Humanismo sin credos

XVII. La justicia del fin de los tiempos (o más allá definitivo) II

13.08.18 | 12:00. Archivado en JOSÉ MANUEL BARREDA, Pablo Heras Alonso


Todos los seres humanos de todos los tiempos en todos los momentos del pasado, del presente y del futuro… (dice usted) son tributarios de la Justicia final.

¿En qué momento empieza esta serie? Porque esta injusticia, que sufren otros animales superiores, la debieron sufrir los individuos de Homo neanderthalensis, que son completamente humanos, Homo heidelbergensis, que supongo que también, Homo ergaster/erectus, que difícilmente considerá Vd. menos digno que el anterior de verse compensado, y, en fin, no sé en qué momento exacto detendría Vd. esta serie.

¿Se merece tal deshonor Homo habilis? No lo creo. Pero ¿acaso algún australopitecino que fuera su precursor directo? ¿Alguna de sus ramas colaterales? ¿Paranthropus? ¿Un precursor anterior, como Ardipithecus?

>> Sigue...


¿Ha evolucionado el cerebro del creyente?

01.05.18 | 00:12. Archivado en Pablo Heras Alonso


¡Cuántas veces he pensado en ello! ¡Bajo el único criterio del nivel biológico que a los humanos teóricamente nos hace iguales, cuántas veces he dado vueltas y vueltas a lo que pueda diferenciar la mente de un creyente de la de una persona normal!

Me martillean todas aquellas “verdades” que un creyente defiende como irrenunciables, apodícticas y de obligada creencia. ¿Pueden ser verdaderas? Y una y otra vez me contesto que no, que nada tienen que ver con lo que el hombre es.

Podría hacer un repaso a todos los enunciados estrictamente DOGMÁTICOS del Catecismo de la Iglesia Católica, pero sería enunciar algo que todos conocen.

Y le doy vueltas y vueltas tratando de entender los constituyentes cerebrales de la persona que todo eso cree y, sobre todo, acepta como verdad y no consiente que nadie se las discuta. ¿Cómo es su cerebro? ¿En qué región del cerebro residen y se alimentan tales “verdades”?

>> Sigue...


Reflexión agradecida sobre hospitales.

14.02.18 | 12:00. Archivado en Pablo Heras Alonso

FUNDACIÓN JIMÉNEZ DÍAZ.

No caeré en el mismo vicio. Dicen que la definición del pesado es la de aquel al que le preguntas qué tal está... ¡y va y te lo cuenta! Fatigoso es escuchar los pormenores de una intervención quirúrgica, con el añadido de que hay quienes quieren mostrar las huellas físicas de la refriega. Llega un momento en que los detalles echan tierra sobre el conjunto y los árboles no dejan ver el bosque.

Pudiera ser que para tal persona ése hubiera sido el momento más trascendental en su vida. O quizá que aquél fue su momento de gloria cuando varios cirujanos se ocuparon de él y consiguieron su “salvación” (¿cuántas veces hemos hablado en este Blog sobre “salvación”?). Concedámoslo, la necesidad de contar cómo ha llegado dicha salvación a su vida en peligro, es como contar el viaje de bodas que hizo la pareja a Madrid desde, digamos, Capileira en La Alpujarra: un viaje no contado, con las experiencias anejas, no ha existido.

>> Sigue...


VUELVO

13.02.18 | 13:52. Archivado en Pablo Heras Alonso

Imperativos imprevistos indeseados... Y regreso con las orejas biológicas bajas,
no como Fray Luis.


AVISO

05.01.18 | 12:00. Archivado en 1. Sobre este blog

Recojo la advertencia de la WEB Religión Digital respecto a los comentaristas que a este foro acceden.

El nuevo sistema facilitará la colaboración con las autoridades en el caso de posibles faltas o delitos contra el honor, así como la toma de medidas restrictivas para los que no cumplan las normas de publicación.

Desde Religión Digital confiamos en el demostrado buen juicio de nuestros lectores y agradecemos su apoyo y el de nuestros colaboradores. Entre todos, nos comprometemos a seguir luchando contra los trolls que dificultan una sana interactividad en nuestro portal.

Puede darse el caso de comentaristas que ofendan a los demás con sus comentarios malintencionados o gratuitamente denigrantes. En ese caso, la persona ofendida tiene derecho a recabar datos de este Blog y presentar la denuncia pertinente.

Esperemos no llegar a estos extremos y, por descontado, gracias a quienes, en la discrepancia, se mantienen en el tono que corresponde a personas educadas.


Las esperanzas menguan y las ansias crecen: 2018

01.01.18 | 12:00. Archivado en 1. Sobre este blog

Cuando todo falta, siempre nos queda algo, siempre queda la familia... si se la sabe cultivar.

Hoy es uno de esos días "obligados" para sentir y afianzar los lazos familiares. Que así sea para todos.

Más todavía: que el recuerdo de aquellos que nos han dejado se viva de manera dulce y estimulante.


José Manuel Madruga Salvador, in memoriam.

12.10.17 | 12:00. Archivado en Pablo Heras Alonso


El pasado lunes 9, a primeras horas del día, falleció una buena persona, José Manuel Madruga, al que en el pueblo saludábamos como Manolo. La mañana de ese lunes tenía sesión de hemodiálisis. Al no acudir, llamaron del centro médico a su familia. Lo encontraron caído a la puerta del baño. Luego diagnosticaron muerte por fallo cardiaco.

Recuerdo la ilusión con que, casi diez años atrás, acogió la noticia de que había un donante para su trasplante de riñón, ilusión frustrada porque los análisis dijeron que su corazón no habría soportado la operación. Desde entonces ha vivido atado a máquinas y medicaciones múltiples. Nunca salió una queja de sus labios.

Su trayectoria profesional aparece en Internet y no es cuestión de repetirla aquí. Estudios, licenciaturas, trabajo en misiones, rectoría de misiones extranjeras, viajes por el Caribe, América, África... y finalmente, en los últimos ocho años, su labor pastoral en la iglesia de San Juan Evangelista de Burgos.

Podrían deducir, por el blog que estas palabras aloja, que poco nos podría interesar una trayectoria vital ligada a la credulidad. Y no es así, porque era el trabajo que llenaba su vida, eran las inquietudes de tal persona, nuestro amigo y algo más.

>> Sigue...


El cansancio de escribir para nada.

20.04.17 | 12:00. Archivado en 1. Sobre este blog

Es lo cierto que desde el momento en que me presenté ante la audiencia con mi propio nombre --¿importará algo el nombre? ¿no será un nombre supuesto? ¿exige esto creer?-- he perdido el interés por escribir aquí. Lo haré por cumplimiento de un compromiso, eso que llaman profesionalidad, porque la palabra tiene rango de ley.

Eso sí, con la condición, también, de que "me" respete a mí mismo los tiempos de vacaciones, que, aunque parecen ser ahora permanentes, de vez en cuando coinciden con las escolares, más que nada porque nuestro recinto vacacional se ve alterado por "ovnis" sobrevenidos.

Es un decir, porque también la comida se puede dejar preparada de un día para otro y también los artículos. Todo esto en pura contradicción verbal, que así nos va en la vida a quienes nos contradecimos a nosotros mismos, como vulgares "rajoys".

Sobre religión, creencias, mitos... es difícil decir algo nuevo. Sólo los A. Piñero pueden hacerlo, porque les va en ello la profesión. A él remito como maestro de todos. Y en este humilde recinto, menos mal que Prometeo se siente pletórico de juvenil cacumen. Y me consta que "se trabaja" a fondo lo que escribe. Incluso si su nombre fuera desvelado no traería consigo el desánimo.

>> Sigue...


¡Bendita Semana Santa que felizmente periclitó!

04.04.17 | 12:00. Archivado en Misterios, Ritos y Mitos, Pablo Heras Alonso


Regina coeli tono solemne.

Voy por mi segundo año en que no participo ni del dolor de la Semana Santa, por otro nombre como yo titulé el otro día Semana de la Sangre, ni del gozo subsiguiente de la Resurrección, que como ya dejamos advertido repetidas veces, el espectro sólo resucitó para unos pocos, lo cual da mucho que pensar... al que quiera pensar.

Para ésos que de todo quieren explicación, va una confidencia. Hace dos años que me he desligado de la trama burocrática eclesial. Se fueron los tiempos de colaborar a que los fastos litúrgicos fueran solemnes: se anunciaba misa solemne cuando había órgano y cánticos.

¡Qué categoría! Era yo quien condicionaba las "solemnidades". Nada me liga a ellos. De ahí que haya podido gozar de un grado mayor de libertad, bien que nunca me he sentido coartado, porque la verdadera libertad es aherrojar uno de sí credos vacíos e inútiles.

Rememoraba el otro día, en una reunión de compañeros víctimas de la fe, cómo era la Semana Santa en aquellos años de, por poner una fecha, 1955. Una década antes sería de otra ralea, perdón, de otro cariz, pero uno no tiene tantos años como para recordar cómo sería en 1944, año en que nació mi ínclito arzobispo burgalés Fidel Herráez Vegas del que no consigo desprenderme: ahora es obispo de mi pueblo como antes fue puñal asesino de Rouco en Madrid.

>> Sigue...


Historia de la persecución religiosa en España / 3.

03.03.17 | 12:00. Archivado en Historia, Pablo Heras Alonso


A propósito del “decíamos ayer” con que vuelvo a considerar una de las frases de artículos pasados, no puedo por menos de recordar a fray Luis de León con su célebre “dicebamus hesterna die” al retomar sus clases en la Universidad.

Pero a propósito de esta cita y respecto al contenido de lo publicado, he de traer a colación otras dos referencias al benemérito profesor de Salamanca humillado con cinco años de prisión en cárceles inquisitoriales, Fray Luis de León. La una: Para hacer el mal cualquiera es poderoso. La segunda: Los pastores serán brutales mientras las ovejas sean estúpidas.

Quizá la primera cita se pudiera trocar en esta otra: “ Haciendo el mal cualquiera se siente poderoso”. Y con relación a la segunda, en ese tiempo de vesania generalizada donde los rayos y truenos de la guerra se habían desatado y los lobos del monte habían invadido las tenadas, las ovejas no podían ser otra cosa que estúpidas. No tenían otra alternativa.

Hoy las ovejas han perdido esa “cualidad”, están más formadas, se han vuelto en respondonas, han trocado la sumisión por la crítica, no se aceptan así como así las afirmaciones altisonantes…

>> Sigue...


Mis 30 razones para no creer "todo eso" - y 3.

04.01.17 | 12:00. Archivado en Pablo Heras Alonso

21. Si pensamos en los fieles practicantes, la mayor parte tienen la mente cerrada, por principio, a cuestionar cualquier minucia de sus credos. Más aún, hacen gala de considerarse por encima y "ser más" que los heterodoxos o alejados. Esto se aprecia con claridad en muchos frailes y monjas, que por dedicarse en cuerpo y alma al servicio de Dios parece que ya tienen en la tierra un grado mayor en el ranking celestial. Los demás lo único que vemos es esa huida hacia delante de quienes, en el fondo, no están seguros ni de lo que creen ni de lo que hacen. La irritación y agresividad que muestran ante sus detractores no es otra cosa que señal de debilidad.

22. ¡Cuánta pérdida de energía histórica en tiempo y dinero por culpa del sostenimiento de la religión!. Podemos quedarnos sólo en España, pero ¿y la Guerra de los Treinta años? ¿Y las matanzas de herejes?¿Y el sometimiento de los indios?¿Y el uso de la religión como medio de dominio político? ¿Y la alianza con dictadores?

23. Respecto a la obligación de llevar a cabo determinados ritos como condición para ser considerados "creyentes". Esos ritos, actos de culto prescritos, son cada vez más aburridos;los sermones soporíferos o vulgares, llenos de tópicos oídos una y mil veces, faltos de enjundia y del más mínimo talento o rigor doctrinal... No convencen a nadie y, de hecho, en las iglesias casi nadie los escucha. En repetidas ocasiones he traído aquí el caso jocoso de preguntar qué había dicho el cura en el sermón y nadie acordarse de nada.

>> Sigue...


Mis 30 razones para no creer "todo eso"-2.

03.01.17 | 12:00. Archivado en Pablo Heras Alonso


11. La mayor parte de las prácticas religiosas no son sino un aprovechamiento, una utilización muy sagaz de la psicología de la conducta, del comportamiento y de la personalidad: la reflexión, la oración, el control mental, el confesar los pecados para descargar sentimientos de culpa... Actos humanos de la razón secuestrados por la religión. ¿Para qué utilizar segundas opciones si se dispone de las primeras?

12. Práctica religiosa como un refugio frente a la frustración, una huída de la realidad, de las desgracias que nos envuelven... que por otra parte podrían hacernos caer en la neurosis. En ese sentido, como engañabobos psicoterapéutico, tiene su lado positivo, sobre todo para personas de bajo nivel intelectual pero no para personas formadas, educadas y reflexivas.

>> Sigue...


Domingo, 18 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930