La 'locura' del vivir compartiendo

El “culto”, el oro y las necesidades humanas

14.11.14 | 07:21. Archivado en Sociedad humana

Hace algunos días, Religión Digital publicó una información relacionada con la actitud de un cura irlandés, y lo hizo a raíz de que el mismo había pedido autorización para vender los objetos de oro de su parroquia. Y se mencionaba que lo había hecho alegando finalidades educativas destinadas a los más desfavorecidos, ya que se indicaba que lo había requerido para poder abonar el salario de un profesor.

>> Sigue...


Karl Marx, la Biblia y los Padres de la Iglesia (4/4)

26.10.14 | 07:23. Archivado en Antiguo Testamento

Para no extender más estas reflexiones, y con la esperanza de que el lector pueda comprender mejor lo que intento explicar, me parece oportuno efectuar una brevísima referencia a las normas del Jubileo que se encuentran en la Biblia.

Y estimo que es ineludible hacerlo, ya que resulta un “complemento” sumamente importante para entender acabadamente aquello que en un texto anterior denominé como “la concepción de Dios con relación a la tierra”.

>> Sigue...


Karl Marx, la Biblia y los Padres de la Iglesia (3/4)

25.10.14 | 08:50. Archivado en Sociedad humana

Con el objeto de explicar mejor lo que me llevó a titular de esa forma estas reflexiones, me parece sumamente importante destacar, que de la lectura de los párrafos que consigné ayer —en especial los segmentos que subrayé— queda “bastante” claro que, aquello a lo que podríamos denominar como la “concepción” del propio Dios con relación a la “propiedad” de la tierra es la siguiente: «la tierra es MÍA», es decir, que la tierra es de Dios, y que por ende nadie (ni individuos, ni sociedades, ni naciones) puede atribuirse la “exclusividad” de la misma, sino que, por el contrario, todos deberíamos considerarla como un don, un regalo (en realidad, sería mucho mejor decir que es “un préstamo”) que Dios, el Eterno, el Todopoderoso, el Amor, hizo —y hace— a toda la humanidad, para que nosotros, trabajándola, podamos obtener los recursos necesarios para desarrollar nuestras vidas.

>> Sigue...


Karl Marx, la Biblia y los Padres de la Iglesia (3/4)

25.10.14 | 08:49. Archivado en Antiguo Testamento

Con el objeto de explicar mejor lo que me llevó a titular de esa forma estas reflexiones, me parece sumamente importante destacar, que de la lectura de los párrafos que consigné ayer —en especial los segmentos que subrayé— queda “bastante” claro que, aquello a lo que podríamos denominar como la “concepción” del propio Dios con relación a la “propiedad” de la tierra es la siguiente: «la tierra es MÍA», es decir, que la tierra es de Dios, y que por ende nadie (ni individuos, ni sociedades, ni naciones) puede atribuirse la “exclusividad” de la misma, sino que, por el contrario, todos deberíamos considerarla como un don, un regalo (en realidad, sería mucho mejor decir que es “un préstamo”) que Dios, el Eterno, el Todopoderoso, el Amor, hizo —y hace— a toda la humanidad, para que nosotros, trabajándola, podamos obtener los recursos necesarios para desarrollar nuestras vidas.

>> Sigue...


Karl Marx, la Biblia y los Padres de la Iglesia (2/4)

24.10.14 | 08:09. Archivado en Sociedad humana

Ayer les mencioné que existen “algunas” coincidencias entre las ideas de Karl Marx y determinados aspectos bíblicos, así como también con la doctrina de —por lo menos— dos de los más famosos e importantes “Padres de la Iglesia”.

Pero antes de continuar con la explicación de mis ideas al respecto, creo conveniente indicar que existe otra causa que me motivó a reflexionar sobre ese asunto, es decir, que existe algo más que esa “simple curiosidad personal” de la que les hablé antes, en el sentido de que muchas veces he tratado de “imaginar” en cómo se hubiese desarrollado la humanidad, si cuando Karl Marx planteó sus ideas, en lugar de asumir que TODAS eran “diabólicas”, se hubiese “recordado” que —al menos de “cierta” forma— algunas de ellas guardaban una “relativa relación” con la forma de vida en que vivió Jesús, y como también lo hicieron sus discípulos y familiares directos (es decir, todos aquellos que pasaron más tiempo con Él, y —por lo tanto— contaron con mejores posibilidades que el resto de sus contemporáneos de conocer con más “intimidad”, con más profundidad su pensamiento), y que además vivieron de esa forma —comunitaria y solidaria— la mayoría de los primeros cristianos, al menos durante los 2/3 primeros siglos de nuestra era, circunstancia esta última que ha llegado hasta nuestro conocimiento —incluso— de fuente no cristiana.

>> Sigue...


Karl Marx, la Biblia y los Padres de la Iglesia (1/4)

23.10.14 | 08:00. Archivado en Antiguo Testamento, Sociedad humana

Ante la eventualidad de que algún lector desconozca quienes fueron los “Padres de La Iglesia”, les diré que se otorgó ese nombre a algunos escritores cristianos de los primeros siglos de nuestra era —la mayoría de ellos obispos— así como también se denominó “Patrística” al análisis y estudio del conjunto de los escritos que nos legaron.

>> Sigue...


EL FUNDAMENTALISMO - ISIS y algo más (2/2)

28.09.14 | 09:34. Archivado en Antiguo Testamento, Sociedad humana, Dios todopoderoso

Ayer les planteaba que, tan importante como el defenderse militarmente de la actitud de los fundamentalistas de ISIS, es necesario analizar los motivos que los lleva a actuar de la forma en que lo hacen.

Y les diré que me parece indudable que el origen de todo el problema tiene un claro trasfondo religioso, y que participan del mismo absolutamente TODOS los fundamentalismos, tanto los islámicos como los israelitas y los cristianos, y estoy convencido de que el quid de la cuestión radica en ACEPTAR A PIE JUNTILLAS QUE LAS ATROCES MASACRES QUE SE RELATAN EN EL ANTIGUO TESTAMENTO FUERON REALMENTE “DISPUESTAS POR DIOS”.

>> Sigue...


EL FUNDAMENTALISMO - ISIS y algo más (1/2)

27.09.14 | 08:46. Archivado en Antiguo Testamento, Sociedad humana, Dios todopoderoso

La aparición del Estado (Califato ) Islámico (ISIS), y el conocimiento a través de los medios periodísticos —en especial televisivos— de la forma como sus integrantes actúan para imponer sus creencias, ha despertado en muchos ámbitos algo “especial”, “algo” a lo que me atrevería a calificar de una suerte de temor, que lleva a gran cantidad de dirigentes políticos —de diferentes extracciones e ideologías— a analizar la actitud que es conveniente adoptar para tratar de defenderse de las posibles consecuencias que ese tipo de accionar puede ocasionar en todo el mundo.

>> Sigue...


Un silencio muy extraño 6/6

14.01.13 | 07:42. Archivado en Resumen de mis ideas

Y sin más prolegómenos, con los antecedentes mencionados pasaré a analizar lo que considero el punto esencial que nos permite comprender el motivo “oculto” (y profundo) que tuvieron los jerarcas hebreos para decidir que Jesús debía morir, y que, al menos en un cierto sentido, fue también compartido por Poncio Pilatos.
Y para hacerlo es necesario recurrir al Evangelio de Juan, que no sólo es cronológicamente hablando el último de los redactados, sino que existe coincidencia entre los “biblstas”, tanto en el sentido de que Juan conocía los textos de los Sinópticos, como también con respecto a que, además de su evidente interés de probar la condición de Jesús como Mesías, es el más “elaborado” de los 4 Evangelios.

>> Sigue...


Un silencio muy extraño 5/6

13.01.13 | 07:10. Archivado en Resumen de mis ideas

Conforme lo mencioné ayer, pasaré a explicar las razones que me llevan a pensar, que el estilo de vida comunitario que practicaba Jesús constituyó la causa oculta de su ejecución.
Pero antes de hacerlo debo aclararles que me limitaré a analizar lo que podemos denominar como el aspecto simplemente humano del ajusticiamiento de Jesús.
Es decir, que no me referiré para nada al sentido sobrenatural de la misma (reordenamiento del caos causado por el pecado) ya que sobre ese aspecto se ha escrito y especulado mucho (y seguramente se lo seguirá haciendo) dado que constituye un misterio absolutamente insondable para la capacidad de la mente humana, razón por la cual me parece inútil tratar de descubrir algo al respecto.

>> Sigue...


Un silencio muy extraño 4/6

12.01.13 | 08:15. Archivado en Resumen de mis ideas

En el post anterior expliqué los motivos fundamentales que me llevan a pensar, que Nuestro Señor Jesús no sólo vivió con sus discípulos en comunidad de vivencias y de BIENES, sino que los que recibieron sus enseñanzas comprendieron que la mejor forma de seguirlas era viviendo de esa misma manera.
O por lo menos que así lo entendió, y vivió, de manera real, efectiva y concreta, viviendo de esa forma completamente solidaria, la mayor parte de quienes adoptaron el cristianismo durante los primeros siglos de nuestra era.

>> Sigue...


Un silencio muy extraño 3/6

11.01.13 | 08:37. Archivado en Antiguo Testamento, Resumen de mis ideas

Ayer recomendé que consultaran con cualquier “referente religioso” de la actualidad (cura, obispo, monja, pastor, o lo que fuese, que cuente con plena confianza de vuestra parte) con respecto a si es cierto lo que afirmo, de que el ideal del cristiano es imitar a Jesús, es decir, tratar de vivir de la forma que resulte lo más parecido posible a como lo hizo Él durante su vida terrena.
Y como no recibí comentario alguno rechazando mí afirmación, me permito estimar que coinciden conmigo (aunque más no fuese en ese único aspecto) razón por la cual resulta entonces necesario que “investiguemos” cuál fue la forma en que vivió realmente Jesús.

>> Sigue...


Domingo, 23 de julio

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Julio 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31