Diario nihilista de un antropólogo

Represión y crecimiento

En mi época de niño me inculcaron que había que reprimir, casi siempre, los deseos. En la actualidad, leo en los rostros de muchos niños y de muchos padres el deseo de represión. Sin límites no hay deseo y sin deseo no puede haber evolución personal. La represión es mala cuando es excesiva pero la necesaria es indispensable para la buena formación y el crecimiento de la persona.


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Sábado, 18 de noviembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Noviembre 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    27282930