Entre el Cielo y la Tierra

VOLVER AL AMOR PRIMERO

02.06.18 | 19:24. Archivado en Sobre el autor

VOLVER AL AMOR PRIMERO

En este día, por favor, únete íntimamente a Dios, Trinidad santa y eterna, Misterio de Amor, Misterio de Comunión y de Comunicación.
Cada ser humano llevamos en nuestro ser la impronta del Dios Trinitario, y por esta razón somos un “proyecto de amor en las manos de Dios”. ¡Si, hemos sido creados para el amor y por el Amor!
En el principio existía el Amor, y el Amor se expandía llenando de vida la sombra. Todo fue creado por el Amor, dejando su impronta en todo lo existente, y el Amor lo penetraba todo y lo invadía todo.
Todo se hizo por Amor y sin Amor no se hizo nada de lo que se ha hecho. El Amor llenó todo lo creado, infundiéndole su impulso creador y su armonía.
Muchos hombres y mujeres olvidaron este principio, y los profetas recordaban este principio, y la exigencia primera para volver a Él.
Predicaban por encima de todo volver: volver a la razón misma de todo lo existente y al encuentro de Aquel que “nos atrae con correas de amor”. Y desde ahí, la fe adquiría su frescor primero y su dinamismo original.
Los profetas no dejaban de recordar que la fe es confiar y responder al ofrecimiento y radicalidad al “Amor primero”, la luz original que nos ayude a soportar las propias oscuridades.
Los profetas gritaban en las plazas que “no hay soledad ni túnel que Jesús no PUEDA atravesar contigo” (D. Ange).
Los profetas susurraban que la esencia misma de la felicidad no ESTÁ lejos del amor y que el secreto de una vida realizada no es otra cosa es llenarla de amor, haciendo nuestras las palabras de Tácito, historiador y orador latino: “Ama y haz lo que quieras. Si callas, callarás con amor; si gritas, gritarás con amor; si corriges, corregirás con amor; si perdonas, perdonarás con amor”

www.marinaveracruz.net


IX LUNES DEL TIEMPO ORDINARIO/ CICLO B/4-05-2018

02.06.18 | 19:11. Archivado en Sobre el autor

IX LUNES DEL TIEMPO ORDINARIO/ CICLO B/4-05-2018

EVANGELIO DEL DÍA: Mc 12,1-12

En aquel tiempo, Jesús se puso a hablar en parábolas a los sumos sacerdotes, a los escribas y a los ancianos: «Un hombre plantó una viña, la rodeó con una cerca, cavó un lagar, construyó la casa del guarda, la arrendó a unos labradores y se marchó de viaje. A su tiempo, envió un criado a los labradores, para percibir su tanto del fruto de la viña. Ellos lo agarraron, lo apalearon y lo despidieron con las manos vacías. Les envió otro criado; a éste lo insultaron y lo descalabraron. Envió a otro y lo mataron; y a otros muchos los apalearon o los mataron. Le quedaba uno, su hijo querido. Y lo envió el último, pensando que a su hijo lo respetarían. Pero los labradores se dijeron: "Éste es el heredero. Venga, lo matamos, y será nuestra la herencia." Y, agarrándolo, lo mataron y lo arrojaron fuera de la viña. ¿Que hará el dueño de la viña? Acabará con los ladrones y arrendará la viña a otros. ¿No habéis leído aquel texto: "La piedra que desecharon los arquitectos es ahora la piedra angular. Es el Señor quien lo ha hecho, ha sido un milagro patente"?»
Intentaron echarle mano, porque veían que la parábola iba por ellos; pero temieron a la gente, y, dejándolo allí, se marcharon.

COMENTARIO:

Celebramos el Lunes de la Novena Semana del Tiempo Ordinario . Jesús de Nazaret invitaba a sus discípulos a coger la cruz de cada día y seguirle: “Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame” (Mt 16,24).
En el Evangelio de este Lunes de la Novena Semana del Tiempo Ordinario leemos el Evangelio de San Marcos. Jesús se puso a hablar en parábolas a los sumos sacerdotes, a los escribas y a los ancianos, y les presenta la parábola de los viñadores homicidas (Mc 12,1-12)
Jesús distingue entre la viña, símbolo del pueblo elegido, y los viñadores, responsables de su cultivo. El dueño es Dios, que espera los frutos (el derecho, la justicia, el amor). Y manda a sus profetas, pero no son escuchados y son maltratados. Dios no responde con violencia a la violencia, sino que manda a su propio Hijo.
Señor Jesús: me pongo en camino. Quiero buscarte. Dame un corazón sencillo, unos pies ligeros, unos ojos abiertos para que mi marcha sólo se dirija a Ti. Oriéntame cuando me pierda, acógeme cuando me canse, llévame a los otros cuando me sienta solo. Dame valentía, fortaleza y audacia para permanecer siempre firme. Amén.

www.marinaveracruz.net


Sábado, 23 de febrero

BUSCAR

Editado por

Categorías

Hemeroteca

Junio 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930