Creyentes y responsables

Una vida digna hasta el final

01.10.14 | 10:48. Archivado en Personas con Discapacidad

¿Qué se puede hacer ante el deterioro que conlleva la ancianidad?.

En la novela “La Tregua” de Mario Benedetti el protagonista de la misma expresa, en un momento determinado, la duda que tiene acerca de la continuidad o no de su diario a partir del momento en que se jubile. Piensa que cuando llegue ese momento ocurrirán muchas menos cosas en su vida, por lo que se sentirá tan vacío que le será imposible dejar de ello una constancia escrita; que preferirá abandonarse a una especie de modorra que relaje su cuerpo y le acostumbre a un bien morir. Pero tiene, también, la esperanza de que el ocio llegue a ser algo pleno y rico; de que sea la última oportunidad de encontrarse a sí mismo. Y eso sí valdría la pena anotarlo.

Tras varios años de “júbilo” (jubilados) yo vi a mis padres entrar en esa etapa que algunos sociólogos llaman la cuarta edad. Una etapa en la que la decadencia física y síquica no solamente es más manifiesta sino que además se inicia un camino sin retorno, en el que apenas se puede aspirar a mejorar y únicamente se puede “ir tirando”.

Son experiencias más o menos duras, pero por las que todos acabamos pasando y que no es fácil aceptar, ni por los directamente implicados ni por los que les rodeamos.

Ante el deterioro que conlleva la ancianidad creo que siempre habrá algo que hacer, como es el estar presentes en ese proceso llevando compañía, ayuda, comprensión, tolerancia, alegría, cariño, amor…..

En el día Internacional de las Personas de Edad dedico esta reflexión a mi amiga Carmen. Y con ella a todas esas personas que ayudan a sus progenitores a seguir llevando una vida digna.


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por saruce 09.10.14 | 13:44

    Creo, Alejandro, que tengo una curiosa historia de jubilados que puede ir en paralelo con lo que cuentas en tu post.
    Conozco una pareja de jubilados algo especial.
    Ella acaba de aprender a manejar el ordenador, y ya es una "experta en Internet", después de cuarenta años de funcionaria en la docencia, y cuando su edad se aproxima a los setenta.
    Él, que ya "invirtió los "17", lleva escritas cerca de cien obras literarias, entre libros, cuentos para mayores, y para niños, durante los últimos doce años, que es la edad del primero de sus nietos.
    Llevan cuarenta y muchos años casados, y están enamorados, como una pareja de novios cualquiera.
    Y a veces, suelen hablar de casos como los que explicas.
    Uno de los dos suele tener "repelús" al tratar esos temas, pero es normal que eso ocurra.
    Las incertidumbres humanas suelen (¿deben?) ser aplastantes, y solamente la fe permite hacerlas positivas, convirtiéndolas en esperanza.
    Un abrazo-

Viernes, 17 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930