Entre el Cielo y la Tierra

NOS RESISTIMOS A DESAPARECER PARA SIEMPRE

28.06.18 | 03:02. Archivado en Sobre el autor

NOS RESISTIMOS A DESAPARECER PARA SIEMPRE

El ser humano se resiste a desaparecer para siempre y cuando se impone toda desesperanza, entonces, de inmediato, brota, desde el mismo corazón del ser humano, una rebeldía que le impulsa a hacer creíble su esperanza.

Más allá del tiempo, en ese espacio sin tierra y sin nombre, dónde las horas no existen y la eternidad se hace perenne, nos volveremos a encontrar y seremos regenerados por el Amor. Esa esperanza es el arma que nos mantendrá despiertos en esta tierra y la antorcha que hará soportable nuestros pasos.

El Papa Benedicto XVI, en la Oración del Ángelus del 1 de Noviembre del 2006, afirmaba: “…para nosotros, los cristianos, “vida eterna” no indica una vida que dura para siempre, sino, más bien, una nueva calidad de existencia, plenamente inmersa en el amor de Dios, que libra del mal y de la muerte, y nos pone en comunión sin fin con todos los hermanos y las hermanas que participan del mismo amor.

Muchos hombres y mujeres pasaron por la vida con la sola intención de violentar y de hacer daño a todo lo que les rodeaba y murieron tristes cuando el Eterno les exigió la vida, pero otros amaron todo cuanto les rodeaba, y en la hora de su partida sonrieron gustosamente porque eran devuelto a la armonía final con todo lo creado y al abrazo compasivo del Misterio, que se manifiesta sin sobresaltos en las huellas del Nazareno.

www.marinaveracruz.net


SOLEMNIDAD DE SAN PEDRO Y SAN PABLO/CICLO B/ 29-06-2018

28.06.18 | 02:53. Archivado en Sobre el autor

SOLEMNIDAD DE SAN PEDRO Y SAN PABLO/CICLO B/ 29-06-2018

EVANGELIO DEL DÍA: Mt 16,13-19.

En aquel tiempo, al llegar a la región de Cesarea de Filipo, Jesús preguntó a sus discípulos: «¿Quién dice la gente que es el Hijo del hombre?»
Ellos contestaron: «Unos que Juan Bautista, otros que Elías, otros que Jeremías o uno de los profetas.»
Él les preguntó: «Y vosotros, ¿quién decís que soy yo?»
Simón Pedro tomó la palabra y dijo: «Tú eres el Mesías, el Hijo de Dios vivo.»
Jesús le respondió: «¡Dichoso tú, Simón, hijo de Jonás! porque eso no te lo ha revelado nadie de carne y hueso, sino mi Padre que está en el cielo. Ahora te digo yo: tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder del infierno no la derrotará. Te daré las llaves del reino de los cielos; lo que ates en la tierra quedará atado en el cielo, y lo que desates en la tierra quedará desatado en el cielo.»

COMENTARIO.

Celebramos hoy la solemnidad de san Pedro y san Pablo apóstoles, elegidos por Cristo para ser columnas de la Iglesia y heraldos del Evangelio de Dios.
Pablo, celoso observante de la Ley de Moisés, convertido a Cristo en el camino de Damasco... Simón Pedro, pescador de Galilea, elegido por el Señor para ser la “piedra” visible y el fundamento de la unidad de la Iglesia.
En el Evangelio de esta Solemnidad de San Pedro y San Pablo leemos el evangelio de San Mateo (Mt 16,13-19). Jesús pregunta a sus discípulos quién dice la gente que soy yo y quién decís vosotros que soy yo. Y Pedro habla en nombre de todos. Su fe es el fundamento de la comunidad que se va gestando. Él será la piedra básica sobre la cual se edificará la Iglesia.
Pidamos a Dios que bendiga al Papa Francisco, sucesor de Pedro, Vicario de Cristo en la tierra. Amén.

www.marinaveracruz.net


Martes, 19 de febrero

BUSCAR

Editado por

Categorías

Hemeroteca

Junio 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930