Reinvención digital y ¿déficit de liderazgo?, en cifras

Ernesto del Valle - Liderar es dar ejemplo

En artículos anteriores he intentado demostrar con cifras y hechos que la empresa española está lejos de completar su reinvención digital, entre otras razones por falta de reciclaje profesional de equipos y directivos. En el artículo de hoy, recupero la cuestión con nuevos y reveladores datos.

Nuevos datos

Acabo de leer un excelente post de Elena Gómez del Pozuelo, presidenta de la Asociación Española de la Economía Digital y cofundadora de Womenalia, que reflexiona sobre la pregunta “¿Deben estar los Directivos en Redes Sociales?”. En él se cita un estudio publicado por websa100 donde se revela que:

  • Solo el 29% de los directivos del Ibex 35 tienen perfil en Linkedin
  • Solo el 4% de los directivos del Ibex 35 tienen perfil en Twitter
  • El 31% de estos perfiles están inactivos y el 6% abandonados

Poniendo la lupa en Twitter, vemos que según este estudio, de los 18 directivos con perfil sólo 3 mantienen su cuenta activa.

Como no podía ser de otra manera, la presidenta de Adigital termina su post con una elocuente invitación:

“Por tanto…Directivos: ¡acostumbraos a no tener barreras, ya va en el sueldo!” Elena Gómez del Pozuelo

Esto nos deja una imagen muy clara en lo relativo a la gran empresa, pero ¿qué sucede con el tejido empresarial español en general?

En la PYME ¿qué está pasando?

Bajemos un escalón. En un artículo anterior, veíamos como solo el 68% de las empresas españolas tienen web (y ya nos podemos imaginar lo que “cabe” en la respuesta “sí, mi empresa tiene web”). En el otro extremo teníamos a nuestros admirados amigos finlandeses, con un 91%.

No tengo datos sobre el número de directivos de PYME con cuenta activa en redes sociales (para comparar con el estudio sobre el IBEX35), pero sabemos que la mayoría de las empresas españolas con web manifiestan carecer por completo de empleados con conocimientos de marketing online.

No sabemos cómo de exigentes o de generosos fueron consigo mismos los encargados de responder a esta encuesta pero, incluso dando toda credibilidad al dato, parece claro que el panorama apunta a una urgente necesidad de formación y reciclaje profesional de equipos y cuadros ejecutivos de las PYME españolas.

Para llevar a tu equipo a la victoria, hay que dar ejemplo

En una de las escenas más celebradas de la película Invictus, emitida en TV en homenaje a Nelson Mandela estos días, el presidente de Sudáfrica (Morgan Freeman) pregunta al líder de su Selección de Rugby (Matt Damon) qué es lo que hace para liderar a su equipo. Con profunda humildad y grave convicción, Matt contesta en dos palabras que bien valen una nominación al Oscar:

“…dar ejemplo”.

Qué gran escena, y qué gran verdad.

Así que me tengo que preguntar, quizás a mi pesar:

¿Es posible que la actitud personal de un empresario hacia Internet, y en especial hacia las redes sociales, sea un freno a la digitalización de su empresa?

Creo que “dar ejemplo” es un obligación difícilmente cuestionable en un líder. ¿Estás de acuerdo? ¿Hasta dónde llega esa obligación? Sobre esto se podría debatir largo y tendido, con un buen café en la mano.

Una tarea más, una responsabilidad más

Algunos compañeros de mi oficio, apuntan que las redes sociales son “otra tarea a añadir a la lista”.

La siguiente frase resume, más o menos, una opinión que me compartieron recientemente en el curso de una animada cena:

“Para el ejecutivo, estar en las redes sociales es una tarea que no estaba en la lista que te vendieron cuando accediste al puesto, o cuando te sacaste el título, o cuando fundaste la empresa… Una tarea que, además, entraña riesgos. Una tarea que te deja expuesto.”

¡Que miedo! (lo digo sin ironía, a mí me resulta fácil opinar desde mi posición). Al respecto, solo puedo contestar una cosa:

¡Fórmate para superar ese desafío!

…Quizás acabes disfrutando de esa nueva tarea, como muchos lo hacen, o quizás la “sufras”. Puede que le cojas el gusto, o puede que la odies. Life is life. Pero no olvides esto:

Si eliges ponerte límites, perderás oportunidades; si eliges que otros vean por ti, no verás; si marcas a los demás un camino, pero tú te vas por otro, no liderarás.

No se puede liderar lo que no se ve

Si considerásemos que una empresa que posee una web “de aficionado” no cuenta como “empresa con web”, ¿hasta dónde caería ese porcentaje del 68% que comentábamos antes?

¿Cuánto daño puede hacer una solución “cutre”? ¿Cómo cifrar la pérdida de negocio por una estrategia de marketing online inadecuada o inexistente? En el fondo, el problema es que un ejecutivo o empresario no puede juzgar lo que no ve:

El ejecutivo no percibe lo que está pasando con su empresa en la Red hasta que se involucra personalmente en el uso profesional de Internet. Hasta ese momento, vive una experiencia de segunda mano.

He sido testigo en muchas ocasiones de las reacciones del empresario que por primera vez “abre los ojos” a un conocimiento profesional de la Red y descubre todo aquello que “no le habían contado”.

La experiencia suele ser traumática: creías que tenías la asignatura aprobada…

¡…y de pronto descubres que eres el último de la clase!

 

Enlaces

Te puede interesar:

 

 

Debate, marketing digital, negocios , , , ,

4 comentarios


  1. Por demàs interesante la informaciòn compartida, me parece que el manejo de las redes sociales es necesario en el manejo actual de una empresa.

  2. Los directivos españoles y sobre todo los de las PYMES suelen tener un estilo paternalista, reacio a reconocer que no lo saben todo y que el mundo está cambiando. No hace muchos días uno de ellos ante la propuesta de uno de sus colaboradores de promocionar su negocio a través de las redes sociales, aducía que ya estaba todo inventado y que los experimentos se hacían con gaseosa. Ni saben qué es el mundo digital ni lo quieren saber, les da miedo y piensan que es una moda pasajera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*