No más mentiras

ESCRITOR O SOBRE EL ESCRITOR: CHARLA PARA NIÑOS

02.05.17 | 09:20. Archivado en Sobre el autor

ESCRITOR O SOBRE EL ESCRITOR: CHARLA PARA NIÑOS

Me han invitado a este colegio (queridos niños y niñas) para que os de una charla sobre el escritor, qué clase de persona es un escritor, cómo escribe, el por qué escribió su primera página o libro… y en fin; sobre todo lo que vosotros penséis sobre nosotros los hombres o mujeres que escribimos; puesto que lo más interesante de esta charla, va a ser el coloquio posterior a la misma y el tratar de responder a vuestras preguntas, que espero sean muchas y yo, sea capaz de responderlas en el lenguaje más entendible para vosotros.
El escritor, como cualquier otro artista, nace y luego se va haciendo con el tiempo y la práctica, puesto que este es un oficio más…
vosotros mismos lo notaréis, puesto que hoy no leéis, ni escribís como hace un año, dos; y no digamos tres o más ¿verdad?. Pues en todos los oficios es lo mismo. Pero he dicho que “nace” y lo creo así, puesto que igual le ocurre al pintor, al escultor, al arquitecto, a cualquiera de vosotros, que ya o muy pronto, empezaréis a inclinaros por un determinado oficio en el que habréis de desarrollaros para ser útiles en la sociedad donde viváis; pues eso es muy importante; hay que dedicarse a lo que nos indique nuestra propia alma, puesto que es algo así como “un soplo de Dios”; que indudablemente os orientará. Y aunque hay que vivir del oficio, pero nunca penséis en un oficio para ganar más dinero; contentaros con el suficiente pero dedicaros a aquello que os haga felices. Ya os digo que como escritor es dificilísimo vivir de ello; por tanto el oficio de escritor es más vocacional que otra cosa… Un escritor famoso y español, del pasado siglo, cual fue Pío Baroja, confesó que con los escritos que realizaba y lo que por ellos recibía, sólo podría desayunar cada día. De hecho fue médico y además tenía una panadería en Madrid.
Pero como os he dicho… “ese gusanillo” que lleva el escritor y desde niño… ¿Cómo se nota y luego que se hace para satisfacerlo?... es sencillo, muy sencillo, queridos niños: escuchad con atención:
Se empieza observando las cosas de este mundo; desde las personas con las que convives cada día, hasta las plantas y las flores, los árboles, los animales, el cielo, la Luna, el Sol; las estrellas… todo cuanto te rodea y que te sorprende y te maravilla; y quieres saber más; por tanto pregunta… pregunta… pregunta sin miedo y escucha con atención a tus padres, maestros y personas mayores, que son los que te van a enseñar lo principal; luego más adelante vendrán los libros que te ampliarán mucho tus saberes, si encuentras verdaderos amantes de los buenos libros y que te orienten en sus lecturas.
Y he dicho que escuchéis con atención por una razón muy profunda y que ya señalaron los sabios hace muchos siglos; y lo dijeron así: Dios nos dio dos ojos, dos oídos y una sola boca… está claro que con ello nos ordenaba ver mucho y con mucha atención, oír mucho y escucharlo con suma atención y hablar mucho menos de lo que se suele hablar… ¿entendéis… o lo explico mejor si es que se puede?
Pues bien; cuando ese “gusanillo” de escritor empiece a roeros el pensamiento; empezad a escribir; sobre lo que os diga ese pensamiento, que siempre tiene que ser buen pensamiento, puesto que hay que escribir para no ofender a nadie y luego si de mayores seguís escribiendo, sabed hacerlo con responsabilidad plena, puesto que si las palabras no se pueden sujetar una vez se sueltan… los escritos mucho menos; lo que no debe coartaros, puesto que hasta Cristo dijo aquella hermosísima frase de que LA VERDAD OS HARÁ LIBRES; por tanto esa debe ser siempre la norma, decir la verdad y que esta sea siempre constructiva… y ante la duda, callar y no escribir, ni hablar.
El ejercicio de las primeras páginas del escritor es sencillo… simplemente el día que se os ocurra (tened presente que escribir no se puede cuando se quiere, sino cuando el alma así os lo pida)… ese día o ese momento (yo suelo escribir algunas páginas incluso de madrugada y cuando me desvelo) empezad a contaros vuestra primera historia; que puede ser; lo que ha ocurrido esta mañana en el aula del colegio, en el recreo, en la comida, en el trayecto de casa al colegio o del colegio a casa y en fin, múltiples cosas y hechos que a vosotros os han llamado la atención… así de sencillo.
Pero si habéis escuchado bien, os he dicho… “contaros vuestra primera historia”… y este es un consejo que debéis tener siempre presente, puesto que en realidad al primer lector al que escribiréis siempre es a vosotros mismos, puesto que seréis siempre el primer lector de vuestros escritos… los que una vez repasados y corregidos… si a vosotros os gustan y satisfacen… no os preocupéis de nadie más; seguro que a otros les van a gustar también; pero ya digo, ateneros a la realidad y si son fantasías... que sean también reales (ahora aclaro ello)… no temáis la crítica, o el menosprecio de nadie; siempre habrá quién por “cosillas” no os va a felicitar ni reconocer vuestro trabajo, tal y como quisierais vosotros; pero eso es lo normal en este mundo… y más aún en el mundo del escritor… ya sabréis con el tiempo el porqué de esas “pelusillas”… que no son otra cosa que “celillos y eso no es bueno”.
Y ahora os aclaro lo de fantasías o sueños… mirad, escuchad con atención… todo lo que realizamos el hombre o la mujer; de creación intelectual, nace dentro de nosotros mismos; son las ideas… que son esas imágenes que se nos forman dentro de nuestro ser y que las vemos nosotros, sin que muchas veces las veamos con plena claridad… pues bien; esas ideas o imágenes, el escritor tiene que transformarlas en palabras, en frases, en párrafos entendibles para que quienes los lean, entiendan lo máximo posible esas imágenes que el escritor vio en un determinado momento; por todo ello hay que conocer al máximo nuestro riquísimo idioma español… Y esas imágenes o ideas, hay que recogerlas al paso, no se pueden dejar para luego, puesto que pasan veloces y luego ya no vuelven, o vuelven de forma diferente… mirad, yo mismo; siempre llevo papel y bolígrafo y alguna vez por olvido… he tomado nota en el bar donde desayuno incluso en una servilleta de papel o la margen de un viejo periódico; con ello es suficiente puesto que así… “has cazado la imagen o idea”… pero luego al llegar a casa, desarróllala cuanto antes… te sentirás feliz si el escrito que resulte, te satisface. Igual que al escritor, les debe ocurrir al músico, pintor, escultor, etc.
Y creo que como entrada a lo más interesante, que van a ser vuestras preguntas; es suficiente… venga valientes, a preguntad sin miedo… espero poder responder y si no puedo, pues disculpadme… puesto que todos los seres humanos tenemos limitaciones y sabed que todos… ignoramos mucho más que sabemos… “aunque sepamos un poquito de muchas cosas”. Pero y como final; quiero deciros la mejor de las máximas que yo he conocido dichas por un escritor al que le otorgaron el Premio Nóbel y que es el máximo galardón de la literatura en este mundo; dijo contundentemente… “La misión del escritor, del intelectual, es hablar por aquellos que no pueden… o saben hacerlo”; lo dijo Albert Camus; escritor francés/argelino del pasado siglo.

Antonio García Fuentes
www.jaen-ciudad-es (aquí más)


Domingo, 24 de septiembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Categorías

Hemeroteca

Mayo 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031