El Blog de Francisco Margallo

El Mito de la Globalización Neoliberal

12.05.18 | 09:08. Archivado en Cristianismo, Economía


"Allí donde la propiedad es un derecho individual
y donde el dinero sea la medida universal
jamás podrá reinar la justicia
y la prosperidad social" (Tomás Moro)

2.6. DE LA POSTMODERNIDAD A LA UTOPÏA

Las utopías contrarias a la sociedad neoliberal

La ciencia, la técnica, la producción ingente, la industrialización, la burocracia, el militarismo...son elementos que se nos han ido revelando como peligrosos, dado el riesgo permanente en el que introducen al planeta de cara al equilibrio ecológico, la paz, la subsistencia de millones de personas, en definitiva de cara al principio de la vida. No hay modo de huir, nosotros hemos creado esta sociedad y ahora tenemos que tomar las riendas y hacer un cambio, un giro en nuestro estilo de vida.

"Tenemos que"; el deber ser, aparece exigiendo un cambio de actitudes, de valores, pero cayendo en la cuenta de que siempre que apelamos al deber ser, a la elevación moral de las conciencias como solución, estamos ante la llamada a la libertad y la responsabilidad personales. Y es en el ámbito de la necesidad de dicho cambio, ante las amenazas de nuestra sociedad, donde hoy se encienden los corazones y se dispara la imaginación proponiendo alternativas de existencia.

La utopía de los mínimos para todos

La utopía neoliberal es una utopía limitada a los ricos de este mundo: para ese 23% de la población mundal que disfruta del 80% de los recursos. Por tanto, no mantengamos los máximos para una minoría, sino aseguremos unos mínimos para todos. Frente al deseo egoísta de asegurarse la mejor porción para sí, se trata de mirar solidariamnete hacia los que tienen menos que nosotros. Todo ello está ligado a una mayor elevación moral, o dicho en términos políticos, a la profundización domocrática, con un sentido de la responsabiliad ciudadana, de la participación y de la búsqueda del bien común.

Esto exige un nuevo tipo de ciudadanos, que se implique en los problemas de la sociedad humana. Es necesaria la capacidad de sacrificio por los más desfavorecidos, ver al otro en necesidad y ser capaz de compartir, pues sin sensibilidad para la desigualdad y la injusticia, no hay posibilidad para llevar a cabo las condiciones sociales para un cambio de vida personal y social, que garantice los mínimos para todos.

La Utopía de la diferencia

Nuestra situación actual es un tanto peradógica; por una parte vivimos la uniformización universal impuesta por el Mercado Único, y a la vez, la necesidad de reafirmar nuestra identidad cultural, amenazada por la masificación de los hábitos sociales. Así surgen reacciones de búsqueda de identidad, valorando lo de unos y la diversidad de los otros, pero éstas chocan con las posturas de búsqueda de seguridad a cualquien precio, afirmando lo propio (nacional, político, religios, ideológico, etnico...) de modo fundamentalista.

Ante este problema surge hoy la utopía de la diferencia o del multicularismo sano. Se trata de vivir con conciencia y aprecio la diversidad cultural; aceptar y valorar la diferencia de cada uno. Esto se irá consiguiendo a través de un proceso educatvo, moral y político-social donde se une el aprecio y el descubrimiento de lo humano de los otros. El multucularismo sano vive la igualdad en la diferencia.

El futuro en este sentido es esperanzador, pese a los numerosos tropiezos, a nivel institucional y político, que hay que superar para avanzar en el reconocimiento efectivo de los derechos de minorías y grupos diversos.

Ver:El Mito de la Globalización

Neoliberal
Desafíos y Respuestas


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Martes, 19 de febrero

    BUSCAR

    Editado por

    Categorías

    Hemeroteca

    Febrero 2019
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
        123
    45678910
    11121314151617
    18192021222324
    25262728