Get Adobe Flash player
El Marojal

Un día en el corazón de la UCAM

16.05.17 | 15:26. Archivado en Autor

Nunca agradeceré lo suficiente a JOSE LUIS MENDOZA, fundador y presidente de la Universidad Católica de Murcia (UCAM), que me permitiera apadrinar a la VI Promoción de sus graduandos en Periodismo, Comunicación Audiovisual, Publicidad y Relaciones Públicas. El tango dice que veinte años no son nada pero a una institución como la UCAM que se ha constituido como una referencia básica en el mundo de la educación superior apoyada en la transmisión de conocimientos, la investigación en todos los ámbitos académicos y la ayuda al deporte olímpico y en todas sus modalidades. Mendoza, una persona esencialmente creyente en el Jesús de Nazareth, le importa tanto como higa el dinero y el oropel del mundo y tiene una visión transcedente de la vida apoyado en la idea Neocatecumenal.

Y de esa guisa se conduce y se tranforma. No es algo fácil en el entorno de una sociedad descreída, adanista, futil, desarmada. Lo esencial de la UCAM, pese a los ataques que por lo demás va de suyo, no son sus magníficas instalaciones, sus 18.000 alumnos, sus logros en investigación biomédica, no. Lo esencial es que tiene una idea y un proyecto “católico”, esto es, universal y bien alejado de los vuelos gallináceos. Esa idea no se esconde bajo el celemín, ni se arredra ante los huracanes que soplan. Cuando se cree, se triunfa. Punto. La verdad siempre termina por imponerse. He leído algunas maldades sobre la Universidad Católica de Murcia que, aún respetándolas, no me parece sinceramente que se compadezcan con la realidad. He visto y comprobado pluralidad en sus alumnos, en sus enseñantes, en sus objetivos. Lo vió y entendió así también Belén Molleda, la gran periodista de la agencia EFE.

Porque no se puede andar por la vida con orejeras y con el piñón fijo. En veinte años, la UCAM ha mandado al mercado laboral y profesional a miles y miles de alumnos. Otros grandes campeones olímpicos, mención especial para Mireia Belmonte o Saúl Craiotto, lo son porque han encontrado el sostén de la institución que preside Mendoza. Algo que debería haber hecho el poder público. Lo ha hecho, sin embargo, una organización universitaria para la que el deporte es escuela esencial en la vida.

Defender y trabajar por lo que se cree es la sustancia del éxito. En eso estamos. Me gustaría acabar este “post” recordando la vieja máxima de Don Quijote a su escudero: “Ladran, Sancho, luego cabalgamos...” Amén.


Urdaci y la España cruda

08.05.17 | 13:18. Archivado en Autor

Escribamos claramente, por corto y por derecho. El problema que ha tenido y tiene Alfredo Urdaci, navarro, ex alumnos de la Universidad de Navarra, es que no es de izquierdas. Punto. Con un talento infinitamente superior al de muchos edecanes del Muro de Berlín lo diabolizaron durante la etapa de Zapatero y como la secta es cruel ahí sigue.

Es la ESPAÑA CRUDA. Un mínimo de objetividad, un acercamiento sin orejeras, dejaría ver en el pamplonés alto grado de talento para la coña, la ironía y el análisis lleno de enjundia envuelto en el celofán del humor e incluso del descojone. Ejerce su oficio en 13TV con pulcritud y aseo. Intentando no poner puertas al campo y al campo grilletes.

Acaba de publicar un libro “LA ESPAÑA CRUDA. Crónica del disparate” que tabulado en 350 páginas resultan una delicia. Para los que tienen papila para el deguste, claro. Se trata de un análisis completo -sin reparar en gastos, siglas, partidos ni otras historias- de la España del momento. Lo recomiendo vivamente.

Algunos de estos artículos, que me permito catalogar como “pildorazos”, ya fueron venteados a través del plasma de 13TV lo cual no desmerece nada. Las ironías parten del 20 de diciembre del 2015 la consulta que no llegó a nada y dejó a España a la más completa intemperie.

Pero pudo haber sido la vuelta de la izquierda cainita al poder de la Nación. “Un tiempo, describe Alfredo, en el que España estuvo a punto de caer seducida por el populismo, por su estilo histriónico,su demagogia y su rencor, sus soluciones simplonas a problemas realmente complejos. País desquiciado, a veces delirante, sobrado de orgullo y de ocurrencias. España ha asistido perpleja a una política adolescente, sin perspectiva histórica, alocada e irresponsable. Solo el humor y la orinía, con la que hemos procurado empapar esta crónica, nos salva”. ¡Animénse, amigos! Entren y diviértase un rato...largo! (LA ESPAÑA CRUDA. Crónica del disparate. Editorial Almuzara)


Semana Santa en Sahagún

18.04.17 | 08:02. Archivado en Autor

Hay ocasiones en la vida de un ser humano en las que no se puede mirar hacia otro lado, y mucho menos que se vayan por la alcantarilla todos los sentimientos del orden que sea que se llevan dentro y que, finalmente, representan el mejor ancestro del quehacer humano.
Ni quiero, ni deseo, es más, ambiciono dejar testimonio de ello.
Asistí el pasado Viernes Santo (2017) en la inmortal villa de Sahagún (León) a la procesión del Cristo de la Urna y la Virgen de la Soledad que me encogió el corazón cuando un tenor y una soprano interpretaron el himno de la citada villa al Cristo de la Urna yacente en presencia de su Madre. Nunca agradeceré lo suficiente a la gran colega de la localidad, Belén Molleda, y a su madre, doña María Luisa Conde, gran dama, toda bondad y transcendencia, la oportunidad que me dieron de vivir momentos de gran espiritualidad para un hombre que no se avergüenza ni encuentra desdoro en proclamarse cristiano.
No lo olvidaré nunca. La plaza mayor de la localidad leonesa –corazón del Camino de Santiago en plena Tierra de Campos- estaba repleta de peregrinos (“lo nuestro es pasar”) y muchos de los que llevaban hábitos de penitentes, tirando del Cristo de la Urna y de la Virgen de la Soledad eran jóvenes o muy jóvenes. No lo desdeñen. La banda municipal interpretaba el himno para la ocasión compuesto por el maestro Miguel Pérez, un hijo del pueblo.
El Viernes Santo en su noche facundina estalló con toda su fuerza. Una orgía de amor y vigor asentado en cinco siglos de fé que encuentra sus reales en el corazón de estas gente sencillas que en ese momento representaron para mí al resto de los pueblos hispánicos que se reencuentran con la Semana Santa por motivos varios y diversos y todos respetables. Unas gentes determinadas y valientes que contemplan el devenir de los siglos como el agua que pulula por sus dos ríos.
No había tambores de la Legión, ni mascotas “fashion”. Al pié de la calle, sólo el pueblo. Un pueblo recio andando con su propio paso, aferrándose a la herencia religiosa de sus antepasados con su alcalde, Lisandro Garcia y el resto de su corporación a la cabeza.
El gritó el tenor:
-“Cristo de la Urna,
Cuando pasas por las calles
De esta villa de Sahagún
Se nos abre el corazón
Al verte asi….!!!!!!!
Allá por donde tú vayas
Ruegas por los sahaguneses…!!!!
Jamás olvidaré ese momento.
Una niña de bellos ojos claros, vestida de nazarena se acurrucaba entre los brazos de su madre.
Yo intenté perderme entre el cielo raso, inmortal y permanente de Sahagún.
Los centenares de peregrinos ya dormitaban.


Lo de Mario Garcés

05.04.17 | 10:55. Archivado en Autor

Mario Garcés, Jaca 1967, es el Secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad dentro del Ministerio que encabeza actualmente Dolors Monserrat. Fue “fontanero” de José María Aznar en los tiempos de esplendor del ex; también auditor, inspector de Hacienda e interventor. Durante el mandato de Luisa Fernanda Rudi en Aragón fue consejero de Hacienda. Luego Ana Pastor lo repescó como Subsecretario de Fomento donde tuvo que comerse unos cuantos “marrones”.

Viene a esta página digital porque encima es escritor. “CONFIDENCIAS” -Bloguerías de Lietratura, Poder y Derecho- se titula un librito que el mismo me regaló hace unos días.
Incluso por su aspecto físico Garcés no es un personaje al uso dentro del vasto panorama “pijo” del Partido Popular, especialmente entre sus altos dirigentes.

Garcés suele definirse como el “último liberal” que, sin embargo, se dedica actualmente a la “intervención del Estado” con los más desfavorecidos y los sectores marginales de la sociedad en todos los ámbitos y muy especialmente en la llamada “violencia de género”.

Resultan muy interesantes desde el punto de vista intelectual las aportaciones de Mario al debate político y básicamente humano.
Dice, y lleva razón, que el comportamiento humano no varia en su raíz. Avaricia, envidia, codicia, adulación, soberbia. ¿Acaso, dice, estas patologías que continúan presentes en nuestras relaciones no forman parte de la esecia misma de los libros más importantes jamás escritos? Y como digo ¿acaso no forman parte de nuestra actividad diaria, en nuestro permanente juego de juicios y prejuicios a que nos exponemos?

Lo raro es que un político en ejercicio se siente a filosofar sobre temas eternos y universales.

Garcés lo ha hecho.

Quizá para evadirse de tanto dislate que le rodea a diaria y que tiene que administrar.

¡Bravo!


Mi victoria ante Aznar

04.01.17 | 11:40. Archivado en Autor

Tras el incuestionable fallo del Pleno de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo alcanzado por todos los magistrados que componen dicha instancia (de enorme prestigio jurídico todos ellos) en el que salvan mi honor profesional y dejan en muy mal lugar el del ex primer ministro José María Aznar –primera vez que un periodista doble el espinazo a un ex presidente en el Supremo-muchos colegas de distintos medios me pidieron expresara mi opinión ante tan relevante hecho judicial.
Preferí el silencio muy bien aconsejado por personas de mi círculo interior. Nobleza y generosidad en la victoria, dijeron.
Cuando un juez de Primera Instancia de Pozuelo de Alarcón me condenó a medias, FAES, la poderosa y acaudalada fundación aznarista, se lanzó en tromba contra mí y su pobre jefa de prensa se tuvo que meter debajo de la mesa unos meses después. ¡De algo hay que vivir! En realidad, lo que pretendía el ex presidente era restar credibilidad a mis informaciones sobre él y sus cosas…Pero, sobre todo, que obviara otros corolarios de sus distintos quehaceres.
Tras los consecutivos fallos a mi favor de la Audiencia Provincial de Madrid y ahora el Tribunal Supremo se han callado como muertos. Yo podría haber aprovechado mi victoria para destrozarlo en lo que queda sano (políticamente) del ex mandatario que es muy poco.
En cambio, he preferido ser generoso y buscar siquiera una miaja de grandeza . Algo que me enseñaron mis padres que de esa manera enlazan con la mejor y más nobles de las tradiciones de la Vieja Castiilla donde aprendemos que tras el cierzo el solsticio de verano todo lo cura.
Pero no se equivoque el sujeto vencido. La Sentencia de la Sala Civil marcará un antes y un después para todos aquellos que nos dedicamos a la muy sufrida profesión de informar. Sobre todo, cuando metemos el periscopio en lo más granado del PODER. El fallo del alto tribunal recuerda en sus páginas el caso de Sullivan&New York Times. El famoso juez Brennan hizo añicos con su fallo a favor del NYT la funesta manía del poder de perseguir la verdad. Y ello provocó la Primera Enmienda en la Constitución Norteamérica. ¡Ojo!
Yo no insulto, señor Aznar. Ni pido 54 millones de euros a un presidente de caja al que he puesto yo por una cosa que vale 2 millones. Ni contraté a Francisco Correa; ni senté en la mesa del consejo de ministros a Jaume Matas o Rodrigo Rato.
Usted sabe que mi información sobre su círculo interior de poder es fehaciente. Mi deber es darlo a conocer, entre otras cosas, porque usted todavía viaja en vehículo oficial y es protegido por una legión de funcionarios que yo pago con mis impuestos.
Por último, señor ex presidente, permítame al menos un desahogo tras mi victoria sobre usted. Mis opiniones pueden ser cuestionadas, obviamente. Discutidas, por supuesto. No compartidas, faltaría más. Pero después de tantos años de periodista le digo mirándole a los ojos esto: mis informaciones, no.
¡Que el sol alumbre siempre sobre sus campos!


Última noche en Sahagún

02.01.17 | 11:37. Archivado en Autor

Hace unos años Kate O´hara, magnífica periodista del The Irish Times y entrañable amiga, sabiendo que perseguía yo las huellas de la Armada Invencible en las costas de Irlanda me invitó a visitar Galway donde la gran armada de Felipe II se hizo añicos.
Había oído hablar con tanta pasión de su pueblo a la notable periodista de EFE, Belén Molleda, de Sahagún (León) que el día 31 fue una ni que pintada ocasión para conocer la localidad, sita en el mismo corazón del Camino de Santiago.
Lo primero que llama la atención de Sahagún son las huellas de gran abolengo, recia estirpe y la impronta de sus hombres históricos que surcaron mares, levantaron catedrales e incluso murieron por defender su Fé. Su alcalde Lisandro García y el procurador leonés del PSOE, Alvaro Lora, me abrieron las joyas de Sahagún que deben quedar para las nuevas generaciones si es que hay nuevas generaciones en esos Campos inigualables y con sello propio.
Digo esto porque fueron muchos sus vecinos –a los que agradezco su afecto y su generosidad- que me relataron la realidad rural de esa Tierra de Campos que se ve ahogando entre el desdén y el olvido. Buenas gentes de España, que como otras de otros lares, quieren seguir viviendo en su predio y se temen que no será posible en el futuro. La Gran Castilla, el inabarcable León mueren bajo la fagocitación de la desertización y la falta de masa crítica humana. Nacen pocos niños y los que nacen emigran. Hoy como ayer.
Sahagún , como avanzadilla de esa España rural que agoniza, lanza un grito vehemente , susurra un llanto universal: oiga, que nos morimos y ustedes –los dirigentes políticos-continúan tocando la cítara.
El asunto, mis queridos amigos, no es baladí. Requiere atención, determinación, dinero y, sobre todo, voluntad política. De lo contrario asistiremos en breve a un enorme y triste funeral. Yo quiero que quede constancia aquí de ese desgarrador SOS. Para eso me hice periodista dicho sea de paso con desigual fortuna.
He pateado las calles de Sahagún, he respirado su cultura –que es la propia de mis propios ancestros-he olido el resplandor de sus gentes, he admirado el legado de su cultura. Lo siento, Antonio Machado, este pueblo no son pedantones al paño y muy especialmente no desprecia cuanto ignora.
En medio del Camino, Sahagún, tierra de hombres y mujeres cabales, me acordé de la vieja leyenda de Paul Claude que reza de esta guisa: “Quiero ser como un camino, por el que todos pasen, y luego ninguno olvida”. No te olvido, Camino Facundino.
Al fin el porvenir de una tierra lo hacen los sueños de los hombres libres.
PD: ¡Feliz Año, amigos, y que Dios les bendiga!


A propósito de JJ Hidalgo

13.10.16 | 06:49. Archivado en Autor

Hace unos días se hizo público el testamento a favor de su hijo Javier de la que ha sido su gran obra empresarial durante toda su vida, Globalia, uno de los primeros grupos turísticos españoles, sino el primero.
No voy a escribir que fuera una sorpresa pero sí que me extrañó una miaja. ¿Por qué? Sencillamente porque Juan José Hidalgo es de los viejos rockeros que mueren con las botas puestas. Como los viejos soldados castellanos que no enfundaron su espada hasta que la parca se aparece en carne mortal.
Sin embargo, entiendo la decisión del gran patrón de Globalia de coger al tiempo por las solapas y entregar una enorme obra en manos más jóvenes y con otras perspectivas vitales.

OPINIONES.

Durante los días transcurridos desde que JJH anunció la entrega he escuchado muchas opiniones y comentarios a propósito justamente de esa decisión. Unos a favor; otros en contra. Como es normal en un país tan cainita y envidioso como España. Pero creo, modestamente, que hay algo que algunos no han terminado de entender. Que JJHidalgo haya decidido entregar la presidencia del Grupo a su hijo Javier no significa en modo alguno (creo) que se haya retirado como Carlos V cuando decidió la oscuridad del monasterio de Yuste.
Un hombre de más de setenta años con una vida repleta de trabajo y de golpes (algunos bajos) es de natural que desee apartarse de la primera línea de combate donde las hostias que se rifan son más dolorosas. Pero de ello a dedicarse sólo y exclusivamente al jugar al golf o al parchís va un trecho.
Valoro, porque le conozco, a JJH y, sobre todo, conozco su obra. Y le respeto. Siempre he dicho que si en España se pudieran tabular cinco mil hidalgos nuestro país no padecería la tragedia del paro.

LO QUE LE RESTA

Como tengo hilo directo con Pepe Hidalgo le he dicho en muchas ocasiones que no puede abandonar este mundo sin dejar a la sociedad el testimonio directo y en primera persona de lo que ha sido la clave del éxito porque lo ha tenido. Mal que les pese a unos y a otros.
Pepe no estudió en grandes universidades o escuelas de negocios. Pero aprendió que en la vida lo esencial es la determinación en pos de un objetivo, el trabajo y la persistencia. Esas han sido las claves de un triunfo.
Tiene que transmitir a las nuevas generaciones de aquí y de acullá cómo se fabrica un emprendedor a prueba de bombas. Eso es lo que resta a un luchador sin fín y a una persona de enorme coraje.
En el momento del “retiro” voluntario quiero que tenga el testimonio de mi respeto, incluso antes que la amistad.


Real Madrid: la cultura del mérito

30.05.16 | 10:28. Archivado en Autor

Lo que ha ocurrido en los últimos seis meses en el Real Madrid merece un estudio sociológico en toda la regla. Siempre me ha interesado el fútbol como periscopio social y, corolariamente, de poder.
El poder de movilizara a grandes masas en base a sentimientos inexplicados. Y, desde que los medios de comunicación se han generalizado (en especial la televisión que llega hasta los últimos rincones de las alcobas) el deporte rey es más rey que nunca.
Lo estamos viendo estos días a propósito de la 11 Copa de Europa del Real Madrid. Sin embargo, se corre el riesgo de sacar conclusiones falsas. El RM no gana precisamente porque sea el “equipo del Régimen” como se masculla desde el anti madridismo. Desde mi tierna infancia leí todo lo que ocurría en el Madrid de Santiago Bernabeu, el gran padre de todo lo que ocurrió y ocurre en el club blanco. Su filosofía “santiaguina” es la que ha puesto en práctica Zinedin Zidane (ZZ) cuando cogió al equipo desvencijado y hundido. Trabajo, honradez, esfuerzo, y humildad. Sencillamente, la CULTURA DEL MÉRITO, que es lo que distingue a los vencedores de los perdedores.
Pero hay otro elemento clave: la universalidad. Aquel abogado manchego, del eterno puro en la boca, entendió desde el primer momento que en aquella España aislada por su sistema político el Real Madrid tenía que ser la imagen auténtica del país. Fichó a los mejores futbolistas de todos los continentes sin importarle la nacionalidad, la filiación política –Paul Breitner, por ejemplo se declaraba comunista/trostkista-, ni el color de la piel.
Exigió que en el Real Madrid solo jugaran los que sudaran la camiseta y se notara que lo sudaban. Y, además, que tuvieran talento.
Luego, Florentino ha tenido el acierto último de elegir a un jefe de equipo (ZZ) que es la viva estampa de esos valores. Y ahí está el resultado.
España en su conjunto y como nación tendría que imitar el ejemplo del Real Madrid. Un ejemplo de victoria, eso sí, con lucha, trabajo, ejemplo, equipo y solidaridad.
Punto.


MAR y los papeles de Bárcenas

21.04.16 | 09:30. Archivado en Autor

Veo Miguel Ángel Rodríguez perorar en televisión y me produce malas vibraciones e incluso un cierto vómito. Por lo que sigue.

-Por haber hecho presuntamente listas negras de periodistas cuando fue portavoz del Gobierno Aznar en la Junta de Castilla y León. Con nombres, apellidos y comentarios sobre informadores que habían cursado una carrera y eran honestos en el ejercicio de su profesión.
-Por haber hecho carrera gracias al poder y la influencia de José María Aznar al que sirvió y sirve con vocación perruna.
-Por haber creado presuntamente una empresa con su antiguo redactor-jefe en El Norte de Castilla, Manuel Trapote, para hacer actos del PP cuando él era su director de comunicación.
-Por haber cobrado presuntamente, según Luis Bárcenas, dinero negro (MAR, 1.500.000 pesetas) –en negro, naturalmente-, durante sus largos años al frente de la Comunicación del PP.
-Por tener el papo de decir que él no es MAR….(ja, ja, ja).
-Por haber usado el poder institucional en Moncloa para liquidar profesionalmente entre otros periodistas a Jorge del Corral y José Oneto en Antena3.
-Por amenazar a todo aquel que no servía sus dictados que avisaba con sendos tarjetones firmados como “MAR”.
-Por haberse forrado en Caralt mediante grandes campañas conseguidas presuntamente por el método que todos conocen de publicidad institucional.
-Por sus formas tabernarias. Tal y como le dejó en evidencia recientemente el líder de “Ciudadanos”, Albert Rivera, en 13TV. Pregunta usted chorradas…
-Por conducir cuadruplicar la tasa permitida de alcoholemia y provocar graves daños a terceros.
-Por considerar que la Policía Municipal actuó contra él por motivos políticos.
-Por calumnias y ser condenado por ello al médico Montes que si tiene un título de doctor.
-Por atacar “ad hominem” a dirigentes del PP no por su labor política, sino porque no le hacen ni puñetero caso ni se aprestan a servir sus intereses.
-Por sus constantes mentiras abonadas a nombre de Aznar.
-Por no explicar de dónde le viene la que dicen gran fortuna.

Del tal Rodríguez sólo me interesa que vaya a un programa de sucesos para explicar esto:

1).-De qué color eran los sobres que presuntamente recibía de Luis Bárcenas.
2).-Que presente pruebas acerca de su patrimonio.

Amén.


San Gabriel: una pica en el corazón de China

28.03.16 | 16:21. Archivado en Autor

El Estado, inerme ante las grandes cuestiones exteriores, tiene que ser suplido por la denostada iniciativa privada, máxime si esta tiene origen católico. Cuento y relato lo que he visto en el gigante asiático.

Y lo que he visto es que una congregación religiosa católica –la Institución Gabrielista, especialista en Educación-está conquistando China, ni más ni menos, la patria de Mao-Tse-Tung y del comunismo propio.

Curiosamente, esa iniciativa que lleva ya algunos años instalada en Goungzug, una de las ciudades más emergentes de la vieja Asia, lleva la vitola de mi tierra la Ribera del Duero que comenzó exportando el vino San Gabriel y acabará dominando la Ciudad del Deporte. Unos tendrán que quitarse el sombrero, los que lo lleven, y otros las orejeras (que esas si las llevan y son perfectamente descriptibles sobre una ideología caduca y un sectarismo cavernario) ante la realidad fehaciente de los Gabrielistas en aquel país inmenso, incierto y tortuoso. Es lo que he visto y como tal lo relato.

China es un país práctico antes que nada después de haber sufrido la famosa Revolución Cultural propiciada por la no menos idílica “Banda de los Cuatro”. Los empresarios chinos, que son muy “sui generis”, han visto en la realidad fehaciente de los Gabrielistas de la Ribera (La Aguilera) su oportunidad. Y los religiosos católicos, no está de más repetirlo en la actual hora de paganización acelerada de España, otra a su vez para llevar su mensaje final a una tierra políticamente ante religiosa.

DEL VINO AL FÚTBOL.

Una de las cosas que más me han impresionado en el reciento periplo al coloso amarillo ha sido precisamente su determinación por hacer “nación”. Frente a sus 53 diversas étnicas, la China comunista existe como Estado y nadie ni nada será capaz de ponerle freno.

Esa “nación” pasa por cosechar su vino propio y por tener un equipo nacional de fútbol campeón del mundo. Ahí juegan un rol estelar los Gabrielistas liderados por el seglar José Enrique García Agüera (el entrañable Kike para todos y en especial para los chinos que le conocen en toda su bonhomía) en los que se valoran muchas cosas. En primer lugar, su honradez a carta cabal; de ahí la confianza esencial para los asiáticos. En segundo lugar, su know how en la educación y , además, la cultura vitivinícola. Y en tercer lugar pertenecer a uns institución, la Iglesia Católica, la Romana y la Universal, que tiene casi veintiún siglo de Historia.

Treinta años después de la muerte de Mao, la hora china es gabrielista.

¿Quién dijo que nos hacía falta el engolado e ineficaz GarcíaMargallo? Para poner un pica en China, desde luego, NO.


Usa, no. Bases, out

06.02.16 | 13:14. Archivado en Autor

El relato que me ha hecho mi hijo respecto a su retención en la frontera Canadá/Estados Unidos por parte de los funcionarios de aduanas USA cuando iba a visitar a su novia, ciudadana estadounidense, hubiera supuesto un escándalo mayúsculo en Europa.

Ahora resulta que el país de Barack Obama es una mierda pinchada en un sueño en lo referido a derechos humanos y libertades. Comprendo la paranoia colectiva que sufre la teórica potencia mundial (con permiso de China porque como devuelvan los pagarés se van directamente a un infierno de color negro) a propósito de su incapacidad para luchar contra el terrorismo que terminará por doblarles la rodilla. Pero, justamente, al terror no se le combate con el “terror” mitigado ni con re-tenciones absurdas de unos funcionarios incapaces y lerdos.

RECIPROCIDAD

Lo sucedido a un muchacho –con cinco años de permanencia en aquel país- que iba en fin de semana a encontrarse con su novia no es una golondrina que no hace primavera. Miles de casos de españoles que tienen problemas en las fronteras de EEUU suceden a diario; hace tan sólo unas semanas le sucedió a un equipo español de hockey sobre hielo que después de jugar en Canadá iba a hacerlo en Estados Unidos.

El día 4 de diciembre pasado yo mismo fui testigo en la aduana del neoyorkino aeropuerto JFK como retenían a Jaime de Quesada, un editor español que iba a asistir al homenaje de un gran empresario turístico en la ciudad de los rascacielos y al que asistieron tres senadores USA, cinco embajadores y la flor y nata del empresariado de aquel país.

INTOLERABLE

El trato que se está dando a los españoles es sencillamente INTOLERABLE. El gobierno español debe actuar con reciprocidad. Todo norteamericano (USA) que intente pisar nuestro suelo debe ser sometido a un cacheo que nos diga si tiene una muela con caries. Punto.

Ese inexportable ministro de Defensa, Pedro Morenés, sobre el que recaen algunas sospechas, no debe alquilar suelo español para que operen bases norteamericanas no sea que vaya a pasar como en Palomares.

Desde luego, la administración Obama –cuyo líder tanto se parece a Pablo Iglesias, parole, parole, parole-debe ser informada del malestar y aún la indignación que su actuación produce en nuestros nacionales.

Si de lo que se trata es de ser vasallos por lo menos ¡que paguen la cama, coño!


La soga hispánica

22.12.15 | 14:33. Archivado en Autor

Los demócratas aceptamos el resultado de las urnas. Los demócratas no cuestionamos la sentencia del pueblo. Los demócratas no amenazamos a nadie con la voluntad libremente expresada. Los demócratas, en fin, creemos que nada es absoluto e irreversible, excepto la muerte.

Los españoles, tan históricamente dados a los vaivenes, decidieron el pasado 20-D que su país resulte ingobernable. El pueblo soberano, incluso el altísimo porcentaje que decidió pasar de las urnas, apostó porque España pueda ser dentro de unos meses igual que Grecia y decidió dar entrada considerable en el palacio de la Carrera de San Jerónimo a un conglomerado de diputados –cada uno hijo de su madre y de su padre, unos productos de mareas atlánticas, otros del Mediterráneo irredento, etc…-que la van armar parda en los próximos tiempos.

Todo no sólo hay que aceptarlo y respetarlo -¡faltaría más!- si no que hay que aprestarse a convivir con ello. Por algo el detritus social de los últimos años y el desastre Zapatero tiene un precio. Ese es el precio.

GRECIA

Los mercados que no son tontos ya han colocado a España en la casilla de otro país sureño europeo llamado Grecia. No sólo iremos a unas elecciones rápidas, que iremos, sino también la deuda española representa ahora mismo la principal preocupación de los grandes de la UE. ¡Joder qué tropa!, braman con mucha razón.

Si yo estuviera en la piel de Mariano Rajoy hace horas que hubiera empaquetado mis enseres personales y me hubiera trasladado a Pontevedra, Santa Pola o Aravaca al grito de ¡ahí os quedáis! Al presidente en funciones se le podrá reprochar lo que se quiera pero negarle su enorme capacidad de aguante, no. Se le ha llamado “indecente”, marmolillo, inútil…de todo. Por gentes que no han sido capaces siquiera de aprobar la mínima oposición. Luego ha venido este acaudalado Aznar -¡pobre hombre!-a impartir lecciones que nunca se aplicó así mismo. ¡La leche!

La Historia de España refleja claramente que cada cierto tiempo decide ahorcarse con su propia soga de esparto. Estamos en una de esas circunstancias. Comprendo la preocupación de Alemania, Francia (donde mandan los socialistas), Italia (donde mandan los socialistas) y el resto de los grandes países libres del mundo.

La situación es desesperada, mis queridos amigos. Pero no grave. Una situación “made in Spain”.

Insisto, la leche.


Martes, 17 de octubre

BUSCAR

Editado por

Get Adobe Flash player

Síguenos

Categorías

Hemeroteca

Mayo 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031