Diario nihilista de un antropólogo

Intimidad incomunicable

13.02.17 | 20:40. Archivado en Antropología filosófica, Meditación

“”Hace mucho tiempo, hicimos un viaje en tren de Madrid a Orense, el uno sentado al lado del otro como si nos hubiéramos conocido y frecuentado desde siempre. No recuerdo si hemos hablado de algo entre nosotros o si sólo hemos tomado parte en la conversación de los demás viajeros. Pasó mucho tiempo y alguien me dijo: “he visto a.... Me dijo que te conocía”. Entonces fue cuando caí en cuenta de que ella estaba ahí en el blanco de mi existencia sin haberse ido nunca desde aquel día; ahí donde los acontecimientos envuelven la vida del ser humano, en donde nos dejamos poseer por la persona que nos mira. Cuando ahora caí enfermo, le envié un mensaje. Vino a verme todos los días que duró mi estancia en el hospital. Llegaba, se sentaba al lado de mi cama, me daba agua si tenía sed, no echamos cuentas de cuánto tiempo había pasado ni que habíamos hecho cada uno de nosotros en todo ese tiempo. Estaba y se iba. Para mi ella es el brillo de lo extraordinario, conociéndola llegué a la presencia de mi mismo. Esto es la intimidad, lo incomunicable. Su cuerpo tiene la fortaleza de la debilidad y su voz la sonoridad del silencio. No sé si volveremos a vernos alguna vez o nunca más. Tanto una cosa como otra poco podrá cambiar lo que, desde entonces, ya es””. Esto fue lo que un amigo, que también estaba en el hospital y venía todos los días a pasar un rato conmigo a mi habitación, me contó sobre “la dama sencilla y elegante que viene a verme todos los días”. Hay historias que lo sobrepasan todo, metáforas de la intimidad, incomunicables, pero que necesitamos contar.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Domingo, 19 de noviembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Noviembre 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    27282930