Macbeth

Los cielos de Escocia se tiñen con sangre de Reyes. Las brujas predicen el destino inescrutable en una profecía maldita. La mujer que envenena a su costilla, tiembla ahora al ver morir a los niños abrasados. El filo de la espada de Macbeth arranca todos los corazones menos uno, el de su noble asesino.

La venganza solo genera venganza y arrepentimiento. ¿De qué te valió extirparle la vida?. ¿Te devolvió la de tu hijo amado?. Al menos a él le tapaste los ojos con piedras ovaladas de tu tierra fría, pero a ti, ¿quién te cerrará los párpados?.

La locura absorbe tu cerebro, pero ya no hay marcha atrás, deberás pagar por tus acciones, repletas de ira, ambición y rabia. Un poder superior te enterrará para siempre bajo una atmósfera de neblina que empañe sin descanso el resto de tu otra vida.

Kurzel y Fassbinder magistrales. Imprescindible.

4 ★★★★

Sin categoría

Comentarios cerrados.