A contracorriente, el blog de Enrique Arias Vega

El futuro es el pasado

10.08.17 | 06:13. Archivado en Artículos

Hace tanto como en 1973, tomé una foto callejera en Argel (asistía entonces como periodista a la Conferencia de Países No Alineados), en la que una joven maquillada y minifaldera se topaba con una matrona enlutada que sólo dejaba ver una parte mínima del rostro. “¡Vaya —pensé—, éste es el cruce del pasado que se va con el futuro que ya viene!

Me equivoqué de medio a medio: la joven lamentablemente representaba la libertad laica que desaparecía de un Magreb cada vez más fundamentalista, y la vieja, en cambio, suponía la vuelta con todo su furor del Islam más radical y duro.

Los aprendices de futurólogo nunca hemos acertado con nuestras predicciones. Según lo que se preveía hace setenta u ochenta años, los humanos vestiríamos habitualmente trajes de neopreno a partir del año 2000, nos alimentaríamos con algas, en vez de la exquisitez de la nouvelle cuisine, y estaríamos regidos por una autoridad universal.

Muy al contrario: la población del planeta se ha duplicado desde entonces, pero el número de países se ha triplicado. Sin contar con los Estados viejos, como San Marino o la Ciudad del Vaticano, algunos de los nuevos no llegan a los 20.000 habitantes, como Tuvalú, con 11.000, o Nuaru, con 13.000.

O sea, frente a la unión, la dispersión; frente a la igualdad, la diferencia. Cuando vivimos ya en un mundo global, en el que se consumen las mismas hamburguesas en el atolón de Kiribati que en Manhattan, en la que los niños kuwaitíes llevan las mismas camisetas del Madrid o del Barça que sus coleguillas de Hong-Kong, ni siquiera sabemos en cambio quién gobierna en Libia o en Somalia, Gran Bretaña se sale de la Unión Europea y los separatistas catalanes pretenden la destrucción de España.

El último analista que se equivocó fue Francis Fukuyama, con su libro El fin de la Historia, al afirmar que las luchas ideológicas se habían acabado con el fin del comunismo y el triunfo e del capitalismo. Muy al contrario, el conflicto ahora es religioso, quién lo diría, y, sin saber cómo, estamos en las guerras santas de hace mil años pero, eso sí, con nuevas tecnologías.

O sea, que sintiéndolo mucho, el futuro, hoy día, vuelve a ser el pasado.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por Abelardo Hernández 15.08.17 | 17:51

    Envié un comentario a este artículo. Me gustaria saber por qué no aparece.

Lunes, 21 de agosto

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Agosto 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031