Desde lo rural y con lo rural

Ganó; PODEMOS, pierdo yo.

17.02.17 | 17:26. Archivado en politica

porque en la arenga final de su No sé si objetivamente pierdo algo o no con Podemos, pero subjetivamente pierdo independencia congreso me encasillaron una vez más en una línea ideológica, o cuando menos, dejaron en evidencia que hay una a la que no pertenezco, porque no me admiten; pero, si me quieres acompañar unos momentos, lectora o lector, vamos por partes.

El fin de semana del once y doce de este mes de febrero fue memorable, por lo menos para mí lo fue.

>> Sigue...


Día mundial contra el cáncer

11.02.17 | 14:45. Archivado en Acerca del autor

Desde hace unos cuantos años la Organización Mundial de la salud y algún otro organismo fijaron en el día 4 de febrero el Día Mundial contra el Cáncer, que este año cayó en sábado. Quizás debido a que el sábado para algunas personas no es día hábil, o sea que algunas personas no están hábiles, -no me atrevo a decir que no son hábiles-, ya empezaron con la campaña cuatro o cinco días antes. Presto mucha atención a esta temática porque fui fumador compulsivo hasta el día 10 de diciembre de 2005 a las 7,20 de la tarde en que dejé de fumar, pero las consecuencias no me dejaron a mí, por lo que el 20 de junio del 2013 fui operado de un cáncer de laringe. Por todo ello soy persona sensibilizada con el tema. Me preocupa, porque, aunque hoy por hoy puedo decir que tuve cáncer, estoy con la mosca detrás de la oreja y además porque me queda como recuerdo un severo EPOC (enfermedad pulmonar oclusiva crónica) que me obliga a depender de una maquinita de oxígeno las 24 horas y a vivir para respirar y no al revés como suele ser habitual.

>> Sigue...


Mi bastón y mi amigo (II)

03.02.17 | 17:26. Archivado en Esperanza


Con todo cariño a mi hermana Fe y a mi familia que tantas veces me prestaron su tiempo, su voz, sus pies… para que no me quedase caído a la vera del camino.

Retomando mi colaboración anterior continúo y concluyo haciendo públicas y sin pudor las vivencias y lazos afectivos entre mi bastón y yo.

La empuñadura de mi bastón remata en una especie de cabecita de perro de madera con diminutos ojos de vidrio.
Con cierta frecuencia y en momentos determinados pude apreciar en ellos una lágrima, lo que me refuerza en mi profunda convicción de que tiene sentimientos a flor de piel, o de corteza, o de lo que sea, que lo que importa son los sentimientos.

>> Sigue...


Mi bastón y mi amigo (I)

27.01.17 | 19:39. Archivado en Esperanza


Con cariño a todas y todos los bastones que me sirvieron y sirven de apoyo en mi camino. También a los desconocidos

Soy consciente de que en los post, postales o artículos que fui enviando a Religión Digital hablo demasiado de mí mismo merecerme el calificativo de propios y extraños de ególatra. No me siento capaz de desentrañar las últimas motivaciones conscientes y subconscientes por las que me muevo, pero a nivel consciente, creo que me mueve el hecho de que, al no ser hombre dotado de capacidades para grandes y altas abstracciones, me tengo que quedar por aquí abajo en lo concreto y cercano; y se da el caso de que lo más cercano que tengo es a mí, a quién voy conociendo cada día un poco más.

>> Sigue...


¿Quién da más los normales o los otros?

20.01.17 | 19:58. Archivado en Esperanza


Con admiración a Jesús Mato y Marisol Bravos, referentes de superación y lucha por supresión de barreras

Desde el 2005 les dio a algunos por llamarle “diversidad funcional” a lo que toda la vida se llamó minusvalía, o sea: valer menos; invalidez, entiéndase: no valer; discapacidad, que deber querer decir: no tener capacidades, subnormal: estar por debajo de la normalidad.

>> Sigue...


Estrellitas de la vera del camino

13.01.17 | 19:56. Archivado en Esperanza

Con admiración y cariño a Xabier Pikaza y Mabel

Lamento las dificultades que puedan tener para comprender este artículo los que no tengan experiencia profunda de la vida de aldea real, por muy ciudadanos que puedan creerse de la ficticia y utópica aldea global. Pero no lo lamento demasiado, porque siempre arrastré la acomplejante sensación de que los de ciudad menospreciaban los conocimientos y experiencias rurales, como si los vecinos del rural fuésemos de segunda clase y la personificación de la incultura.

>> Sigue...


Perpetuo baile de disfraces

05.01.17 | 19:16. Archivado en politica

Llevo varios días saliendo muy poco de casa, debido a las atenciones que debí prestar a un visitante inoportuno de origen indoeuropeo, un tal Herpes Zóster, conocido, según dicen, por un cincuenta por ciento de la población; pero hasta hace poco yo formaba parte del otro cincuenta. ¡Qué sinvergüenza el elemento este! Llegó de noche. Se metió conmigo en cama, aprovechando que tenía bajas las defensas y me dejó como señal una “culebrilla” en todo el lado en el que se situó, el izquierdo, a la altura de la cintura.

>> Sigue...


O milagre dunha bolsiña de veludo vermello

31.12.16 | 00:54. Archivado en Esperanza

Dedicado ao doutor Alfonso Mateos

O ano pasado por estas datas estaba convalecente dun novo ingreso nun centro sanitario. O día primeiro de ano tiña a firme e fundada convicción de que sería o último que o celebraba por aquí abaixo. Non era a primeira vez que me ocorría, por iso dispuxera de tempo pra asumir a realidade e perderlle o medo irracional e instintivo ao que se di que é a causa profunda de todos os nosos medos, a morte. Tiven tempo pra facer varios repasos á miña vida e en todos cheguei á mesma conclusión: Nin combatín todo o ben que debera o meu combate nin chego vencedor á meta, pero, nin creo que sexa a última meta senón o final da penúltima etapa, nin vexo, co Evanxeo na man, e en consonancia co predicado, a un rigoroso xuíz olímpico, cronómetro e escaleta en man; senón a un pai bondadoso e misericordioso, bo, pero non bobalicón, que xa sabe que os meus EPOCs, enfermidades oclusivas crónicas que tamén inclúen espíritos, impedíronme moitas veces combater ben e correr máis.

Non foi fácil chegar a estas conclusións, afeito como estaba a facer exame exclusivamente do que non fixera ben. Menos mal que en tempos de maior silencio podo pensar máis e mellor, porque non me interrompe a miña tantas veces oca palabrería.

Logo dun ano sigo aquí e non vou dicir como tópico por min tantas veces repetido: “grazas a Dios”. Non. Digo: ¡¡Grazas, Dios!!

Non sei por que me concederon outra prórroga máis. Só sé algo de como ma concederon. Se queres, segue lendo e cóntocho e se non queres, tan amigos. Es moi libre. ¡Non faltaría máis!

Segues aí?... Pois verás:

>> Sigue...


El milagro de una bolsita de terciopelo

30.12.16 | 21:29. Archivado en Esperanza

Dedicado al Doctor Alfonso Mateos

El año pasado por estas fechas estaba convaleciente de un nuevo ingreso en un centro sanitario. El día primero de año tenía la firme y fundada convicción de que sería el último que lo celebraba por aquí abajo. No era la primera vez que me ocurría, por eso había dispuesto de tiempo para asumir la realidad y perderle el miedo irracional e instintivo a lo que se dice que es la causa profunda de todos nuestros miedos, la muerte. Tuve tiempo para hacer varios repasos a mi vida y en todos llegué a la misma conclusión: Ni he combatido todo lo bien que debiera mi combate ni llego vencedor a la meta, pero, ni creo que sea la última meta sino el final de la penúltima etapa, ni veo, con el Evangelio en la mano, y en consonancia con lo predicado, a un riguroso juez olímpico, cronómetro y escaleta en mano; sino a un padre bondadoso y misericordioso, bueno, pero no bobalicón, que ya sabe que mis EPOCs, enfermedades oclusivas crónicas que también ocluyen espíritus, me impidieron muchas veces combatir bien y correr más.

No fue fácil llegar a estas conclusiones, acostumbrado como estaba a hacer examen exclusivamente de lo que había hecho mal. Menos mal que en tiempos de mayor silencio puedo pensar más y mejor, porque no me interrumpe mi tantas veces hueca palabrería.

Después de un año sigo aquí y no voy a decir como tópico por mí tantas veces repetido: “gracias a Dios”. No. Digo:¡¡Gracias, Dios!!

No sé por qué me concedieron otra prórroga más. Sólo sé algo de cómo me la concedieron. Si quieres, sigue leyendo y te lo cuento y si no quieres, tan amigos. Eres muy libre. ¡Faltaría más!

>> Sigue...


Un Dios sin asesor de imagen (II)

26.12.16 | 19:57. Archivado en politica


Cuando todo un Dios Omnipotente fue temblorosa debilidad, fruto de las limpias entrañas de la inmaculada María, la pobre de Yhawé, no hubo truenos ni relámpagos, ni redobles de tambores, ni toques de tubas y trompetas, ni recepciones oficiales, ni casi nada de lo que habría si en vez de nacer el Dios, que nos hizo a su imagen, naciese un diosecito hecho a nuestra imagen.

Sólo sospecharon que pasaba algo tan natural que por eso mismo podía ser sobrenatural, unos pobres pastores jornaleros de ricos no pastores que pasaban la noche al raso y que, por no tener, ni tenían puertas que los guardasen; porque tampoco nada tenían que guardar. Eran ellos los encargados de guardar los rebaños para engorde de sus amos y señores, -falsos pastores-, situados en la escala que va desde arrogantes emperadores a ridículas marionetas que, como todos los herodes de todos los tiempos, son manipuladas por los hilos de las ansias de poder.
Andando el tiempo, para ayudar a comprender que aquel nacimiento había tenido mucho de especial dentro de su sencillez, se contó que unos ángeles, en son muy armonioso y apacible, proclamaron la gloria de Dios en el cielo y la paz en la tierra para las gentes de buena voluntad. Los de mala voluntad no eran excluídos, no. Es que simplemente renunciaran por sí mismos a entrar, por no estar dispuestos a cambiar odios por paces ni arrogancias por tolerancias ni trajes carísimos por la ropa del banquete.

>> Sigue...


Un Dios sin asesor de imagen (I)

23.12.16 | 17:20. Archivado en politica

Si dispones de un momento, lector o lectora, me gustaría recrear para ti, a mi nada académica manera, una historia que quizás te suene.

Una vez, imposible saber con certeza el tiempo que habrá transcurrido, quizás antes del tiempo, se le ocurrió a todo un Dios, al Dios más original de todos los dioses, olvidarse por un tiempo de que es el Eterno, el señor de lo intemporal, y el Todopoderoso, para encarnarse en la historia como hombre débil, a fin de enseñarnos a los humanos desde nuestra misma debilidad que es posible vivir en la verdad, en la hermandad, en la humildad, en el amor. Es decir: que es posible vivir en toda su dignidad el hecho sublime de ser hombre o mujer.

Y, como Dios por ser Dios, no tiene que solicitar permisos ni esconder intenciones, dio con suficiente antelación cumplida noticia, pregonando a los cuatro vientos sus proyectos, por medio de emisarios muy angelicales y profetas muy terrenales.

>> Sigue...


Acerca de Xosé Manuel Carballo

19.12.16 | 10:30. Archivado en Acerca del autor

Me nacieron, según me cuentan y consta en algún registro, un 29 de abril del año 1944. No recuerdo la hora porque estaba dormido y me despertaron sobresaltado los gemidos de mi madre y un aire fresco al que no estaba acostumbrada mi cabecita. Agradezco a mis padres, a toda mi familia próxima y a la FUENTE de la VIDA que tomases esa decisión por mí, ya que en aquella época no me sentía capacitado para tomar decisión tan trascendental. Algunos dicen que soy un manitas, pero, a diferencia de otros, nunca me oiréis decir que me hice a mí mismo. También me dijo alguna, sin llegar poner en peligro mi opción más o menos forzada, pero asumida, por el celibato, que soy (fui) feíllo pero resultón. Os aseguro que si me hubiese hecho a mí mismo sería igual de feíllo y seguramente nada resultón, porque parece ser que eso depende mucho de la herencia.

Después de nacido me siguieron creciendo. No me multipliqué, por imperativo legal desde el Concilio de Elvira, que se llamó como mi mamá aunque tenía menos sensibilidad que ella y más preocupación por la división de bienes más eclesiásticos que eclesiales. Tampoco me morí ni me murieron todavía, aunque cerca anduvo en más de una ocasión.
Me crecieron durante los 10 primeros años sólo como niño de aldea de la que los no entendidos llaman La Galicia Profunda. Desde los 10 años a los 22 me siguieron creciendo como niño de aldea sí, pero con disposición de promocionar. A los 23 tuve mi primer Ordenador canónico al que siempre quise mucho y todavía hoy recé por él, se llamaba Don Jacinto Argaya y me ordenó un día inolvidable del mes de Junio de 1.967 el monumental Iglesia de Villanueva de Lorenzana, pero se me olvidó el día exacto y no lo recuerdo sin mirarlo. No os extrañéis del olvido, que ya cumplí los 72. Al finalizar aquel programa de mi Ordenador ya yo era todo un Señor Cura y hasta mis padres me besaron las manos, olvidándome yo, no sé si por la emoción o por lo que me habían dicho de la dignidad del sacerdocio ministerial, de besar las suyas,encallecidas, que gozaban del sacerdocio bautismal.

Después de algunos años en los que pude acabar de hacerme relativamente adulto en el contacto con muy buenos compañeros formadores del Seminario se Mondoñedo-Ferrol, volví a la Aldea como cura rural. Después de luchar entre labradores y ganaderos por subsistir con la ayuda de Dios, caí en la cuenta de que, por muy cura que yo sea, el mundo rural no tiene cura. Está herido de muerte y solo podemos, por muy heroicos que seamos los curas rurales, ayudarle a bien morir. Y eso, no porque así lo quiera Dios, sino por desidia de quienes tuvieron y tienen el sacrosanto deber de ayudarle a mejor vivir.
Y de mí. Lo que se dice de mí, nada más pudo decir, porque en su mayor parte lo que soy y lo que tengo me lo donaron otros.
Bueno, para terminar diré que entre los muchos milagros que se obraron en mí, como en ti, el penúltimo es que desde hace tres años pasé de hablar por los codos a hablar por un tubo, gracias a una laringectomía total que me regalaron las multinacionales tabaqueras.
De todos modos doy gracias a Dios por la voz que tuve y por la que tengo y porque el cáncer de laringe no me afectase a la palabra. Gracias a eso pude contar estas cosas.

Objetivos del blog
-Responder a la invitación de unos amigos
-Servirme de un púlpito escrito y semi-laico ahora que, debido a la operación de laringectomía, dejé de hablar por los codos y me pasé a hablar por un tubo.
-Asomarme desde mi aldea , Samartiño de Goberno, llevando conmigo algo del mundo rural que me configura, a la ventana al mundo que me ofrece Religión Digital
-Dar motivos a más de un fariseo profesional de la intolerancia y el cabreo para qué no se jubile.
-Mojar de Evangelio a algún confiado lector que cuando se dé cuenta de abrir el paraguas ya está empapado por vía indirecta.
-Cultivar mi Ego hasta tratarme de usted cuando me mire al espejo.
-No desaprovechar ningún peldaño para subir y subir.
-Llenar un tiempo de prórroga que se me regaló.
-Devolver algo de lo mucho que recibí.
-Dar salida a todos los objetivos con los que me engaña mi subconsciente.


Miércoles, 22 de febrero

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Febrero 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728