Código 100 financiero a lo Brais.

Crecí (a lo largo) en Orense (a lo ancho, y más tarde, ya en Madrid). En la ciudad gallega a mediados de los noventa proliferaban tiendas que vendían un amplio surtido de artículos al precio unitario de las tan lejanas ya “cien pesetas”, y que eran conocidas coloquial y localmente como “Código Cien“.

Tanto a mi madre como a mi hermana como a mí nos encantaban, puesto que sus pasillos daban tanto para un juego de vasos, una muñeca pepona como incluso un coche de carreras.

Para mí era como el sitio xeitosiño donde podías encontrar muchas cositas chulas a un precio “razonable”.

Sin embargo, con la aparición en escena del € allá por el 2001, además de cambiar y redondear al alza el precio de los artículos, los dueños sustituyeron los carteles de dichas tiendas pasándose a llamar “Código 60”, “Código 1 Euro” etc… Nombres que más que nada eran traducciones literales a la nueva realidad monetaria.

Oigan, dejaron de tener gracia y encanto, y, de hecho, muchas terminaron cerrando. Hoy en día el formato sigue existiendo, evolucionado, pero muy semejante al existente en Madrid o en Cobo Calleja city.

Pues bien, hoy salta la noticia de que el Santander adquiere al Popular por la cifra simbólica de 1 €, y, sinceramente, he flipado.

Me pregunta un amigo (que trabaja casualmente en el Santander) que qué me parece el tema (como si yo sentara cátedra o algo así, jjjjj, me descojono), y, claro, me he venido arriba (por no decir lo contrario):

1º) De entrada, y tal y como publiqué en el post anterior, me produce risa ver que hay una Ley Concursal vigente que en teoría no se está aplicando, puesto que ya me dirán qué tipo de protección han tenido los pequeños acreedores que han perdido literalmente el valor de su inversión, viendo pasar una enajenación empresarial por la cifra de un euro.

2º) Para seguir, comparto lo que me ha dicho al respecto mi amigo Brais, lo cual lo transcribo literalmente:

“La noticia ha sido brutal, durante los últimos años preparas en secreto el banco para ser absorbido, en estos dos meses haces correr rumores, en contraposición, el gobierno dice que está todo auditado y conforme, y los fondos buitre se ponen cortos y la destrozan. Los amiguetes salen antes que nadie por info privilegiada, y luego se la regalas a Botín, cancelando la cotización de los valores, y, a todo ésto, De Guindos se marca el tanto de que gracias a ellos la operación no se salda con un rescate público…., vamos, que todo estaba cerrado hace sabe ya”.

Mi amigo Brais le dedica palabras entrañables a Anita Botín del estilo: ” Ron solo cumplió con el papel acordado: tumbar al banco (y lo hizo bien). Cuando su rol (el ron rol) fue tan evidente, lo despidieron por lavado de cara. Posiblemente el Santander fue el que mediante fondos offshore más participó en machacarlo al bajar el valor bursátil, y en el proceso hizo negocio. En resumen, hay que tener información e influencia…PODER”.

Brais en estado puro.

Yo solamente puedo decir que el “código cien” del Popular es una vergüenza más des nuestra querida y amada España.

 

A cuidarse, meus.

PGV

 

Finanzas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*