Israel, más allá de las noticias...

Hussein- Comunidad Judia en Palestina (1924)

03.12.18 | 16:00. Archivado en identidad

Casi cien años tarde fue revelado el protocolo de la reunión entre el Rey de Jordania y el liderazgo del Yishuv (Comunidad Judia en la " Palestina Mandatoria').

En enero de 1924, se celebró una reunión secreta en Amman entre los líderes de la comunidad judía y el rey Hussein bin Ali. El objetivo: presentar a los líderes Arabes la visión del Yishuv judío para una vida compartida y pedirle ayuda al Rey para calmar las relaciones entre ambas Comunidades. El contenido de la reunión se encontró recientemente en una enorme colección de cartas que Haim Yefet dejó al morir y se reveló por primera vez.

El 18.11.18 fue publicado el siguiente resumen del informe de esa reunion.
 

"Estoy dispuesto a darles a los judíos la tierra como un regalo, siempre que entren por la puerta y no pretendan chocar contra la pared para entrar. El futuro demostrará a los judíos que no tienen razón de temer a los Arabes"....dijo Hussein bin Ali, rey de Hajaz y padre de Abdullah I, en una reunión secreta en Amman con una delegación de líderes Judíos en enero de 1924. La reunión fue convocada para presentar a los líderes Arabes la visión de los Judíos del Yishuv de vivir juntos, y para explicar el deseo de los Judíos de tener un hogar nacional en la Tierra de Israel. Tambien pedir la ayuda del rey para calmar los vientos en la Tierra de Israel en el contexto de la tensión con los Arabes del país.

Fue una reunión fascinante entre el liderazgo del Comité Nacional Judio en Palestina y el líder Arabe y su hijo, el Emir Abdullah I, quien más tarde se convirtió en Rey de Jordania. La reunión presentó los puntos de vista de los líderes Judíos y la manera en que las partes ven el futuro, y su propósito fue disipar los temores mutuos: "Influir en los Arabes de la Tierra de Israel para eliminar el malentendido existente y alcanzar la unidad". Los informes sobre la reunión se publicaron en esos días en la prensa hebrea, pero el contenido de la reunión se mantuvo en secreto durante casi 100 años y se reveló ahora por primera vez.
 

El acta de la reunión secreta, escrita por David Yellin, jefe del comité ejecutivo del Vaad Leumi, se encontró recientemente en una gran colección de cartas dejada por Haim Yefet, un activista sionista que por ese entonces era secretario del Comité Nacional y más tarde se desempeñó como director general del Ministerio de Bienestar Social. Fue una sorpresa encontrar un documento oficial del Vaad Leumi, que contenía el acta de la reunión en Amman. Como alguien que sabe muy bien cómo apreciar la importancia de un registro histórico, Yefet comprendió de inmediato que era un tesoro.

 
"Estimado miembro", escribió Yellin en su informe al frente del documento, "nos sentimos honrados de presentar los detalles del viaje de la delegación judía a Amman, que es confidencial y no puede publicarse, ni en los periódicos ni en otras personas.

Hoy...veinticuatro años después de la firma del tratado de paz con Jordania, y en el contexto de su dramático anuncio de que los anexos de un acuerdo que firmó con Israel serían revocados junto con su demanda de devolver territorios, es fascinante leer lo que pensaron ambos lados sobre el futuro común de los pueblos de la región si solo reconocieran los derechos "históricos y legales" de ambos lados: Los Judíos que ahora regresan de la diáspora a su tierra, y los Arabes que estaban sentados en la misma tierra.

Por esa epoca se informó sobre la reunión con el rey en el periódico "Hoy", del 29 de enero de 1924. La transcripción de la reunión nunca se publicó.

La delegación Judía en Amman incluyó a David Yellin, presidente del Comité Ejecutivo del Comité Nacional para los Judíos de Eretz Israel; El coronel Frederic Kisch, director del Departamento Político del Ejecutivo Sionista en Jerusalén, y el rabino Ya'akov Meir, rabino jefe de la Tierra de Israel. En el protocolo, Yellin describió cómo los tres llegaron al cuartel general del ejército en Amman, donde soldados de caballería esperaban para acompañarlos al palacio del Rey. A su llegada al templo, fueron recibidos por la guardia de honor del ejército: "Los militares estaban parados a dos filas de la casa que sirve como residencia del rey. Cuando pasamos, levantaron sus armas y entramos. Fuimos recibidos por el Emir Abdullah".

Además del rey Hussein bin Ali y su hijo, Emir Abdullah, estaba Fuad al-Khatib, asesor de asuntos exteriores del Rey, y John Philby, representante de la administración Británica en Transjordania, asistieron a la reunión. Esta comenzó con un saludo. El rabino Meir Heifetz estaba a punto de hablar de pie, a pesar de que el Rey Hussein le pidió que se sentara, diciendo que "si tiene que pronunciar sus palabras de pie, también yo estoy obligado a hacerlo" . Pero el rabino insistió. Los dos se levantaron y el rabino bendijo a Hussein con bendiciones reservadas para los Reyes: "Parte de su honor por la carne y la sangre" y bendición "Dador de salvación".

 
El Rey respondió con un gesto propio. Su hijo, Abdullah, salió de la habitación y regresó poco después con la Medalla de Honor Istiqlal, que le entregó al Rabí Meir. "Le agradezco en nombre de la Organización Sionista, el poder de los 15 millones de judíos en todos los países", dijo Kish a Abdullah sobre su conmovedor gesto hacia el Gran Rabino.

Entonces Yelin tomó la palabra y se dirigió al Rey: "Nosotros, los Judíos, que vivimos en la Tierra de Israel y regresamos a ella, queremos desarrollar la tierra en un trabajo conjunto con los Arabes, porque los dos pueblos son hermanos de un padre, Abraham".

Señaló que los Judíos y los Arabes han contribuido al progreso en el Mundo actuando juntos. "Nuestro trabajo juntos fue excelente, especialmente en la Edad Media, en los días de oscuridad en Europa, cuando Judíos y Arabes trabajaron juntos para difundir la sabiduría y la ciencia, y ahora que regresamos para revivir nuestro país, solo una emoción llena nuestros corazones: que podamos trabajar para esa resurrección de manera silenciosa y enérgica con nuestros hermanos Arabes" .

El rey respondió: "Dios dijo en su libro: 'Ayúdense unos a otros con buenas y justas acciones', y este es nuestro deber, y el pueblo Arabe siempre está dispuesto a ayudar a los que desean trabajar con él".

El Coronel Kish presentó al Rey una resolución del Congreso Sionista. "El rollo fue escrito en Hebreo con una traducción al Arabe, y fue colocado en un archivo de plata", señaló Yellin en un memorando. El consejero del rey, al-Kibit, se levantó y leyó en voz alta. "Expresamos nuestra creencia de que los dos grandes pueblos semitas de la antigüedad comprenderán en este momento de su renacimiento nacional la necesidad de compartir sus intereses vitales comunes mediante un esfuerzo especial.

"El pueblo Judío aspira a vivir con el pueblo Arabe, y trabajar junto con ellos para hacer de la patria común una tierra fértil cuya supervivencia garantizará un desarrollo nacional ininterrumpido para todas las naciones y personas que viven allí ". El anuncio hecho por los representantes Judíos al Rey también incluyó una cita de la decisión del Congreso Sionista de 1923 de que "el Congreso ve a Jordania como uno de los factores más importantes en la reconstrucción de las ruinas del Mundo despues de la Primera Guerra Mundial. El pueblo Judío aspira a unirse con este nuevo Mundo ", leyó el consejero del rey en el pergamino:" Deseamos elevar la atención de Su Majestad a un hecho indiscutible: la Tierra de Israel ocupa un lugar especial en el corazón del pueblo Judío, . Creemos que la armonía nacional entre nosotros y el pueblo árabe en la Tierra de Israel será un factor importante para restablecer la felicidad de los países vecinos ".

Al final de la lectura, el rey Hussein declaró que" los Arabes siempre respetarán la integridad de los Judios". Dijo a los presentes que los Arabes se rebelaron contra los Turcos solo para proteger sus derechos ". Los Judíos deberían ayudar a los Arabes a proteger sus derechos. "Todos los rumores en Europa sobre los objetivos Arabes son ficticios, los Arabes solo aspiran a defender sus derechos nacionales y están dispuestos a aceptar la ayuda de los Judíos para este propósito".

"Los Judíos eran una nación en la Tierra de Israel y fueron expulsados por la fuerza. La Declaración de Balfour es un reconocimiento de hechos históricos ". Hussein afirmó que no distinguia entre Judíos y no Judíos, y agregó que el temor de los Judíos era injustificado".Mi corazon y mi Pais están abiertos a aceptar a los judíos. Estoy dispuesto a darles a los judíos tierra como regalo, siempre que entren por la puerta y no choquen contra la pared para entrar. El futuro demostrará a los Judíos que no tienen motivos para temer a los Arabes ".

Después de la reunión con el rey, los invitados almorzaron con la participación del Emir Abdullah y el alcalde de Amman. "El coronel Kish le pidió a su Majestad que usara toda su influencia para influir en Imam Yahya, en beneficio de los Judíos que están siendo perseguidos en estos días (1924) en Yemen". El Rey respondió a Kish que sabía que esto no era cierto y prometió intervenir si se le presentaba información detallada sobre el asunto. Desde allí, los representantes del Comité Nacional continuaron reuniéndose con Emir Abdullah, que parecía menos diplomático que su padre.

Yellin le pidió a Abdullah que influyera con los Arabes de la Tierra de Israel y que "regulara el malentendido actual". Abdullah respondió que había discutido el asunto con otros líderes Sionistas, incluido Chaim Weizmann, pero "los Sionistas aparentemente no son tan buenos como dicen, y cree que los Sionistas tienen metas ocultas". Yellin respondio: "Los judíos no tienen metas ocultas, solo aspiran a regresar a la Tierra de Israel y renovar sus vidas nacionales sin dañar los derechos de los Arabes". La actividad actual de los Judíos atestigua el hecho de que no tienen ningún objetivo oculto ".

"¿Y cuál es el significado de la Declaración Balfour?", Preguntó Abdullah. "La Declaración Balfour es un reconocimiento de los hechos históricos", respondió Kish. El hecho es, que los Judíos nunca perdieron su reconocimiento nacional de la Tierra de Israel como su patria nacional, y la Declaración Balfour reconoce estos hechos y los derechos que se derivan de ellos para los Judíos ".

Abdullah respondió: "Si bien los derechos de los Hebreos en la Tierra de Israel solo tienen valor histórico, también son legales, pero los derechos de los Arabes son en realidad los derechos de un pueblo que vive en su tierra, y los Judíos están en todos los países del Mundo".

Yellin no pudo evitar responder. "Hay una gran diferencia entre los demás pueblos y los Judíos", respondió al Rey. "Aunque están dispersos en todos los países, siempre sintieron que no había otro país para ellos, no encontraron satisfacción en ninguna parte, y en sus oraciones y anhelos siempre recordaron su tierra natal, mientras que otras naciones encontraron satisfacción en sus vidas".

La reunión, celebrada hace 94 años, concluyó con la necesidad de llegar a un acuerdo rápidamente. "Abdullah dijo que comprende los sentimientos del pueblo Hebreo que anhela su tierra natal y su país, y se sentiría muy satisfecho si no hubiera sido expulsado de su tierra hace dos mil años, pero los derechos políticos del pueblo Arabe deben tomarse en consideración en la Tierra de Israel".

Prometió que "si se preservan los derechos políticos de los Arabes, darán la bienvenida a los Judíos no solo en la Tierra de Israel sino también en los demás países Arabes", y subrayó la urgencia de resolver esta cuestión. Haim Yefet consiguio mantener el documento en secreto durante 94 años.

El miembro actual del Parlamento Israeli Yoav Kish, del partido Likud, nieto de Frederick Kish, se emocionó al escuchar sobre el protocolo que ahora se está revelando. "Mi abuelo emigró de Inglaterra y vio como una misión construir un puente entre los Judíos y los Arabes de la región", dice Kish. "Era su trabajo como jefe del Departamento Político, y tenía muchas buenas intenciones, pero cinco años después de esta reunión, hubo los disturbios de 1929 y el concluyó que este intento probablemente no funcionaría. El coronel Kish fue asesinado durante su servicio como oficial de ingeniería en el ejército Británico durante la Segunda Guerra Mundial, cuando abordó una mina en Túnez en abril de 1943. Fue enterrado en el cementerio militar británico al sur de Túnez y en su nombre existe el poblado de Kfar Kish en la Baja Galilea, que fue establecido por soldados que sirvieron bajo su mando. "Vivir con los pueblos Arabes, una vida de hermandad y respeto mutuo, y trabajar con ellos hombro a hombro" era su moto.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por Shimshon Zamir [Blogger] 04.12.18 | 14:02

    Sr AntonioBF (4): ...que queria construir un Estado Judio (a pesar que esa era su ideologia Sionista) sino que tampoco veia ante sus ojos alguna posibilidad practica de lograrlo...
    Atte. Shimshon

  • Comentario por Shimshon Zamir [Blogger] 04.12.18 | 14:00

    Sr AntonioBF (3): ...ya actuan violentamente en contra de los Judios...y por ello...la Delegacion Judia solicita ante el Rey que "intervenga" para calmar el ambiente.
    Unos y otros saben que sera muy dificil realmente 'calmar" la situacion (y a lo mejor el Rey Hussein tampoco esta demasiado interesado en ello...).
    Su hijo (Abdullah) tambien insinua que no les cree a los Dirigentes Sionistas que no pretenden "crear un Pais Judio en Palestina"...y tiene en alguna medida razon...pero lo cierto es que el numero de Judios en esos años en Palestina ( unos 60 mil personas) no permitia "soñar' con construir un Pais Independiente (como lo es Israel hoy...) y solamente se podia pensar en un "refugio" para los Judios Europeos que sufrian las tensiones que hubo despues de la PGM en Europa Oriental (Rusia despues de la Revolucion Sovietica, en Polonia habia una inflacion enorme...etc).

    Por lo que el Movimiento Sionista de esos años no solo que "no decia" que queria...

  • Comentario por Shimshon Zamir [Blogger] 04.12.18 | 13:47

    Sr AntonioBF (2): ...los Judios "demuestran" que tienen intenciones de construir un Estado...algo que el Rey no quiere estimular...y por ello les dice:"siempre que entren por la puerta y no choquen contra la pared para entrar"...es decir...siempre que esten dispuestos a pedir asentarse...sin comprar terrenos"...e incluso esta dispuesto a 'cederles' las Tierras...(no a venderlas...).".
    Porque el Rey acepta encontrarse con los Judios...? El es consciente de que Inglaterra ha publicado la Declaracion Balfour (1917) en la que ha escrito que los Judios tienen derecho a un "Hogar Nacional en Palestina" y eso le molesta...pero dado que en la reunion esta presente Philby (representante del Mandato Britanico sobre Palestina) solamente "pregunta": "¿Y cuál es el significado de la Declaración Balfour?"
    Pero a diferencia de Abdullah el Rey Beduino que vive en Transjordania, los Beduinos "locales" que estan en constante "friccion" con los Judios ya actuan...

  • Comentario por Shimshon Zamir [Blogger] 04.12.18 | 13:32

    Sr AntonioBF: Bienvenido al Blog!!
    Existen en el articulo varios "temas" para entender...
    A. El año 1924...como consecuencia del triunfo de Inglaterra y Francia fente al Imperio Otomano, ambas potencias se reparten el M.Oriente. Inglaterra otorga a los Arabes "premios" en forma de 2 Paises...A. Saudita a la familia "Saud" y Jordania (el Reinado Hashemita) a la familia Hashemi.
    Unos y otros Beduinos...de dos familias que apoyaron a Inglaterra (espionaje, combatientes, etc) contra los Otomanos.
    Pero..a diferencia de los de A. Saudita...los de Jordania "sufren" la llegada de los Judios a "Palestina"...en forma cada vez mas acentuada...no solamente la llegada..sino (algo muy dificiol de aceptar por el Rey Musulman...) la '"compra de tierras" que efectuan los Judios a toda una serie de Arabes (que cometen un "pecado Religioso" al vender tierras a los Judios, dado que son "tierras otorgadas a los Musulmanes por Allah").
    Al comprar tierras de los Arabes...los Jud...

  • Comentario por AntonioBF 04.12.18 | 08:22

    Es esperanzador leer lo que dijo el Rey Hussein. Si hace casi un siglo un rey árabe dijo eso, no es imposible que en el futuro los regímenes árabes digan algo parecido. Y tras los regímenes, los árabes y el mundo en general. El antisemitismo no es una maldición irremediable.
    Pero también hay una triste ironía en sus palabras:

    El futuro demostrará a los Judíos que no tienen motivos para temer a los Arabes

Sábado, 15 de diciembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Diciembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31