No más mentiras

Un convento de clausura y la moda

14.11.16 | 08:42. Archivado en Sobre el autor

Un convento de clausura y la moda

Curiosa historia la de un convento moderno en Andalucía; edificado o reedificado en la provincia de Huelva (no olvidemos que de estas costas zarpa Colón y los Pinzones para descubrir lo que luego será conocido como América) y concretamente en Cumbres Mayores, cerca de la sierra “del Viento” y fronterizo con Extremadura, que igualmente está ligada a América y cuyos conquistadores extremeños fueron los que acabaron con el Imperio Inca. Sirva este preámbulo por cuanto las protagonistas de esta historia, son y vienen de un territorio del entonces Imperio incaico: Veamos.
El citado pueblo tiene unos dos mil habitantes y está situado en un lugar “dicen que idílico”. Allí hay un cura párroco que aparte de disfrutar de una parroquia con pocos o ningún problemas, tiene ideas y quiere enriquecer a su pueblo con una aparente y estrambótica idea visto como “marcha” (y lo de marcha es un decir) la humanidad en su conjunto; puesto que este sacerdote se le ocurre que allí es un lugar idóneo para instalar un nuevo convento de monjas de clausura. Dicho y hecho, a viva voz y posiblemente, mientras toma unos vinos, juega al dominó o a las cartas, “con los miembros destacados del pueblo o fuerzas vivas”, plantea “su ocurrencia”; la que no parece mal a estos primeros contactos, lo que le animaría a seguir y desde el púlpito de la parroquia (supongo), se lo comunica a la feligresía; a la que y ¡oh milagro! Sabe entusiasmar y todo el pueblo se manifiesta dispuesto a colaborar; y así lo hace… incluso aportando dinero y trabajo gratuito para ir haciendo la obra, trabajando fines de semana e incluso festivos; y así con ese entusiasmo colectivo, se llega a terminar el convento, partiendo de unas ruinas del que fuera otro convento.
Luego viene el otro gran problema, puesto que encontrar monjas de clausura en España, donde lo que ocurre es que se clausuran conventos porque las ya muy ancianas monjas van muriendo y no encuentran repuesto, es algo así como lo que la religión cristiana asevera con la frase, de que “la fe mueve montañas”.
Y así (supongo) que el buen cura ha movido “cerros, montes y montañas y puede que incluso la cordillera de Los Andes”; puesto que es desde estos lejanos “andurriales” de donde vendrán las nuevas monjas: https://es.wikipedia.org/wiki/Andahuaylas y perdóneseme lo de andurriales, puesto que allí y desde aeropuerto que cubre línea con la capital peruana, hasta universidad, hay mucho y bueno en ese valle, donde se pueden ver fiestas hermosas (en la red hay vídeos) y genuinas de los muy viejísimos habitantes (tienen una larguísima historia que alcanza varios milenios antes de que los extremeños españoles pusiesen sus pies, caballos y arcabuces allí) y muchos otros atractivos, que seguro llenarían de satisfacción a esas personas que quieren conocer lejanos lugares donde el hombre fructificó y dejó recuerdos imborrables para enriquecer el saber humano. Vean lo que hay de todo ello en
Internet.
Bueno pues de la cordillera de Los Andes y desde casi los tres mil metros de altitud, es de donde vienen a la “sierrecilla morena” y a Cumbres Mayores; una docena de monjas de clausura encabezadas por la madre superiora de la nueva comunidad que procede de, “las Madres Carmelitas Descalzas”; las que y emulando a los “doce apóstoles que hicieran la labor que Cristo les encomendara”, vienen a “la madre patria” a cubrir huecos que las españolas y al parecer, no tienen la menor gana de ocupar y a crear una nueva industria productiva.
Pero ahora viene lo bueno; y lo bueno es que empiezan a vivir y laborar en su nuevo convento, elaborando dulcería monjil y pretenden vivir de ello y poco más (el solar del convento cuenta con dos mil metros cuadrados y en el tendrán su huerto para conseguir alimentos); pero surge una extremeña que tiene en España una importante casa o marca de modas femeninas; la que necesitando unas labores que no hay máquinas que las puedan hacer igual que “las manos femeninas”; viene a ver a la superiora, le cuenta que necesita labores de “ganchillo” en cierta e importante cantidad. La superiora ve en ello una fuente de ingresos y dice que sí, que su comunidad “hará el ganchillo que la exportadora necesita”, así es que le mande diseños y que empezarán a surtirla de esta labor… “El éxito ha sido total, puesto que el ganchillo de las monjas, se pasea ya por todos los foros de las grandes marcas y han tenido éxito hasta en desfiles de “Las Vegas”; puesto que el lucimiento del cuerpo femenino con “estos adobos y el colorido y diseño de la diseñadora”; provocan una atracción, (“para la última colección han diseñado un pantalón de fuego, con unas llamas gigantes, que ha quedado impresionante”) que dudo el que de ello sepan nada las monjas; “que no pueden ver televisión ni tienen acceso a la riada de todo tipo de informaciones que nos envían el torbellino de la vida de este siglo” (lo veta su orden) y ellas afortunadamente viven en un mundo muy tranquilo y apartado del “mundanal ruido”, siguiendo la vieja máxima de “ora y labora”.
Por otra parte, el pueblo de Cumbres Mayores, que ya es famoso por su jamón de pata negra y demás elaboraciones del cerdo ibérico; posiblemente con el revuelo que han armado las monjas (sin apenas saberlo nadie), este pueblo va a ser famoso por esa “nueva instalación industrial” y que quién sabe las monjas que pueden venir a hacer ganchillo (el convento tiene capacidad para doblar o triplicar su población) las escuelas que de este arte pueden surgir fuera de “los muros del convento”, la afluencia de compradores que puedan venir al pueblo a comprar… el turismo que ello puede atraer y hasta; “la gran y hermosa película que se podría realizar con todo lo que les sintetizo”; todo obra de un “oscuro” párroco, que supo mover a un pueblo en algo, que sin explicación para “el mundo loco que hoy padecemos”, ha resultado positivo en todos los órdenes, incluso en el religioso. Busquen ustedes y lean por su cuenta y propaguen la noticia, puesto que es de verdad “un verdadero milagro “; yo lo he leído en diario Ideal del 30-10-2016, el que le dedicó dos páginas y algunas fotografías (seguro que está colgado en Internet) diario al que por mi parte felicito, por “esa limpia información”.

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más)
y http://blogs.periodistadigital.com/nomentiras.php


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Viernes, 24 de noviembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Categorías

    Hemeroteca

    Noviembre 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    27282930