El catalejo del Pepe

Con Bolivia en el corazón.

16.02.17 | 16:08. Archivado en Acerca del autor

No soy historiador, pero soy un lector y me gusta analizar la historia para sacar enseñanzas. En estos días de mitad de febrero, nuevamente aparece el tema del mar en los discursos en Bolivia.

El 14 de febrero tropas chilenas desembarcaron en Antofagasta- territorio boliviano- y se adueñaron de esa región riquísima en minerales explotados mayoritariamente por compañías inglesas asociadas a industriales chilenos.
La excusa que se dio para el robo fue que las autoridades bolivianas habían quebrado el pacto de no subir los impuestos por la extración de minerales. De hecho había un acuerdo a modo de Tratado que establecía normativas que obligaban a los países interesados: Perú, Bolivia y Chile.

Cuando el gobierno boliviano subió en unos centavos los derechos de exportación del salitre, los empresarios ingleses y los empresarios chilenos aliados a ellos exigieron la intervención del gobierno para salvar sus negocios.
Y el gobierno de Chile, que desde hacía tiempo miraba con envidia ese territorio rico en minerales y en guano de aves marinas, no dudó en invadir las regiones del norte. El mismo día en que se empezaba a aplicar el alza de los impuestos, las tropas chilenas desembarcaron en Antofagasta y se tomaron un territorio que estaba habitado en un 80% por ciudadanos chilenos.

Pero esa tierra y ese mar pertenecían a Bolivia. El número de ciudadanos de un país no establece norma para anexar un espacio ajeno. Si se hace, es una agresión, un robo, un manotazo.
Un problema que debió solucionarse mediante acuerdos, consersaciones y firmas, se convirtió en una balacera. Al final del entrevero, Chile se quedó con pan y pedazo.
Han pasado los años y Bolivia sigue añorando- con toda razón- su costa marina. Perú mira desde el otro lado de la Línea de la Concordia, y Chile sigue usando y usufructuando del territorio y del mar que conquistó a cañonazos.
Dicen que así quedó consagrado en el Tratado de 1904 que definió las fronteras.
Pero un Tratado puede ser mejorado por otro Tratado. Se trata de acuerdos de convivencia social firmado por personas que se supone son patriotas pero también inteligentes.
Yo estoy por otorgar a Bolivia un espacio soberano de cara al océano Pacífico. Eso descomprimiría la eterna tensión entre dos pueblos llamados a ser hermanos. Se argumenta que Chile venció en esa guerra de hace ciento cincuenta años. Precisamente por eso, el vencedor puede ser generoso. Al fin, todos somos latinoamericanos. La Patria grande nos necesita unidos para poder resistir las presiones del oso del norte y para poder crecer en igualdad, libertad y fraternidad.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por Marc Lalonde 23.02.17 | 01:04

    Felicidades...pensar es asi es muy valiente y requiere un espíritu no chauvinista ni xenofobo. Nuestros hermanos chilenos deben entender que Bolivia no cesará en recobrar su independiencia comercial y romper su cerco. Estamos dispuestos a ofrecer lo que tenemos y que ambos ganemos...sin duda la Corte Internacional de Justicia sentará una base que sería mejor Chile haga por su propia voluntad....eso es justamente lo que hace falta... voluntad. Marc Lalonde

Martes, 28 de marzo

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Marzo 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031