El buen vivir de Juan Luis Recio

Cosas que no se deben hacer

12.12.05 | 08:49. Archivado en Vinos

De cara a esta temporada parece oportuno recordar que no caigamos en algunos vicios que conviene evitar si queremos disfrutar en su plenitud de la experiencia de saborear un buen vino.

Aunque los que tenemos el privilegio y la suerte de poder consumir vino no estamos ya normalmente en el colegio, si queremos disfrutar en su plenitud de la experiencia de saborear un buen vino, y si además queremos quedar bien y que nos consideren como auténticos entendidos, debemos fijarnos en que a lo largo de todo el proceso de consumo del vino hay una serie de cosas que no es conveniente hacer, que son contraproducentes, que nos alejan de la satisfacción que debe acompañar a todo el trayecto del vino hasta que llega a nuestra boca. Aunque la lista podría ser mucho más larga, he aquí algunas de esas cosas, que le servirán cómo rápido recordatorio:

· Coger la copa de modo que se caliente el contenido: al igual que una flor no se coge espachurrando las hojas, ¿por qué no sostener la copa por el tallo? Sin estirar el meñique, claro está. Notará cómo el sorbo de vino entra con más elegancia y evitará, sobre todo, calentar el contenido con el calor que su mano transmite a través del cristal.

· Usar copas inadecuadas: no conviene utilizar copas muy pequeñas, muy gruesas, muy talladas, sin tallo... En una copa amplia, más grande para tintos que para blancos, y mayor conforme los vinos son más importantes, conseguirá que el vino “se abra” con rapidez, podrá disfrutar de sus aromas en diferentes fases y toda su experiencia con la bebida será mucho más placentera.

· No enseñar la etiqueta de la botella antes de abrirla: ya sea en la tranquilidad de su hogar, pero sobre todo en los establecimientos públicos, conviene mostrar la botella, observar la etiqueta y verificar que coincide con nuestra petición, tanto en marca como en añada y otras características. Después debe quedar disponible, a la vista del consumidor, aunque no sobre la mesa principal, y siéntase libre de pedir que se la vuelvan a mostrar cuando desee.

· Hacer pof al extraer el corcho; no es nada elegante potenciar el ruido al descorchar una botella, y incluso a veces puede indicar una trampa por parte de algunos desaprensivos, que avanzan con cara de taimados hacia la mesa y en el momento de la llegada hacen pof con una botella posiblemente rellenada. Tampoco se debe disparar el corcho de las botellas de cava, a no ser que se pretenda asesinar a alguien o sacarle un ojo.

· Llenar la copa en exceso: se debe servir de cada vez solamente una pequeña cantidad de vino, con lo que se consigue que el vino no se caliente en la copa inútilmente y que la botella pueda ser probada por todos los comensales: una botella de tres cuartos de litro puede ser catada por unas quince personas. En una copa media, no se debe servir sino un poco más de un tercio de su capacidad.

· Invertir la botella en la champanera cuando se ha acabado el líquido: si se quiere indicar que la botella se ha acabado, mejor es preguntar a los comensales, y en concreto al anfitrión, si desean tomar otra botella, informando así indirectamente de la situación. Pero enseñar las partes traseras en la mesa no parece en principio una cosa muy correcta... Y si ya se zambulle el corcho dentro de la champanera, estamos rozando el límite de la grosería. En cambio si quiere enfriar un poco más la botella llena, pruebe a dejarla un rato baca abajo (solo en casos de emergencia), ya que si no, la parte superior no se quedará fría.

· Servir distintos vinos en las mismas copas: cada vino tiene sus peculiaridades y aromas, que se mantienen en la copa, aunque usted haya apurado hasta el último sorbo. En un buen restaurante es inadmisible que esto suceda, e incluso debería cambiarse si se abre una segunda botella del mismo tipo que la anterior. En casa, puede usted enjuagar un poco las copas, antes de cambiar de vino. Claro que sería peor aún si se sirven los distintos vinos ¡a la vez! Cosa que le sucedió a un famoso psiquiatra que estaba bebiendo Dom Perignon y se lo mezclaron con un barato espumoso. Para volverse locos.

· Retirar la copa sin preguntar, aunque parezca vacía: a muchos bebedores nos da una rabia tremenda cuando descubrimos que nos han retirado la copa, a veces casi sin que nos demos cuenta, y una levanta la mano para asirla y se encuentra que ha desaparecido. ¿Qué trabajo cuesta preguntar primero? ¿Y si uno se ha guardado un sorbito para después del café? La copa será prestada por el establecimiento, pero el vino es nuestro.

· Poner poca agua en la champanera de modo que no cubra bien la botella: es un error tan frecuente que a veces casi lo aceptamos sin rechistar. ¿Por qué no rebelarnos contra esa manía que tienen algunos de que tomemos caliente la primera parte de la botella? Si la botella entera no está cubierta de agua con hielo, la parte descubierta no se enfriará e incluso se calentará con la temperatura ambiente, ya que “el frío no sube”. Si las champaneras que tienen son pequeñas, que compren otras más grandes.

· Traer la botella ya destapada: es evidente que se podría pensar que está rellenada, e incluso la probabilidad de que esto sea cierto es grande. ¿Qué hacer ante esta situación? Siempre tendrá usted derecho a devolver la botella y pedir que la abran otra delante de usted y, como es preceptivo, después de verificar la etiqueta. También puede pedir el corcho y verificar si se corresponde, al menos, con la botella. Si tampoco le dan el corcho y le dicen que ya lo han tirado, témase lo peor.

OTRAS COSAS QUE NO.

· Comprar unas botellas que están en un escaparate al que le da continuamente el sol.

· Abrir unas botellas que se acaban de traer en coche y están agitadas.

· Beber “a morro”.

· Esconder el corcho, ocultarlo, sumergirlo dentro de la champanera.

· Beber en exceso.

· Beber si se va a conducir.

. Irse sin pagar (sobre todo si se dan cuenta...).


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Domingo, 19 de febrero

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Febrero 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    2728