Creyentes y responsables

Cuento con moraleja

08.08.12 | 19:02. Archivado en Hacer Familia, Mayores

El mayor deseo de Don Roque había sido ver a su hijo convertido en un hombre de bien, respetado por los demás. A ello dedicó su vida trabajando con ahínco para sacar adelante a su familia.

Cuando enviudó se encontró sin fuerzas, sin esperanzas, solo y lleno de recuerdos.

Esperaba que su hijo, brillante profesional, le ofreciera su apoyo pero veía pasar los días sin que este apareciera y decidió por primera vez en su vida pedirle un favor.

Don Roque tocó la puerta de la casa donde vivía su hijo con su familia.

- !Hola papá!
- Que milagro que vienes por aquí!
- Ya sabes que no me gusta molestarte, pero me siento solo y además estoy cansado y viejo.
- Pues a nosotros, nos da mucho gusto que vengas a visitarnos, ya sabes que esta es tu casa.
- Gracias hijo, sabía que podía contar contigo, pero temía ser un estorbo. Entonces, ¿no te molestaría que me quedara a vivir con vosotros? - ¡Me siento tan solo!
-¿Quedarte a vivir aquí?, si..... claro...... pero no se si estarías a gusto, la casa es pequeña, mi esposa es muy especial..... y luego los niños....
- Mira hijo, si te causo muchas molestias olvídalo, no te preocupes por mí, alguien me tendera la mano.
- No padre no es eso, solo que.... no se me ocurre donde podrías dormir.
No puedo sacar a nadie de su cuarto, mis hijos no me lo perdonarían.... . Quizás podrías dormir en el patio...
- Dormir en el patio está bien.

El hijo de Don Roque llamó a su hijo Luis de 12 años.
- Dime papá.
- Mira tu abuelo se quedara a vivir con nosotros. Tráele una cobija para que se tape en la noche.
- Si papá, .... Y ¿donde va a dormir?
- En el patio, no quiere que nos incomodemos por su culpa.
- Luis subió por la cobija, tomó unas tijeras y la cortó en dos.

En ese momento llegó su padre.
- ¿Que haces Luis? ¿Por qué cortas la manta de tu abuelo?
- Sabes papá, estaba pensando.....
- Pensando ¿en qué?- En guardar la mitad de la cobija para cuando tú seas viejo y vayas a vivir a mi casa....

El cuento es la media cobija de Jorge Bucay y la moraleja evidente:

Trata a los demás como te gustaría te trataran


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios
  • Comentario por Luis 03.09.12 | 18:35

    Muy pedagogico

  • Comentario por saruce 18.08.12 | 12:32

    Soy de los antiguos.
    Padres y abuelos no solo me merecen todo el respeto del mundo, sino que me inspiran ternura.
    Posiblemente, mi proximidad a la vejez, ancianidad, o tercera edad, según deseemos calificar a los que viven alrededor de los LX, me impulsa a mantener una especial sensibilidad ante ciertos cuentos o historias, provocadas por el más cruel desagradecimiento.
    Una amiga de mi familia tiene ingresado a su padre, enfermo de Parkinson, en una residencia, y además, no puede viajar, a ninguna parte, porque su perro ya es muy viejo, y tiene que cuidarlo en casa.
    No se trata de humor negro, sino de triste realidad.
    Quizás por eso mismo, algunos tienen miedo a la vejez.
    El ejemplo de vida, como el amor, como la solidaridad, son valores que hay que sembrar en cualquier época del año, y ocasión.
    Y ES QUE algunos olvidan que nadie es inmune al paso del tiempo, por muy lozanos que nos veamos ante el espejo.
    Felices vacaciones.

  • Comentario por Laura 16.08.12 | 18:38

    Muy bonito y muy pedagogico
    MIL GRACIAS

Domingo, 19 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930