La Iglesia se hace diálogo

Ese 'no sé qué' de los poetas

03.06.17 | 12:13. Archivado en Teología

Aunque la racionalidad ha copado un poco mi discurso, desde niño encontré una referencia de respiro y descanso en la poesía. Juan de la Cruz. Juan Ramón Jiménez, Gerardo Diego, María Zambrano, Vicente Aleixandre y otros fueron como indicativos de un mundo tan real como indefinible con categorías aristotélicas.

>> Sigue...


Sobre las apariciones de la Virgen

12.05.17 | 21:34. Archivado en Teología

La visita del papa Francisco a Fátima es buena oportunidad para tocar este punto. Muchos devotos acuden al lugar de las apariciones mientras que la jerarquía eclesiástica aprueba y promueve el culto en esos lugares. Dejando a un lado en qué consisten las apariciones y la verdad de las mismas, es importante apuntar algunas claves para juzgar su valor y el sentido que pueden tener.

>> Sigue...


Sobre la muerte y resurrección de Jesús (Semana Santa 2017)

16.04.17 | 18:32. Archivado en Teología

La teología se mueve en el interior de la fe que vive la comunidad cristiana, y sólo cumple su papel cuando sirve al crecimiento de esa fe. Con esa intención ofrezco estos tres puntos de reflexión apara el triduo pascual.

>> Sigue...


Jesucristo,vencedor de la muerte (2.4.17)

29.03.17 | 22:01. Archivado en Autor

"El que cree en mi, aunque muera, vivirá"

>> Sigue...


“¡Cese la represión!”

23.03.17 | 17:04. Archivado en Autor

El 8 de este marzo, día de la mujer, en Guatemala fueron quemadas vivas 40 niñas y adolescentes. Con motivo de ese crimen, el obispo de Jutiapa escribió un Mensaje que leo con dolor y en profunda sintonía.

>> Sigue...


Realizar la vida con la luz que es Jesucristo (26.3.17)

23.03.17 | 11:34. Archivado en Homilías

“Yo era ciego y ahora veo”

>> Sigue...


Se aprende a morir naciendo de nuevo

21.03.17 | 11:53. Archivado en Teología

Hace tres años en un país fuera de España organizaron un encuentro de religiosos. La General de una Congregación lazó el eslogan de moda entonces: "tenemos que aprender a morir". Era la reacción normal: ante el declive de vocaciones religiosas, que aprendamos a desaparecer. Ahora entre nosotros, porque la mayor parte de los religiosos al menos aquí en Espala somos mayores, instancias de gobierno legítimamente preocupadas lanza un nuevo lema un poco en la misma línea: aprender a envejecer. Pero, cosa rara, Jesús de Nazaret tiene un encuentro con Nicodemo, ya entrado en muchos años, y no le dice: "aprende a morir" o "aprende a envejecer", sino que le invita a un nuevo nacimiento del Espíritu.

Cuando venía dando vueltas a esta invitación evangélica, recibo un correo de un fraile dominico, que tiene 90 años, ha sido ejemplo de fraile predicador y hora está ya retirado de actividades. No digo su nombre porque no le he pedido permiso para hacer est publicación que considero iluminadora para todos.

"Gracias por animarme a seguir escribiendo mis reflexiones. Es mi “entretenimiento” con tanto tiempo libre. Y me ayuda a revisar vivencias, encuentro motivos para bendecir a Dios a quien percibo como acompañante fiel en los largos años de mi vida.

Ahora estoy en la otra dimensión de la vida cristiana: el ámbito de la necesaria relación personal con Dios, no como causa primera, sino como padre que nos incorpora a colaborar en la obra de la creación sin dejar de ser hombres. Necesidad de “encarnar la fe” en nuestras estructuras humanas: ideas y sentimientos, conceptos y palabras,... Todo es signo de otra realidad superior. Cito el himno de laudes del viernes I: “ Así, te necesito de carne y hueso”. Tomo las cosas con calma. No tengo tiempo. Voy anotando sugerencias que van apareciendo (a veces en sueños) y después las incorporo al documento. Siempre aparece algo nuevo".


Culto en espíritu y en verdad (19.3.17)

15.03.17 | 18:38. Archivado en Autor

”Llega la hora en que quienes quieran dar culto verdadero, adorarán al Padre en espíritu y en verdad”

>> Sigue...


Asumir y procesar las contradicciones de la vida (3.12.17)

12.03.17 | 11:58. Archivado en Homilías

“Este es mi Hijo, el amado, escuchadle”

>> Sigue...


Asumir y procesar las contradicciones de la vida (12.3,17)

12.03.17 | 11:50. Archivado en Homilías

“Este es mi Hijo, el amado, escuchadle”

1. Cuando se escribe este evangelio, ya la primera comunidad cristiana está sufriendo la incomprensión y la persecución; los primeros discípulos -Pedro, Santiago y Juan- representan a toda la comunidad- corren el peligro de buscar refugios seguros al margen de este mundo conflictivo: “hagamos tres tiendas” para vivir cómodamente sin exponernos a que nos crucifiquen yendo a Jerusalén. Jesús sin embargo decide ir al ciudad santa donde puede ser condenado a muerte y proclamar el evangelio aunque tenga que morir por esa causa. En el relato de la transfiguración, la ley representada por Moisés y los profetas por Elías aprueban la conducta de Jesús y desaparecen. Han cumplido su misión: “y Jesús se quedó solo”

2. Los conflictos son algo natural en nuestra existencia humana . Como proceso en crecimiento, cada uno experimentamos muchas limitaciones. enfermedad física que con frecuencia ensombrece nuestra vida, tensión de fuerzas en nuestra intimidad, pues nos sentimos divididos experimentando que muchas veces actuamos mal y en contra de lo que juzgamos bueno. Y el conflicto surge sobre todo en nuestras relaciones con los demás.- La tentación es evadirnos de los conflictos. El espiritualismo evasivo, una religión de mero cumplimiento, y el grupismo que proporciona un clima cálido donde nos resguardarnos de las inclemencias del tiempo, han sido siempre y siguen siendo tentación para los seguidores de Jesucristo . Pero la buena salud de los cristianos y de la Iglesia exige tener conciencia de que somos parte del mundo y debemos servir a la plena realización del mismo en medio de los conflictos familiares, sociales y eclesiales

3.Referencia para esta vocación cristiana es la conducta histórica de Jesús; “ Este mi Hijo, el amado el predilecto. Escuchadle” En todo tiempo y de modo especial en este tiempo de cuaresma urge que nos dejemos alcanzar y transformar por el espíritu de quien pudiendo ser el hombre más deslumbrante del mundo, aceptó los conflictos de la vida y sufrió la humillación apoyando en su experiencia de Dios como “Abba”, que ocurra lo que ocurra nunca nos abandona. No abren porvenir los conflictos y el sufrimiento sin más. Abre futuro y vence a la muerte la entrega por amor que incluye conflictividad y sufrimiento. Es el camino de Jesús que nos invita: “ven y sígueme”


Asumir y procesar las contradicciones de la vida (12.3,17)

12.03.17 | 11:47. Archivado en Homilías

“Este es mi Hijo, el amado, escuchadle”

1. Cuando se escribe este evangelio, ya la primera comunidad cristiana está sufriendo la incomprensión y la persecución; los primeros discípulos -Pedro, Santiago y Juan- representan a toda la comunidad- corren el peligro de buscar refugios seguros al margen de este mundo conflictivo: “hagamos tres tiendas” para vivir cómodamente sin exponernos a que nos crucifiquen yendo a Jerusalén. Jesús sin embargo decide ir al ciudad santa donde puede ser condenado a muerte y proclamar el evangelio aunque tenga que morir por esa causa. En el relato de la transfiguración, la ley representada por Moisés y los profetas por Elías aprueban la conducta de Jesús y desaparecen. Han cumplido su misión: “y Jesús se quedó solo”

2. Los conflictos son algo natural en nuestra existencia humana . Como proceso en crecimiento, cada uno experimentamos muchas limitaciones. enfermedad física que con frecuencia ensombrece nuestra vida, tensión de fuerzas en nuestra intimidad, pues nos sentimos divididos experimentando que muchas veces actuamos mal y en contra de lo que juzgamos bueno. Y el conflicto surge sobre todo en nuestras relaciones con los demás.- La tentación es evadirnos de los conflictos. El espiritualismo evasivo, una religión de mero cumplimiento, y el grupismo que proporciona un clima cálido donde nos resguardarnos de las inclemencias del tiempo, han sido siempre y siguen siendo tentación para los seguidores de Jesucristo . Pero la buena salud de los cristianos y de la Iglesia exige tener conciencia de que somos parte del mundo y debemos servir a la plena realización del mismo en medio de los conflictos familiares, sociales y eclesiales

3.Referencia para esta vocación cristiana es la conducta histórica de Jesús; “ Este mi Hijo, el amado el predilecto. Escuchadle” En todo tiempo y de modo especial en este tiempo de cuaresma urge que nos dejemos alcanzar y transformar por el espíritu de quien pudiendo ser el hombre más deslumbrante del mundo, aceptó los conflictos de la vida y sufrió la humillación apoyando en su experiencia de Dios como “Abba”, que ocurra lo que ocurra nunca nos abandona. No abren porvenir los conflictos y el sufrimiento sin más. Abre futuro y vence a la muerte la entrega por amor que incluye conflictividad y sufrimiento. Es el camino de Jesús que nos invita: “ven y sígueme”


Asumir y procesar las contradicciones de la vida (12.3.17)

12.03.17 | 11:44. Archivado en Homilías

“Este es mi Hijo, el amado, escuchadle”

>> Sigue...


Martes, 21 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930