Faustino Vilabrille

Fiesta de san Francisco de Asís, Patrono de la Ecología: Oración

05.10.16 | 18:39. Archivado en Oración

Ayer 4 de octubre, hemos celebrado la fiesta de San Francisco de Asís, para la cual el Papa Francisco, el año pasado, escribió las siguientes palabras:

"Francisco es el ejemplo por excelencia del cuidado de lo que es débil y de una ecología integral, vivida con alegría y autenticidad. Es el santo patrono de todos los que estudian y trabajan en torno a la ecología, amado también por muchos que no son cristianos. Él manifestó una atención particular hacia la creación de Dios y hacia los más pobres y abandonados. Amaba y era amado por su alegría, su entrega generosa, su corazón universal. Era un místico y un peregrino que vivía con simplicidad y en una maravillosa armonía con Dios, con los otros, con la naturaleza y consigo mismo. En él se advierte hasta qué punto son inseparables la preocupación por la naturaleza, la justicia con los pobres, el compromiso con la sociedad y la paz interior".

Por nuestra parte componíamos hace ya tiempo esta humilde y sencilla oración con los mejores deseos para el Hombre y la Madre Tierra:

Oración de la Esperanza por el Hombre y la Madre Tierra:

>> Sigue...


Cuatro de octubre, San Francisco de Asís, patrono de la Ecología

03.10.15 | 19:44. Archivado en Oración

Mañana domingo, 4 de octubre, es la fiesta del gran San Francisco de Asís, el patrono de la Ecología. Sobre él escribe el Papa Francisco en su reciente Encíclica sobre el cuidado de la tierra:

"Francisco es el ejemplo por excelencia del cuidado de lo que es débil y de una ecología integral, vivida con alegría y autenticidad. Es el santo patrono de todos los que estudian y trabajan en torno a la ecología, amado también por muchos que no son cristianos. Él manifestó una atención particular hacia la creación de Dios y hacia los más pobres y abandonados. Amaba y era amado por su alegría, su entrega generosa, su corazón universal. Era un místico y un peregrino que vivía con simplicidad y en una maravillosa armonía con Dios, con los otros, con la naturaleza y consigo mismo. En él se advierte hasta qué punto son inseparables la preocupación por la naturaleza, la justicia con los pobres, el compromiso con la sociedad y la paz interior".

Oración de la Esperanza por el Hombre y la Madre Tierra

>> Sigue...


Oración por la Madre Tierra

21.04.15 | 17:53. Archivado en Oración

Querid@s amig@s colaboradores y cooperantes: Mañana es el día de la Madre-Tierra. Hace unos días hicimos una reflexión sobre la importancia de cuidarla y cultivarla. Hoy sentimos que es necesario quererla tiernamente porque está enferma y es necesario curarla de las heridas que le causamos por el mal que le hacemos o por el bien que dejamos de hacerle. Queremos hacerlo con esta sencilla oración:

>> Sigue...


Para ti, Ana

02.10.12 | 22:14. Archivado en Oración

Para ti, querida Ana:

Hace unos días, con tan solo 40 años se nos fue Ana Arrizabalaga, víctima de cáncer de mama, como otras muchas mujeres, dejando a un marido y con él a un niño de dos años.

Como gran amiga y compañera entrañable de Cooperación Internacional en Caritas y la ONG Pájaro Azul, nos duele muy profundamente su ausencia, pero como contrapunto nos queda un maravilloso recuerdo de ella, por su entrega a la cooperación, por la felicidad y alegría con que nos manifestaba su ilusión por ir a la República Democrática del Congo, pidiendo un año de excedencia de la enseñanza, para estar con los más pobres, incluso haciendo el esfuerzo de aprender el lingala, lengua bantú del Congo, para entenderse con aquellos niños en su lengua nativa, como si fueran sus propios hijos. Las fotografías que nos hizo llegar la muestran llena de la mayor alegría rodeada de aquellos niños y niñas.

Luego a su regreso nos contagiaba su alegría, llena de satisfacción y entusiasmo, por haber dado el paso de ir a cooperar al Congo. Por dos veces allí se fue. En una larga conversación, ella hablando de su experiencia en el Congo y yo de la mía en Guatemala, nos sentíamos muy identificados al constatar como en ambos países los problemas y sus causas eran muy similares y graves, y sobre todo porque los objetivos y los criterios de actuación que nos marcábamos eran prácticamente los mismos: responder a las enormes necesidades concretas, que no admitían espera y sobre todo a través de la respuesta a las mismas ayudar a las personas a descubrir las causas generadoras que las producen y la necesidad ineludible de luchar contra ellas.

En el 2008 estuvo en mi parroquia hablando del Congo a la Comunidad de San Melchor, en Gijón: su situación, y la necesidad ineludible de la cooperación. Pero no lo hacía solo con palabras, pues en aquel momento yo me encontraba buscando financiación para un proyecto de agua en Guatemala para 500 familias, y ella hizo su aportación económica para el mismo. Su última voluntad fue también un gesto más de cooperación manifestando que no quería flores para su misa de funeral, sino que se donase el importe para algún proyecto de cooperación.

Esa Eucaristía de despedida, que con sumo gusto hemos celebrado, no fue un "funeral", sino una celebración de acción de gracias, por ella, por su vida, por su cooperación, por su amor a los más pobres, por su entrega a los más desfavorecidos. Ella era muy consciente de que la salvación eterna pasa por la salvación humana de nuestros hermanos y hermanas en este mundo.

Ella era profesora de educación infantil pero sobre todo maestra de vida, a ejemplo de Jesús de Nazaret que que sin ser profesor de ninguna asignatura, sin embargo fue un gran maestro de vida: maestro de amor, maestro de fraternidad, maestro de solidaridad, maestro de salud, maestro de fe, maestro de justicia, maestro de esperanza, maestro de luz, maestro de salvación, maestro de sentido de la vida, maestro de entrega a los demás, maestro para un mundo mejor y más bueno. Eso fue Ana: una gran maestra de vida.

Así lo creía y así lo vivió, y por eso esa Eucaristía fue al mismo tiempo también una celebración por su vida en plenitud en la casa del Padre. Junto a la urna de las cenizas estaba una preciosa fotografía de ella, llena de alegría, entre los niños del Congo, y el chupete de su hijo de dos años: que el recuerdo de una madre tan buena sea para este niño el mayor consuelo cuando más tarde descubra que su madre tuvo que emprender tan pronto el vuelo hacia la felicidad del cielo que ya tenía merecida, y que desde allí lo mirará siempre con el más grande amor como parte del amor infinito de Dios.

QUE SU TESTIMONIO NOS ANIME A TODOS A SEGUIR ADELANTE, LUCHANDO POR UN MUNDO MAS JUSTO, FRATERNAL Y SOLIDARIO, HASTA EL DIA EN QUE LA ACOMPAÑEMOS PARA SIEMPRE, LLENA DE VIDA SIN FIN, EN EL REINO DE DIOS.

Un abrazo muy cordial para ella, para su hijo, para su esposo, para su padres y hermanos y para todas y todos los que leáis esta carta.-Faustino


Sábado, 16 de diciembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Diciembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031