Entre el Cielo y la Tierra

15.11.18 | 06:15. Archivado en Sobre el autor

Jesucristo es el compañero y el amigo de los jóvenes, el Señor de la vida humana, que nos llama continuamente a la generosidad y a renovarnos en claves de conversión y misericordia.

El Concilio Vaticano II afirma que “el encanto de la juventud es la facultad de alegrarse con lo que empieza, de darse sin recompensa, de renovarse y de partir de nuevo para nuevas conquistas”. Aquí radica la belleza y el entusiasmo de los jóvenes, verdadera esperanza para la sociedad y para la Iglesia.


IDENTIFICARNOS CON JESÚS DE NAZARET POBRE

14.11.18 | 03:57. Archivado en Sobre el autor

IDENTIFICARNOS CON JESÚS DE NAZARET POBRE

Los cristianos sabemos que Jesús de Nazaret se hizo pobre, humilde y sencillo para que todos los pobres y desheredados de la tierra pudieran acogerse e identificarse con Él.
Raúl Follerau, el vagabundo de la caridad cristiana, decía que “el amor ve en el rostro del pobre, del que sufre, y del perseguido, el rostro de Jesús".
San Juan de Ávila decía que "en lo pobre y más olvidado del mundo está Cristo" , añadiendo que ""para hallar a Cristo, buscar al enfermo y al pobre, y al olvidado del mundo. Temo que por falta de esta estrella no buscan muchos a Cristo".
Madre Teresa de Calcuta decía: "No estamos aquí por lo que hacemos, sino por Jesús. Somos religiosas, no asistentes sociales, maestras, enfermeras o doctoras. Somos monjas, lapiceros con los que Dios escribe".
¡Qué bien aprendieron Raúl Follerou, San Juan de Ávila y Madre Teresa de Calcuta las palabras de Cristo en el evangelio de San Mateo, capítulo 25: “Venid, benditos de mi Padre, a tomar posesión del Reino porque tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me disteis de beber, fui forastero y me recibisteis en vuestras casas, estuve desnudo y me vestisteis, estuve enfermo y fuisteis a visitarme, estuve en la cárcel y fuisteis a verme” Entonces los buenos preguntarán: “Señor, ¿Cuándo te vimos? ? Y el Rey responderá: “En verdad os digo que cada vez que lo hicisteis con alguno de esos mis hermanos más pequeños, lo hicisteis conmigo” (Mt 25,34b-40).

www.marinaveracruz.net


XXIII DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO/CICLO B/ 18-11-018

14.11.18 | 03:50. Archivado en Sobre el autor

XXIII DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO/CICLO B/ 18-11-018

EVANGELIO DEL DÍA: Mc 13,24-32.

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «En aquellos días, después de esa gran angustia, el sol se hará tinieblas, la luna no dará su resplandor, las estrellas caerán del cielo, los astros se tambalearán. Entonces verán venir al Hijo del hombre sobre las nubes con gran poder y majestad; enviará a los ángeles para reunir a sus elegidos de los cuatro vientos, de horizonte a horizonte. Aprended de esta parábola de la higuera: Cuando las ramas se ponen tiernas y brotan las yemas, deducís que el verano está cerca; pues cuando veáis vosotros suceder esto, sabed que él está cerca, a la puerta. Os aseguro que no pasará esta generación antes que todo se cumpla. El cielo y la tierra pasarán, mis palabras no pasarán, aunque el día y la hora nadie lo sabe, ni los ángeles del cielo ni el Hijo, sólo el Padre.»

COMENTARIO:

Celebramos el Domingo de la Trigésimo Tercera Semana del Tiempo Ordinario y la Iglesia celebra la II Jornada Mundial de los pobres, impulsada por el Papa Francisco.
No olvides estos consejos del Libro de los Proverbios: “Seis cosas hay que aborrece Yahveh, y siete son abominación para su alma: ojos altaneros, lengua mentirosa, manos que derraman sangre inocente, corazón que fragua planes perversos, pies que ligeros corren hacia el mal, testigo falso que profiere calumnias, y el que siembra pleitos entre los hermanos” (Prov 6, 16-19).
En el Evangelio de este Domingo de la XXXIII del Tiempo Ordinario leemos el Evangelio de San Marcos (Mc 13,24-32).
Jesús culmina un discurso escatológico, nos habla del final. La historia concluirá con la venida gloriosa del Hijo del hombre profetizado por Daniel. Como juez de la historia y vencedor de las fuerzas del mal, inaugurará definitivamente el Reino de Dios.
Jesús quiere hacer comprender que el misterio pascual ahora presente será el comienzo de la fase final de los tiempos. Por eso invita a los discípulos, ya desde ahora, a la vigilancia, a escrutar los acontecimientos sabiendo captar en ellos la proximidad del Hijo del hombre, de su retorno glorioso y a adherirse plenamente a su Palabra.
Señor. Enséñanos a mirar al cielo. Enséñanos a gustar las cosas de arriba. Enséñanos a guardar tus palabras. Amén.

www.marinaveracruz.net


HE SUSURRADO AL VIENTO: TE QUIERO.

14.11.18 | 03:46. Archivado en Sobre el autor

HE SUSURRADO AL VIENTO: TE QUIERO.

Dios es el amor con mayúsculas y la esencia misma de la vida. Cada uno de los humanos somos “su debilidad” y la razón de su amor para con el mundo.
Dios ha pintado tu nombre en las paredes de la luna y ha susurrado al viento que te quiere y desea hacer una historia de amor contigo, una aventura de salvación con tu vida. Él ha donado a la historia de un deseo de sentido que va desde tu existencia hasta lo último creado para que tú seas feliz y consigas que el mal sea triturado y vencido.
Dios es el susurro del viento que consigue levantar al hombre de su vacío existencial y lo lanza hacia su propia rebeldía contra todo lo que destruya la vida y la realidad más plural y diversa.
Dios es el aliento que suspira por un mundo más solidario y más justo sin que al menos los vendavales sean capaces de arrodillar al hombre en su propio barro y resentimiento.
Dios sale al encuentro de tu alma y en su intimidad más íntima quiere “danzar con ella” para atraerla con “correas de amor”. ¡Bellamente decía Caryll Houselander que “es a mí a quien Dios espera con las manos abiertas, mendigando a las puertas cerradas de mi alma”!

www.marinaveracruz.net


XXXII SÁBADO DEL TIEMPO ORDINARIO/ CICLO B/17/-11-2018

14.11.18 | 03:40. Archivado en Sobre el autor

XXXII SÁBADO DEL TIEMPO ORDINARIO/ CICLO B/17/-11-2018

EVANGELIO DEL DÍA: Lc 18,1-8.

En aquel tiempo, Jesús, para explicar a sus discípulos cómo tenían que orar siempre sin desanimarse, les propuso esta parábola: «Había un juez en una ciudad que ni temía a Dios ni le importaban los hombres. En la misma ciudad había una viuda que solía ir a decirle: "Hazme justicia frente a mi adversario." Por algún tiempo se negó, pero después se dijo: "Aunque ni temo a Dios ni me importan los hombres, como esta viuda me está fastidiando, le haré justicia, no vaya a acabar pegándome en la cara."»
Y el Señor añadió: «Fijaos en lo que dice el juez injusto; pues Dios, ¿no hará justicia a sus elegidos que le gritan día y noche?; ¿o les dará largas? Os digo que les hará justicia sin tardar. Pero, cuando venga el Hijo del hombre, ¿encontrará esta fe en la tierra?»

COMENTARIO:

Celebramos el Sábado de la Trigésima Segunda Semana del Tiempo Ordinario. El Sábado lo dedica la Iglesia especialmente a la Virgen María. Ella es la "perfecta seguidora de Cristo", que dando un sí al proyecto de salvación, avanza en su peregrinación de fe, escuchando y guardando la Palabra de Dios, manteniéndose unida a su Hijo hasta la cruz. Jesús enseña a María, su madre, la plena revelación de la identidad de Dios Padre, misericordioso y compasivo, liberador y redentor.
En el Evangelio de este Sábado de la XXXII Semana del Tiempo Ordinario leemos el Evangelio de San Lucas (Lc 18,1-8). Jesús les insiste a los discípulos la necesidad de orar con perseverancia y con insistencia. Y les presenta la actitud perseverante de la viuda que hace cambiar el comportamiento del juez.
Señor. Enséñanos a mirar al cielo. Enséñanos a gustar las cosas de arriba. Enséñanos a guardar tus palabras. Enséñanos a no vivir cruzados de brazos. Enséñanos a rastrear tu presencia. Enséñanos a escuchar a tu Espíritu. Enséñanos a recorrer tus caminos. Amén.

www.marinaveracruz.net


UNA FÓRMULA PARA SABER CÓMO ANDA NUESTRO CRISTIANISMO

14.11.18 | 03:37. Archivado en Sobre el autor

UNA FÓRMULA PARA SABER CÓMO ANDA NUESTRO CRISTIANISMO

Un joven preguntó a un sacerdote: “¿Podría darme una fórmula para saber cómo anda mi cristianismo?”
El sacerdote meditó unos minutos y le respondió: “¿Una fórmula? La mejor manera de averiguar cómo anda tu cristianismo es descubrir si tu vida entera cabe en el Padrenuestro.
¡Sí, el Padrenuestro es una oración para vivir, una oración para confiar, una dinamita que rompe con nuestro egoísmo, nuestras estrechas miras y nuestros mediocres proyectos personales, lejos del perdón!

www.marinaveracruz.net


XXXII VIERNES DEL TIEMPO ORDINARIO/CICLO B/ 16-11-2018

14.11.18 | 03:31. Archivado en Sobre el autor

XXXII VIERNES DEL TIEMPO ORDINARIO/CICLO B/ 16-11-2018

EVANGELIO DEL DÍA: Lc 17,26-37

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Como sucedió en los días de Noé, así será también en los días del Hijo del hombre: comían, bebían y se casaban, hasta el día que Noé entró en el arca; entonces llegó el diluvio y acabó con todos. Lo mismo sucedió en tiempos de Lot: comían, bebían, compraban, vendían, sembraban, construían; pero el día que Lot salió de Sodoma, llovió fuego y azufre del cielo y acabó con todos. Así sucederá el día que se manifieste el Hijo del hombre. Aquel día, si uno está en la azotea y tiene sus cosas en casa, que no baje por ellas; si uno está en el campo, que no vuelva. Acordaos de la mujer de Lot. El que pretenda guardarse su vida la perderá; y el que la pierda la recobrará. Os digo esto: aquella noche estarán dos en una cama: a uno se lo llevarán y al otro lo dejarán; estarán dos moliendo juntas: a una se la llevarán y a la otra la dejarán.»
Ellos le preguntaron: «¿Dónde, Señor?»
Él contestó: «Donde se reúnen los buitres, allí está el cuerpo.»

COMENTARIO:

Celebramos el Viernes de la Trigésima Semana del Tiempo Ordinario Haz de hoy el mejor día de tu vida y no desaproveches las oportunidades que te presenta Dios para hacer el bien. ¡Eso sí que es corresponder al amor de Dios y reconocer que “somos salvados”!
En el Evangelio de este Viernes de la Trigésima Segunda Semana del Tiempo Ordinario leemos el Evangelio de San Lucas (Lc 17,26-37).
Los apóstoles esperaban con impaciencia el delo Hijo del Hombre, esto es, la manifestación gloriosa del Mesías, tal como la anunciaba Daniel. Y Jesús les recuerda que lo importante es vivir cada día preparados.
Jesús invita a ello con la breve parábola que recuerda los episodios del diluvio y la destrucción de Sodoma.
Supliquemos a Dios en este día que nos conceda el don de la humildad y la generosidad. Amén.

www.marinaveracruz.net


LA DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA HABLA SOBRE EL MUNDO LABORAL

14.11.18 | 03:27. Archivado en Sobre el autor

LA DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA HABLA SOBRE EL MUNDO LABORAL

El trabajo realmente humaniza al hombre y le hace colaborador con Dios en la gestación de un mundo que debe ser cada día más de acuerdo a su proyecto de salvación en claves de justicia, solidaridad, amor y perdón.
La Iglesia, en su extenso Magisterio y en su Doctrina Social, ha abordado los problemas laborales y sociales, afirmando los deberes y derechos tanto del obrero como del empresario.
Ha reconocido que toda persona tiene derecho a poseer bienes privados y que el obrero tiene derecho a un salario que le procure un sustento digno para él y su familia. También tiene derecho a asociarse para defender sus derechos de forma colectiva y solidaria, al tiempo que pueda realizar su trabajo en condiciones humanamente dignas (respeto, libertad, ausencia de tensiones, higiene, descanso adecuado...), y el deber de desempeñar su tarea con responsabilidad.
Ha afirmado que el empresario tiene el deber de pagar a sus obreros un salario digno al tiempo que los beneficios de la empresa reviertan en los trabajadores y, en definitiva, en la sociedad.

Desde Jesucristo la Iglesia levanta la voz en defensa de la dignidad humana en el mundo laboral, en ocasiones tan deshumanizado y tan competitivo.

Pedimos como cristianos que se generen puestos de trabajo en nuestra sociedad y se defienda la dignidad del trabajador/a en nuestras economías de mercado.

www.marinaveracruz.net


XXXII JUEVES DEL TIEMPO ORDINARIO/CICLO B/ 15-11-2018

14.11.18 | 03:20. Archivado en Sobre el autor

XXXII JUEVES DEL TIEMPO ORDINARIO/CICLO B/ 15-11-2018

EVANGELIO DEL DÍA: Lc 17,20-25.

En aquel tiempo, a unos fariseos que le preguntaban cuándo iba a llegar el reino de Dios Jesús les contestó: «El reino de Dios no vendrá espectacularmente, ni anunciarán que está aquí o está allí; porque mirad, el reino de Dios está dentro de vosotros.»
Dijo a sus discípulos: «Llegará un tiempo en que desearéis vivir un día con el Hijo del hombre, y no podréis. Si os dicen que está aquí o está allí no os vayáis detrás. Como el fulgor del relámpago brilla de un horizonte a otro, así será el Hijo del hombre en su día. Pero antes tiene que padecer mucho y ser reprobado por esta generación.»

COMENTARIO:

Celebramos el Jueves de la Trigésima segunda Semana del Tiempo Ordinario. La vida cristiana está llamada permanentemente a crecer y a perfeccionarse. Por esta razón, la actitud propia y específica es vivir en conversión.
En el Evangelio de este Jueves de la Trigésima Segunda Semana del Tiempo Ordinario leemos el Evangelio de San Lucas (Lc 17,20-25).
Los fariseos esperaban que el Reino de Dios se manifestará ostensiblemente. Sin embargo, Jesús les señala que el Reino de Dios ya está presente "dentro de nosotros"· También los Apóstoles esperaban con impaciencia el Día del Hijo del Hombre, la manifestación gloriosa del Mesías, tal como lo anunciaba el profeta Daniel.
Y Jesús les señala que no es cuestión de lugares, sino de vivir con el Hijo del Hombre, con Jesús mismo, a quien aguarda un destino cruel con padecimientos, tras el cual aparecerá inesperadamente el Reino como un fulgor que llenará todo el horizonte.
Supliquemos a Dios que nos conceda el crecimiento de la fe y el convencimiento profundo que nos acompaña siempre y se compadece de cada uno de nosotros. Amén.

www.marinaveracruz.net


BIENAVENTURADOS LOS QUE TRABAJAN POR LA PAZ

13.11.18 | 23:18. Archivado en Sobre el autor

BIENAVENTURADOS LOS QUE TRABAJAN POR LA PAZ

La auténtica paz debe ir unida necesariamente a la solidaridad y a la preocupación por el bien de los demás, en especial de las grandes masas de pobres que se hallan dispersos por el planeta. ¡Y cómo bien decía Antoine de Saint-Exupery: “Si queremos un mundo de paz y de justicia hay que poner decididamente la inteligencia al servicio del amor”.
La paz no es solamente ausencia de guerra, sino que la verdadera paz se cimenta en la justicia y en la solidaridad. Desde este planteamiento ético, la desigualdad socio-económica entre las distintas partes del planeta y la división entre países desarrollados y países en vías de desarrollo son un atentado contra la misma existencia de la paz. ¡Cómo resuena las palabras de Cristo en esta época tan sellada de violencia: “Bienaventurados los que trabajan por la paz, porque ellos serán llamados hijos de Dios” (Mt 5, 9)!

Alber Einstein decía: “Cuando me preguntaron sobre algún arma capaz de contrarrestar el poder de la bomba atómica yo sugerí la mejor de todas: La paz”. La aspiración para conseguir la paz entre los pueblos ha sido uno de los ideales y utopías del hombre. Sin embargo, esta misma aspiración contrasta con la realidad mundial y con la misma memoria histórica de la existencia humana en nuestro diminuto planeta.

www.marinaveracruz.net


XXXII MIÉRCOLES DEL TIEMPO ORDINARIO/ CICLO B/14-11-2018

13.11.18 | 23:02. Archivado en Sobre el autor

XXXII MIÉRCOLES DEL TIEMPO ORDINARIO/ CICLO B/14-11-2018

EVANGELIO DEL DÍA: Lc 17,11-19.

Yendo Jesús camino de Jerusalén, pasaba entre Samaria y Galilea. Cuando iba a entrar en un pueblo, vinieron a su encuentro diez leprosos, que se pararon a lo lejos y a gritos le decían: «Jesús, maestro, ten compasión de nosotros.»
Al verlos, les dijo: «ld a presentaros a los sacerdotes.»
Y, mientras iban de camino, quedaron limpios. Uno de ellos, viendo que estaba curado, se volvió alabando a Dios a grandes gritos y se echó por tierra a los pies de Jesús, dándole gracias. Éste era un samaritano.
Jesús tomó la palabra y dijo: «¿No han quedado limpios los diez?; los otros nueve, ¿dónde están? ¿No ha vuelto más que este extranjero para dar gloria a Dios?»
Y le dijo: «Levántate, vete; tu fe te ha salvado.»

COMENTARIO:

Celebramos el Miércoles de la Trigésima segunda Semana del Tiempo Ordinario. Cada día amanece para que vida se convierta en una oportunidad para llegar a la perfección, a la madurez humana y al conocimiento pleno de la realidad.
En el Evangelio de este Miércoles de la Trigésima Segunda Semana del Tiempo Ordinario leemos el Evangelio de San Lucas (Lc 17,11-19).
Jesús va camino de Jerusalén, y pasando entre Samaria y Galilea, vienen a su encuentro diez leprosos.
Ellos les piden que tenga compasión a gritos, y Jesús les manda ir a presentarse a los sacerdotes.
En el camino quedan todos curados, pero sólo uno vuelve para alabar a Dios y darle gracias a Jesús. Y éste era un samaritano.
Jesús reconocerá que sólo el samaritano, este extranjero, ha alcanzado el fin último del milagro: entrar en una nueva relación con Dios.
Pidamos a Dios que nos conceda tener entrañas de misericordia ante el sufrimiento del prójimo y vivir en una actitud de agradecimiento permanente. Amén.

www.marinaveracruz.net


EL MARAVILLOSO DON DE LA AMISTAD

12.11.18 | 23:52. Archivado en Sobre el autor

EL MARAVILLOSO DON DE LA AMISTAD

Cuando el Señor nos concede el regalo de un amigo entonces los pasos inciertos de la vida se hacen más llevaderos y nuestra existencia se ilumina con el don de la compañía íntima que satisface el corazón. ¡”Vuestro amigo es la contestación a vuestras necesidades" (Gibran)!
“Amigos verdaderos son los que vienen a compartir nuestra felicidad cuando se les ruega, y nuestra desgracia sin ser llamados”, afirmaba sabiamente Demetrio de Falerea.
También el libro del Eclesiástico tiene palabras preciosas para el amigo: "Un amigo fiel es un talismán: el que teme a Dios lo alcanza" (Eclo 6,16); "No deseches al amigo viejo,
porque al nuevo no lo conoces; amigo nuevo es vino nuevo: deja que envejezca y lo beberás" (Eclo 9,10).

La amistad es el mayor regalo que podemos recibir en nuestra existencia y el mayor reclamo de la vida es buscar al amigo que sea capaz de iluminar con su sola presencia los huecos de nuestro corazón, porque “un amigo no es aquel que te seca las lágrimas, sino aquel que evita que las derrames” (Anónimo)
El amigo es un compañero de viaje que contagia con su presencia los caminos del peregrinar que llevamos y en los momentos de dolor está sin preguntar, sin exigir, sin controlar, sin criticar, sin huir. ¡Si, como bien decía Gregor, “Un amigo es mas que un hermano, más que un padre. Bueno, es otra cosa, es un compañero”!
El amigo es la llama de nuestra hoguera que arde sin consumirse aún sin estar cerca.
El amigo nos recrimina con la máxima caridad nuestros fallos pero fíate de él cuando te mira a los ojos y te dice verdades como puños. No esperemos un amigo adulador y calculador, ajeno a la verdad y a la crítica. Ya lo decía Alfred de Muset: “Lo malo del amigo es que nos dice las cosas desagradables a la cara; el enemigo las dice por la espalda”.

¡Por favor, si tienes un amigo cuídalo, ámalo, protégelo, invítalo! Será lo mejor que te ocurra en tu vida.

www.marinaveracruz.net


Jueves, 15 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Categorías

Hemeroteca

Noviembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930