de trabajar es un decir, puesto que muchos es que van a la oficina (si es que van) y allí o no hacen nada o hacen lo que aquí denominamos, “la nini nana”) 37 o 35 horas semanales, cosa que en justicia y ante la tan cacareada Constitución, debiera ser ilegal y por tanto suprimida.
¿Por qué de ello? Por muchas cosas y de las que detallo algunas.
La legislación laboral, establece de forma general que son cuarenta las horas semanales que tiene que trabajar, cualquier asalariado. ¿Por qué ello no alcanza a “los millones” de empleados públicos (“muchos de ellos metidos en nómina de forma arbitraria y por los subterfugios que aquí abundan más que las moscas”). ¿Es que el empleado público no ha sido parido por mujer al igual que los otros? ¿Por qué entonces esos privilegios y sea en el cargo que sea?
Por otra parte y debido también a “las leyes del embudo que tanto abundan en la siempre dictatorial España”, hoy cobrar un salario digno y que permita vivir dignamente, es dificilísimo y cada cual obra como puede y “traga carros y carretas simplemente para ir sobreviviendo”.
Como ello y en justicia es un abuso más, se puede considerar como algo insólito, ya que hoy y por motivo de esas leyes y otras de “supervivencia”; el puesto de trabajo, si lo encuentran, ya que el trabajo escasea cada vez más, para conseguir al salario mínimo interprofesional o incluso menos, el que lo acepta cobra sueldos de miseria y que apenas le permiten vivir y a pesar de trabajar en muchas ocasiones bastantes más horas que las legisladas y que son ocho horas diarias y cuarenta a la semana; por tanto el tema laboral (salvo en los millones de otros enchufados a la sucia política que aquí impera) está tan cargado de injusticias, que habría que reformarlo pero de verdad en forma mucho más justa y equitativa, teniendo en cuenta no solo al que trabaja, sino al que ofrece el trabajo, que en muchos casos es que si pagara todo lo que le exigen, tendría que cerrar el negocio, cosa que sería un desastre nacional. (De mi artículo de igual titular).

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más) y
http://www.bubok.es/autores/GarciaFuentes


Las grandes ciudades y sus infiernos II

24.11.17 | 10:12. Archivado en Sobre el autor

“LAS GRANDES CIUDADES”
Y SUS INFIERNOS II

Debo decir primero, que no es un relato oportunista (ni mucho menos)... fue escrito hace ya unos treinta años o más y quien lo dude, puede acudir a mi libro ‘ESPAÑA AQUÍ Y AHORA” (2ª Edición 1985; páginas 239/244) hoy agotado, pero fue enviado a muchísimas bibliotecas públicas de España y el extranjero debidamente seleccionadas por su interés... llegó hasta la Biblioteca del Congreso, de los EE.UU. y a las de ‘cientos de universidades’ y destacadas personalidades de la sociedad de aquella época (tengo testimonios que lo confirman). Me resulta amargo, el ofrecerlo hoy... pero ‘algo y como entonces cuando lo escribiera, me ha impulsado a ello’... que el lector opine lo que quiera... es su libertad.
“LAS GRANDES CIUDADES”: Sin temor a equivocarnos, pienso que podríamos decir, ‘el infierno de las grandes ciudades’, pues, sinceramente, a medida que crece una ‘moderna’ ciudad, crece en infierno más que en gloria... y a las pruebas me remito. Desde que a un imbécil se le ocurrió diseñar (y a otro costear su construcción) ‘la moderna Torre de Babel’, la que repetida y superada constantemente es el ‘rascacielos’...
La enorme colmena humana y la excesiva aglomeración de seres (que como las termitas ya viven –mejor dicho vegetan- en esos reducidos espacios o inmensos hormigueros) a los que se les proporciona todo cuanto pueden precisar en largos espacios de tiempo. Pues en esa aberrante y monstruosa ciudad que llaman “Nueva York”, hay conjuntos gigantescos donde el hombre duerme, trabaja, come y ‘realiza’ sus principales necesidades, sin tener ‘necesidad’ de desplazarse del propio ‘monstruo arquitectónico’, en el que las ‘necesidades de la vida moderna le obligan a vivir’. Lo terriblemente pernicioso es que otras ciudades copiaron –y copian- esa barbaridad humana a la que llaman ‘rascacielos’ y cada ciudad que se precie de ‘progresista’ quiere tener su particular ‘torre’, seguida de otro enjambre de ‘torrecillas menores’.
Todo esto obedece al deseo ambicioso de “la concentración de poder” y al propio tiempo, que ese poder se note... que, “se vea desde bastante lejos”, la omnipotencia de tal individuo o tal compañía que puede permitirse el lujo de erigir... “tan grandioso monumento”.
También con ello se consigue la supervaloración del suelo, puesto que si en un solar se realizan “mil viviendas o departamentos comerciales”, siempre se le conseguirá un valor infinitamente mayor al que se le conseguiría si el volumen es veinte veces menor.
En este movimiento especulativo, se han “enfangado” políticos, hombres de negocios, asociaciones de tipo cultural o religioso y simples ciudadanos, a los que incluso “de rebote” les ha llegado el rico maná que nunca soñaron.
¿Pero qué es lo que está ocurriendo a consecuencia de esta absurda masificación y aglomeración de hombres y servicios?
Está ocurriendo lo que ya demostraron hace bastantes años algunos científicos en un laboratorio, en el que emplearon a las ratas como actores de un comportamiento, que luego van a repetir idiotamente los propios seres humanos.
Leí aquel informe y lamento vivamente no haber guardado datos concretos para darlos hoy a conocer, pero seguro que “es de dominio público”.
Resulta, en concreto, el que unos inteligentes investigadores, sitúan “unas familias” de ratas en unas amplias jaulas y donde su hábitat es favorable en gran medida. Dejan que aquella colonia se reproduzca normalmente y para ello les facilitan toda clase de alimentos y cuidos necesarios... pero no les amplían aquellas grandes jaulas... A medida que la población de roedores iba aumentando, se fueron notando unos cambios, que pasaron de lo tolerable a lo aberrante; y en poco tiempo (pues sabido es el poder de reproducción de estos animales, cuando la situación les es favorable) allí se produjo un caos digno de analizarse. Llegó un momento en el que las madres mataban a las crías, incluso se las comían. La agresividad de estos animales (ya de por sí, lo son) llegó a un grado terrible. Se producía una esterilidad en los machos y un excesivo “celo” en las hembras. Se llegaban a producir hasta aberraciones sexuales... Y en fin, aquello se convirtió en un infierno intolerable y asesino, hasta que aquellos hombres inteligentes, volvieron a cotas tolerables la población de ratas; entonces éstas volvieron a recuperar su estado normal de comportamiento propio de su especie.
¿No guarda relación el comportamiento de las ratas con el de los hombres –o muchos de ellos- que habitan las grandes megalópolis de hierro y cemento? Pienso que si, tristemente “el hombre se comporta muchas veces como las ratas” (o viceversa).
Quizá por ello, en el año 1976, el propio alcalde de Madrid (señor Arespacochaga) ya declaraba el periódico “Diario 16”... “Que Madrid deje de crecer”... estas fueron sus palabras, seguidas de unas muy interesantes declaraciones, de los problemas enormes de la gran ciudad.
Siete años después, Madrid ha empeorado mucho, y a ojos vista; pues cuando escribo este trabajo, leo en la prensa, que sólo a un establecimiento bancario de esta ciudad (Caja de Ahorros de Madrid) en un solo mes le han asaltado y robado TREINTA VECES, en la propia capital de España, y donde prolifera un enjambre de servidores del orden público.
Orden público que es imposible mantener en cotas tolerables en la gran ciudad; pues así como “cuatro guardias civiles y un cabo”, mantienen perfectamente en orden a una zona rural o un municipio de varios miles de habitantes... En la gran ciudad, esta cantidad tendría que ser elevada en proporción enorme, y aún así, ya se ve que la impotencia es manifiesta para controlar cuanto se produce.
En el comportamiento humano y social, igualmente es la propia sociedad la que vigila y controla al ciudadano, mucho más que la propia autoridad, pues en las poblaciones menores (sin ser pequeñas) no proliferan tanto la degradación que facilitan hechos tan perniciosos como el alcoholismo, la droga, la prostitución y “la libre vida” (muchas veces vida de libertinaje). Y si no prolifera esa degradación, es por cuanto el ser humano “siente más vergüenza” en el núcleo pequeño y por ello se coarta y autodomina más que en el gran núcleo... “o selva virgen ciudadana”; donde en la impunidad de la inidentificación puede hacer lo que le venga en gana, “sin testigos que luego le puedan señalar”.
En el movimiento de personas que se realiza cotidianamente en “la gran ciudad”, es igualmente aberrante lo que está ocurriendo; pues esta moderna serie de “modernos esclavos”, tiene que levantarse “a altas horas de la madrugada para simplemente llegar a hora normal a su trabajo” y poder fichar en el reloj de la empresa, puntualmente.
Es dantesco ver la riada humana que a horas nocturnas circula por “la gran ciudad” en busca del cotidiano trabajo (aquel que lo tiene). Las “caras de alegría” que llevan en mayoría de individuos, el silencio que impera en los aglomerados vagones de los transportes públicos, el stress que soportan unos y otros (puesto que quien va en automóvil propio, también tiene que recorrer diariamente “su odisea particular”... ¿Cuántos hombres y mujeres recordarán su apacible lugar de nacimiento? ¿Cuántos maldecirán la hora (o el sistema de Gobierno) en que salieron de su tierra madre, para entrar en el “moderno infierno”? Puede que nunca se sepa, por cuanto la hipocresía y la falta de valor para exteriorizar los propios sentimientos y verdaderos pensamientos, aún es ‘tabú’ para la mayoría de los hombres.
En la gran ciudad, “se necesita mucho más de todo” y es por tanto, ésta la culpable –en gran medida- de la falta de recursos en otros lugares, a los que hay que sacrificar; puesto que “la gran ciudad es como la moderna hidra”, todo lo consume, es insaciable en hombres y recursos... “Hasta que se produzca el necesario y providencial éxodo”.
Porque, meditando bien, todo lo que afecta a “la gran ciudad”... ¿Cuánto tiempo y salud pierde el hombre, simplemente en trasladarse de un lado a otro de la gran metrópoli? ¿Cuánto transporte público (y ruidoso) necesita esa gran masa para este menester y cuantos recursos y combustibles se malgastan en ello? ¿Cuántos kilómetros de caminos y carreteras de buena construcción se conseguirían con lo que cuesta UNO SOLO DE METROPOLITANO y en el que van esos pobres habitantes simplemente como ratas? ¿Cuántos recursos en electricidad, hierro, cemento, conducciones de todo tipo se emplean en mucha mayor proporción en la gran ciudad que en la menor y más proporcionada, para conseguir un peor nivel de vida humana? ¿Cuántas personas mueren o son destrozadas “por el peso nefasto de la gran ciudad”, en contrapartida con lo contrario que ocurre en otras menores? (Publicaba el “Diario Ideal” en su edición del 13-8-81... “Más de la mitad de los madrileños mueren por enfermedades cardiovasculares”. Y se extendían en más datos que daban mucho que pensar. ¿Cuántas preguntas podríamos hacer sobre lo negativo de la gran ciudad o ciudad cuya proporción ya se escapa al gobierno del propio hombre que la inventó y consiente?... Hagamos algunas otras. ¿Qué está ocurriendo con la familia en esa monstruosa aglomeración de viviendas? ¿Quién controla y encauza a los hijos? ¿Qué ocurre con los viejos y ancianos? ¿Pueden los propios padres de familia auto controlarse en el buen sentido de la palabra? ¿Todo este estado de cosas no es el culpable de la degradación social que se nota en todos los sentidos?
Jaén: 24-11-2017

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí más)


Las grandes ciudades y sus infiernos II

24.11.17 | 10:06. Archivado en Sobre el autor

“LAS GRANDES CIUDADES”
Y SUS INFIERNOS II

Debo decir primero, que no es un relato oportunista (ni mucho menos)... fue escrito hace ya unos treinta años o más y quien lo dude, puede acudir a mi libro ‘ESPAÑA AQUÍ Y AHORA” (2ª Edición 1985; páginas 239/244) hoy agotado, pero fue enviado a muchísimas bibliotecas públicas de España y el extranjero debidamente seleccionadas por su interés... llegó hasta la Biblioteca del Congreso, de los EE.UU. y a las de ‘cientos de universidades’ y destacadas personalidades de la sociedad de aquella época (tengo testimonios que lo confirman). Me resulta amargo, el ofrecerlo hoy... pero ‘algo y como entonces cuando lo escribiera, me ha impulsado a ello’... que el lector opine lo que quiera... es su libertad.
“LAS GRANDES CIUDADES”: Sin temor a equivocarnos, pienso que podríamos decir, ‘el infierno de las grandes ciudades’, pues, sinceramente, a medida que crece una ‘moderna’ ciudad, crece en infierno más que en gloria... y a las pruebas me remito. Desde que a un imbécil se le ocurrió diseñar (y a otro costear su construcción) ‘la moderna Torre de Babel’, la que repetida y superada constantemente es el ‘rascacielos’...
La enorme colmena humana y la excesiva aglomeración de seres (que como las termitas ya viven –mejor dicho vegetan- en esos reducidos espacios o inmensos hormigueros) a los que se les proporciona todo cuanto pueden precisar en largos espacios de tiempo. Pues en esa aberrante y monstruosa ciudad que llaman “Nueva York”, hay conjuntos gigantescos donde el hombre duerme, trabaja, come y ‘realiza’ sus principales necesidades, sin tener ‘necesidad’ de desplazarse del propio ‘monstruo arquitectónico’, en el que las ‘necesidades de la vida moderna le obligan a vivir’. Lo terriblemente pernicioso es que otras ciudades copiaron –y copian- esa barbaridad humana a la que llaman ‘rascacielos’ y cada ciudad que se precie de ‘progresista’ quiere tener su particular ‘torre’, seguida de otro enjambre de ‘torrecillas menores’.
Todo esto obedece al deseo ambicioso de “la concentración de poder” y al propio tiempo, que ese poder se note... que, “se vea desde bastante lejos”, la omnipotencia de tal individuo o tal compañía que puede permitirse el lujo de erigir... “tan grandioso monumento”.
También con ello se consigue la supervaloración del suelo, puesto que si en un solar se realizan “mil viviendas o departamentos comerciales”, siempre se le conseguirá un valor infinitamente mayor al que se le conseguiría si el volumen es veinte veces menor.
En este movimiento especulativo, se han “enfangado” políticos, hombres de negocios, asociaciones de tipo cultural o religioso y simples ciudadanos, a los que incluso “de rebote” les ha llegado el rico maná que nunca soñaron.
¿Pero qué es lo que está ocurriendo a consecuencia de esta absurda masificación y aglomeración de hombres y servicios?
Está ocurriendo lo que ya demostraron hace bastantes años algunos científicos en un laboratorio, en el que emplearon a las ratas como actores de un comportamiento, que luego van a repetir idiotamente los propios seres humanos.
Leí aquel informe y lamento vivamente no haber guardado datos concretos para darlos hoy a conocer, pero seguro que “es de dominio público”.
Resulta, en concreto, el que unos inteligentes investigadores, sitúan “unas familias” de ratas en unas amplias jaulas y donde su hábitat es favorable en gran medida. Dejan que aquella colonia se reproduzca normalmente y para ello les facilitan toda clase de alimentos y cuidos necesarios... pero no les amplían aquellas grandes jaulas... A medida que la población de roedores iba aumentando, se fueron notando unos cambios, que pasaron de lo tolerable a lo aberrante; y en poco tiempo (pues sabido es el poder de reproducción de estos animales, cuando la situación les es favorable) allí se produjo un caos digno de analizarse. Llegó un momento en el que las madres mataban a las crías, incluso se las comían. La agresividad de estos animales (ya de por sí, lo son) llegó a un grado terrible. Se producía una esterilidad en los machos y un excesivo “celo” en las hembras. Se llegaban a producir hasta aberraciones sexuales... Y en fin, aquello se convirtió en un infierno intolerable y asesino, hasta que aquellos hombres inteligentes, volvieron a cotas tolerables la población de ratas; entonces éstas volvieron a recuperar su estado normal de comportamiento propio de su especie.
¿No guarda relación el comportamiento de las ratas con el de los hombres –o muchos de ellos- que habitan las grandes megalópolis de hierro y cemento? Pienso que si, tristemente “el hombre se comporta muchas veces como las ratas” (o viceversa).
Quizá por ello, en el año 1976, el propio alcalde de Madrid (señor Arespacochaga) ya declaraba el periódico “Diario 16”... “Que Madrid deje de crecer”... estas fueron sus palabras, seguidas de unas muy interesantes declaraciones, de los problemas enormes de la gran ciudad.
Siete años después, Madrid ha empeorado mucho, y a ojos vista; pues cuando escribo este trabajo, leo en la prensa, que sólo a un establecimiento bancario de esta ciudad (Caja de Ahorros de Madrid) en un solo mes le han asaltado y robado TREINTA VECES, en la propia capital de España, y donde prolifera un enjambre de servidores del orden público.
Orden público que es imposible mantener en cotas tolerables en la gran ciudad; pues así como “cuatro guardias civiles y un cabo”, mantienen perfectamente en orden a una zona rural o un municipio de varios miles de habitantes... En la gran ciudad, esta cantidad tendría que ser elevada en proporción enorme, y aún así, ya se ve que la impotencia es manifiesta para controlar cuanto se produce.
En el comportamiento humano y social, igualmente es la propia sociedad la que vigila y controla al ciudadano, mucho más que la propia autoridad, pues en las poblaciones menores (sin ser pequeñas) no proliferan tanto la degradación que facilitan hechos tan perniciosos como el alcoholismo, la droga, la prostitución y “la libre vida” (muchas veces vida de libertinaje). Y si no prolifera esa degradación, es por cuanto el ser humano “siente más vergüenza” en el núcleo pequeño y por ello se coarta y autodomina más que en el gran núcleo... “o selva virgen ciudadana”; donde en la impunidad de la inidentificación puede hacer lo que le venga en gana, “sin testigos que luego le puedan señalar”.
En el movimiento de personas que se realiza cotidianamente en “la gran ciudad”, es igualmente aberrante lo que está ocurriendo; pues esta moderna serie de “modernos esclavos”, tiene que levantarse “a altas horas de la madrugada para simplemente llegar a hora normal a su trabajo” y poder fichar en el reloj de la empresa, puntualmente.
Es dantesco ver la riada humana que a horas nocturnas circula por “la gran ciudad” en busca del cotidiano trabajo (aquel que lo tiene). Las “caras de alegría” que llevan en mayoría de individuos, el silencio que impera en los aglomerados vagones de los transportes públicos, el stress que soportan unos y otros (puesto que quien va en automóvil propio, también tiene que recorrer diariamente “su odisea particular”... ¿Cuántos hombres y mujeres recordarán su apacible lugar de nacimiento? ¿Cuántos maldecirán la hora (o el sistema de Gobierno) en que salieron de su tierra madre, para entrar en el “moderno infierno”? Puede que nunca se sepa, por cuanto la hipocresía y la falta de valor para exteriorizar los propios sentimientos y verdaderos pensamientos, aún es ‘tabú’ para la mayoría de los hombres.
En la gran ciudad, “se necesita mucho más de todo” y es por tanto, ésta la culpable –en gran medida- de la falta de recursos en otros lugares, a los que hay que sacrificar; puesto que “la gran ciudad es como la moderna hidra”, todo lo consume, es insaciable en hombres y recursos... “Hasta que se produzca el necesario y providencial éxodo”.
Porque, meditando bien, todo lo que afecta a “la gran ciudad”... ¿Cuánto tiempo y salud pierde el hombre, simplemente en trasladarse de un lado a otro de la gran metrópoli? ¿Cuánto transporte público (y ruidoso) necesita esa gran masa para este menester y cuantos recursos y combustibles se malgastan en ello? ¿Cuántos kilómetros de caminos y carreteras de buena construcción se conseguirían con lo que cuesta UNO SOLO DE METROPOLITANO y en el que van esos pobres habitantes simplemente como ratas? ¿Cuántos recursos en electricidad, hierro, cemento, conducciones de todo tipo se emplean en mucha mayor proporción en la gran ciudad que en la menor y más proporcionada, para conseguir un peor nivel de vida humana? ¿Cuántas personas mueren o son destrozadas “por el peso nefasto de la gran ciudad”, en contrapartida con lo contrario que ocurre en otras menores? (Publicaba el “Diario Ideal” en su edición del 13-8-81... “Más de la mitad de los madrileños mueren por enfermedades cardiovasculares”. Y se extendían en más datos que daban mucho que pensar. ¿Cuántas preguntas podríamos hacer sobre lo negativo de la gran ciudad o ciudad cuya proporción ya se escapa al gobierno del propio hombre que la inventó y consiente?... Hagamos algunas otras. ¿Qué está ocurriendo con la familia en esa monstruosa aglomeración de viviendas? ¿Quién controla y encauza a los hijos? ¿Qué ocurre con los viejos y ancianos? ¿Pueden los propios padres de familia auto controlarse en el buen sentido de la palabra? ¿Todo este estado de cosas no es el culpable de la degradación social que se nota en todos los sentidos?
Jaén: 24-11-2017

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí más)


Las grandes ciudades y sus infiernos I

23.11.17 | 10:54. Archivado en Sobre el autor

LAS GRANDES CIUDADES Y SUS INFIERNOS I

Hace ya dos mil quinientos años, que un sabio (Pitágoras) aconsejaba lo siguiente: “Que el campo entre en vuestras ciudades”... significaba con ello, que las edificaran espaciosas, ajardinadas y con lugares para el recreo y el departir humanamente en paz y concordia. Recordemos que en su época “las grandes ciudades”, apenas contaban con varias decenas de miles de habitantes: Atenas, por ejemplo, se dice que nunca rebasó los cincuenta mil.
¿Qué nos encontramos hoy?... todo lo opuesto, o sea una aberración, que se traduce en “mil enfermedades” de todo tipo y que para qué voy a enumerar (ver en mi web en artículos varios “Las grandes ciudades y sus infiernos I”)... ¿a qué obedece ello?, pues muy sencillo, a la concentración y acumulación de poder; parece mentira que ya en el tercer milenio y viendo todo lo que de negativo tiene la denominada “gran ciudad”, no se arbitren medidas para limitar el crecimiento de las mismas, pues hoy ya una ciudad de sólo trescientos mil habitantes, ya es incómoda por demás, incluso de bastantes menos habitantes.
En general hay espacios suficientes para edificar y planificar, puesto que lamentablemente, los medios rurales se despueblan y abandonan, por cuanto, “todo se ha acumulado en la gran ciudad” y allí hay que ir, no a vivir, sino a vegetar... muchas veces a morir por infinitas causas que provocan esas muertes más o menos prematuras.

Ahora bien, si los políticos lo fueran de verdad, llegarían a ser estadistas (que no hay ninguno en estos momentos) y planificarían humana y por tanto civilizadamente; limitando el crecimiento de forma inteligente, o sea, no autorizando nuevas industrias, ni nuevas edificaciones o nuevos barrios; dotando a los medios rurales de los suficientes elementos de sanidad y enseñanza y llevando a ellos, muchas de esas industrias que ya hacen inhabitables a muchas de las denominadas “grandes ciudades” o mejor dicho... “grandes termiteros”.
Pero todo ello no es posible, por cuanto lo que verdaderamente gobierna al mundo, no es el político, es el poder que hay aparentemente fuera de la política, pero que desde ese punto la dirige y maneja; de forma que antepone sus intereses a todos los demás y esos intereses, son siempre encaminados para atesorar más; para ello hay que concentrar las masas, puesto que concentradas, se exprimen mucho mejor y se las esclaviza de forma que ni se dan cuenta.
Por tanto, todo el que medio vive en el medio rural, debe pensárselo mucho y no abandonar ese lugar que le vio nacer... puede que si se marcha, progrese, pero ese progreso va a ser siempre o casi siempre, de índole material... pero al final, muchos, vivirán el resto de sus días amargados o con tal grado de amargura... “que morirán recordando siempre aquel lugar en que nacieron y vivieron y del que nunca debieron marchar”. Ocurre en mi país, que todo el que llegado a la jubilación y puede... vuelve a su pueblo, a su huerto, a sus raíces y lo hace para vivir mejor, lo que le quede de vida... y morir tranquilo y feliz.

Antonio García Fuentes
(Escritor y Filósofo)
www.jaen-ciudad.es (en ella más temas para pensar)

Jaén: 09 Abril del 2005


VENEZUELA, VENEZUELA, VENEZUELA (y II)

22.11.17 | 09:29. Archivado en Sobre el autor

VENEZUELA, VENEZUELA, VENEZUELA
(y II)

¿Qué ha ocurrido después en Venezuela? Supongo que habrá montañas de papel escrito y registros sonoros, de las barbaridades cometidas, puesto que el dictador/tirano; se ha llenado de soberbia y se cree ya “el amo de América del Sur”; puesto que como dueño y señor de unos yacimientos riquísimos en petróleo y derivados; dispone de un dinero inmenso y de una materia prima, que por lo insustituible en la actualidad, le ha dado el poder que se irroga... y no escucha ni respeta a nadie que se le oponga. Por descontado que entiende que... “Venezuela es suya y puede hacer lo que le venga en gana”
Para mayor claridad de sus intenciones; “adora y venera” al tirano de Cuba, que convirtió a tan hermosa y rica isla, en una cárcel inmensa (recordemos que Castro también prometió no sé cuántas cosas cuando derrotó al dictador Batista) y de la que ya han huido casi la mitad de los habitantes y si los dejaran... “la isla se quedaba sola”: cuando esto escribo, días atrás, en las Islas Canarias, se han quedado dos deportistas de élite que aprovechando una competición, se han negado a regresar “al paraíso cubano”.
También el “emperador Chávez”; está interfiriendo en casi todos los países de habla española y fomentando lo que él, denomina... “revolución bolivariana”; sin tener la menor idea de que está manchando la figura de Simón Bolívar, puesto que es obvio que no sabe la historia de este gran americano, sobre cuyo retrato aparece siempre y del que una copia acaba de regalar a su venerado Fidel Castro.
Y el que no sabe o no quiere saber nada de Bolívar lo demuestran este extracto que sigue y que es un texto de aquel gran hombre que fue Simón Bolívar.:
BOLÍVAR Y LA TIRANÍA POLÍTICA: “La continuación de la autoridad en un mismo individuo, frecuentemente ha sido el término de los gobiernos democráticos. Las repetidas elecciones son esenciales en los sistemas populares porque nada es tan peligroso como dejar permanecer largo tiempo a un mismo ciudadano en el poder. El pueblo se acostumbra a obedecerle y él se acostumbra a mandarlo; de dónde se origina la usurpación y la tiranía. Un justo celo es la garantía de libertad republicana, y nuestros ciudadanos deben temer con sobrada justicia que el mismo magistrado, que los ha mandado mucho tiempo, los mande perpetuamente”.
Leí en una biografía sobre este gran hombre, que siendo rico, dio libertad a todos sus esclavos, que eran cientos… gastó toda su fortuna en tratar de educar políticamente a los pueblos donde quiso influir… al final, murió fuera de su patria y está o estuvo enterrado en una isla caribeña… para amortajarlo, hubieron de pedir prestada una camisa o camisón para que le sirviera como tal. ¿En qué se parece el dictador/tirano Chávez a éste gran hombre? Responda el que sepa y pueda, pero antes lean buenas biografías de Simón Bolívar.
Podría seguir escribiendo muchas cosas, puesto que recibo noticias de Venezuela y no sólo de los periódicos que aún y con nobleza y coraje defiende el verdadero y único LIBERALISMO. También tengo escritos de venezolanos que cuentan cosas horribles y que hoy se pueden saber gracias a la red de Internet; pero dejo mis dos artículos aquí y que otros los continúen. Yo me limito a recordar dos hechos de hace milenios, para ver que “la sucia política”, que como tal no es política; puesto que la política era la que preconizaba Bolívar y que yo resumo hace tiempo con la frase siguiente.. “Es el arte de gobernar bien a los pueblos”.
“El patricio romano Cayo Julio César, el viejo (100-44 a. C.) nos lo demuestra con gran desprecio, manifestando lo siguiente: “Si la clase media sirve para algo es para trabajar y pagar impuestos, con los que podemos sobornar a la plebe de Roma y tenerla contenta y mantenerla dócil. Es cierto que los plebeyos de Roma son animales, pero son muchos y necesitamos sus votos para alcanzar el poder. Que la clase media nos sirva hasta el final, porque los nuevos ciudadanos no piensan nada más que en el trabajo, la industria y el ahorro y otras preocupaciones por el estilo”. Marco Livio Druso (122 a. C.) tribuno de la plebe, dice: “Es difícil decir quiénes son peores, si los que sobornan a las masas o las masas que aceptan el soborno. Es cierto que el soborno corrompe, pero también es cierto que el que lo acepta es el mayor de los delincuentes”.
Han trascurrido más de dos milenios... ¿Y qué ha cambiado? ¿Qué han solucionado las revoluciones? Tan poco que la historia vuelve a recordarnos aquella “plebe o chusma de Roma y la manipulación que de ella hicieron los patricios romanos”; a los que como los actuales, lo que menos les interesa es educar a las masas y hacer buenos y responsables ciudadanos... “cultivan por tanto la chusma y la masa y como entonces, la entretienen con espectáculos, caramelos y golosinas... y poco más.
Un pueblo bien educado y formado integral e intelectualmente, sería difícil de gobernar por demagogos y tiranos; y es claro que ellos lo saben lo suficientemente bien; por ello lo primero que hacen es silenciar las lenguas valientes y veraces, cerrar periódicos y todos los medios de comunicación hostiles y por descontado, mantener (comprando con el dinero de todos) todo cuanto les es útil a sus desastrosos fines, que como siempre terminan en desastres, que por cuanto sabemos de la historia, se van repitiendo sin que de verdad, sean renovados los mandos por verdaderos políticos... “Por verdaderos SIMONES BOLÍVARIANOS”.
Simón José Antonio de la Santísima Trinidad Bolívar Palacios Ponte y Blanco, mejor conocido como Simón Bolívar, (Caracas, 24 de Julio de 1783 — Santa Marta, Colombia, 17 de diciembre de 1830).
¿CÓMO SIGUE VENEZUELA HOY? Pues mucho peor que con el “invicto Chávez” al que un cáncer se lo llevó. Su heredero “un tal Nicolás Maduro”; nada más muerto su maestro, lo subió a los altares, para que la masa de adictos venezolanos lo siguiera adorando, mientras él y mientras ha tenido dinero del petróleo, ha podido mantener el negocio montado por su antecesor; arruinada la nación, hoy los venezolanos no tienen “ni para papel higiénico”. En el intervalo vete a saber los millones que han volado al extranjero, para seguridad de los bandidos y ladrones que siempre abundan en estos países desbalijados. En fin, lo de siempre y las masas tan idiotas como siempre, arropando a quienes al final las destruyen totalmente.
Dicen que los pueblos que no conocen su historia, están condenados a repetirla. España es campeona en ello, ya que aquí han ocurrido tantas calamidades, que debiéramos ser ya maestros, pero no… Y como prueba de ello dentro de varias semanas, hay nuevas elecciones en Cataluña y los mismos que la han llevado a la situación actual, donde la mayoría que tienen bienes, o se han ido o piensan hacerlo, vuelven a las candidaturas que tuvieron y las encuestas, los siguen dando como “vivos”… PERO QUE MUY VIVOS.
Jaén: 20 de Noviembre del 2017

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (Allí más)


Venezuela antes y después del dictador o tirano Chávez

21.11.17 | 09:20. Archivado en Sobre el autor

VENEZUELA ANTES Y DESPUÉS DEL DICTADOR (O TIRANO) CHÁVEZ

(I )
Sí, por cuanto la palabra dictador para mí es diferente a la de tirano; puesto que dictador “es el que dicta porque sabe” (o permite ser asesorado); y tirano es el que dueño ya del poder, hace con él lo que le da la gana y no admite oposición a su voluntad que en gran medida está sometida “a sus estados biliosos”... ¿Entonces que es el que dicta hoy en Venezuela... y también otros muchos que hay por el mundo?
Hace once años escribí y fue publicado el siguiente artículo. Y lo reproduzco puesto que sigue teniendo vigencia por “sus enlaces”.

Venezuela, Venezuela, Venezuela...
("o cuando la política se convierte en plaga")

He titulado nombrando tres veces al país, como así lo hace una dulce canción venezolana que canta las excelencias de tan rico y enorme territorio, doble de extenso que España y poblado por algo así como la mitad de los habitantes de "la España de todas las autonomías".
¿Que por qué escribo de tan lejano país?... pues en realidad hoy cuando lo hago (9-12-9) es por cuanto "mi impulso habitual me empuja a ello"; quizá también por cuanto muchos españoles que allí emigraron en nuestra triste y "hambrienta" posguerra, allí encontraron patria, pan y fortuna y allí... se quedaron muchos y otros muchos regresaron con la suficiente fortuna como para establecerse en la que fuera hostil "patria propia" (la España de los que perdieron la Guerra); de entonces acá han pasado varias décadas y el entonces próspero y rico país, hoy se nos muestra arruinado por una plaga de malos políticos que lo han asolado y han dado pie con ello a que surja de nuevo... "El salvador", el hombre que todos (o la inmensa mayoría) pide cuando llegan esos momentos calamitosos, donde esa inmensa mayoría ya no puede ni casi... "comer caliente". Suele haber en la actualidad alrededor de sesenta asesinatos semanales sólo en la capital de Venezuela (Caracas).
Y ese es el hecho y ese el impulso ("mi impulso") que me lleva a escribir, puesto que preocupante es que un militar asalte el poder de un país y no lo logra por la fuerza, pero seis años después lo ha conseguido mediante los votos que le dan las urnas y por una mayoría absoluta... "de parecida forma llegaron al poder aquellos tan temidos dictadores de los años treinta y cuarenta y que fueron conocidos como Hitler y Mussolini".
¿Que Venezuela está lejos... muy lejos?: sí, efectivamente, pero Rusia también estaba lejos (muy lejos) en 1.917 y sin embargo... "19 años después España empezaba a ser asolada por una sangrienta guerra intestina"... la que se convirtió igualmente en una especie de "monstruoso ensayo militar", que luego continuó en lo que se conoció como la II Guerra Mundial que... para qué contar lo que arrastró consigo y cuyas secuelas aún pueden producir dolores de cabeza pero de los de tipo mundial"... y el que lo dude que simplemente "mire" a ese gran cadáver que hoy es la que se creía omnipotente URSS (Rusia) y la que como dice la filosofía sobre "la rueda del mundo"... ha dado una inmensa vuelta para simple y tristemente estar hoy aún peor que cuando presumieron salir del dominio de aquellos zares y príncipes, que cuasi eran dueños de vidas y haciendas del inmenso país".
¿Pesimismo, casualidad, consecuencia, azar?... ¿Quién sabrá la verdad sobre cualquier "gran incendio", que como casi todos suele empezar... "en una simple cerilla que a su vez provoca el mínimo fuego inicial?... "y hoy el mundo está mucho más interconectado que en 1.917 ó en 1.914, pues habría que remontarse a los hechos que provocan las caídas de los imperios Austriaco, Alemán y Turco y... "alguno más pequeño".
De cualquier forma sugiero a quien pueda estar interesado que "busque y relea la prensa de mayor tirada en España" y quizá pueda ver impresas palabras y frases que a algunos... "nos hacen poner la carne de gallina"; pues malo (muy malo) cuando se habla de "un salvador", o anécdotas como la que reflejo sin omitir ni una sola "coma" y que junto a otras muchas cosas "van sueltas en la gran cantidad de páginas dedicadas a Venezuela y al cambio que se espera"... y que Dios quiera que sea "bueno para todos"; la citada anécdota dice así: "una señora de clase media entraba en su urbanización con el coche, y vio al vigilante durmiendo. Estaba borracho. Cuando se despertó, dijo a la señora: "acabo de venir de un mitin con mi comandante Chávez. Y, ¿sabe una cosa? Cuando ganemos, usted estará en esta garita y yo en su casa". Quien lo dude lo puede comprobar en "Diario El Mundo" del 7-12-98 en sus páginas 18 y 19, las que se extienden en una gran serie de detalles que preocupan a quienes "ya sufrimos en nuestras carnes lo que de ninguna manera deseamos se repita en ningún lugar del mundo"; pero tristemente se repite y multi-repite, por cuanto los políticos, mejor dicho los inútiles políticos, se olvidan de lo principal y lo principal es educar al pueblo, al propio tiempo que se le estimula a progresar trabajando de verdad, pues si no... "llegado el momento de la revancha, pueden surgir a millones esa espeluznante anécdota, donde un pobre diablo sin ninguna luz en su cerebro, considera aún que la justicia, la verdadera justicia (adrede y con minúsculas) es el trágico y fatídico hecho de... quítate tú que me ponga yo". ¿Recuerdan los revolucionarios españoles de 1931 y que prometieron quitar las riquezas a los ricos y repartirlas a los pobres... cómo terminó todo ello? Con la dictadura de Franco... que al menos fue un dictador y al morir, dejó bastante bien rico y preparado a la mayoría del pueblo español, que quiso trabajar.
Pobre Venezuela, si todos los seguidores "del nuevo comandante", piensan como el guarda de esa urbanización.
Y por descontado... "pidamos a todos los dioses del Universo, el que nuestros políticos lean de verdad y se enteren de éstas noticias de prensa"... "Ya que deben estar enterados y bien enterados, pues aunque lejana... Venezuela es un ejemplo más de cuando en la política entran los ladrones y bandidos a una escala que ya las urnas sólo sirven para llamar al dictador... si es que antes no las ha roto éste".
Luego y como ocurre siempre... "paga el que menos culpa tiene" y los políticos de corcho ("así los denominé en uno de mis libros publicados")... flotan y se encaraman en los lugares donde puedan seguir chupando... amén".
Venezuela, Venezuela, Venezuela... ("dice la canción").

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (Allí más)


LA JUVENTUD Y SUS JUEGOS CON LA MUERTE

20.11.17 | 09:26. Archivado en Sobre el autor


LA JUVENTUD Y SUS JUEGOS CON LA MUERTE

Hace 15 años (05-12-2002) escribí lo que sigue; más o menos lo podría haber escrito esta misma mañana; por tanto… ¿Dónde está el progreso del que tanto nos hablan los políticos? Y tal como vamos el futuro cada vez es “más negro”
******
Yo no soy de los que opinan, que la juventud de hoy es peor o mucho peor que la de nuestra época (por ejemplo); simplemente que está mucho mejor alimentada, mejor formada físicamente (intelectualmente lo dudo, pues incluso las vicisitudes y las carencias son unas muy buenas universidades para formar el intelecto) y que sobre todo, la juventud de hoy suele disponer de mucho más dinero y medios, que las anteriores en siglos, pues lo que antes era para minorías, hoy está al alcance de mayorías inmensas. A saber, automóvil, viajes o escapes de aventura, gustos, sexo, e incluso vicios perniciosos (destaca el consumo de drogas que hoy es atroz a la vista de lo que se decomisa) y todo ello se cobra una factura enorme y preocupante por demás.
Cada fin de semana (hablo de sólo España) mueren en accidente de tráfico veinte jóvenes de entre 16 y 25 años y otros 50 quedan condenados a pasar el resto de sus días en una silla de ruedas, según el Instituto Mapfre de Seguridad Vial. Si multiplicamos por doce, hallaremos la escalofriante cifra de... 2.600 a la invalidez y silla de ruedas y 1.040 al féretro y al cementerio. Pero si pensamos y meditamos, sobre otros muchos hechos cotidianos, como son el consumo de drogas, donde aparte de toda la gama, el alcohol solamente ya se cobra una buena cifra de pobres locos, en esos comas etílicos que proliferan en el tristemente famoso tumulto juvenil conocido como EL BOTELLÓN; aumentamos igualmente ese afán de aventura y con riesgo enorme, sobre prácticas de unos denominados deportes de riesgo, en ríos, montañas, puentes y otros que conocemos por cuanto se hace publicidad, donde se incita en cierto modo a esa juventud, ansiosa de notoriedad y fama, pero que mucha no calibra o sabe donde se mete (aparte de la otra infinidad de menos jóvenes que creen serlo) y mueren o quedan inválidos de estas absurdas formas, muchas de las cuales podrían evitarse, simplemente pensando un poco. Es claro que no se sabe, aunque podría saberse si algún organismo (tan proclives ellos a las encuestas políticas) se preocupase de vez en cuando, en facilitar un estricto informe, para, que al menos, sirviera de consideración a muchos de los no iniciados en esas barbaridades, que así, podrían dejar de intentar lo que no es conveniente, pues jugarse la vida idiotamente... es de lo más absurdo que un ser humano puede hacer.
Pero como en gran medida, la destructiva sociedad de consumo está montada o basada en todo tipo de consumos, pues se admite casi con normalidad (o desconocimiento) este consumo de vidas jóvenes y que bien encauzados, tanto podrían aportar a la humanidad, muchos de los cuales van a pasar un infierno de MUERTE difícil de calibrar, simplemente en la meditación forzosa a que les lleva su inmovilidad en sillas de ruedas, cuando no en camas dónde si apenas se pueden mover y padeciendo sufrimientos, que no olvidemos, no son sólo para ellos... pensemos en esos padres y madres, así como hermanos, novias, novios, e incluso amigos que van viendo con impotencia y dolor, como pasan los larguísimos días y AÑOS que les queda por padecer a esas criaturas, que en su momento, no vieron otra cosa que la efímera gloria o fama, o simplemente destacar (físicamente siempre) entre su círculo de amigos.
Triste todo ello y debieran arbitrarse, enseñanzas obligatorias, debidamente documentadas, con incluso documentación en cine o video, para que todos esos niños, con la cabeza llena de pájaros (así se nos decía en mi época) la sienten un poco y se dediquen a pensar en las consecuencias que puede acarrear cualquier absurda tontería.
Sí... termino, hoy la juventud tiene muchas posibilidades económicas, pero por cuanto ocurre carece de enseñanzas y por tanto de Maestros (adrede y con mayúscula) y por tanto intelectualmente están vacíos; sólo tienen pájaros y es claro que los políticos se los fomentan puesto que los tienen que tener entretenidos, para que “no despierten”.

Antonio García Fuentes
(Escritor y Filósofo)
www.jaen-ciudad.es (En ella otros muchos escritos)


Pensamientos y reflexiones 170

18.11.17 | 09:54. Archivado en Sobre el autor

Pensamientos y reflexiones 170

A UNO DE TANTOS COBARDES QUE SE OCULTAN CON UN SEUDÓNIMO:
Este individuo es idiota o enfermo mental y siempre dice lo mismo: Franco es historia y como individuo, el principal español de todo el siglo XX y la historia lo pondrá como tal cuando de verdad se escriba la misma CON TODA VERACIDAD; incluso reconociendo los crímenes de los que sea culpable; pero hoy y desde EL TURISMO, LA SEGURIDAD SOCIAL, PENSIONES INCLUIDAS, LOS PANTANOS QUE SIGUEN DÁNDONOS AGUA, LOS CIEGOS ESPAÑOLES QUE HOY COBRAN POR SU TRABAJO MÁS QUE NINGUNA PROFESIÓN OBRERA Y TANTAS Y TANTAS COSAS MÁS... SE DEBEN A LAS BUENAS ADMINISTRACIONES SOCIALES Y ECONÓMICAS QUE DIRIGIÓ UN ESPAÑOL QUE SE LLAMÓ FRANCISCO FRANCO BAHAMONDE Y QUE HOY IDIOTAMENTE LOS QUE VIVEN DE SU HERENCIA QUIEREN BORRAR DE LA HISTORIA, LO QUE DEMUESTRA HASTA LA SACIEDAD LA TRISTE REALIDAD DE "LA ESPAÑA CAINITA"... Y ESTO NI ES SER FRANQUISTA, MENOS FASCISTA Y MENOS AÚN PEPISTA, ES SIMPLEMENTE SER HONRADO Y REALISTA CON LA VERDADERA HISTORIA DE ESPAÑA (Ver aquí el tal y el resto: http://foros.periodistadigital.com/viewtopic.php?f=2&t=48611&p=515853#p515853
Lo que pagan “los grandes” y lo que paga “la masa”: Como en tiempos trabajé con multinacionales (nunca a sueldo, siempre a comisión); un día, en una de las muchas convenciones anuales a que me invitaban como “vendedor destacado”; y oyendo a “los jefes”; me enteré que en aquella multinacional con “sucursal en Madrid”; pagaban a un experto abogado, el que únicamente tenía la misión de comprar cada día, el “BOE” (Boletín Oficial del Estado), leerlo y “tamizarlo con lupa” y sacar del mismo, todo cuanto pudiera beneficiar o perjudicar a la citada multinacional; por descontado que les era rentable.
Deduzcamos que todas y cuantas reuniones se hacen de lo que eufemísticamente denominan, “de alto nivel”; es simplemente acordando, normas o leyes a imponer, para que de alguna forma, los grandes paguen mucho menos o nada y el resto paguemos todo lo demás; de ahí devienen los horribles resultados, de que unos pocos se enriquezcan de forma incluso delictiva y que el resto soportemos todos los gastos que un Estado produce; muchos de ellos innecesarios, dicho sea de paso.

La política en resumen es… “la forma en que unas minorías exploten en demasía a las mayorías indefensas que dicen gobernar y que no gobiernan, sino que manejan para simplemente obtener sus fines”; los fines de las camarillas que llegan al poder y los que en la sombra los han lanzado a la conquista del mismo, financiando su costes; financiación que en definitiva, también paga la masa con sus ahorros manejados libremente, por los buitres del dinero. (De mi artículo de igual titular).
Ignorancia y sabiduría: La ignorancia del sabio ya la dejó grabada para todos los tiempos, con la lapidaria frase del considerado como “el más sabio de su tiempo” (Sócrates) el que dijo cuándo le dijeron que era él… “Yo solo sé que no sé nada”.
La sabiduría del “ignorante” es también digna de meditarse, puesto que todo el que sabe, “algo útil para la sociedad en que vive es sabio en ese campo” y puede ocurrir lo que ocurriera a aquel “cura sabiondo que habiendo confesado a un pastor” y luego preguntándole “cuántos dioses había”; recibió la respuesta que aquel no la sabía; y a lo que el cura lleno de furia le gritó llenándole de grandes improperios y terminado aquel aluvión de insultos, el pastor muy sereno le increpó diciéndole. “Señor cura… ¿Cuántos dientes tiene un choto? Y a lo que el furibundo cura le espetó de forma despectiva… ¡Y yo que sé pobre diablo!
El pastor mirándole de forma peculiar le respondió llanamente… “Pues ya sabe usted que usted sabrá de dioses y yo sé de ovejas, borregos y chotos”. Terminose así aquel encuentro “intelectual” y el cura quedó en su iglesia y el pastor volvió con su rebaño; quedando claro con ello para “el más listo o tonto de los mortales, que en esos campos las distancias son inmensas y nadie puede presumir de nada en cuanto al grado de sabiduría o ignorancia y por causas obvias que no creo que nadie pueda explicar poniendo distancias o límites”.
De forma similar valoro “los oficios útiles” para la sociedad en que vivimos, puesto que si útil es el cirujano tratando de salvar vidas o curar enfermos en su mesa de operaciones, igualmente es útil, el campesino u hortelano, trabajando en sus campos o huertos y sacando los alimentos con que nos alimentaremos todos los demás.
En cuanto a los parásitos, como tales, lo mejor es eliminarlos como sea y cuanto antes, puesto que son solo eso… “parásitos”; y aquí entran multitudes de seres que no aportan más que problemas; que cada cual los clasifique como sepa o pueda y trate de colaborar para su extinción. (De mi artículo de igual titular).

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más) y
http://www.bubok.es/autores/GarciaFuentes


La "mejor" profesión hoy es ser político: Hay que no tener escrúpulos

17.11.17 | 09:31. Archivado en Sobre el autor

La “mejor” profesión hoy es ser político: Eso sí se necesita no tener escrúpulos

Lo que debiera ser vocación inconmovible y entrega máxima para organizar cada vez mejor a la sociedad; ha degenerado tanto que aquí y como ocurriera ya en los Estados Unidos (USA) en el pasado siglo, la palabra político es ya una palabra tan despreciable que roza la de insulto. Desde luego, se necesita tener “garganta de tragasables, cara de cemento armado, y oídos adaptados a no oír nada que no interese al político”, para entrar y luego permanecer en ese “mar de corrupciones y basuras”, que sin embargo se mantiene, sencillamente porque allí está el poder, que es la fuerza y no la razón. Para entender ello, no hay que ser ni inteligente en grado notable, puesto que las realidades que nos hacen vivir lo demuestran al más tonto o lerdo que sepa leer o simplemente oír bien lo que dicen esos ejércitos de corruptos.
POLÍTICA Y SU DESPRESTIGIO EEUU AÑOS TREINTA SIGLO VEINTE: ... “En Estados Unidos (EE.UU.) el desprestigio alcanzado en los años treinta del pasado siglo, fue tal, que el Presidente, F.D. Roosevelt se vio obligado a salir al paso con esta recomendación ... “Tenemos que luchar para que la palabra político deje de ser un insulto”. No se puede decir y reconocer más en menos palabras, por cuanto huelgan comentarios... ¿qué nos espera en el presente y el futuro?... me temo que más de lo mismo, tal y como vamos viendo desarrollarse la política nacional o incluso internacional en mayoría de países. De ahí el que la gente vote cada vez menos.

Tras aquellas declaraciones y en un mundo cada vez más corrompido, dio lugar a la peor y más destructivas de las guerras en este mundo (la denominada II GUERRA MUNDIAL) y la que como todas las anteriores no ha arreglado nada notable para la raza “dicen que humana”; puesto que se ha llegado hasta grados en que ya lo que se está destruyendo es el propio planeta y aquí… “tenemos que vivir todos mientras podamos hacerlo”.
En España que es donde vivo; tenemos ahora entre otros muchos problemas, “la rebelión de Cataluña”; que para mí no es otra cosa, que un levantamiento de mercenarios que quieren conquistarla para explotar mucho más y más impunemente al conjunto de los catalanes.
Pues bien, muchas veces y viendo “las propagandas” con que comentan los hechos los noticiarios de los que yo denomino ya como “informativos-deformativos”; pareciera que en el trasfondo de la asquerosa política que padecemos, los rebeldes no los considera el gobierno como tales, sino que parece que los quiere mantener por intereses que yo no entiendo, pero por que los necesitan para no sé qué tipo de planes y compadreos futuros, para que en definitiva sigan chupando del dinero público unos y otros.
¿Cómo si no los han puesto ya fuera de la ley e declarados sin derecho a puesto público hasta que las sentencias que han de recibir cuando sean juzgados sean dictadas y firmes como corresponde a los hechos por los que han sido encausados? ¿Cómo al principal imputado como jefe de la rebelión se le permite tanta publicidad y protagonismo siendo un perseguido por la ley e internacionalmente? ¿Cómo se ven “tan contentos” unos y otros estando pendientes de lo que pueda ocurrir en las elecciones próximas que digan lo que digan siguen siendo un enigma? ¿Cómo sólo hablan en “sus jergas y monsergas” y en realidad no tocan puntos que de verdad son los que nos ocupan y preocupan a unos habitantes que solo nos quieren para que paguemos tantos y tantos abusos, que cada vez nos tienen más empobrecidos y preocupados por cuanto no vemos por ninguna parte esos avances que sin base alguna nos sueltan como a tontos y lerdos…. Es que creen ilusos que aún tenemos confianza en algún partido tan fracasados como son todos en general?
Podría añadir muchas más cosas, pero se las dejo a usted lector, que seguro las puede añadir como cualquier otro con mediana inteligencia; ya es hora de realizaciones basadas en la verdad y la justicia… “y estas fueron asesinadas en este mundo, si es que alguna vez existieron en el mismo”.
Se ha creado una civilización que no tiene problemas para ir a Marte y sin embargo este planeta, sucumbe en problemas mucho más fáciles de solucionar y no se solucionan… ¿Qué tipo de inútiles dirigentes de todo el mundo que dicen gobernar el mismo, sean políticos, religiosos, laicos, capitalistas, tenemos? ¿Para qué seguir votando si los que se echan los sustituyen otros iguales o peores?

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más) y
http://www.bubok.es/autores/GarciaFuentes


¿Le han asaltado/robado su vivienda?

16.11.17 | 10:27. Archivado en Sobre el autor

¿Le han asaltado/robado su vivienda?

El que esto escribe si que se la han asaltado y robado más de una vez; todas ellas en la nueva época democrática y en que vivimos en España, desde 1975. En esos años, he sufrido cinco asaltos, tres realizados totalmente y dos intentos; el último de ellos, el día antes del que esto escribo... la situación de angustia e impotencia que me invade, así como la total indefensión en esas situaciones, sólo la entenderán o comprenderán los que como nosotros (mi esposa participa y con mayor “sentimiento” si cabe) la han sufrido; y luego padecido los resultados posteriores; que en los cuatro anteriores que a mí afectan, fueron el total silencio de la justicia y por tanto el archivo y olvido de los hechos... “puesto que nunca me comunicaron nada” pese a las denuncias presentadas en la policía o guardia civil.
Los asaltos no han sido en lugares apartados o escondidos y fuera de “control”, puesto que siempre fueron en lugares urbanos y que patrullan las fuerzas del orden, con la frecuencia que tengan ordenada... pero esta no es eficaz, puesto que el asalto de ayer, se produce entre las ocho treinta y las trece treinta de la mañana, o sea, a plena luz del sol ya cuasi veraniego y a una hora donde proliferan los repartidores y existe una notable circulación de gentes y vehículos, en una urbanización que ocupamos, posiblemente dos mil o más personas en ésta época y de las que la mitad o más, viven allí todo el año, además diurnamente pagamos un vigilante que recorre las calles, se supone que vigilando.
Aún así, los que sean (deduzco que fueron más de uno) y escalando como un mono (supongo), un elemento de poco peso, se encarama, por la fachada principal (que se ve perfectamente desde la verja de entrada) a través de una enredadera, fuerza una ventana, por ella entra y ya desde dentro abren el chalé (tras desvalijarlo) y saltan de nuevo la verja (no han forzado el candado de la entrada) y se llevan lo que han creído oportuno. He dicho lo de “simio”, puesto que imagino que algún niño o menor de edad, ha intervenido, puesto que es imposible otra deducción por los indicios y restos que dejaron, y por cuanto los guardias civiles que acudieron varias horas después, más o menos esta es la deducción que sacaron.
Horas de espera que son angustiosas puesto que cuando llamas por teléfono denunciando el hecho, te dicen que... “no toques nada”; por lo que tras sufrir el primer impacto, tienes que soportar el ver constantemente todo lo que los ladrones han hecho... ropas por el suelo, camas levantadas, cajones en el suelo, cuadros levantados (buscando la posible caja fuerte empotrada en el muro) y en fin... “todo como no se puede imaginar nadie que no lo haya sufrido personalmente”.
Buscaban dinero y joyas que no había, puesto que hoy dejar ello en la casa, es arriesgarse a perderlo... ¿otras cosas de valor? Había algunos cuadros al óleo de cierto valor, pero estas cosas a estos ladrones no les interesan.
Se llevaron pues... un rifle y una pistola para tiro deportivo; y mi ordenador portátil... materialmente, nada importante puesto que “todo se puede volver a comprar con dinero” (y lo que se puede reponer con sólo dinero no resulta gravoso si como en esta ocasión su valor no es muy importante) y además, como la propiedad está asegurada contra el robo, la compañía aseguradora pagará lo robado... pero lo que nadie nos puede pagar, es la angustia, la situación anímica que arriba trato de explicar y sobre todo, lo que de contenidos lleva mi ordenador.
Puesto que mi ordenador lleva trabajos editados e inéditos (muchos de ellos) y los que se han ido acumulando desde el año dos mil, año en que empecé a trabajar en ordenadores... y aún cuándo de todo guardo copia, pero todos esos contenidos es como si me hubiesen robado... “parte de mi alma”... ¿dónde irán a parar y que uso les darán los que lleguen a entrar en ellos? Sí... ese es el peor robo que me han hecho y el que me dejó grandemente dañado, tanto en mi parte física como en la inmaterial... tan fue así, que ese día y alguno otro más, no tuve fuerzas para seguir enviando mis cotidianos artículos... cuando me recuperé proseguí, puesto que todo se supera en este mundo... “o casi todo”... aunque como me dijo aquel guardia civil que junto con otro acudió a levantar el acta de los hechos... “su ordenador igual lo vende el que se lo ha llevado, por no más de sesenta euros... lo suficiente para dos o tres dosis de cocaína”... a éste agente, también le han violentado su propiedad, tres veces (me dijo)... lo que ya nos da una idea, de cómo “anda este territorio aún denominado España”.
Lo pueden apreciar e incluso ver, en el vídeo que les dejo y en el que el delincuente, da “las gracias a España, por poder robar en ella con total impunidad”... sí, no se asombren, véanlo y óiganlo, fue tomado in situ: http://www.youtube.com/watch?v=VhwTRhJKIJA (sólo dura medio minuto)

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más)
Jaén: 19 de Junio del 2012

NOTA MUY INTERESANTE PUES SEMANAS DESPUÉS “EL ESTADO” ME PREMIÓ CON 301 EUROS DE MULTA:
Sí, el diligente guardia civil que tomó nota de todo ello; debió informar que el rifle estaba metido en un armario y lejos de él la munición y el cargador, para evitar incidentes, pero ¡¡O temeridad imperdonable!! Ello no es suficiente y hay que guardarlo en un armario especial para armas de fuego (que igual se hubieran podido llevar los ladrones) pero aquel delito, me fue castigado, con 301 euros de multa (“no sé por qué ese último euro más de 300 si bien no me importa saberlo”). Recurrí ello y no me fue perdonado nada, o sea que encima de todo lo que pasamos mi esposa y yo; hubo que pagar los 301 euros y de ello nunca más me dijeron nada. Hay que recaudar dinero sea como sea, las arcas nacionales están en quiebra o quebradas. AGF


"EL POTAJE CATALÁN"

15.11.17 | 10:15. Archivado en Sobre el autor

El “potaje” catalán

Hoy me he acordado de tres “productos” catalanes; el primero fue (“ya debe estar en la mejor de las repúblicas y a la que le llevaría la muerte, como buen creyente y hombre de bien que fue”) un hombre, un señor y empresario catalán; y al que recordaré mientras viva; él, D. Ricardo Palau Más; director y copropietario de la firma “Riera y Lavall”; fabricantes de pinturas y derivados, con Fábrica en San Andrés y oficinas en calle Muntaner, 72 (chaflán Aragón) Barcelona. Yo era hace más de sesenta años su representante en la provincia de Jaén; y tengo motivos para decir lo que digo y añadir que… si todos los catalanes, fuesen similares a él; seguro que lo que ocurre hoy en Cataluña no ocurriría; era de esos comerciantes que saben hacer negocio y compartir generosamente con los auxiliares que colaboran fielmente al mismo, era generoso y dispuesto a ayudar a quién lo mereciese.
Las otras dos “cosas” a que me refiero, son dos comidas catalanas que como tales son más conocidas que aquel hombre; puesto que son populares y son “para la panza” y por tanto huelgan comentarios. Se tratan de “las habichuelas con butifarra catalana y la crema catalana”. La primera es un plato riquísimo y para buenos “jaladores”, a los que dejará plenamente satisfechos, por la cantidad, calidad y sabores que contiene dicha “olla catalana”; y la crema, por lo exquisito de la misma y como postre, rociada con miel, ya es el sumun de una comida que debidamente regada con un buen tinto “de donde sea, pero de España”; te dejará tan satisfecho que seguro que después de todo ello, sólo te apetecerá una siesta y una buena digestión y sin ganas de complicarte la vida para “hacer la olla gorda”, a cualquier político despreciable.
Y si me he acordado de esas “cosas” y perdóneseme el decir cosa a un gran hombre, pero es que ello en sí, es cosa muy rara y al propio tiempo, “cosa admirable” y ahí lo de cosa, por cuanto el idioma español que es de todos los españoles por ser en sí, otra cosa admirable, sus expresiones se prestan a todo ello y mucho más.
Y si me he acordado (reitero) es por cuanto considero todo lo que viene ocurriendo en Cataluña, es más o menos “una olla de cocineros inútiles o locos” y que tratan de “hacer un nuevo guiso”, que al final, “nadie comerá de él y puede que por lógica, les tiren la olla a la cabeza y con ánimo de romperles el coco”; puesto que el cocido o condimento que resulte, va a ser incomestible, repelente, maloliente, indigesto y dañino por demás, aparte que va a costar ni se sabe “las pelas”; lo que demuestra que esa nueva academia de bodrios cocineros, no sirve ni para alimentar a los cerdos que dan la butifarra y menos a las vacas, de cuya leche se obtiene la exquisita crema catalana.
Y es así, por cuanto, esas bandas de mercenarios lo que quieren y pretenden, es adueñarse de Cataluña y explotarla en beneficio propio, cómo y por ejemplo, han hecho “el clan de los Pujol y sus asociados”; alguno de sus miembros llevaba al extranjero, bolsas enormes de basura, pero llenas a rebosar de billetes de euros, de tres cifras; lo que les ha permitido reunir tal cantidad de capitales, que los tiene “encausados”, puesto que los jueces no tragan con lo que pudiera justificar tales montañas de oro en forma de papel moneda; ya que lo del “Rey Midas”, ocurrió en Grecia hace milenios y además es un relato mitológico y no real… aunque aquel Midas al final horrorizado volvió a los dioses, les pidió perdón y les rogó que le quitasen tanto poder, “que lo mataría de hambre y sed”; y estos ni eso, persisten en que tan enormes capitales tienen orígenes santos o sanos y que son propiedad legítima.
Y además no es solo el dinero que atesoraron los Pujol, es que a mi leal saber y entender, son “los honorables”, los culpables de toda la deriva que ha llevado a Cataluña a la situación actual, cosa que no habría ocurrido, si en tiempos ya remotos, los fiscales, los jueces y los gobiernos, hubiesen puesto coto “y cortado alas” a tan audaces e irresponsables “pujoleros”.
En fin, ya solo queda esperar al 21 de diciembre y ver lo que piensan quienes van a votar por “la nueva Cataluña”, que esperemos resulte una Cataluña como la que de verdad representaba, D. Ricardo Palau Más y muchos otros catalanes como él y que de verdad llegamos a admirar muchos españoles, que ahora vemos con lástima y risa, como el presidente Rajoy grita… ¡Comprad productos catalanes! ¿Tan grave está ya el asunto crucial de “la pela es la pela”? ¡Qué pena!

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más) y
http://www.bubok.es/autores/GarciaFuentes


Viernes, 15 de diciembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Categorías

Hemeroteca

Diciembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031